Escribiendo Hojas En Un Libro

“Escribir es como mostrar una huella digital del alma” Mario Bellatín,
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  GaleríaGalería  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 En la clase de al lado...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente
AutorMensaje
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:41 pm

Capitulo 25


Algunos alumnos se miraban entre risas, la mayoría ya sabia lo que iba a suceder... en cambio había un reducido grupo de personas que estaban algo nerviosas...

-¿¿A ver quien juega a la paella??-Rocío miraba a todos sus compañeros-¡Denle anímense!

Las manos comenzaron a levantarse hasta que superaron en número a los que no levantaban la mano, y es que cualquier cosa para evitar pensar en integrales y derivadas...

La rubia sonrío-¡¡Perfecto somos mayoría!! Ahora si que nadie sabotee el juego ¿OK? Al listillo que se le ocurra algo así no sabe la que le espera y lo digo muy en serio… OK me daré prisa antes de que llegue la "hueso"....
Veamos.... Cande, Lali, Vero y Luis son las gambas... Leo, Carlos, Claudia, Raúl, Sandra, Alejandra, Eze, Lupe y Roberto el arroz... Oscar, Laura y Daniela la sepia...Héctor, Víctor y Alexis las almejas...Sonia, Lucia y Ainara los mejillones... bueno...-Rocío camino hasta su asiento-¿Me falto alguien?

-¡Ro si, te olvides de Cami!-le comunicó Candela.

Rocío escucho un ruido en el pasillo la hueso se acercaba-Hay que se acerca, buen Cami tu la hoja de laurel, OK-ella asintió todavía sin entender mucho-Escúchenme en el momento en que diga su ingrediente se tienen que levantar y permanecer de pie tres segundos...

Dicho esto la rubia se apresuro a sentarse en su sitio entre risitas, miro a Lali y le pico el ojo. Al cabo de unos segundos la "hueso" entro por la puerta con el mismo semblante serio de siempre. Era de ese tipo de mujeres que te hacen plantearte si serán igual se frías en su vida personal...

-Bueno días… Silencio por favor…Ya esta bien de risitas, espero que las matemáticas les causen el mismo efecto....-dijo cuando dejo su portafolio sobre su escritorio.

En la clase se hizo un silencio tenso, todos miraban a Rocío de reojo a la espera de la primera orden, ella tenia el control de la clase y podía ser muy buena... o muy mala. Además Dolores la "hueso" era implacable con los castigos y los cerebros debían ser rápidos eligiendo excusas. Las notitas entre los miembros del mismo "ingrediente" volaban poniéndose de acuerdo en algo que decirle a la "hueso" si se daba el caso.

Los primeros minutos de la clase pasaron sin ninguna orden por parte de Rocío, Dolores se puso a escribir unas derivadas en la pizarra.

Finalmente Igarzabal sonrío, la primera orden había llegado, tosió sonoramente para captar la atención, y susurro-Gambitas...

Candela, Mariana, Vero y Luis se levantaron intentando evitar hacer ruido, la petiza indicaba el paso de los segundos con los dedos y pasados los tres segundos volvieron a sentarse, Dolores escucho un ruido y se giro, pero encontró a todos los alumnos sentados y copiando. Mariana, Candela y Rocío se miraron sonriendo...

-Estas primeras derivadas serán para mañana y las harán exactamente como la que yo voy a solucionar ahora mismo-explico la profesora indicando la pizarra y comenzó a escribir.

Ahora la rubia carraspeo-Arroz y almejas

Intentando hacer el menor ruido posible todos los nombrados se levantaron, sin perder de vista a la "hueso". Todos esperaron en tensión esos largos tres segundos hasta sentarse, ninguno se sentó antes de tiempo… Todos sabían que el que no acabe los tres segundos se las tendría que ver con alguna broma pesada, y Rochí y sus amiguitas eran expertas...

-OK… les explico... como pueden observar es una derivada bastante sencilla, en el primer paso...

Mientras Dolores seguía explicando a Rocío le pareció que ya había sido bastante indulgente, se giro mirando hacia la esquina derecha posterior de la clase y su mirada se cuzo con la de Sonia, Ro sonrío, Sonia le pico el ojo como queriéndole decir "tengo una excusa perfecta, no podrás conmigo"

La de ojos claros carraspeo y susurro-Mejillones...

Automáticamente Sonia, Lucia y Ainara se levantaron, se inclinaron todas hacia un lado como intentado leer algo en la pizarra. Dolores les dirigió una severa mirada...

-¿¿¿Señoritas me pueden explicar porque no están sentadas???

-Hay Dolores es que nos refleja el sol y nos cuesta leer lo que pone ahí abajo....

Dolores se levanto y cerró las cortinas, volvió a su asiento y siguió con la explicación...

Rocío miro a Sonia y esta movió los labios sin emitir sonido alguno "te dije que no podrías conmigo esta vez", la rubia sonrío y de la misma manera le contesto "tengo otro objetivo". Sonia sonrío y señalo a Camila, Rocío le pico el ojo y le dijo "es nueva hay que bautizarla"

La clase seguía pasando, ya solo les quedaban quince minutos, y el juego había conseguido que la clase no pareciera tan aburrida, pero aun faltaban dos "ingredientes".

-Muy bien una vez explicado el método vamos a resolver una mas...-Dolores se giro y comenzó a escribir en la pizarra, la derivada parecía difícil, volvió a mirar a la clase-¿Algún voluntario?

Rocío sonrío ampliamente, el momento había llegado, le toco a Camila la espalda-Laurel...

Camila apretó los dientes y se levanto

-Perfecto Camila, ven a la pizarra....

Dolores le entrego la tiza y se coloco a su lado, Cami le dirigió una mirada de odio a Rocío y se sintió aun mas frustrada al ver la sonrisa y risitas de toda la clase. La profesora le fue explicando paso a paso como hacer la derivada, pero a Camila las matemáticas no le entraban ni con calzador así que paso mas de cinco minutos en la pizarra para desesperación de Dolores, a eso había que añadirle la timidez de la pelirroja que no había conseguido que le dejasen de temblar las piernas durante todo el rato que estuvo al frente de la clase...

Cuando termino la derivada, dejo la tiza y regreso a su asiento no sin antes mirar a Rocío, faltaban tan solo un par de minutos para el final de la clase y aun faltaba un "ingrediente"...

Dolores les estaba dando algunas indicaciones sentada en su mesa y Rocío decidió que había llegado el momento-Sepia…-dijo en un susurro

Oscar, Laura y Daniela, todos sentados en la fila al final de la clase se levantaron, Dolores los miro muy seria....

-¿Algún problema? ¡¡ ¿Tendré que soportar interrupciones toda mi clase?!! Están empezando a colmar mi paciencia...

-Perdón profesa es que creímos escuchar el timbre, lo sentimos-intento
excusarse Oscar y los tres se volvieron a sentar.

Por fin el timbre sonó, Dolores se levanto y salio de la clase.

-¡¡Muy buena Ro!!-grito desde su asiento Sonia

Daniela paso por delante de las chicas-Al menos ha estado entretenido y sin consecuencias ¿eh?

Los alumnos fueron saliendo al pasillo en dirección a su siguiente clase. Solo quedaban Candela, Lali y Rocío en clase, Camila aun recogía sus libros cuando la rubia se paro frente a su mesa...

-Lo siento Cam…Es que eres nueva era tu bautizo... la siguiente vez lo pasaras mejor... incluso algún día mandaras tu y me la podrás- le sonrío pero por dentro "eso te crees" pensó

Camila alzo la mirada y forzó una sonrisa para nada convincente. Las cuatro salieron juntas de clase, pero Camila se tenía que ir a programación a otra clase y el resto al laboratorio.

-¡Dios! ¿Vieron su cara?-Candela estaba entre disfrutar o sentirse culpable…

-Me salio bien ¡¿Eh?!-Rocío reía gozando de la situación, con sus amigas no se metían…

-Pero la idea fue mía…-acoto Mariana dándole un pequeño codazo sumándose a las risas.

-Hay niñas hacemos demasiado buen equipo...-y abrazo a Candela y a
Mariana por el cuello- O acepta lo tuyo con Peter y los deja en paz... o lo pasara fatal la pobre... de eso me encargo yo....

-Recuerda que no puede ser muy obvio ¿¿OK?? Cande se esta haciendo su amiga para sonsacarle posibles planes-y saco la lengua divertida.

-En el fondo me da un poquito de pena, pero bueno tendrá que aprender por las buenas o por las malas...

-Eso es…-dijo Ro entrando al salón.

Las tres ocuparon sus asientos en el laboratorio. Ainara pasó por la mesa de las chicas...

-¡¡¡Ro eres una maestra!!! ¿¿Viste la cara de l a nueva??-y continuó hasta
su mesa.

Mariana reía…-¡Rori cada día nos superamos mas!

-Para cuando las clases acaben todos sabrán lo de la bromita...-Cande abría su cuerdo- ¿Creen que Benja nos reclamara para defenderla...?

Rocío estaba estirada sobre su asiento despreocupada-Si es así... lo espero impaciente...-las tres rieron.

Las clases por fin habían acabado para consuelo de Mariana que empezaba a tener hambre. Esperaron a la salida a Nico, Benjamin y Camila, afortunadamente no habían visto apenas a los hermanitos, apenas habían coincidido con Camila en dos clases...

Llevaban ya cinco minutos esperando en la entrada, cuando por fin aparecieron.

-¡¡Ah menos mal!! ¡¡¡Vámonos me muero de hambre!!!-exclamo Mariana cuando los chicos se acercaron.

-¡Ey esa frase es mía!-dijo Nico sacándole la lengua divertido

Todos comenzaron a caminar, Candela y Camila iban hablando delante, justo detrás de ellos Rochí y Nico discutiendo sobre futbol (el tema es lo de menos, lo importante era discutir) y finalmente Mariana iba pensando en sus cosas y Benjamin a su lado.

-Oye La... ¿que ha pasado en clase con mi hermana...?

Lali lo miro volviendo de sus pensamientos-¿Eh? ¿¿¿Que ha pasado???

-No te hagas... el jueguecito, más bien la broma pesada camuflada en jueguecito...

-Venga va... ¡¡ ¿Dime que tu nunca has jugado a eso?!!

-No en la clase de la "hueso"

-Cobarde…-le dijo la morocha riéndose.

-Se que Rocío propuso el juego pero tu tienes toda la pinta de estar detrás....

-¿De que hablas Benja?-se comenzó a molestar y lo dejo claro en su tono-Mira fue un juego y punto, no hubo mas, ni motivos escondidos ni nada... Es mas si yo quisiera ir contra tu hermana lo haría directamente... ¿¿Queda claro?? -comenzó a caminar mas rápido para alejarse pero Benjamin la agarro de la mano-Suéltame...

-Vale, pero tranquila...-le soltó la mano-Mira La se que quizá Cam no esta aceptando lo tuyo con Peter demasiado bien, es mas ya me dijo que no quiere hablar contigo, pero dale tiempo...

-¿Tiempo para que?

-Cuando se acostumbre pues todo volverá a ser como al principio...

-Ja... no me hagas reír... ¿Y que se supone que tengo que hacer yo? ¿Aguantar sus indirectas dignamente y luego cuando ella quiera volver a ser tan amigas? Mira Benja conmigo te equivocas.... Soy muy buena onda, aunque quede mal decirlo, pero no pienso esperar a tu hermanita con los brazos abiertos...

-OK... Te entiendo, me da lastima porque siempre le costo hacer amigos y las había encontrado a ustedes…

-Que yo y ella no hablemos no significa que Cande y Rochí tampoco le hablen, míralas ahora mismo Cande y ella van hablando...

-Pero ambos sabemos que si hay algún problema ellas se pondrían de tu parte....

-¿Y que esperas? Son como mis hermanas... obvio que siempre me apoyaran… ¿Y sabes que?-Benjamin la miro curioso- Creo que lo mejor es dejar todo como esta... lo que tenga que pasar pasara... pero si me entero de que tu hermana hace algo para separarnos a Pedro y a mi que sepas que no se la acaba conmigo ¿OK?

-Vaya... toda un guerrea... OK entendido y le trasladare tus impresiones-y finalizo con una sonrisa.

-OK... Bueno yo ya llegue...

-OK pues nos vemos mañana...

Mariana asintió-¡Tero, Pollito, Rubia nos vemos mañana!, bueno ¡¿Cande nosotras nos vemos en el gym?!

Candela le pico un ojo de manera casi imperceptible-No, yo iré con Cami luego... Queda tu con Agus y Peter ¿Va?

-¡Hecho, nos vemos!

Benjamin estaba recostado en su cama escuchando música cuando entro su hermana y se sentó junto a el...

Le sonrío-Baja ya esos humos Cami…

-¡¡Mira Benja estas se pasaron!! ¡¡Dios que mal lo pase en la pizarra!!

-Lali me ha dicho que no tiene nada que ver... que fue el juego y ya... ¡¡¡olvídalo!!!

-¡¿Qué lo olvide?!-le grito.

-¿Camila ganas algo enfrentándote a Mariana?-su hermana frunció el ceño-La respuesta es : NO... Peter esta embobado con ella, si tu la tratas mal le cabrearas...

-¿Y tu sugerencia es…?

-A ver hermanita... Ellos te han hecho una "broma" camuflada en juego... o eso crees tu ¿no?-Cami asintió-Bueno pues haz algo "casual" e "inocente" que la cabree a ella... aunque sinceramente creo que ella no tuvo nada que ver y que ninguna lo hizo con mala intención...

-Claro pudiendo haberme hecho levantar en cualquier momento lo hizo justo cuando la profesora pedía voluntarios...

-Bueno eres la nueva, respira tranquila que ya estas bautizada...

-Pues espero que me des alguna buena idea para mi pequeña revancha...

Benjamin sonrío-Tengo una muy buena, pero tendrás que esperar al fin de semana, ya sabes la venganza es un plato que se sirve frío...-y le pico el ojo dejándola intrigada.

Mariana estaba tirada en el sofá compartiendo su espacio con Ska....

-Ska ven... ven aquí pequeño-el gato se le acurruco en el regazo-Ese es mi chico.... ¿Has hecho alguna trastada hoy?-el gato levanto ligeramente la cabeza-Bueno chico no te preocupes solo son las cuatro... Aun tienes tiempo de sacar de quicio a mama-el móvil de Lali comenzó a sonar, alargo la mano y contesto-¿Bueno?

-¿Nunca miras en la pantalla quien te llama?-se trataba de Candela…

Mariana sonrío-Rara vez... eso le quita emoción-saco la lengua divertida, la flaquita lo pudo imaginar.

-¿Qué hacías?-ella estaba recostada en su cama…

-Nada, Ska y yo estamos viendo la TV... ¿¿Como se tomo Camila la bromita??

-Jaja, la verdad es que estaba muy molesta y piensa que tu has ideado todo...

-Bueno por lo visto tonta no es....

-Así parece…Hoy he quedado con ella antes de ir al gym para tomar un café a ver si le sonsaco algo, aunque ya te aviso que habla mas bien poquito...

-¡¡ ¿Estarás contenta entonces?!! Tienes dos orejas que te escucharan todo el rato....

-Hablo la mudita... tu tampoco callas ni debajo del agua.... Si tu madre te regalo a Ska para que hablaras con e l y la dejaras un ratito-ambas rieron…

Ska pareció haber escuchado su nombre y empezó a mover el móvil con su patita-Jaja lo has ofendido Cande…

-Bueno te dejo, nos vemos en la clase de aerobic, un beso

-Un beso ciao....-dejo el móvil y volvió a centrarse en el gato-Cande lo dice para hacerte rabiar...-pero el gato ya le prestaba mas atención a las cuerdas que colgaban de las pulseras de Lali que a lo que su dueña le decía.

Al cabo de cinco minutos su móvil volvió a sonar...

-OH… ¡¿Dios hoy no va a haber siesta!?-contesto-¿¿¿Bueno???

-Hola chiquita... ¿¿¿como te va???

-¡¡Peter!! Muy bien aquí descansando ¿¿y a ti??

-Lo mismo... Oye te llamaba para quedar antes de ir al gym...

-Claro... dile a Agus que venga también si quiere, Cande ha quedado con Camila…

-¿Cande con Cami?

-Hay no preguntes ya luego te cuento...

-Ese luego te cuento me ha sonado mal...

-Jaja nada que ver... bueno pues quedamos a las cinco ¿Si?

-Dale, te paso a buscar... un beso chiquita

-¡¡Un beso guapo!! Ciao-colgó y le rasco el cuello a Ska-¿¿¿le cuento que fue idea mía??? No mejor no… Se podría molestar un poquito…-se mordió el labio inferior-Pero si solo fue una broma inocente-Ska levanto la cabeza para mirarla-OK, OK no tan inocente, pero no me mires así que tu no eres un santo precisamente...

Ambos se acomodaron en el sofá para disfrutar de una larga y relajante siesta....
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:42 pm

Capitulo 26


Candela y Camila estaban sentadas en una terraza con un café y un zumo respectivamente. Llevaban como quince minutos hablando de temas totalmente banales, ya que Candela no sabía muy bien como introducir el tema que le interesaba, además seria demasiado obvio, así que decidió esperar a que Camila quisiera hablar de ello. Y no tuvo que esperar mucho más....

-Oye Cande ¿tu entiendes mi posición verdad?-Candela bebió de su taza y miro algo extrañada a Camila-¿Sobre Piter y Lali?

La castaña se tomo unos segundos para pensar-Mira Cam eso son cosas suyas, yo no quiero juzgar a nadie... Lo único que se es que Lali es como mi hermana y esta muy feliz... No siempre ha tenido suerte con los chicos y pues Peter la trata como a una reina… yo con eso ya estoy contenta...

-Pero me traiciono.... se hizo amiga mía y luego se le olvido...

-Mira Cami yo no se si tu sabes toda la historia, pero Lali rechazo a Pedro en aquel boliche... pero tu ni siquiera le diste la oportunidad de contártelo.... Pero bueno sigo diciendo que es cosa suya... y no quiero decir con esto que no te entienda...

-Llevo enamorada de Juan Pedro desde que tengo memoria... lo he intentado, torpemente, pero nunca conseguí nada mas que un abrazo amistoso... Pero si existe la oportunidad, la esperanza, por pequeñísima que sea que entre el y yo haya algo... la aprovechare, no te quepa duda de eso....

-Cami si haces algo para estropear la relación de Lali y Pitt, yo lo siento mucho pero no podré ponerme de tu parte ni intentar justificarte...

-Lo se... no pretendía decir que intentare meterme entre ellos, sino que si Peter me da la oportunidad no me importara que este con Mariana…la aprovechare....

Candela había retomado su café, no pensaba responder a eso, pero estaba satisfecha, sin ni siquiera tener que delatar su interés por ese tema Camila le había revelado todos los secretos necesarios. Aunque la pelirroja actuaba como si no hubiese dicho nada que no estuviera ya claro... cambio de tema como quien habla del tiempo y luego habla del capitulo de ayer de la novela...

Peter, Mariana, Agustín y Nicolás, este último fichaje de última hora, tomaban unos refrescos en la terraza del gym, en el jardín de entrada. Juan Pedro no le había preguntado nada a Mariana, -

-Bueno La ¿como es eso de que Cande ha quedado con Camila?-la miro un momento-¿Qué se traen entre manos?

-¿Nosotras?-lo miro con cara de no haber roto un plato en su vida-Nada.... Supongo que querrían hablara....

-Va Lala...-Agustín se había tomado el atrevimiento de llamarla así-A mi Cande ya me contó lo de la bromita....

Peter miro a Lali intrigado-¿Que bromita?

Ella miro al suelo y luego otra vez a su novio-A ver como Agustín a dicho fue una bromita inocente de Rory.... jugamos a la paella en clase de matemáticas....

-¡¿En la clase de la “hueso”?!-interrumpió Nicolás

-Si.... y bueno como Camila es nueva pues le toco bautizarse y Ro la hizo levantarse justo cuando pedía voluntarios para hacer derivadas en la pizarra....

Nicolás no reírse como el resto, sin mucho éxito-¡Esta piba es increíble! ¡Son un peligro las tres juntas!!!

Peter aun intentaba contener una carcajada-¿Y se lo tomo muy mal?

Mariana miro a Agustín y éste comprendió al momento...

-Ella no, pero se lo contó a Benja y él te reclamo ¿no?

-Pues si algo me dijo, pero yo no tuve nada que ver y si ella cree que si pues que me lo diga a mi no a su hermanito... Es que me da rabia que se esconda siempre detrás de Benjamin....

-¡Ey frena ese genio puntas volcánicas!-Agus y Peter lo miraron raro y
Lali largo una risilla ya que se refería a las puntas de su pelo.

Todavía con la sonrisa en el rostro-Hay es que a veces me acelero con este tema

-Bueno La, Camila siempre ha sido así...-Peter intentaba “justificarla”- Cualquier problema pues Benjamin se lo soluciona...

-Pues entonces no me extraña que le cueste hacer amigas como dice su hermano...

-Lali... ¿estas segura que esto no ha sido una venganza personal por parte de Rocío, por como se ha comportado contigo?-Nico aunque no lo reconociera ya estaba calando perfectamente a la rubia.

Mariana lo miro, espera mas esa pregunta por parte de Pedro que de Nicolás-Pues... puede que en parte... pero Nico tú también estudias ahí sabes perfectamente como van los bautizos a los nuevos... y este fue bastante light, podríamos haber hecho que le castigaran o algo así y no lo hizo...

Pedro que jugaba con una servilleta la miro medio entre serio y medio entre risas-¿Has dicho podríamos haber hecho?

Ella puso cara de niña pillada en plena travesura-UPS.... bueno vale también fue idea mía... bueno el juego fue idea mía...el resto es cosecha de Rocío....

Peter la seguía mirando algo serio antes de romper a reír-¡Lo sabia!-exclamo con una carcajada cuando tiro la servilleta con la que jugaba-¡Son malas eh!

Lali sonrío-Bueno si no lo hubiéramos hecho nosotras se hubiera encargado algún otro de bautizarla... creo que hemos sido muy indulgentes ¿eh?

-¿A que adivino a que se dedico Candela?-Mariano miro al rubio-Tenia que entretener a Camila para que no sospechara nada ¿no?-ella sonrío.

-A ver la verdad si me dolió la actitud de Camila, pero es la actitud que ella ha tomado con respecto a Peter y a mi, yo ya hable con Benja de esto... soy perfectamente capaz de estar a su lado, una cosa es que ella no me hable y otra que yo me vaya a vengar de ella día tras día... no es eso....

Pedro estiro una de sus manos para acariciarle el muslo-Bueno tranquila, si veo que Camila no reacciona ya hablare con ella...

-¡¡¡Bueno ya no hablemos de esas cosas!!! ¿Que vamos hacer el fin de semana??

-Yo ya tengo plan…-comento Nicolás cruzándose sus brazos por detrás de su cabeza

-¿Nueva conquista?-Lali se apoyo casi en toda su totalidad sobre la mesa para sonreírle al rubio.

-Llamesmolo así....-se hacia el interesante.

-Yo no puedo salir de joda tengo que entregar dos trabajos de clase el lunes y son complicados... pero bueno todo depende de como lo lleve....-Agus hizo unos gestos raros con la cara.

-Yo hago lo que tu quieras chiquita-Mariana le sonrío embobada.

-Bueno bebe... Cande pasara el fin de semana con sus padres en casa de sus abuelos en la playa... Así que quedamos tú y yo… ya planearemos algo-y le pico el ojo logrando las risas entre los cuatro

-Si en vez de fastidiar el plan creo que les hemos hecho un favor-Nicolás largo una carcajada pero Peter lo miro reprochando su insinuación-Bueno, bueno antes de que me maten me voy... nos vemos mañana en clase Lalu…-y él también le coloco un nuevo apodo.

Al cabo de unos diez minutos Candela y Camila llegaron al gym, los cinco entraron a sus respectivos vestuarios. Cande hablaba tanto con Lali como con Camila, algo incomoda por tener que mantener dos conversaciones paralelas, Lali se dio cuenta y salio con la excusa de comprar una botella de agua, para esperar en el pasillo el comienzo de su clase.

Los muchachos guardaban sus cosas en la taquilla antes de salir hacia la sala de musculación.

-Peter te veo muy tranquilo... ¿No crees que Benjamin trama algo?

Peter sonrío- ¿Que va a tramar? La verdad no me preocupa lo que quiera hacer...

-Yo si fuera tú estaría atento…-el rubio se estiro un poco-Por si las moscas digo…

-Créeme que ya lo estoy por eso no estoy en absoluto preocupado... Vamos las chicas están a punto de comenzar la clase y sinceramente, con esa mini ropa y esa música y esos bailes.... no nos lo podemos perder-le dijo pegándole en el hombro en son de broma

-¿Y que esperamos? ¡Vamos!-ambos salieron riéndose.

Juan Pedro y Agustín observaron embobados a las chicas durante un buen rato, pero claro pagar una cuota en el gimnasio para ver a sus novias bailar era como un poco inútil, así que al cabo de quince minutos se fueron a hacer sus ejercicios.

Mariana y Candela no fueron ni a la alberca ni al sauna, pero Camila si fue un rato a la sauna. Ese era el momento perfecto para que ambas amigas pudieran charlar unos minutos a solas...

La petiza estaba secándose el cuerpo-A ver Cande dime ya de que hablaron...

-Pues mira es algo largo de contar...-la flaca estaba sentada en uno de los bancos pasándose un poco de crema-No creo que me de tiempo, además Camila notara que sabes algo, te conozco y se como te pondrás...

-¡Uh! Ya me estoy encendiendo...-dijo mientras se pasaba la toalla por el cabello-Así que mejor dilo....

-No Lali, Camila vendrá en cinco minutos... mejor charlamos por teléfono luego...

-¡Eso no! Mira tengo una idea... tu, yo y Agus nos vamos... y que Peter lleve a Camila a su casa en moto...

Candela dejo la crema de lado-¿Estas segura de eso?

-¿Que? ¿Que puede hacer? Como mucho agarrarse a su cintura... no me preocupa... así de camino hablamos...

Candela tomo el Jean para colocárselo-OK, si tú estas tan tranquila-segundos después estaba terminándose de vestir-Mira salgo y les aviso a los chicos...

-No... Ya voy yo, así me despido de Peter… ¿Si?

-Vale, pues ves ya yo te recojo la ropa…-Mariana estaba guardando una remera-¡¡Anda ve!!-le grito cuando vio que no se movía.

Lali se acerco a darle un beso en una mejilla-¡Hay gracias Tero!

-¡¡Va, vete antes de que me arrepienta!!-Candela se reía mientras la echaba con sus manos entre empujones.

Mariana salio al encuentro de los chicos que ya estaban esperándolas en la entrada, Agustín y Peter estaban de espaldas a la puerta por lo que no la vieron llegar, así que ella se recostó sobre el marco de la puerta y silvo pero no encontró respuesta…

-¡¡Guapos!!....-ninguno se giro-¿están solos?-siguió sin haber respuesta, así que se acerco y abrazo a Pedro por detrás.

Él se sobresalto y volteo a mirar quien era-¿Eras tu?-le pregunto luego de largar una risilla.

-¿Tan acostumbrado estas que te piropeen?-le pregunto cuando rodeo su cintura con sus brazos.

Peter sonrío-Como vez ni caso les hago.

-Así me gusta... oigan Cande y yo tenemos una cosita que platicar antes de ir a casa, así que se nos ocurrió que Agus y nosotras dos nos fuéramos ya y tu bebe llevas a Camila a su casa...

-¿Estas segura Lala?-Agus la miro un poco confundido y no del todo convencido.

Ella seguía aferrada a su chico-Si claro, no hay problema… Eso si... te toca más de lo estrictamente necesario y me oye ¡¿Eh?!-y amenazo a Peter con su dedo índice.

Pedro largo una carcajada y atrapo el pequeño puchero que se le formo a Mariana en un dulce beso-Te prometo que evitare todo contacto...

-Bueno pues voy a por mi mochila y nos vamos...

Justo cuando Mariana iba a volver a por su mochila, llegaba Candela con las dos mochilas...

-No hace falta que vayas… Ya hable con Cami, le dije que teníamos que hacer una tarea de biología y bueno se lo creyó… así que vámonos...-le dio la mochila a Lali y tomo de la mano a Agustín.

Mariana beso a Peter-Bueno bebe nos vemos mañana supongo...

-A ver si me puedo pasar por el bar en el descanso... si no te llamo y te digo algo... cuídate chiquita... -la beso durante un buen rato.

-¡Ya! ¡Ya! Suéltense ¡¿No?!-Candela miraba fastidiad-Nos tenemos que ir Lali…

La petiza sonrío sobre los labios de Pedro-Hay me reclaman... hasta luego... -corrió hasta donde la pareja amiga estaba caminando.
Juan Pedro se sentó en una de las sillas del jardín a la espera de Camila, solo tardo unos cinco minutos más en salir.

-Buenos…Cuando quieras…

-Pues vámonos…

Peter se sentó en la moto con la mochila entre sus piernas... Camila se sentó detrás y paso sus manos por al rededor de la cintura subiendo una de ellas hasta el pecho, Pedro lo noto y volvió a bajarle la mano hasta la cintura.

Mientras tanto el trío se encontraba sentado en un banco del parque...

-¿Así que eso te dijo? Bueno pues esta pidiendo guerra… ¿y que mejores guerreras que nosotras?-Lali le pico el ojo a su mejor amiga.

-Que peligro…-dijo canturreando Agustín.

-Bueno cache ella empezó… ya quisiera yo vivir tranquilita y ni modo...

-En eso tiene razón Lali, mírala tan paradita que parecía cuando la compramos... y nos resulto mas atrevida de lo creíamos...

-No conseguirá nada con Peter, lo ha intentado mil veces....-Agustín se paso la mano por su revoltoso pelo.

-Pero puede conseguir que el y yo nos enojemos o algo... la verdad no se no la conozco apenas... y de lo poquito que la conozco ya no me gusta ni la mitad...

-Bueno al menos ahora estas en sobre aviso...

-Pues si... bueno güera nosotros nos vamos ya...-le dijo Cande levantose.

-Si claro... vayan con cuidado...-se abrazo con Candela- Cachetes me la dejas sanita en casa ¡¿eh?!

Agustín sonrío, tomo la mano de Candela y se fueron atravesando el parque en dirección a casa de ella. Mariana subió a su casa algo pensativa... ¿Y ahora que se suponía que tenia que hacer? ¿Declararle abiertamente la guerra? ¿O mejor esperar e ir de tapado...?

Definitivamente de eso tenia que hablar con Juan Pedro, al fin y al cabo todo estaba yendo muy rápido, apenas se conocían de hacia dos semanas... Le encantaba esta relación, y Peter la volvía loca, pero... no era capaz de calmar sus miedos, sus celos... y eso no podía ser bueno...

Además el parecía de lo mas pasivo respecto a ese tema, quizá ni se diera cuenta de lo que ocurría… ¿o quizá…? ¡No!... Nada de quizás, hablaría con el y se quitaría las dudas... eso seria lo mejor...

Pedro freno hasta parar completamente frente a la casa de Camila, se quito el casco...

-Bueno Cami ya estas en casa...-le dijo mirándola por sobre su hombro.

Camila se bajo de la moto y le entrego el casco, él también se bajo para poder guardar el casco que le sobraba.

-Óyeme Pitt... ¿podríamos hablar un momento?

Pedro la miro un segundo, apago el motor-Si claro… ¿Vamos al parque de enfrente?

Camila y el se sentaron en un banco, ella aparentaba la misma timidez de siempre, algo que contrastaba mucho con la tranquilidad de el.

-¿Y? ¿Dime de que querías que hablemos?

-De Mariana…-ella tenia la mirada fija en sus uñas…

Pedro inmediatamente sonrío-¡Hu! Estas entrando en terreno peligroso...

-Supongo que no te gusto la manera en que me comporto con ella, pero me tienen que entender a mi también...

-Si te entiendo...-Peter la miraba fijamente-Pero eso no quiere decir que apruebe tu actitud...

-Se que parece todo muy radical, pero creo que tu no sabes algo....-Peter la miro algo curioso-Yo le había contado a Mariana todo lo que siento por ti... todo... a muy poca gente le contaría algo así, pero ella me hacia sentirme bien... y me anime a decirle... ella se comprometió a ayudarme y bueno en vez de ayudarme te seduce... bonita amiga ¿eh?

-Si que sabia todo eso, pero en algo te equivocas, ella no me seducio... Más bien fue al revés... bueno y ella también me sedujo pero sin ni siquiera darse cuenta...

-Debió rechazarte, como buena amiga debió haberlo hecho...

-Y lo hizo... en el boliche me rechazo…-una media sonrisa se le formo al recordar aquella noche- Pero yo no me doy por vencido tan fácil...-Camila hizo una mueca-Mira Cami... tu me conoces, sabes el tipo de relación que he tenido con las pibas... con Lali todo es diferente y en serio quiero que dure... Voy en serio con ella...

-¿Y por que me lo dices a mi?-le pregunto mirándolo con un deje de dolor en sus ojos.

-Tienes todo el derecho a opinar lo que quieras y tomar la posición que quieras con respecto a todo esto... pero tienes que saber todas las versiones.... ahora ya las sabes... de ahí tu decides... Bueno yo me tengo que ir se hace tarde y me muero de hambre... Nos vemos Cam...

Pedro se levanto, se puso el casco, arranco desapareciendo bajo las luces de las farolas. Camila se quedo unos segundos digiriendo lo que acababa de oír. Pero igual eso no cambiaba nada... al fin y al cabo Peter tiene razón, hay que oír todas las opiniones, y ella estaba ansiosa por escuchar la opinión de Benjamin.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:43 pm

Capitulo 27


La semana había pasado muy tranquilamente, y eso que el lunes prometía tormentas, pero bueno quizá que Lali no apareciera por los ensayos, y que se dejara ver con Peter en contadas ocasiones ayudo a apaciguar las aguas...

Ahora había que planear el fin de semana, era difícil superar el que pasaron en el camping pero bueno, teniendo en cuenta que nadie estaba disponible, Mariana pensaba pasar un romántico fin de semana aprovechando al máximo el tiempo pero ella no contaba con dos invitados más....

Lali caminaba por su cuarto con el celular en la oreja, intentando descargar su enojo con el movimiento y no con gritos-¡¿Pero como que no pudiste decirles que no?! Pitt son dos letras N-O... Dios no se como hemos podido llegar a esta situación....

-Entiéndeme La me preguntaron que iba a hacer esta noche y pues se me escapo y bueno Benjamin me dijo que se apuntaba y no supe pararlo a tiempo....

-Ósea que mi maravillosa noche contigo se ha convertido en una horrible noche con la piba que esta loca por ti y su hermanito el protector..... Genial... realmente genial....

Pedro se dejo caer en el sillón sabiendo que había metido la pata-Ya Lalita ya se que la regué... me metí en el lío y ya no supe como arreglarlo.... pero ahora pues no nos queda de otra que intentar pasarlo bien ¿no?

Ella soltó un sonoro suspiro-Y si, que remedio ¿no? Les dije a mis padres que me iba a dormir a casa de Rochi... ¡¡¡y si Rochi realmente fuera a estar en casa créeme que me quedaba con ella!!!

-¿Me dejarías solo con ellos?

-En realidad no... ¡¡¡Pero debería!!!

-Peter sonrío-Bueno ¿¿entonces a que hora quieres que te pase a buscar??

-Dentro de media hora en la puerta del gym, no quiero que alguien me vea yéndome contigo y me arruine la mentirijilla

-Pues ahí estaré.... en media hora... ¡¡un beso chiquita!!

-Un beso…Adiós…

Mariana tiro el cel sobre la cama soltando un grito ahogado maldiciendo dios sabe a que. Había mentido a sus padres para pasarlo genial con Peter y ahora tendría que pasar la noche con los hermanitos intentando fastidiarlo todo... Encendió la PC, abrió el reproductor de mp3 y le dio al play, comenzó a sonar el CD de Avril Lavigne... "eso... necesito algo movidito" pensó, mientras abría su armario en busca de una mochila.

Escogió el modelito para la noche, guardo sus zapatos de tacón, un pijama y ropa para el día siguiente, cerró la mochila y salio de su cuarto. Dejo la mochila en la entrada y se sentó junto a su padre en el sofá...

-¿Ya te vas?-le pregunto José acariciándole dulcemente la pierna.

Ella dejo caer su cabeza sobre el hombro de su padre-Si, en un rato.

-¿Te viene a buscar Rocío?

-No, la tengo que ir a buscar al gimnasio... allí nos recoge su padre...

-¿Y que aran esta noche?

-Mini fiesta de pijamas...-se le escapo una risilla-Tan mini que solo somos ella y yo pero bueno, cenaremos pizzas y veremos películas...

-Nosotros nos vamos mañana por la mañana a la casa del campo.... ¿llegaras antes de que nos vayamos?

-La verdad que no se pa... depende a que hora me quiera traer el padre de la rubia...

-OK…-le dio una palmada en la pierna-Llámame cuando llegues a casa ¿si?

-OK pa...Bueno yo me voy a ir ya-le dio un beso sonoro y se levanto de un salto- ¡¡Chaito pa!!

-Chau… ¡Lali!-ella volteo a mirarlo-Pórtate bien…Y pásenlo bien…

Mariana sonrío mientras le tiro un beso al aire, tomo su bolsa y camino hasta la puerta de entrada después de despedirse de su madre-¡Lo haremos!-le grito contestándole a su padre.

Cuando llego al gimnasio ya estaba Juan Pedro esperándola en la puerta, lo que menos quería es que se enojara aun mas por llegar tarde, Mariana le hecho una mirada desafiante, acepto el casco que le ofrecía Peter y se sentó detrás de el en la moto...

Peter puso en marcha la moto y cuando estaba por arrancar le pregunto-¿Y mi beso de saludo?

-Cuando te lo merezcas…-le dio una palmada en el hombro-¿Vamos?

Pedro decidió no hacer mas comentarios, cuando Lali llegara a su casa vería como se merecía uno y mil besos... Pero entendía el enojo de ella y pensaba enmendar su error.

Mientras en la casa de los hermanos Amadeo, ambos estaban en el salón viendo la TV...

-¿Viste que apenas tuve que insistirle?-Benjamin miraba sonriendo la pantalla de la televisión- Esta noche salimos los cuatro y tu tranquila que yo te entretengo a Lali, eso si no me seas paradita tu con Peter....

Camila lo miro de reojo-Nunca he sido muy lanzada y lo sabes... solo quiero tantear el terreno y ver como le sienta a Mariana todo esto...-sus ojos cafés miraron el reloj de su muñeca-¿A que hora has quedado con ellos?

-Pues a las doce y media en el centro…En la parada del autobús...-especifico.

-Perfecto a ver si me da tiempo a alistarme después de cenar...

-¿Y yo?-le pregunto cuando vio a Camila levantarse-¿Ya me dejaran entrar a mi a esos sitios?

-Hay hermanito luego miramos en tu armario a ver que hacemos contigo...-le pego una palmada en el hombro y desapareció de la sala.

Peter aparco la moto en el aparcamiento privado de su edificio, bajo y ayudo a su chica con el casco y la mochila, con la mano que le quedo libre la tomo por la cintura, esperando a ver si se retiraba y seguía enojada... Pero no fue así, Lali le acaricio la mano, se paro frente a el y lo beso suavemente.

-¿Y eso?-Peter había quedado con su trompita parada.

Mariana sonrío divertida-Hola bebe…

-¿Ya no estas enojada?-le pregunto inseguro.

-Pues la verdad sigo molesta...-le acaricio los brazos-Pero ya ni modo…-y de repente dos palmadas fueron a dar a ellos-Habrá que intentar pasarlo bien ¿No?

Peter sonrío, la tomo de la mano y la condujo hasta el ascensor. Al llegar al piso solicitado abrió la puerta y seguidamente abrió la puerta del piso, Mariana dio un paso y se quedo mirándolo todo desde el salón, Pedro dejo la carga en la entrada y se unió a ella....

-Es muy pequeño, este es el salón, en el pasillo la primera puerta a la izquierda es la cocina, ven...-la tomo de la mano y le enseño todo el piso-Y este es mi cuarto...

Lali observo todo, estaba muy ordenado, hasta los papeles de encima de la mesa estaban perfectamente alineados, la cama estaba colocada sobre el escritorio y se subía por unas escaleras, era un cuarto muy pequeño...

-Bajar de ahí por las mañanas debe de ser horrible....

-No te creas... lo malo es cuando te despiertas desorientado y te das con el techo en la cabeza-ambos rieron-Mas de un chichón me ha salido por eso...

-¿Nunca te has caído de ahí arriba?-le pregunto divertida.

-Nunca... y toco madera...-se toco la cabeza-Bueno princesa espero que tengas hambre ¿Eh?

-Pues ahora que lo dices…-mientras se acariciaba la barriguita-

-Ponte cómoda en el salón que yo preparo la cena.

Mariana abrió sus ojos sorprendida-¿Sabes cocinar?

-No mucho pero te are mi especialidad.

-No me lo digas…-y lo detuvo con un gesto de mano-¿Pastas?-y le saco la lengua por haberlo descubierto.

-Jaja, si…No es alta cocina pero soy principiante... ve al salón y relájate...

-De eso nada…-Lali negaba con el dedo-Yo te voy a ayudar.

-No, eres mi invitada así que yo cocino.

-Peter no quiero discutir por esta tontería....

Él sonrió-Eres inflexible ¿eh?-Mariana le sonrío picara-OK, vamos pues...

Cocinar nunca le había parecido tan divertido a Pedro, menos mal que aun se tenían que duchar y alistar porque después de intentar hacer unos spaghetti a la boloñesa, habían acabado perdidos de tomate.

-Listo-miro a Lali que tenía una mancha de tomate en la mejilla, se acerco y se la limpio con la lengua-Mm, sabe rico....

-¿El que? ¿La salsa o yo?

-Ambos…Pero…-le robo un beso…-Tu mas…

Se recostaron en el sofá, la cena había estado deliciosa (incluso ellos se sorprendieron del resultado) pero era el momento de mas pesadez. Peter le paso el brazo por los hombros a Lali.

-Chiquita, dúchate tu primero que tardas mas en alistarte ¿si?

Lali lo miro y sonrío-Ja… Ahora mismo no me podría mover ni aunque quisiera... así que vas tu...
-Es que a mi me pasa lo mismo…-Peter se estiro casi quedando acostado sobre el sofá

-¡Míralo!-ella se acomodo para verlo mejor-¿Por eso me mandas a mi no?

-Pues mira la hora...-le señalo el reloj-Mira hacemos una cosa... lo echamos a cara y cruz... uno ala ducha y el otro a lavar los platos... ¿va?

-Vaya tontería… si salga lo que salga nos tenemos que mover de aquí y yo no quiero....-ella hizo puchero-Además los platos te tocan a ti-y lo señalo-Yo soy la invitada.

Peter sonrío y la atrajo mas hacia el-OK... mira hacemos una cosa nos quedamos aquí en el sofá así juntitos diez minutos y luego mientras tu te duchas yo lavo los platos...

-Ese es un mejor plan… ¿Ves?-y le saco la lengua.

Mariana se acurruco aun mas junto a Pedro mientras veían la TV...cuando sonó el cel de Lali, ella lo alcanzo de encima de la mesa y dio un salto al ver el numero, sin querer le dio un codazo en las costillas a de su novio...

-¡Auch La pero si no he hecho nada!

-¡Sh, calla mi papa!-abre la tapa del cel-¿Bueno pa?

-Hola hija… ¿Qué hacían?

-Pues aquí en la cocina preparando la cena mientras Ro ha ido a por las películas...

-¿Tu cocinando? Yo soy Rochi y te hago firmar un descargo de responsabilidades o algo.

-Jaja…-risa irónica de parte de Mariana-Que gracioso que sos.

Peter observaba a Lali mientras se acercaba mas y mas, hasta que le comenzó a besar poco a poco el cuello provocando que Mariana emitiera un ligero gemido…

-¿Lali?-su padre se alejo el teléfono de la oreja extrañado al escucharla-

-Jajaja hay pa que es que el perro de Rori me esta lamiendo el pie y me hace cosquillas...-mientras intentaba alejar a Peter de su cuello-Bueno te dejo que se me quema la comida ¿si?

-Si, pásenlo lindo. Un beso.

-Si, un beso-cerro la tapa del cel-¡Peter!

El susodicho separo ligeramente su boca del cuello de Mariana-¿Que?-volviéndola a besar-Es que me estaba llamando... lo vi y escuche una voz así muy clara "ven Peter... bésame" y pues ahí fui-volviendo a besar el cuello.

Lali finalmente sonrío para seguirle el juego-Ah, ¿si?-se dejo hacer-Bueno bebe, siempre podríamos cancelarlo todo y quedarnos en casa...

-Pásame el teléfono-Lali le acerco el teléfono y Peter marco un numero-¿Bueno Benja?

Benjamin se encontraba tumbado en el sofá-Si brother…Dime

-Mira que al final casi que lo cancelamos...

-¡No Peter! ¡Mi hermana nos mata! Viene directa desde casa de mi tía y ya va hasta el centro...

-Bueno pues en vez de eso que se baje en nuestra parada ¿no?

-No bro... Va en el tren directo, bueno si es muy urgente, pues ya yo la llamo y que cuando llegue se regrese para casa...

-No…me sabe mal hacerle eso... olvídalo quedamos como estábamos... -colgó el teléfono.

Mariana se sentó en indio frente a él-¿Eso quiere decir que tenemos que ir?

-Si, es que Camila esta ya de camino, llega en cuarenta y cinco minutos al centro, viene desde la casa de su tía...

-¿Y?-pregunto sin comprender Mariana.

Peter sonrío porque le parecía muy tierno verla haciéndose la que no entiende-Lalu.... ¿si a ti te dejaran tirada así como te pondrías?....

-Si me dejara tirada mi novio pues si lo mato...-y lo miro con advertencia-Pero si me deja tirada una piba a la que ni le hablo y su novio, pues la verdad...

-La...-el tono en que la llamo fue en reto.

-¡Hay OK!-se levanto del sofá-¿Sabes que? Me voy a la ducha...

Mariana se levanto del sofá bajo la atenta mirada de Juan Pedro que sonría entendiendo que era una broma, pero Lali hablaba en serio, tomo su mochila y se encerró en el baño dando un portazo, Peter se levanto de un salto, fue hasta la puerta del baño y toco varias veces a la puerta sin que Lali le contestara...

-Lalu-silencio-¿Lali?-silencio nuevamente-Mariana, chiquita ábreme... no te enojes...

Ella desde adentro abrió el grifo de la ducha-Ya bebe creo que tienes mucha faena con esos platos como para andar perdiendo el tiempo rogándome en la puerta del baño ¿no?

Peter estaba con la frente apoyada sobre la puerta y su madre contra la pared-Pero no te enojes porfa.

Mariana se encontraba ya debajo del chorro de agua-No me enojo, pero me enojare como vea que en vez de lavar los platos has estado haciendo el vago en el sofá...

Pedro desistió en sus intentos, volvió al salón, recogió los platos y los llevo a la cocina, se quedo mirando el desorden "dios... para hacer spaghetti a la boloñesa ¿todo esto?" pensó. Tras unos momentos de duda entre el sofá o la cocina, decidió ponerse manos a la obra, no le convenía enojar más a Mariana.

Mientras en el cuarto de Benjamin, Camila rebuscaba en el armario algo decente para su hermano...

-Oye Ben, tú sabes que existen mas colores que el negro, el gris y el verde ¿no?

-Pero entonces tendría que preocuparme en combinarlos-Benjamin se encontraba recostado sobre su cama jugando con una pelota de plástico

-Bueno yo creo que con estos jeans y esta camiseta-tirandole sobre sus piernas las prendas-No te pondrán pegas para dejarte entrar, aunque a saber a que discoteca quieren ir esos dos....

-Algo de Sheik, no se no escuche bien el nombre...

-¿Sheik? Dios como sea esa lo vas a pasar poco mal...-Benja la miro sin comprender-Hay una sala de música electrónica, otra de salsa y otra de reguetón.

Benjamin bufo al escuchar a su hermana-Aun estoy a tiempo de cortarme las venas

-Te recuerdo que tú vas por Lali no solo para hacerme el favor a mí....-Camila lo miraba cruzada de brazos y su hermano largo una risilla molesta.

-OK, solo necesitaba un poquito de motivación....

Mariana salio del baño con el pelo aun mojado y los zapatos en la mano, pero ya vestida, llevaba una minifalda tejana, una camiseta con la espalda descubierta y medias de rejilla negras. Peter la vio pasar al salón desde la cocina y por poco se le cae el plato que tenia en las manos...

-¡¿Lali a eso se llama ir vestida?!-le grito desde la cocina

-¿Qué? ¿No te gusta?-le contraataco ella desde el salón

-No... Si a mi me encanta...-Peter guardo uno de los platos-Ese es el problema que al resto de hombres le encantaras también...

-Pues siéntete orgulloso ¿no?-y largo una risilla.

Pedro dejo los platos en la mesa de la cocina, total recoger podía recoger en cualquier momento, se sentó en el sofá junto a Mariana que se miraba en un pequeño espejo.

-La verdad que estas preciosa…-la halago mirándola através del pequeño espejo.

-Todavía estoy sin pintar ni maquillar…-le respondió acomodándose un poco su revoltoso cabello

-Bueno pues en seguida me pongo a buscar las pastillas de mi padre para el corazón porque creo que me va a dar un infarto-y le sonrío embobado.

Ella también sonrío y volteo para mirarlo-Gracias por el piropo-se acerco y lo beso dulcemente.

Pedro disfruto varios minutos de besos y abrazos y caricias pero el tiempo apremiaba y para su desgracia la morocha se lo recordó...

-Bebe te toca ducharte-le dijo entre uno de los besos-Anda o llegaremos tarde...

Él intento besarla de nuevo-¿Y ahora te preocupa llegar tarde?-logro robarle un beso-Porque a mi no.

-Ya sabes que por mi no saldría, pero si hemos quedado hemos quedado, así que....

-Otro chiquitito y me voy…-estiro su trompita provocando la risa de Mariana.

Ella se acerco para darle un piquito, pero Pedro fue más rápido y la aprisiono contra el respaldo del sofá con un profundo y largo beso, cuando se separaron Peter se levanto y entro en el baño....

-¡¿Con que chiquito eh?!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:44 pm

Capitulo 28


Peter y Lali se sentaron en el primer vagón del tren, a Peter le pareció nueva esa sensación de orgullo, pertenencia y protección que sentía cada vez que alguien miraba a Lali... “¿quien no la miraría?, la mitad de los pibes que conozco se partirían el cuello por mirarla" pensó. Faltaban cinco minutos para la hora a la que habían quedado y aun le faltaban un par de paradas, aun así llegarían a tiempo, para desgracia de Lali que deseaba regodearse en la cara de Camila. Hacia mucho tiempo que no deseaba hacer sentir mal a alguien, pero curiosamente la persona más aparentemente tímida conseguía sacar lo por de ella.

Peter tomo a Lali de la mano y le sonrío, había notado como se ponía seria al perderse en sus pensamientos, y las noches de fiesta no eran para estar seria, aunque fuera con Camila y Benjamin...

-¿Quieres que tomemos algo antes o vamos directamente a la discoteca?-le pregunto en un susurro.

-Mm, mejor vamos directos, me apetece no podré hablar-sonrío sarcástica.

-Esa no es la actitud-Peter le sonrío de medio lado-Podemos pasarlo bien. Al menos inténtalo ¿si?

-OK no te prometo nada, solo que lo intentare...

Habían llegado a la parada y ambos bajaron del tren, la estación estaba bastante llena de jóvenes gritando, cantando y riendo. Todos iban al centro en busca de la mejor discoteca o la mejor fiesta, los hermanos Amado esperaban junto a la parada del autobús que estaba junto a la estación.

-Están retrasados…-Camila miraba constantemente el reloj que figuraba en la pantalla de su celular

-No es verdad…-Benjamin disfrutaba de la impaciencia de su hermana-Llegan puntuales, aun les quedan dos minutos... Eres demasiado ansiosa...-y se lo hizo saber

-Seguro que soy la única…-dijo Camila irónicamente.

Benjamin a lo lejos pudo distinguir a la pareja-Miera, ahí vienen…

Peter y Lali subían las escaleras tomados de la mano, la petiza sonrío abiertamente, sin ganas ciertamente, pero la cara de Camila valió la pena, acabaron de subir las escaleras para reunirse con Camila y Benjamin...

-Hola…-saludo la pareja al mismo tiempo

-Hola…-Benjamin saludo primero, al segundo se creo un silencio incomodo-Bueno ¿tomamos algo o vamos directos a la discoteca?

-Yo opto por ir directo a la discoteca…-Peter miro de manera cómplice a Lali.

-Si yo opino lo mismo…-Camila miraba de reojo a la pareja.

-Pues vamos, ¿no?-Benjamin intento ponerle onda a la situación.

Los cuatro comenzaron a caminar, al principio caminaban los cuatro en línea, pero según se iba estrechando la calle, la disposición iba cambiando, de tal manera que sin saber muy bien como Peter acabo charlando con Benjamin y Lali adelante junto a Camila, la situación era algo delicada, ninguna de las dos quería dar su brazo a torcer y hablar, pero era incomodo caminar mirando a la nada junto a otra persona y sin hablar, finalmente fue Camila la que rompió el hielo...

-Hem, ¿te han puesto hora de llegada a casa?

-No ¿y a ti?-Lali siempre trataría tajante a sus enemigos.

-No, pero le dijimos a mi padre que llegaríamos cuando cerraran la discoteca...

-Ah-fue lo único que le respondió Mariana, cosa que se cuestiono por dentro pero bueno que más se suponía que debía decir

-Oye Lali creo que seria bueno que al menos por esta noche firmemos una tregua...

Lali la miro incrédula, podría decir mil cosas, mil comentarios afilados y sarcásticos pero no-Supongo que seria lo mejor....

No se podría decir que la charla fue animada ni cómoda, al menos entre las chicas. Lali sentía algo de curiosidad sobre el tema de conversación de los chicos, pero por la caerá de Peter debía ser algo totalmente aburrido y por cortesía...

Llegaron a la puerta de la discoteca, sin olvidar que iban acompañados por dos menores, Benjamin abrazo por la cintura a su hermana y Peter a Lali. Entraron sin ningún tipo de impedimento por parte del equipo de seguridad, nada mas pasar por un largo pasillo se abrió una enorme sala en penumbra con destellos luminosos que los cegaban a intervalos regulares.

Lali sonrío junto a Peter, ella ya había estado allí muchas veces su hermano era asiduo a esa discoteca y a ella le encantaba. Camila observaba todo su alrededor entusiasmada por el ambiente, mientras que Benjamin se resignaba a pasar una noche escuchando una música que siempre dijo que no escucharía jamás pero bueno una mujer puede romper los principios de un hombre...

-¡Vamos a la barra!-le grito Peter a Benjamin luego de darle una palmada en el hombro

Automáticamente Benjamin tomo a Camila por el brazo, gritarle habría sido totalmente inútil con el volumen de la música. Los cuatro pidieron cerveza, las chicas eran menores pero por una no pasaba nada.... ¿no?

Después de pedir y beber sus respectivas cervezas era hora de moverse, Lali arrastro a Peter hasta la sala de salsa, por lo que Benjamin y Camila los siguieron, perfecto nada mas entrar Hips don't lie de Shakira sonaba en cada punta de la sala, ese era el momento para que Lali se internara en medio de la multitud y comenzara a mover su cuerpo provocativamente al ritmo de la música, Peter a duras penas podía llegar a donde estaba ella, pero cuando llego la vio iluminada por una luz violácea, moviendo las caderas sensualmente y supo que si era cierto lo que decían de que el baile es la expresión vertical del deseo horizontal.

¡¡¡Mariana era un autentico volcán!!! Pedro se aproximo a ella, sobretodo cuando vio como la miraban los chicos que la tenían cerca, la abrazo por detrás apoyando la cabeza en su hombro y le siguió el movimiento...

-Lali si sigues moviéndote así me vas a matar...-le susurro al oído.

Lali hizo caso omiso de las palabras dichas por su novio y siguió con un baile tremendamente sensual, que les llevo en varias ocasiones a buscar sus bocas anhelando descargar el creciente deseo de sus cuerpos.

Un par de canciones después Camila y Benjamin llegaron ala zona donde Peter y Lali bailaban, la música cambio radicalmente, comenzando las primeras notas de Vivir sin aire, el momento parejita por excelencia, en ese instante la pelirroja aprovecho para acercarse a Juan Pedro.

-¿Cambio de parejas?-vio la mirada matadora de Lali-Bailar esto con mi hermano es patético...

Benjamin se acerco a Mariana-Vamos es solo una canción

Lali miro a Peter que le hizo una señal de conformidad, algo resignado. Camila paso sus brazos por el cuello de Peter, casi obligándolo a el a tomarla por la cintura, mientras que Lali apoyo sus manos en los hombros de Benjamin e intento que le siguiera el ritmo, no era nada desconocido que no era buen bailarín...

Lali observaba de rojo en todo momento a Camila y Peter, Benjamin obviamente lo noto

-Ya deja de mirarlos, puede que te lleves mal con mi hermana pero no se va a comer a tu novio...

-¿Perdona?-Lali lo miro con una ceja enarcada-Es ella la que se lleva mal conmigo....

-Lali vamos a pasarlo bien ¿OK?-Benjamin no iba a dar pie para arruinar la noche…O por lo menos no por ahora.

-¿Qué te hace pensar que no me la paso bien?-pero la petiza no se da por vencida nunca.

-Te vas sola a bailar.... ahora vigilas a mi hermana...

-Primero... siempre voy a bailar al centro de la pista,-se defendió- Y esa canción me encanta, segundo si no fuese por la actitud de Camila no tendría que vigilarla, pero tienes razón vamos a pasarlo bien...

La canción termino, pero no hubo nuevo intercambio de parejas, Camila parecía disfrutar de la conversación de Peter, y Peter no sabia muy bien si por no parecer antipático o porque le seguía la corriente, Benjamin intentaba bailar reggaeton, pero no parecía entender que pegarse al culo de Lali no era necesario....

La situación era algo incomoda, Mariana decidió cortar por lo sano yendo al baño: se refresco y volvió a la pista. Encontró a Peter, Camila y Benjamin en la barra tomando otra cerveza, a ella también le esperaba una bien fría, y la iba a necesitar para aguantar lo que restaba de la noche.

Las siguientes horas fueron más de lo mismo, todo parecía un complot para no dejar a Lali y Peter a solas. Poco a poco, a medida que la hora de cierre se iba aproximando, las salas se iban vaciando, todo un alivio teniendo en cuenta la cantidad de gente que había en un principio.

Lali salio de la sala de salsa buscando algo de aire que ya le faltaba o más bien intentando desahogar su enojo. Se acerco a una de las paredes y se recostó en ella, poco después Peter la encontró, y al verla no dudo en aprisionarla entre sus brazos.

-¿¿Que haces aquí chiquita??-le pregunto sobre su cabello-Me asustaste, no te encontraba...

Ella dejaba que su rostro descansara sobre el pecho de Peter pero su voz seca demostraba su enojo-Necesitaba respirar un poco de aire puro.

Al escucharla se retiro un poco para verla-¿Ocurre algo?

-Mira Peter he intentado pasarlo bien… ¡¡¡en serio que si!!!-exclamo frustrada- Incluso al comienzo de la noche... pero ya no aguanto... se la han pasado acaparándote para separarnos...

-Lali…-el morocho de ojos verdes intento interrumpirla…

-¡¡¡Peter por Dios!!! ¡¡¡Si apenas te he visto!!!-Lali termino separándose definitivamente del cuerpo de él-Es la primera vez que hablamos en horas....

-Si... tienes razón…-Peter se rasco la cabeza nervioso-Sabes que mejor vamos a casa.... ¿te apetece?

Finalmente Lali sonrió levemente-Si...

Pedro aprovecho para abrazarla-Ven aquí pequeña...-y sus brazos la rodearon por completo- Además si me hubiera pasado la noche bailando contigo como lo hacías al principio me hubiera dado un infarto seguro...

-Acostúmbrate bebe....-le dijo picándole un ojo, lo que provoco la risa de Peter.

Peter sonrío, la beso con infinita ternura y juntos tomados de la mano se dirigieron a la otra sala en busca de Camila y Benjamin para irse.

Lali sentía un hormigueo en las plantas de los pies mientras caminaba junto a Peter, Camila y Benjamin hacia la parada del autobús. La verdad era que no había parado de bailar en toda la noche, fue su única distracción, y los tacones estaban haciendo mella en sus pies.

Cuando finalmente llegaron se acomodaron como pudieron en la parada, podían esperar una eternidad a que pasara un autobús a esas horas. Había un silencio incomodo, la relajación con la que comenzó la noche y la tregua aceptada por ambos lados parecían haber desaparecido dejando paso a una tensa espera.

-Bueno… ¿Lali tu también vas para el barrio?-Benjamin estaba apoyado contra una pared.

-No... Yo me quedo en casa de Peter esta noche...-ella se encontraba sobre las piernas del susodicho

Camila que estaba con su cabeza reposando sobre uno de los postes que había en parada, sintió una pequeña punzada de odio- Vaya si que son liberales tus padres ¿no?

Mariana por disfrutaba mentir solo por ver la caerá de Camila-Si, la verdad confían mucho en mi y me prohíben muy pocas cosas...

Benjamin se quedo mirando el horario de los autobuses-Vaya... hasta dentro de dos horas no comienza a operar la línea que va a nuestro barrio y el tren abre dentro de una hora....

Camila miro el cartel-¿Estas seguro?-Benjamin le pico el ojo-Jooo....

Benjamin volteo a mirar a Peter-Oye bro ¿no te importaría que nos quedemos un rato en tu casa no? Vaya si no es molestia... Es que esta refrescando y pues...

Peter miro a Lali, suspiro-Claro… no hay problema, así pueden esperar a que habrá el tren...

Peter automáticamente busco la mirada de Lali, pero ella parecía buscar oro en el suelo, lo que faltaba toda la noche con ellos y ahora parte de la mañana...

El autobús tardo tan solo unos minutos en llegar, Peter estaba rendido y apoyo su cabeza contra el cristal mirando pasar los árboles y la gente mas madrugadora. Camila simplemente estaba allí, como un ente, mientras que Benjamin tenía la mirada fija en Lali, ella lo noto al cabo de unos minutos y comenzó a incomodarse. Por suerte para ella pronto llegaron a la parada.

Los cuatro se bajaron y recorrieron en silencio varias calles desiertas mientras el sol aun no amenazaba con levantarse. Cuando llegaron al pequeño piso de Peter, Lali se dejo caer en el sofá, en el mismo sitio donde apenas hacia unas horas disfrutaba de los besos y caricias d Peter. Benjamin se sentó en un sillón solo. Peter junto a Lali y al otro lado de Peter, Camila.

Casi automáticamente Lali encendió la TV, hizo zapping intentando encontrar un canal donde no se emitiera tele tienda, finalmente recalo en uno de noticias veinticuatro horas. Dentro de lo malo no era lo peor, centro su atención en la TV durante un buen rato, las voces de los presentadores cada vez se iban haciendo más lejanas y difuminadas.

Lali no sabía cuanto tiempo había pasado durmiendo, pero cuando abrió los ojos esperando que todo hubiera sido un mal sueño, tan solo se encontró a su peor pesadilla. Tuvo que frotarse los ojos para comprobar lo que vía, Camila estaba dormida con la cabeza sobre las piernas de Peter y él con su mano en la cintura, Peter parecía dormido, y si no estaba dormido pensaba con los ojos cerrados.

Mariana se levanto como si la rabia impulsara sus piernas, Pedro abrió los ojos cuando noto un movimiento a su lado, lo único que pudo ver fue el vacío a su lado y a Lali saliendo del salón, perdiéndose por el pasillo, miro a su lado y vio a Camila dormida sobre sus piernas "¡¡¡Maldición!!!" dijo para sus adentros. Si es que hasta cuando intentaba hacer las cosas bien le salían mal.

Se levanto apartando la cabeza de Camila sin ninguna delicadaza, provocando que esta se despertara algo desubicada.

Peter recorrió el pasillo y allí estaba Lali en su cuarto mirando por la ventana, el morocho paso unos minutos observándola, aunque estaba de espalda intuía su expresión, su seriedad, su rabia...

Peter se apoyo en el marco de la puerta-Lali....

Lali sin ni siguiera voltearse-¿Te has cansado de hacer de cojín?

Pedro se aproximo hasta casi rozarla-Lali... Mírame...-ella se giro quedando a centímetros de el-¿Que querías que hiciera? No puedo dejarlos en la calle o decirles que caminen casi cuatro kilómetros a estas horas...

Su voz sonaba suplicante, tranquila... pero la expresión de Lali no cambio en absoluto.

-¿Y? no te estoy reprochando nada....

Peter le acaricio la mejilla con el dorso de la mano, solo rozándola-Ya se que no, pero yo quiero explicarte... estoy como en un fuego cruzado y aun no se como comportarme para que ninguna salga dañada... Ella es como mi hermana pequeña... no puedo ser brusco...

Lali bajo la mirada-Estoy cansada Peter... me voy a la cama de tu hermano ¿OK?

Sin decir nada mas, esquivo el cuerpo de Pedro dejándole la mano en el aire, Peter miro por la ventana, justo donde instantes antes Mariana miraba, la poca gente que había en la calle caminaba sin prisas, a esas horas nadie tiene prisas. Cada persona con su propia historia, Peter se pregunto si todos tendrían conflictos internos tan grandes como los suyos, por una parte sus amigos de siempre... de toda la vida... y por otro la chica que le había vuelto a ilusionar con el amor...

Dejo salir el aire de sus pulmones sonoramente, cuando se volvió a girar para volver al salón Camila lo observaba desde la puerta...

-¿Y Lali?-la voz de la pelirroja salía en un pequeño susurro

-Se ha ido a dormir, esta cansada...-y la voz del morocho salía en un tono cansado

-¿Esta molesta verdad?-Peter iba a hablar pero Camila continuo-Yo no quería molestarla, es que me estaba quedando dormida y estaba algo incomoda... no quería que discutieran...

-Tranquila, no hemos discutido pero con el ritmo de baile que tiene esta chica no me extraña que este cansada...-cuando llego a su lado puso una mano sobre uno de los hombres de Camila- Volvamos al salón...

Los dos volvieron al salo, Benjamin incluso roncaba ¿como era posible que alguien durmiera tan placidamente en una postura tan incomoda?

Camila y Peter miraban la TV en absoluto silencio, cada uno a un lado del sofá, las noticias se sucedían carentes de interés. Pedro no paraba de pensar en la morocha que estaba durmiendo en la habitación de su hermano. Tan solo consiguió dejar de pensar cuando comenzaron las noticias deportivas, Camila no lo interrumpió, estaba serio y mas valía dejarlo así...

Al cabo de veinte minutos el cel de Benjamin comenzó a sonar, él despertó de golpe casi cayendo el sillón, cuando volvió a la realidad tomo su móvil para contestarlo.

-¿Bueno?

Benjamin no volvió a decir nada más, pero desde la posición de Peter y Camila se escuchaban los gritos del padre de los hermanitas. Finalmente tras escuchar el discurso de su padre, Benjamin guardo el cel.

-Camila es hora de volver-miro el reloj-El tren ya ha abierto...

-Si…-Camila se levanto del sofá-Creo que nos pasamos de la hora...

-Hay hermanita esto de que seas menor es una tortura ¿eh?-Benjamin intento descomprimir un poco la situación.

Peter se levanto a la vez que Benjamin y los acompaño hasta la puerta.

-Bueno bro, despedinos de Lali… gracias por todo... nos vemos en el local.

-Bye Peter y gracias...-Camila lo saludo cabizbaja

-De nada, vayan con cuidado... ciao

Cuando Peter cerro la puerta le pareció como si se hubiese quitado un peso de unos cien kilos de encima, suplico porque no se hubieran olvidado nada y tuvieran que volver.

Recorrió nuevamente el pasillo y abrió silenciosamente la puerta de la habitación de su hermano. Entre la penumbra vislumbro perfectamente la silueta perfecta de Lali, su respiración rítmica... estaba dormida... Se quedo mirándola sin saber que debía hacer...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:44 pm

Capitulo 29


Camila temía el momento de enfrentarse a su padre, además lo único que le apetecía era dormir, iba en el tren junto a su hermano en completo silencio. Se sentía mal, se sentía extraña y es que desde que Lali se había ido a dormir la mirada de Peter se había vuelto tan triste, vacía... Sin brillo... Su conciencia amenazaba con no dejarla descansar esa mañana.

Benjamin la noto inquieta en el asiento, ya llegaban a su parada, así que se levantaron juntos y caminaron a lo largo de varias calles desiertas antes de que Benjamin decidira romper el silencio.

-¿Ha ocurrido algo mientras yo dormía?

-¿Por qué lo dices?-le pregunto Camila mirándolo de reojo

-Bueno no se... antes de quedarme dormido todo estaba bien, y cuando desperté Peter parecía ido y tu llevas todo el camino en silencio... no soy tonto aunque a veces me lo haga...

Camila bajo la mirada-No se, creo que Lali se enojo con Peter....

-¿Y no te sientes tan bien como esperabas no?

-No... Fue esa mirada de Peter... no se...-sus ojos se entristecieron al recordar el rostro de Pedro- Empiezo a pensar que la quiere de verdad, que no es un jueguito mas de lo suyos

-Eso ya lo sabia yo, que me guste hacer rabiar a Peter no quiere decir que quira quitarle a Lali....-su hermana lo miro sorprendida-Yo se que esto no es un juego para el, intenta hacer las cosas bien aunque no sabe como hacerlas... Yo he decidió retirarme, el es mi amigo, mi hermano de siempre... y ella puede ser una buena amiga...

-Si bueno… la diferencia es que puede ser una buena amiga para ti... ¿pero para mi?

Habían llegado a la puerta de su edificio y Benjamin se quedo parado obstruyendo el camino de su hermana- Mira Camila no pienso juzgarte, pero te precipitaste con Lali...-la tomo cariñosamente de la mano- En el corazón no se manda y por mucho que quiras evitar enamorarte no se puede... Pero es una buena chica lo noto... quizá puedan volver a empezar...

Camila no contesto, pero tenía claro que desde el momento en que abrira la puerta de su piso nada seria trasquilo: Primero los gritos de su padre, después su conciencia y por ultimo las palabras de su hermano.

Peter no sabía muy bien cuanto tiempo había pasado mirando a Lali dormir, se acerco a la cama, se arrodillo y miro su cara, esa carita de ángel. Nada en su expresión daba ninguna pista sobre sus sueños... ¿estaría Peter en ellos? Le aparto un mechón que llevaba con sus puntas rojas de la cara y le acaricio la mejilla. La única reacción de Lali fue un leve movimiento de cabeza, algo así como un gatito cuando le acaricias el cuello.

¿Por que se complicaba todo tanto? La tenía ahí, perfecta en su casa, en una cama, dormida placidamente y Peter se imagino lo diferente que seria esa misma situación si no hubiran salido con Benjamin y Camila, se levanto del suelo, le dio un tierno beso a Lali en la frente…

-Que tengas dulces sueños princesa...-le susurro.

Se incorporo y cuando iba a caminar para salir de la habitación, noto la suave firmeza de la mano de Lali en su brazo, automáticamente se giro y la miro. Ella lo miraba con los ojos entreabiertos, no dijo nada pero a Peter no le hacia falta.

Se quito los zapatos y se sentó en la cama, Lali se retiro dejándole sitio cuando Peter se tumbo en la cama mirando fijamente a Lali a los ojos no vio ninguna señal de reproche, nada de enojo, solamente Lali acurruco su cabeza en el pecho de Peter y él le rodeo la cintura con su brazo.

-Peter…-la voz de Lali apenas se escuchaba…

El le acaricio el cabello tiernamente-Sh.-la beso en la frente-Duerme princesa, descansa...

Lali durmió toda la mañana placidamente, no recordaba la última vez que había dormido así, tan profundamente, sin sueños, sin pensamientos, solo oscuridad y silencio. No quería abrir los ojos, pero… ¿que hora debía ser?

Alargo su mano pero no encontró el calor del cuerpo de Peter en la cama, entonces abrió los ojos de golpe sintiendo dolor en ellos por la luz que entraba por la ventana inundando la habitación, pero no vio a nadie. El dolor la obligo a entornar los ojos, se levanto, apoyo los pies en el suelo, ya no le dolían y agradeció por ella...

Salio al pasillo y miro hacia el cuarto de Peter, nada... la puerta del baño estaba abierta y el baño vacío... Escucho un leve canturreo que venia de la cocina. Intento no hacer ruido y se quedo parada en la puerta de la cocina, y allí estaba Peter, poniendo una taza de café sobre una bandeja, unos bizcochos y un poco de fruta cortada, no pudo evitar sonreír, pero no... Mejor mostrarse inflexible, no podía olvidarlo todo por unos abrazos y un desayuno.

-Ejem, ejem…-carraspeo para hacer notar su presencia.

Peter volteo y le sonrío, una perfecta sonrisa-Pensé que tardarías mas en despertar... Buenos días chiquita...-miro la bandeja-Te prepare el desayuno...

-Gracias, pero bueno ya estoy despierta podemos desayunar aquí en la cocina...

Juan Pedro se encogió de hombros y cambio las tazas y platos de la bandeja a la mesa y le indico que se sentara en la mesa.

Lali bebió un sorbo de café, a ver si eso conseguía despertar a su cerebro, Peter no parecía dispuesto a iniciar ninguna conversación trascendental.

- Peter... necesito que me lleves a casa después de desayunar, no se que hora es pero debería volver a casa

Peter miro su reloj-Son casi las dos de la tarde-sonrío mirando sobre la mesa-Creo que debería haber mirado el reloj antes de preparar esto...

-Así esta bien, no puedo comer mucho recién levantada... gracias por prepararlo

-De nada, si quieres después de desayunar te duchas y luego te llevo a casa...

-Ya me duchare en casa...

En ese momento Peter sintió que no todo iba bien...-¿Tanta prisa tienes?

Mariana lo miro-Mira Peter... -suspiro buscando fuerzas en su interíor-Yo no se cual es tu lucha interna, pero yo estoy algo cansada del tema Benjamin y Camila. No soy una persona tremendamente celosa, pero tampoco soy tonta...

-Se que anoche fue un desastre, pero yo estaba dormido, ni cuenta me di de que ella...

Lali lo interrumpió-Si te creo... de veras que si, pero eso no cambia nada, eres tu el que tiene que aclararte antes de seguir con todo esto....

-Me... me...-no le salían las palabras-¿Me estas dejando?

A Mariana le dolía en el alma esa mirada de Peter-No... No es eso… Simplemente creo que necesitas tiempo para pensar, para aclarar todo, aclararte tu, aclarárselo a ellos, no se... Yo esta tarde me iré con
Candela...

Peter no dijo nada, fijo su mirada en la taza de café que tenía delante, el desayuno paso de ser un romántico momento a una tensa situación. Lali se moría por abrazarlo y hacer que cambiara esa expresión, pero no debía...

Ninguno de los dos hablo en todo el desayuno, tampoco cuando bajaron al aparcamiento por la moto y obviamente tampoco durante el camino. Peter conducía mucho mas rápido de lo normal, Lali sentía pánico cada vez que miraba al frente pero era normal que intentara desquitarse de su frustración conduciendo como un desaforado.

Cuando por fin paro la moto, Peter no se quito el casco como era habitual, ni siquira levanto la visera... Lali lo miro atentamente, pero la visera era negra...

-Peter quítate el casco por favor...-le pidió seriamente

-Te llamare ¿OK?-él miraba hacia el frente

Mariana miro hacia un costado bufando, si Pedro era testarudo ella más-Quítate el casco…

Peter hizo caso omiso y arranco la moto, la única manera que encontró Lali de pararlo fue subirse de nuevo a la moto. Peter paro, apago la moto y se quito el casco.

-¡Dios! Eres muy testaruda ¡¿Lo sabes?!-exclamo exasperado mientras se pasaba el casco por uno de sus brazos.

Mariana volvió a bajarse de la moto y lo miro a los ojos sonriendo-Era la única manera que se me ocurrió para que no te fueras así...

-¿Así como?-la miro molesto.

-Sin despedirte de mi-se acerco y le dio un pequeño beso en los labios, tan suave, tan tierno...-No quiero perderte, pero necesito que estés en conmigo al cien por ciento.

Cuando Lali ya había enterado en su casa Peter por fin reacciono, las mujeres eran extremadamente complicadas, no entendía nada… ¿o si?
Agustín toco y toco al timbre de la casa de Pedro, pero no hubo respuestas “¿Donde estará?" pensó. Saco el celular del bolsillo y marco a Candela.

-Un momento Lali-la interrumpió la flaquita mientras atendía su móvil-¿Bueno Agustín?

-Can... Peter no esta en su casa y su moto tampoco esta por aquí aparcada...

-Comprendo... Bueno ven para aquí si quieres, estamos en la cafétería del parque…

-OK, ahora voy…-y corto la llamada

Lali miro a Candela sabia cuando estaba preocupada, por mucho que intentara disimularlo...

- ¿Donde esta Agustín Candela?-Candela iba a hablar pero Lali la interrumpió-Y no... No me digas que esta con sus padres o en casa de sus tieso o acabando una tarea de clase...-la castaña se mordió el labio-Quiero la verdad...-su voz sonó tan determinante, tan segura que Candela finalmente...

-OK Lali... Mira cuando me llamaste y me contaste lo que había pasado por la noche, pues yo llame a Agustín.-sus dedos se enredaban en su cabello- El y yo habíamos quedado y pues le dije que tenía que hablar contigo a solas y le tuve que contar todo lo de Peter…-Mariana miro con reproche a su amiga-Hay Lali ya sabes que soy mala mintiendo se me nota mucho y bueno, Agustín decidió ir a buscar a Peter. Igual que tu necesitas hablar conmigo, él creyó que Peter necesitaría hablar con alguien....

-¿Pero…?-Lali insistió para que su amiga terminara de hablar…

-Agustín fue al local de ensayo y Peter no estaba allí, luego fue a su casa y tampoco...-Candela leyó la preocupación en Lali-Pero tranquila, él estará bien...

-¿Quizá me he pasado con todo esto?-fue mas una consulta para si mismo que para su amiga- Pero entiéndeme Cande no pienso arriesgar todo mi corazón en una relación con alguien que no esta dispuesto a hacer lo mismo...

-Hay Lali lo se, y te entiendo, pero hay maneras y maneras...-Lali agacho la cabeza-Pero bueno ahora solo nos queda esperar ¿no crees?

-Que remedio...-al ratito la petiza elevo el rostro-Por lo visto a ti te va muy bien con Agustín...

-Nos estamos conociendo, pero es un chico increíble...-Lali la miraba ilusionada-¡Pero ya, ya no hablemos mas de hombres!

Peter bajo de su moto, saco el celular de su bolsillo y escribió un mensaje "necesito hablar contigo urgentemente. Estoy en tu puerta" Volvió a guardar el aparato e intento controlar su rabia mientras esperaba.

Apenas tuvo que esperar cinco minutos cuando Camila apareció junto a el, estaba seria y para nada parecía triunfante como Peter esperaba encontrarla...

-Aquí estoy…-se encontraba parada enfrente de él

-OK, vamos a sentarnos -la condujo hasta un banco en el parque.

-¿De que querías hablar?-consulto la pelirroja una vez que se sentaron.

-De Mariana…

-Antes que digas nada, yo también quería hablar contigo... Y te pido por favor que no me interrumpas...-Peter asintió-Veras al principio creí que Lali iba a ser una mas para ti... Cuando la conocí me cayó muy bien, es más creí que por fin había encontrado a un pequeño grupo de amigas... Incluso un día le conté todo lo que sentía por ti-sus mejillas se tiñeron levemente de colorada- He de admitir que no lo hice solo por desahogarme, pretendía que se alejara de ti... por ambas razones porque pensé que jugarías con ella y no se lo merece y porque estaba celosa del interés que mostrabas por ella... Se que me comporte como una cría celosa, pasando por encima de mis amigas... Dios me siento fatal cada vez que recuerdo todo lo que he intentado, los comentaríos... como intentaba herirla cada vez que nos vemos... Y ayer...-callo un instante-Me pase del todo, tu mirada me lo dijo... La quieres de verdad, es algo serío, no es como las otras... ¿tengo razón??

Peter bajo la mirada-Mira Camila venia dispuesto a gritarte, a recriminarte, a ponerte en tu lugar, pero creo que tu conciencia lo ha hecho por mi... Es cierto que no es como las otras... no quiero perderla y ahora lo se... Se siente horrible... y por eso te entiendo... Pero quiero que entiendas que no volveré a permitirte que te interpongas, ni a ti ni a tu hermano... Y me dará igual que sean como mis hermanos...

-Si puedo hacer algo para arreglarlo...-Camila seguía con la mirada agachada avergonzada.

-No... Me corresponde a mí...-Peter la interrumpió mientras tomaba su móvil para ver la hora que era-Me tengo que ir Cam... nos vemos

Sin darle opción de replica a Camila, Peter se levanto, se monto en su moto y se fue.

Agustín se sentó junto a Candela y Lali, pasaron una tarde agradable, dentro de lo que cabe... Agustín intentaba por sobre todo hacer reír a Lali, al igual que Candela pero había momentos en que Lali parecía estar en otro mundo. Hasta que le llego un mensaje, cuando escucho el sonido del celular dio un pequeño brinco, y lo tomo a toda velocidad, tan rápido que le costo presionar el botón correcto.

"Mi chiquita todo esta arreglado, se que es algo que debería haber hecho antes, pero no quiero perderte, necesito verte... un beso"

A Lali se le ilumino la mirada, Agustín y Candela lo notaron al instante...

-Por fin ese loco dio señales de vida ¿no?-Agus la miraba con una sonrisa enternecida.

Lali sonrío-Si... ya se va haciendo tarde... la verdad tengo algo de hambre-y su sonrisa se amplio-Mejor me voy yendo... Cande te llamo mañana ¿si?-le dio un beso a cada uno y se fue.

Por el corto camino que separaba el parque de su casa, iba escribiéndole un mensaje a Peter. Borro, volvió a escribir, volvió a borrar... ¿Que poner para hacerle ver que ella también lo quería ver pero sin darle a entender que se iba a tirar a sus brazos? Estaba acabando de escribir el mensaje cuando ya estaba en la puerta d su casa.

Peter estaba apoyado sobre su moto-Hola...

Lali se sobresalto, volteo asustada y lo vio allí de pie observándola-Justo estaba a punto de enviarte un mensaje...

-Pues ya que lo has escrito envíamelo....

Lali lo miro unos instantes sin entender nada pero finalmente lo envío. El celular de Peter sonó, el lo saco de su bolsillo y lo leyó...

"Estaré en mi casa esta noche, si quieres puedes cenar conmigo aquí, un beso bebe"

Peter sonrío-¿Sigo siendo tu bebe?

-Dímelo tú…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:45 pm

Capitulo 30


Candela y Agustín caminaban tranquilamente atravesando el parque.

-¿Tu crees que lo arreglaran?-Candela sentía un poco de preocupación por la que era su pareja favorita.

-Pues yo creo que si... el mensaje seguro que era de Peter, y yo creo que ahora mismo deben estar juntos-también era la pareja preferida de Agustín-Pero bueno hay que darle algo de tiempo a este pibe, ¿no ves que no esta acostumbrado a este tipo de relaciones?

Candela lo miro divertida-¿A las que duran más de un fin de semana?

Agustín largo una carcajada-A Las que duran más de una noche-Candela se sumo a la risa-Y bueno tampoco se había topado antes con una chica como Lali...

-¿A que te refieres?-la castaña frunció su ceño

-Pues veras... Peter esta acostumbrado a las chicas que le bailan el agua... Es decir... ella es una chica con carácter, es como es y si Peter la quiere debe quererla tal como es porque no cambiara...-su chica asentía mientra lo escuchaba- Y las chicas que ha conocido Peter siempre han hecho lo que el quería, solo para retenerlo... nunca le lleno ninguna porque las encontraba a todas tan... vacías...

-¿Entonces nunca se ha enamorado?

-Pues que yo sepa, no...-le respondió el rubio luego de pensarlo un segundo-Bueno hasta que conoció a Lali...

Candela dejo entre ver una pequeña sonrisa-¿Crees que esta enamorado?

-Yo creo que si pero aun no lo sabe...-y le regalo una tierna sonrisa porque sabia que ella ama las historias de amor- Oye... toda esta información confidencial sobre mi amigo tiene un precio ¿sabes?

Cande sonrío-¿Ah si? Pues no tengo dinero...

-No estaba pensando en eso...-le rodeo la cintura de una manera muy graciosa.

Candela se paro, le rodeo el cuello con todo brazos, y Agustín recorrió el escaso espacio que separaba su boca de la de ella. ¿Estaría volviendo a confiar en las mujeres? ¿Seria Candela diferente? De momento algo tenía claro, sus besos eran diferentes, algo se le removía dentro cuando ella le besaba...

Lali abrió la puerta de su casa y se hizo a un lado para que Peter pasara, era la primera vez que estaba allí y se dio cuenta que nunca había pensado como seria su casa o su cuarto, pero ahora se moría de curíosidad.

Mariana le fue mostrando el piso poco a poco hasta que llegaron a una puerta con un cartel rojo que ponía "HIVEN: only angels". Peter sonrío al leerlo, Lali abrió la puerta y entro, Peter se quedo en el umbral de la puerta.

-¿No vas a entrar?

-Es que pone que solo pueden entrar solo ángeles...-Peter le señalaba el cartel-Y yo no se...

Lali sonrío-Pero este es mi cielo, y yo decido quien es ángel y quien no-le pico el ojo-Entra...

Peter dio un paso al frente, la habitación de Lali era exactamente como ella, llena de misterío, hadas y brujas por las estanterías, un atrapa sueños colgado del techo, una cama con muchos cojines. Lo observo todo, cada detalle parecía tener su importancia en la visión global.

-Bueno pues ya has visto toda la casa-Lali estaba con una rodilla sobre su cama-Vamos al salón a hablar ¿si?

Peter hubiera preferido quedarse en el cuarto pero no dijo nada, salio del cuarto y se percato que en el cuarto de su hermano junto a la puerta había una guitarra acústica, la tomo total era por una buena causa.

Cuando llego al salón Lali estaba sentada en el sofá y observo a Peter con la guitarra en la mano.

-¿Para que quieres la guitarra de mi hermano?

-Es que iba a esperar a cantártela después de comer o algo así...-se sentó al lado de ella- La compuse el día después de que fuimos a comer a la playa, ¿¿te acuerdas??-Lali sonrío y asintió...-¿Quieres que te la cante y luego hablamos?

-OK Alejandro Sanz... deléitame...

Peter se sentó en la mesa de centro, coloco la guitarra y toco un par de notas comprobando la afinación.

-Bueno... no seas muy dura... la escribí con todo el corazón....-comenzó a tocar unos suaves acordes.....

Será que estoy seguro que no pierdo y cuando dudo te sonrío
Será que tantas noches me han dejado un rastro amargo en el colmillo
Será que resulto ser un acierto que el veneno que te inyecto se aplicara con ternura
Será que te he encontrado que te quiero será solo otra locura
Será que no me asusta estar viviendo, será solo una ratito será eterno
Será que no he dormido y que me aburro en este Talgo que hoy me lleva
Será que he decidido que mi alma está buscando compañera
Será como Dios quiera aunque no exista
Será siempre a mi manera y tú serás protagonista
Será como imagino aunque seguro que será mejor contigo
Será si te adivino y tú te atreves
Será solo si es cierto lo que ofreces
Será que estoy borracho de mi mismo y hoy comprendo
Que solo se es feliz cuando se crece compartiendo
Será que me da igual si me equivoco
Será que no te encuentro que te escojo
Será que ahora que se que no necesito a nadie me completas
Será que en ese espacio que protejo y que es tan mío, tú navegas
Será que cuando me aprietas la mano,
Sospecho que este gusano tal vez ya tenga manzana
Será otro dardo más pero quizás está vez sea diana.


Cuando la canción acabo Lali no sabia que decir, más bien es que las palabras no le salían.

-Di algo Lali…-Peter la miraba nervioso mientras sus dedos golpeaban nervioso la guitarra

Mariana lo miraba atónita-Dios... Es.... es... preciosa... ¿De veras la escribiste para mi...?

Peter sonrío-Bueno para ti y para mi... habla mucho de mi de como era y de como soy cuando estoy contigo....

Lali sacudió la cabeza como si no acabara de creer lo que estaba pasando, sonrío, levanto la mirada y ahí estaba el, anhelando una respuesta algo más escueta, algo como un beso o una cachetada pero Lali sabia que la cachetada no se la merecía, pero el beso... el beso se lo estaba ganando a pulmón.

Le quito la guitarra tomándolo por sorpresa, la apoyo en el suelo e inmediatamente le tomo la cara entre las manos y se acerco hasta casi rozar sus labios...

-Eres tan descaradamente encantador....

Pedro cerró los ojos al igual que ella disfrutando el roce de sus labios-Y tú tan descaradamente hermosa...

Ambos sonrieron y por fin llego el ansiado beso, largo, pasional, lleno de sentimiento y miedo. Miedo al momento en el que el beso se rompiera y comenzaran las palabras... Pero el beso se rompió, Lali se resistió a separarse pero Peter pensaba decirle lo que había venido a decirle...

-Lali he puesto en su lugar a Camila y a Benjamin y he dejado claro cual es tú lugar y cual el suyo y donde está el limite...-Mariana se perdía totalmente en la mirada de él-No volverán a molestar de veras que...

Lali le puso un dedo sobre la boca-Sh... Ya calla... ¡¡¡me vale gorro esos dos!!!-su dedo acariciaba tiernamente los labios de Peter- Solo quiero que estés en esto con todo, a veces puede doler, puedes acabar lastimado, pero poner todo el corazón en juego es la única manera de sentir de verdad...

Peter sonrío, la sentó en sus piernas-Me parece que mi corazón ha entrado enterito en el juego...

-¿Te he dicho alguna vez que me pierde esa sonrisa?

-¿Cual? ¿Está?-él sonrío de vuelta-¿Y yo te he dicho alguna vez que cada vez que me tocas o me miras tiemblo?

-¿Tanto miedo me tienes?-ambos largaron una risilla.

-No tiemblo precisamente por miedo...-de pronto ambos rostros se pusieron serios, las palabras sobraban, se decían mucho más con besos.

Mariana estaba realmente contenta mientras caminaba hacia clase. El fin de semana había resultado algo diferente de lo planeado, pero no del todo desastroso, había puesto a prueba a Peter y el había respondido como esperaba.

Caminaba distraída por las calles rumbo al colegio cuando escucho su nombre a lo lejos, se giro y vio a Benjamin que corría dando grandes zancadas para alcanzarla. ¿Se termino el buen comienzo de semana?
Benjamin llego junto a ella sonriente y algo falto de aire.

Lali sonrío-Respira hombre... si ha sido una carrerita de nada....

Benjamin estaba doblado apretándose un costado-Ja... es que yo ya no estoy para estos trotes morocha...

-Venga no te quejes, enderézate que llegaremos tarde...

Benjamin hizo el esfuerzo, pero aun recorrió unos cuantos metros con la respiración irregular, hasta que su corazón volvió a bombar a la velocidad normal...

-Camila me contó la conversación que tuvo con Peter…-Lali lo miro un segundo y continuo mirando al frente-Tranquila no voy a recriminarte nada, creo que Peter hizo bien... pero era él el que tenia que hacerlo...-la mirada de Lali le mostró una gran sorpresa-¡No me mires así Lali! Ya se que no soy un angelito y es más... Me encanta hacer rabiar a Peter, pero de ahí a intentar que rompan...

- Benjamin no tienes que justificarte... ni a ella tampoco... ya somos mayorcitas...

-No intento justificar a nadie, es más comprendo que la situaciones fuera insostenible... pero creo que no conoces demasiado bien a Camila...

Mariana miro de soslayo su reloj-Llegaremos tarde.... acelera...

Benjamin ignoro el cambio de tema-Mira La, Camila siempre ha sido muy introvertida...y mis padres no ayudan demasiado... digamos que mi madre es muy liberal conmigo, pero mis padres con mi hermana... no le pasan una, y a ella le revienta que yo pueda hacer todo lo que quiera y a ella la tengan medio atada...

Mariana aun miraba al frente-¿Por eso la tienes tan protegida?

Benjamin sonrío-Bueno ya tiene bastante en casa como para aguantar más fuera de ella ¿no crees?-Lali no hizo ningún gesto-Mira Camila solo conoce un mundo... el grupo de música, fue como si la liberara, cuando está en el escenario es tal cual es en realidad, sin timidez... Y bueno se aferra mucho a todos los integrantes del grupo y además Peter es su amor platónico... a veces hace falta que tú amor platónico te quite definitivamente toda esperanza para que uno espabile... ¿no crees?

-Por más que digas que no pretendes justificarla, esto tiene toda la pinta Benja...

Ambos largaron una pequeña risa-OK si intento justificarla, porque la conozco...

-¿Me estás diciendo que me olvide de todo y le vuelva a dirigir la palabra?

-No exactamente...-el rubio se acomodo la mochila que llevaba al hombro-La que te tiene que hablar es ella que fue la que se enojo... pero no se lo pongas tan difícil....

-¿Yo?-Mariana reacciono como si nunca hubiera dicho nada lo que provoco la risa de Benjamin

-¡¡¡Venga Lali!!! Cuando quieres eres un amor pero otras veces...-movió su mano de arriba hacia abajo-Uf que tiemble el mundo con tus enojos ¡¿Eh?!

Lali río sonoramente-OK si a veces soy algo... impulsiva...

-¿Algo?-Benja la miro con los ojos abiertos y Mariana volvió a reír sonoramente.

-¡¡Esta bien!!

Benjamin miro el reloj- Lali... ya llegamos tarde-y le saco la lengua a su compañera

-¡¡Hay no es lunes!! ¡¡¡La hueso nos mata!!!-el rostro de Mariana mostró preocupación-Bueno me mata a mi, tú no se que clase tenias...

-Ingles con la tucán...-Lali sonrío-Estamos de buenas ¿¡Eh?! Bueno ¿que te parece si ya que vamos tarde nos saltamos la primera clase?-Lali lo miro entrecerrando los ojos-¡¡No pienses mal!! Vamos a la panadería compramos unos croissant, pedimos café para llevar y nos sentamos en un banco a desayunar con calma... Cuando acabe la primera clase entramos como si nada...

Lali se lo pensó unos segundos, no había desayunado y tenia hambre, un buen café, un croissant y una charla mejorarían sustancialmente la mañana del lunes.

Lali sonrío-OK vamos...

Ambos entraron a la panadería, entre risas al ver la mirada de reprobación de la panadera. Tenía sus motivos, esa mujer ve a diario y sabia perfectamente las andanzas de sobra de todos los estudiantes que pasaban por la panadería. Cuando ya tenían listo el desayuno, faltaba el sitio...

-Bueno, ¿A dónde vamos?

-Ahí...-Mariana señalo un banco que había debajo de un árbol-Si vamos más lejos seguro que no llegamos ni a la segunda clase....

Benjamin sonrío y la siguió hasta el banco, el café era reconfortante a aquellas horas y el croissant sabio mejor que lo que olía.

-¿Entonces arreglaste todo con Pipu?-el rubio se llevaba su café a los labios para saborearlo

Lali se limpio un poco las migas que le había dejado el croissant-Si... ¿Por que lo llamas siempre Pipu?-había notado varias veces que lo había llamado de esa manera.

-Es la costumbre...-se encogió de hombros-Soy el único que lo llamo así y le molesta por eso lo hago-ambos rieron-Me alegro de que lo hayas arreglado... Eres la única que ha conseguido que siente cabeza ese Don Juan...

Mariana sonrío levemente-Mejor no me hables de las "otras" que ha tenido porque me enciendo....

-No si no han habido otras...-Lali lo miro obviedad-Bueno no como tú...-acepto Amadeo finalmente-Me refiero a que nunca ha tenido una relación seria... que yo recuerde...

-Eso también me lo dijo Agustín…-unas chispitas de croissant se le escaparon de la boca a la morocha.

-Pues si Agustín te lo dijo puedes poner la mano en el fuego...

-¿Por qué lo dices?-le pregunto Mariana luego de tragar el último bocado.

-Pues Peter es algo reservado... bueno muy reservado... Las cosas importantes solo las comenta con él... tienen mucha confianza...

-¿Te molesta que no tenga esa confianza contigo?-a veces a Lali le gustaba hacer de psicóloga

-Al principio un poco pero bueno cada cual es como es...-Benjamin una vez mas se encogió de hombros

-Si supongo....

La conversación no fue para nada incomoda, cosa que extraño a Lali, al fin y al cabo el tema Peter con Benjamin estaba silenciosamente vetado pero resulto ser un chico bastante comprensivo. Incluso fue reconfortante que Benjamin le corroborara la versión de Agustín sobre el pasado de Peter, al fin y al cabo Agustín era su mejor amigo y bien podría mentir por el pero Benjamin no. Benjamin era incómodamente sincero.

-Bueno mi rey ya desayunamos y mira que hora es....-la morocha le mostró la hora que figuraba en el reloj de mano de él-Tenemos que subir ya

-Pues si... A ver que excusa ponemos por haber faltado...

-La misma que pensaba poner si llegaba tarde... "me dormí y no me sonó el despertador"- le estiro una mano para que Benjamin se levantara-Si sigo poniendo esa excusa el equipo de profesores me van regalar uno

-Sinceramente no se como sacas tan buenas notas siendo tan loca

Lali rio de buena gana mientras enfilaban la escalera de entrada.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:46 pm

Capitúlo 31


A Candela le pareció bastante raro que Lali llegara tarde a clase, ni siquiera apareció por el bar para desayunar antes de entrar. Quería hablar con ella pero en la segunda clase no hubo manera, habría que esperar al descanso.

Justo cuando sonó el timbre y comenzaron a levantarse, la secretaria de dirección entro y le paso una nota al profesor.

-Mariana Esposito… ¿Puedes venir un momento?

Lali miro extrañada a Candela-Si claro-se acerco a la mesa-¿Que pasa?

-Me pasaron una nota…-el profesor se la señalo-¿Llegaste tarde está mañana?

Mariana puso su mejor cara de angelito-Si.... es que no me sonó el despertador y me quede dormida-luego se mordió la punta del dedo como si no hubiera roto nunca un plato.

-Bueno, me han pasado una nota de que vayas un momento a hablar con el jefe de estudios ¿OK? Te espera en su despacho

-¿Ahorita?-pregunto desganada la morocha

El profesor coloco una mano sobre el escritorio y enarco una de sus gruesas cejas-¿Tenia alguna cita importante?

Lali agacho la cabeza-No... Pero es que como es el descanso ahora...

-Bueno como ya se tomo el descanso durante la primera hora, creo que podrá prescindir de este señorita...

-Si claro…

Sin más paso por delante de Candela tomo su bolso y salio al pasillo en dirección al despacho del jefe de estudios. Claudio era un hombre de unos cuarenta y cinco años, profesor de ingles antes de convertirse en jefe de estudios, y un hombre inflexible en lo que a puntualidad y normas se refería, aunque parecía tener una especial predilección por Lali, Candela y Rochi. Y es que enfadarse con ellas o castigarlas se le haría difícil a cualquiera, tenían la cara de pena y todo puchero demasiado bien ensayados, y con esas caritas de no haber roto un plato en un su vida manejaban a cualquiera.

Lali toco a la puerta y entro cuando una voz en el interior del despacho le dio paso. Se acerco a la mesa con cara de no saber el motivo de su presencia allí.

-Me dijeron que quería verme....

-Así es, y creo que tú sabes muy bien porque...-Claudio dejo lo que estaba haciendo para prestarle atención a la señorita que tenia en frente

-Si bueno...-Lali jugaba con la manija de su bolso-Es que llegue tarde está mañana...

-Exacto... ya me preguntaba cuanto tardarías...-Mariana actúo como si se sintiera ofendida- Admito que me ha sorprendido que en estás primeras semanas no llegaras tarde ni un solo día.... hasta creí que por fin te habían regalado un despertador nuevo... Pero no es así ¿no?

-Pues la verdad no y alguien debería, porque ese despertador pues toca cuando quiere....

Claudio contuvo una sonrisa-Ya, ya... así que ese maldito despertador otra vez ¿no?-Lali asintió-¡Hay! ¿Que voy a hacer contigo?-Lali lo miro con su mejor carita de pena-Haremos una cosa... por está vez la pasaremos por ser la primera del curso pero a la siguiente que llegues tarde sin autorización de tus padres no me dejaras más salida que castigarte con Dolores a ayudarla a preparar las clases del día siguiente....

A Lali se le abrieron los ojos como platos, pasar más de lo estrictamente obligatorio con la "hueso" era demasiado castigo como para atreverse a llegar tarde otra vez pero por lo menos había zafado de está.

-Gracias...

Cuando Lali estaba a punto de salir ya con la mano en el pomo de la puerta...

-Que casualidad que Benjamin también llego tarde está mañana... ¿no?

Lali volteo a mirarlo-Pues ya ve.. Que casualidad, pero mi despertador le juro que no tiene nada que ver en eso...

Claudio ya no pudo contener una carcajada-OK, OK te creo... Puede ir al descanso.

Lali salio y cerro la puerta, mientras caminaba por todo el pasillo en dirección a las escaleras pensó "gracias a Dios quedan exactamente cinco minutos de descanso", se lo pensó mejor y fue al baño. El truco con Claudio era exactamente lo que hacia ella, no dejarse intimidar, tener poca vergüenza y hacer ver que la culpa no era suya, con la mejor de las excusas o al menos con una divertida.

Cuando llego al baño y acabo de retocarse el pelo y el maquillaje, se acordó de Peter, ¿que estaría haciendo? Seguro que en clase, busco su celular dentro del bolso y cuando finalmente lo encontró vio un mensaje nuevo en la pantalla.

"Hay chiquita necesito mucho café para soportar está clase, mejor me voy para el bar y así te visito en el descanso, un beso preciosa"

¡No Peter había ido a verla! Salio como alma que lleva el diablo hacia las escaleras, las bajo de dos en dos y salio a toda prisa por recepción, justo al salir se choco con alguien sin apenas mirarlo se disculpo y iba a seguir su camino hacia el bar cuando...

-¡Ey, Ey!-la agarro del brazo-Como que discúlpate a ver si miras por donde caminas morocha...

Lali se giro y al verlo sonrío-¡Menso! Te iba a buscar, recién ahorita leí tú mensaje, pero es que no pude bajar antes....

-Bueno salúdame bien al menos ¿no?-Peter se cruzo de brazos-¡¡Me merezco un buen beso después de este atropello!!!

Lali sonrío mientra una risilla se le escapaba-Claro bebe... ¡¡ven aquí!!-lo abrazo y lo beso bajo la mirada de muchos estudiantes que iban de regreso a clase, en especial de las chicas...

Cuando se separaron, Peter se apoyo contra un poste de luz teniendo todavía a Mariana rodeada entre sus brazos-A ver loquita, ¿que hiciste está vez?

Ella puso carita de santa-¿Yo? ¡¡Nada!! No más llegue tarde porque me dormí y ya pues me hicieron ir al despacho del jefe de estudios...

-¡Normal! ¿Tú también llegaste tarde?-Lali lo miro sin comprender- Benjamin también, me lo encontré en el bar mientras te esperaba...

-¡¿Y a él no le hicieron ir a ver a Claudio?!-exclamo frustrada

-Hombre si yo fuera ese tal Claudio también preferiría verte a ti y no a el-Peter le saco la lengua cuando Lali le pego en el hombro.

-Pues si resulta que salí tarde de mi casa y sin desayunar porque de verdad si me quede dormida y me encontré a Benjamin que también llegaba tarde, y al final pues decidimos no ir a la primera hora y así poder desayunar, y me llamaron a dirección ¡y me quede sin descanso!

-¿Te quedaste con Benjamin la primera hora de clase?

Lali le acaricio el brazo intentando tranquilizarlo-Pues si… nada más tomamos café, comimos algo y platicamos... está empeñado en justificar a Camila... en fin...

Peter tras observarla unos instantes para ponerla nerviosa estallo en carcajadas-¡¡Este nunca cambiara, a ver si deja que su hermanita espabile sola!!

-¿Entonces no te enojas?-Mariana parecía totalmente sorprendida

-¿Y porque iba a enojarme?-Pedro la alejo unos centímetros para verla-¿Acaso tú me pondrías el cuerno?

Mariana lo abrazo tan fuerte que casi le impide que respire-¡¡¡Ni loca!!!

-¡¡Entonces ya esta!! Me gustaría que volviéramos a estar bien como al comienzo e ir poco a poco ¿no?

Sonó el timbre y los pocos rezagados que quedaban por ahí abajo comenzaron a subir apresurados las escaleras.

-¡Hay no! ¡No! ¡No! ¡No!-Lali movía las manos desesperada

-¿Qué? ¿Qué? ¿Qué?-cuando Mariana se ponía desesperada, Peter se ponía un toque histérico porque no entendía esos arranques y como podrían terminar.

Los ojos oscuros de Lali estaban llenos de preocupación y sus uñas eran castigadas con la mordedura de los dientes-¡No puedo llegar tarde otra vez!

Pedro al escucharla se llevo ambas manos al rostro para opacar un poco la carcajada que se le escapo de su garganta-¡¡Pues corre!!-le pego una palmada en la cola para que Mariana corra hacia el colegio-¡¡Te llamo luego princesa!!

Lali comenzó a correr cuando estaba a punto de subir los primeros escalones volvió rápidamente a donde estaba Peter, ya de espalda caminando hacia su moto, lo tomo del brazo para que se girara y lo beso tan rápido que Peter apenas pudo reaccionar. Seguido Lali volvió a entrar nuevamente y se perdió por las escaleras dejando a Peter sonriendo.

Por fin Candela encontró el momento adecuado para poder hablar con Lali, era en la clase de química y la profesora no había venido, el sustituto lo único que les dijo era que leyeran el tema dos del libro de texto.

Obviamente un chiquito recién salido de la facultad de pedagogía no iba a conseguir que se quedara con las ganas de hablar con su mejor amiga.

Candela intento que su voz saliera en susurro-¡Ey!... ¡Ey!... ¡¡¡Lali!!! Tenemos que hablar...-señalo al sustituto y Lali comprendió la señal.

Mariana se levanto de su lugar-Perdone...-el sustituto la miro-Es que me olvide el libro de texto....

-OK, pues póngase con su compañera de al lado

Lali junto su mesa a la de Candela y le sonrío, la vieja escusa del olvido del libro. Ambas disimulaban perfectamente que leían y que estaban interesadas en la nueva lección...

Cande se acerco mas al libro para que su susurro llegara al oído de su amiga-A ver loquita cuéntame como es eso de que faltaste a la primera hora y Benjamin también…

Lali hizo lo mismo que su amiga-Hay Cande no me seas mal pensada, me levante tarde y me lo encontré por el camino, como ya llegábamos tarde y pues fuimos a desayunar, se la paso hablando de Camila y poco más...

-Pues tendrías que haber visto la cara de Camila cuando se entero...-Mariana hizo un gesto indicándole a la castaña que contara mas-Bueno luego murmuro algo de ponerle el cuerno a Peter con su hermanito....

Lali se tuvo que tapar la boca ya que la risa se le escapo en un volumen alto-¿En serio?

-¿Y te reís tan tranquila?-a Candela algo no le cerraba-¿Y si le cuenta a Peter?

-Ya me encontré con el y le conté...-Mariana sonrío y Candela la miro un poco dudosa-Tranquila que todo está bien...-le dijo para que cambiara esa cara-Aunque se me está ocurriendo algo...

-No… Lali... no...-la castaña la amenazaba con un dedo-Si estás pensando en dejar que Camila piense eso para dejarla en ridículo creo que no es buena idea, todo mal entendido es peligroso....

Lali puso cara de niña regañada-OK tienes razón... Además Benjamin ha resultado ser un chico con el que se puede hablar... lo tenia por un cerdo machista y creído y míralo... finalmente es humano...

Candela río finalmente-Quizá le de la oportunidad de demostrármelo a mi también... Aunque sinceramente no es que hayamos empezado con buen pie...

-Bueno, ¿y tú que tal con Agustín?-Candela sonrío abiertamente-¡Huy! Esa sonrisa es que muy bien ¿no?

-Pues si la verdad es que si pero es algo callado, en lo que a su pasado amoroso se refiere... Me explico... se que ha tenido malas experiencias pero nunca me cuenta nada... de sus otras novias...

-Bueno Cande, ¿acaso tú le andas contando tus andanzas amorosas...? ¿No se piensa en el presente no? Ahora está contigo...

-¿A ti Peter te cuenta algo de las chicas con las que estuvo?

-Pues si me tengo que fiar de las habladurías no creo que recuerde ni el nombre de la mitad de ellas... Pero por eso mismo, para no hacerme mala sangre, prefiero no pensar en eso...

Candela hacia garabatos en un costado del libro-¿En serio no tienes curiosidad?

-Y si, un poco si...-lo reconoció-Pero no se, no quiero presionarlo para que me cuente nada, quizá más adelante

-Si quizás tienes razón…

-¡Obvio que la tengo!-exclamo la morocha logrando que su amiga riera

En ese momento una bola de papel golpeo la cabeza de Mariana…

-¡Auch! ¡¿Pero quien....?!-levanto la mirada y vio a Rochi riéndose al otro lado de la clase, abrió la nota.

"¡Ey cotillas! ¿Quedamos está tarde para ir de Shopping o para cualquier cosa que me saque de casa de mi padre un rato?"

Lali le mostró la nota a Candela que hizo una señal positiva. Camila observaba todo desde su asiento, se sentía excluida, rechazada pero sabia que ella se lo había buscado, al fin y al cabo ellas tres eran como hermanas y ella la nueva que además se peleo con una de ellas...

Lo que Camila no esperaba era que Candela la invitara de camino a casa, se pregunto si Lali lo sabría y había estado de acuerdo o si seria una "agradable sorpresa" pero bueno de todas maneras le apetecía y Candela le prometió ayudarla con un cambio de look, así que acepto.

Cada una se fue a su casa a comer y quedaron en verse a las cuatro en casa de Lali que era la que más cerca vivía del centro comercial. Mariana aprovecho el tiempo en su casa para llamar a Peter.

Peter estaba recostado en el sofá con su guitarra en las manos desde que había conocido a Lali su inspiración había aumentado un veinte por ciento. Escucho su celular sonar, se incorporo y contesto sin mirar, no le hacia falta estaba seguro de quien era...

-¿Qué tal preciosa?

-Bien bebe ¿y tú? ¿Que hacías?

-Vagancia... ¿que tal acabaron las clases?-volvió a recostarse en el sofá

-Bien... Sin incidencias… Por cierto, siento no haber podido pasar un rato contigo, encima que vienes hasta el colegio...

-No importa, no es tú culpa... Bueno un poquito... ¡¡te regalare un despertador!!-Pedro sonrío al escuchar la risa de Mariana al otro lado del teléfono, amaba su risa.

-Oye he quedado con las chicas para ir de Shopping, te veré luego en el gym ¿OK?

-OK, pero cómprate una minifalda de esas que me gustan…-pudo imaginarse que Mariana se ponía colorada…

Lali sabía que Peter se mordía el labio recordando las minifaldas-Te gustan a ti y al resto de los chicos ¿no?

-Tienes razón...-Mariana sonrío porque le toco su punto débil-Unos jeans largos serán mejores

-Bueno te dejo, me quiero duchar antes de salir, nos vemos luego, un beso bebe

-Un beso guapa...

Lali hizo exactamente lo que dijo, se ducho rápido, eligió la ropa más cómoda para unas cuantas horas dando vueltas por el centro comercial y cuando miro el reloj vio que ya eran casi las cuatro.

Acabo de meter algunas cosas en su bolso y bajo de dos en dos las escaleras, intentando demostrar que el que ella siempre llegara tarde no era una ley matemática, aunque cuando llego abajo Candela y Rochi la miraban divertidas por su infructuoso esfuerzo, pero había alguien más junto a Candela... ¿Camila? Que sorpresa más.... ¿agradable?

Lali abrió la reja de entrada y se reunió con las chicas-La próxima serré puntual

-Si claro…-Rocío estiro la O sabiendo que eso jamás sucediera-¿Como las ultimas veinte veces?

-¡¡Pues si lo saben para que son tan puntúales!-se quejo la petiza luego de saludar a cada una

Lali no le dio importancia a la presencia de Camila y las cuatro fueron caminando al centro comercial, iba a ser una tarde interesante.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:46 pm

Capitulo 32


Lali removía entre las estanterías de una de sus tiendas favoritas junto a Rochi, le encantaba toda la ropa pero el presupuesto no era el de Paris Hilton así que tendría que encontrar la prenda adecuada, esa que pudiera combinar con todo y a la vez le encantara.

Mientras algunas estanterías más alejadas Candela había dejado su vena de compradora compulsiva y no hacia más que mostrarle camisetas, faldas y jeans a Camila.

-Cande en serio yo no creo que esto a mi me sentara bien...-la pelirroja miraba a una remera ajustada en la zona de los pechos como si fuera lo mas asqueroso del mundo

-Bueno a ver... déjame hacerme una idea... ¿Que tipo de ropa te gusta? no se... Dime alguien a quien admires por su forma de vestir...

Camila se lo pensó unos instantes y en voz baja dijo- Lali...-Candela la miro sorprendida-No se me gusta como combina todo los colores, no le da miedo ponerse colores llamativos ni minifaldas híper cortas o escotes... cuando va a clase va muy "sport" pero nunca pierde ese punto que le da a la ropa...

-Hay Cami eso solo se da con el tiempo... ¿Te cuento algo?-la pelirroja asintió- Al principio el papa de Lali no quería que vistiera así, y Lali se paso como seis meses saliendo medía hora antes de clase solo para poder venir a mi casa y cambiarse de ropa... finalmente sus padres se dieron cuenta que era un caso perdido y la dejaron ponerse lo que quisiera....

-¿Ósea que no siempre vistió así?

-Bueno Cam nadie nace vistiendo así... No se si yo a los quince años le hubiera dicho a mi padre que quería minifaldas...-ambas sonrieron…

-OK pues... comencemos a mirar ropa...

Tampoco es que tuvieran tiempo de sobra, a las seis y medía comenzaba la clase de aerobic. Pasaron por varias tiendas, todas en la misma tienda pero en dos grupos diferenciados... Lali y Rochi por un lado y Camila y Candela por otro, las pocas veces que se habían encontrado así cara a cara habían sido en probadores o a la hora de pagar.

Después de varias tiendas de moda finalmente acabaron en el store de Nike, a Lali le apetecía comprarse ropa nueva para el gimnasio y Camila aprovecho para encontrar algo que le asentara bien a ella.

Mientras las chicas alimentaban el consumismo Agustín y Peter las esperaban sentados en la cafetería del gym.

-Como lo oyes... Benjamin y Lali se saltaron la primera hora de clases juntos...

-Te veo muy tranquilo bro…-Agus revisaba su celular…

-Bueno, no me preocupa en exceso...-Peter miraba hacia la puerta verificando si las chicas habían llegado- Creo que Benjamin ya por fin comprendió, según Lali se la paso intentando redimir a Camila frente a ella...

Agustín guardo su celular dentro de su mochila-¿Y el resultado es?

-Lali es un amor pero ya ves el genio que tiene.... quien la hace la paga y supongo que en cuanto se vengue de Camila la perdonara...

-Mira Peter una venganza de Lali o de Cande tiene que ser para echarse a temblar...

Pedro largo una carcajada-Hay si… Pues ya sabes no nos queda otra que volvernos dos angelitos...

Ahora era Agustín quien largaba una carcajada-Yo ya soy un angelito en todo casi-Peter le hizo un que hambre-Pero Lali es una i-d-o-la ¡¡¡Te domo!!!

-No me domo...-a Pedro ya le salía el orgullo machista-Simplemente no necesito nada más que ella... Es así de sencillo... Me llena en todo...

-¿En todo?.... ¿Todo?-el rubio se reincorporo mejor en su asiento

-Si te refieres a si me he acostado con ella... la respuesta es no...-Agustín no lo creía-¡Es virgen pibe! Necesita tiempo y todo eso... yo la entiendo...

-En mi vida creí escucharte decir algo así....

-Hombre también me transmite respeto... ya sabes ser el primero... hacerle daño y todo... pero ya llegara... ¿que acaso tú y Candela ya?-ahora el que lo miraba inquisidoramente era Peter a Agus.

-No, no...-no tardo en negar-Llevamos menos tiempo que ustedes, apenas unas semanas y bueno aun no le pregunte ni nada pero me da que ella también es virgen....

-Pues estamos en las mismas...-ambos se dejaron caer en sus respectivas sillas-Aunque si te soy sincero, así cuando estamos solos en su casa o en la mía... como que me cuesta horrores contenerme...

-Dímelo a mi…Oye...-Peter lo miro-Parecemos chicas contándonos nuestras intimidades sexuales…

Se miraron unos segundos y las risas no tardaron en llegar, se conocían desde hace tantos años que no les da vergüenza hablar de esos temas pero tienes que cuidar su imagen de “macho ganador”

-Hablando de chicas… ¿Donde se habrán metido?...-Peter miraba el reloj impaciente- Falta solo medía hora para la clase...

Agustín jugaba con un papel que había sobre la mesa-Son mujeres... ir de compras es como un ritual... llegaran tarde seguro...

Dicho esto, aparecieron Candela, Lali y Camila corriendo casi sin aliento, Lali se desplomo sobre las piernas de Peter, quien reía del poco soporte que tenía su chica.

-¡¡Ya chiquita!! ¿Me parece que no te hace falta gym hoy eh? ¿Ya viniste calentando o algo?

-No... Pero...-dejo de hablar unos segundos para recuperar el aliento-Hay… vimos que se nos hacia tarde...

Agustín husmeaba en las bolsas de Candela-¿Compraron mucho? A ver…

-¡Hay ya!-Cande le arrebato la bolsa a su chico-¡Entremos que tengo ganas de estrenar ropa!

-Vamos al gimnasio no aun boliche Cande-Peter la miraba extrañado porque la flaca movía sus piernas delgadas impacientemente.

-A ver si te crees que vamos tan divinas a aerobic por pura casualidad mi rey-y ella sonrío victoriosa porque lo dejo sin respuesta.

Entraron al gym, Camila iba más callada de lo normal y se entretuvo organizando su taquilla por lo que salio más tarde que Candela y Mariana del vestuario. Tan tarde salio que tuvo que subir las escaleras de dos en dos porque ya estaba comenzando a sonar la música.

La sorpresa de la clase se la llevo Lali cuando vio que Camila llevaba exactamente el mismo modelito que ella, lo único que cambiaba eran las deportivas pero la calza y la camiseta eran idénticas. La mirada de la petiza fue matadora, la recorrió de arriba a abajo y Camila comenzó a notar como su rostro se enrojecía, se coloco al lado de Candela y comenzó a seguir a la profesora.

Mariana le hizo seña a Candela para que se le acercara-¿Me puedes explicar esto?

-Hay no, a mi no me mires así, yo no tuve nada que ver…-Lali la miraba amenazante-Ya bastante atareada estaba encontrando ropa para mi como para también encontrarle algo para ella... Aunque mírense-Lali miro al espejo que tenia enfrente-Así vestiditas iguales parece como si yo fuera la cantante principal y ustedes mi coro…-la única respuesta que obtuvo Candela fue un golpe en el brazo.

Juan Pedro y Agustín observaron desde fuera la escena y se miraron como diciéndose "desterraron el hacha"

Nada más terminar la clase de aerobic, Lali ni siquiera se cambio para ir un rato a la piscina, fue directamente a la ducha. Peter la esperaba en la puerta del vestuario, llevaba como unos cinco minutos y nada. Candela entro poco después y encontró a Lali atándose las botas y con la bolsa preparada para volver a casa. Se sentó junto a ella y la observo

-Vamos Lali... no es tan grave...

Mariana ni siquiera levanto la mirada-Cande ¿recuerdas aquella vez que nuestras madres nos compraron el mismo conjunto y resulto que nos lo pusimos el mismo día? Tendríamos unos tres años...-Candela sonrío-¿Recuerdas que estuvimos sin hablarnos dos días?

-Jaja si, ¡¡pero éramos dos niñas Lali!!

-Ja…-y la sonrisa irónica hizo que a Candela se le borrara la suya-No me digas eso ni me llames exagerada porque sabes perfectamente que es horrible aparecer en un sitio publico con el mismo conjunto que otra persona y si encima esa persona no es santo de tú idolatría...-se paro de la banca para acomodarse la remera-Mira la verdad solo quiero irme ¿OK?
Estoy cansada, hoy no hemos parado y me muero de hambre... Hablamos luego por el Messenger ¿OK?

Lali se levanto, tomo su bolsa y salio como una bala del vestuario casi tirando al suelo a Camila que venia entrando, tan rápido salio que Peter tuvo que pegarse una pequeña carrera para alcanzarla ya en el jardín exterior.

-Lali...-tomándola del brazo-¡¡Lali, chiquita ya párale!!

Mariana volteo-¡¿Qué?!

-Ya Lali no te pongas así... fue una tontería...

Mariana intento zafarse del brazo de Peter-¿Si? ¡Pues déjame a mi con mis tonterías! ¡¿OK?!

Peter lejos de soltarla la tomo por la cintura-Ey, Ey... Ya Lali, mírame...-Lali lo miro a los ojos-Te entiendo... En serio... Pero no quiero verte así tan brava... y mucho menos conmigo....

Mariana suavizo la mirada-Lo siento... tú no tienes nada que ver... pero es que...-con sus manos hizo como si apretara algo- ¡¡Hay no puedo más!! ¡¡No puedo con ella!! Es como una mosca que me ronda en todo momento.... Intento ignorarla y ahí está cualquier pavada de las suyas para recordarme que existe...

-Lali yo creo que te admira más de lo que tú crees...-Pedro le acariciaba la cintura-No se... quizá quiera parecerse más a ti...

-¡Hay si seguro!...-ella extendió sus manos exagerando-Debe ser eso... porque mi teoría de que solo pretende molestarme es muy disparatada ¡¿no?!

-¿No debería tener una conversación con ella?

-¡¡ ¿Conversación?!!-nada le quitaría la histeria que tenia encima-Ah... si, pero sin palabras... veras que divertido.....

-Me das miedo hablando así ¡¡ ¿eh?!!-a Peter ya le estaba comenzando a molestar esta situación-

Lali inmediatamente lo abrazo-Hay bebe, dejemos el tema ¿si?-le regalo una pequeña sonrisa- ¿Me acompañas a casa???

-OK... dejamos el tema…-Pedro dejo escapar un pequeño suspiro-Y claro que te acompaño a casa, ¿¿en moto o caminando??

Lali sonrío-En moto...

Peter le acaricio el pelo, cosa que Mariana disfrutaba-¿Está cansada la señorita?-la sonrisa que Peter hizo derritió por completo a Mariana-Vamos...-tomo a Lali de la mano pero ella no se movió-¿Que pasa??

Se acerco a su boca a escaso centímetros-Esto...-le dio un apasionado beso que dejo a Peter casi sin respiración-Ahora si podemos irnos...

Camila acababa de cambiarse mientras Candela y Agustín la esperaban a la salida, cuando por fin se reunieron los tres, caminaron un largo rato en silencio.

-Creo que Lali se molesto ¿no?-la Amadeo mediana rompió el silencio.

-Mas bien-Agus cuando quería era muy directo-Pero bueno Camila yo de cosas de mujeres entiendo más bien poquito...

-Bueno Cami es que en un lugar publico llevar exactamente el mismo modelito que otra persona, pues molesta bastante…-Camila agacho la mirada-Además que Lali se lo había comprado también hoy y pues le hacia ilusión estrenarlo...

-Pero es que yo no sabia que ella se había comprado el mismo...-elevo la mirada para defenderse-A mi me lo enseño la vendedora... ¡¿Además porque soy yo la que se ha copiado?! ¡¿Por que no puede ser ella la que se compro el mismo que yo?!

-Eso da igual Camila...-Cande de una u otra manera siempre defendería a su mejor amiga- Además según está la relación entre ustedes pues imagínate...

Camila se acomodo el bolso que se le caía del hombro-Pues yo no lo he visto tan grave... Más bien esto es digno de niñas de cinco años...

-Bueno Cam por el bien y la paz de todos no le eches más leña al fuego... ¿OK?-Agustín tenia que ponerle un alto porque si no todo se descarrilaba.

Lali aprovecho el rato después de cenar para conectarse y hablar un rato con Cande, apenas se conecto vio el Nick de su amiga indicando que estaba online.

Lali: ¡¡Hola loca!!

Cande: ¿De mejor humor ya?

Lali: Hay lo siento de veras, estuve muy borde...

Candela: Un poquito pero te entiendo...

Lali: ¿¿Comento algo la santita??

Candela: Jaja algo... Algo así como que porque suponíamos que era ella la que se había copiado y no tú...

Lali: Pues porque ella nunca ha vestido así y yo si... pero bueno que esto se acabo Terito, ya le aguante demasiadas a la monjita está...

Candela: ¿Que estás tramando petiza?

Lali: Pues así nada especifico pero te juro que yo ya no me muerdo más la lengua... y si el bautizo le pareció demasiado, que espere lo que se le viene... va a pasar más horas castiga que en su casa....

Cande: Lali no te pases, no te metas en sus estudios... si quieres vengarte ¿OK? yo te ayudo, ya sabes que cuentas conmigo y con Rochi, pero fuera de clase...

Lali: Si... puede que tengas razón... pero veras que va a ser muy divertido....

Cande: Hay Dios... ¿¿Ya ni Peter consigue quitarte lo brava??

Lali: Si me lo quito pero él ya no está aquí

Cande: Jaja venga va, tienes razón será divertido, llevamos unos días demasiado tranquilas...

Lali: Yo pienso algo está noche y ya mañana hablamos las tres…Bueno amigui te dejo que me muero de sueño y aun quiero hablar un poquito con Peter...

Cande: Jaja ¡¡¡que bonito es l'amour!!!

Lali: ¡¡Va!! ¿¿¿Dime que tú no estás hablando con Agustincito???

Cande: Jaja, si ¡¡nos vemos mañana loquita!!

Seguidamente Lali cerró la conversación con Candela y le abrió una a Peter.

Lali: Pitt… bebe... ¿¿estás ahí??

Peter: Obvio… Ya te tardabas en decirme aunque sea hola

Lali: Hay perdona es que estaba hablando con Cande...

Peter: Mucho peligro son las dos juntas ¿¿eh??

Lali: Jaja no es para tanto...

Peter: Oye chiquita... mañana por la tarde se cancelo el ensayo... ¿podemos pasar la tarde juntos?

Lali: ¡¡Claro bebe!!

Peter: Perfecto…Tengo ganas de estar contigo sin interrupciones ni peleas...

Lali: No te prometo nada pero lo intentare... Bueno bebe me voy a dormir que estoy muerta....

Peter: OK... descansa preciosa... mañana te llamo... un besazo... o unos cuantos...

Lali: Mejor unos cuantos…Un beso bebe buenas noches

Mariana apago la PC y se metió directamente a la cama, encendió la TV para ver si el aburrimiento de programación que había la ayudaba a dormirse pero más que prestarle atención a la TV le daba vueltas a la cabeza y analizaba ideas que iban apareciendo, ya habían conocido a la Lali tranquilita, pero eso se acabo... Aunque Peter consiguiera apaciguarla a ratos, cuando el no estaba... Ya se sabe cuando se va el gato los ratones bailan.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 2:47 pm

Capitulo 33


Por la mañana Rochi, Candela y Lali iban bastante más rezagadas del resto, Nico, Benja y Camila iban adelante charlando algunos temas de la banda.

-¡¡¡Pero eso es una broma de nada Lali!!!-Rocío bufaba decepcionada-Yo me esperaba algo más serio... ¡¡más digno de nosotras!!

-Bueno Rochi esto es un aviso, vamos abriendo boca para lo que venga a continuación, sobre todo no pueden quedar pruebas de que fuimos nosotras...

-Esta hecho a ordenador... no creo que venga el CSI para investigar la tinta y el papel ¿no?-la única rubia miraba los papeles que tenia en sus manos-Además lo poco escrito a mano lo escribió mi padre-sonrío victoriosa-Le encantan las bromas

-Hay a mi me di como cosilla Lali, dijimos que nada de meternos en sus estudios...-Cande se mordía uno de sus dedos un poco asustada

Mariana se quito un mechón del cabello que le cubría la vista-¡Jo! Es que ando escasa de imaginación y pues por mucho que pensé todo iba relacionado con las clases...

-Lastima que el hermanito este tan cerquita... si no lo tuviéramos en la clase de al lado seria más divertido porque así no tendría a quien quejarse...-Rocío disfrutaba mucho de hacer bromas- ¡Oye! Me traje la camera, ¿le saco una fotito cuando se entere? ¡¡Y la colgamos en Internet!!

-¿Lo tuyo es ensañarse no?-Mariana reía a carcajadas por las ideas que se le ocurrían a su amiga

Cande en cambio se mordía un dedo distinto al escucharlas-Hay no... Por favor...

-No Rochi... no hay que pasarse, lo de Internet es la segunda fase del plan...-la castaña rodó los ojos desesperada-A esta se le van a quitar las ganas de molestarme...

-Lali... Deberías hablar así cara a cara con ella, aclararlo todo, es mi opinión-Vetrano intentaría evitar como sea que sus amigas hagan sus bromas

-Y lo are... pero primero las bromitas ¿si?-Candela bufo y Mariana le saco la lengua

-Conociendo a la monjita le ira con el cuento a Peter...-Rocío desde donde estaba miraba con recelo a Camila

-¿Creen que se enfadara mucho conmigo?-ese tema si le preocupaba a Esposito y Candela intentaria calmarla

-Hombre no creo... y si se enoja pues nada le pones carita de buena, un par de besitos y ale...

-¿Así arreglas tú las cosas con Agustín?-Rocío miraba divertida a Candela que se puso colorada al instante

Llegaron a clase y dejaron sus bolsas en sus respectivos lugares, aunque como aun faltaban cinco minutos para el comienzo, todos los pasillos eran un mar de gente que iba de clase en clase saludándose y hablando.

Lali le pico el ojo a Candela, era la señal: la venganza comenzaba.

Candela se acerco a Camila que estaba en su mesa-Ey ¿me acompañas al baño?

-Eh…Bueno…Vamos…

Ambas salieron en dirección al baño, Lali le hizo un gesto a Rochi desde la puerta, y esta se apresuro a tomar la carpeta de Camila, rebusco hasta el separador donde ponía "matemáticas" y ahí estaban todo ejercicios del día de hoy, saco los ejercicios correctos y coloco los ejercicios que Rocío había echo... volvió a dejar todo como estaba y regreso a su mesa al otro extremo de la clase junto con Lali, aparentando que charlaban del programa de anoche.

Camila y Candela regresaron justo cuando la "hueso" entraba por la puerta.

-Señoritas... perdón por interrumpirlas-Dolores era muy irónica con sus alumnos-Entren...-cerro la puerta tras de ella-Bien, vallan pasando todos los ejercicios que les di ayer hacia adelante y mientras corrijo quiero que comiencen con los ejercicios de la pagina treinta, quiero los seis ejercicios para mañana, tienen todo el rato de clase así que a comenzar...

Desde atrás de todo fueron pasando sus ejercicios hacia adelante como si nada, incluida Camila. Y cuando ya todo estuvo sobre la mesa de la "hueso", comenzaron a realizar los ejercicios en absoluto silencio, y es que con Dolores nadie se la jugaba...

Paso un largo rato donde se sucedieron las miradas entre Candela, Lali y Rochi pero nadie sospecharía nunca de ellas, mientras habían pegado el cambiazo el resto de la clase se la paso hablando y distraído, a nadie le importaba que hacia el resto.

Debían llevar unos veinte minutos trabajando cuando el rostro de Dolores se ensombreció...

-Camila Valezka Amadeo-Camila levanto la cabeza-Venga un momento hasta aquí por favor....

Camila avanzo con recelo, y es que la voz de Dolores no había sonado para nada amigable y tampoco parecía que le fuera a felicitar por unos excelentes ejercicios... Se coloco frente a la mesa

-¿Le parece graciosa mi asignatura?-Camila negó con la cabeza-Pues ahora mismo tome estos ejercicios y vaya al despacho de Claudio a explicarle su peculiar visión de las matemáticas y su interés por hacerme perder el tiempo...

Camila se quedo boquiabierta al tomar la hoja de ejercicios-Pero es que yo no...

Dolores se levanto de su asiento-¡¡Es que nada!! Le he dicho que vaya al despacho de Claudio así que no se que hace aun delante mío....

A Camila hasta le temblaban las piernas, Rochi hubiese jurado que estaba al borde de las lágrimas. Camila salio de clase y camino lentamente hasta el despacho de Claudio, sin saber muy bien que le iba a explicar... Alguien le había gastado una broma pesada... muy pesada. Llego a la puerta y toco dos veces, Claudio dio paso desde el interior y Camila respiro hondo antes de entrar.

-¿Si?-Claudio tenía la vista fija en unos papeles

-Es que la profesora Dolores me ha enviado a que le explique esto....-dejo los ejercicios sobre la mesa de Claudio.

Claudio observo la hoja, leyó y releyó los ejercicios intentando ocultar su sonrisa.

-Bueno pues explícame....

-Yo es que... ¡¡es que yo no hice eso!! ¡¡Yo hice los ejercicios bien de veras!!-Camila no entendía nada-Pero esos estaban en mi carpeta... yo es que....

Claudio noto que Camila estaba al borde de las lagrimas-Bueno, bueno... pues todo esto tiene pinta de broma... ¿no tienes ni idea de quien pudo haber hecho esto?

Camila pensó unos instantes... no sabia si era mejor hablar o no, pero tenia una ligera impresión de quien había sido-Pues la verdad... no se...

-OK... pues te vas a quedar aquí el resto de la clase y volverás a hacer bien tus ejercicios... después hablare con la profesora Dolores.

Camila asintió y se sentó frente a un papel en blanco, estaba enojada, segura de que Lali y Rochi tenían algo que ver con todo esto...

La clase acababa de terminar, Dolores estaba en una de las mesas al final de la clase ayudando a un alumno con un ejercicio. Aprovechando que Dolores estaba de espalda, Rochi introdujo los ejercicios reales de Camila entre la pila de hojas de la profesora y volvió inmediatamente a su sitio.

Después de una mañana bastante tensa, todos regresaban a casa tal y como habían llegado, en dos grupos.

-¿Nos hemos pasado?-a la rubia le comenzaba a pesar la conciencia

-Bueno no se, hemos devuelto los ejercicios y bueno su único castigo ha sido una hora con Claudio...-Mariana intentaba sacarle peso a la situación-No ha sido para tanto.

-Hay no se...-Candela todavía seguía mordiéndose las uñas por los nervios-Bueno a lo hecho pecho ¿no?

Rocío se detuvo en la casa de la petiza-¿Creen que le habrá dicho algo a su hermanito?

-Sinceramente no creo...-Mariana volteo a mirar a los Amadeo que hablaban con Nico un poco mas adelante-Mírenlos… hablan de futbol como si nada...

Lali era la primera en llegar a su casa, se despidió de todos y recibió una larga mirada por parte de Camila, estaba claro que sabia que había sido ella, pero Lali nunca confesaría, no había pruebas....

Camila daba vueltas como loca por su habitación, victima de una nueva bromita y con el amor propio destrozado. Pero ella no tenia tanta imaginación como Lali y sus amigas, y lo por de todo era que estaba convencida de que Candela había tenido algo que ver. ¿Candela? Camila había confiado en ella, que tonta había sido al pensar que la mejor amiga de Mariana seria imparcial en esto.

Se dejo caer en la cama sopesando muy seriamente una charla cara a cara con Lali. Camila ya había aceptado lo de Peter, pero aun así nada podía hacer ella: él se enamoro y ella le correspondió... ya no había manera de remediar eso... Y es que lo de la ropa de aerobic había sido algo totalmente inesperado, no lo hizo adrede, simplemente se quedo helada cuando vio a Mariana poniéndose esa ropa, ¿y que podía hacer ella si solo tenía lo que se había comprado para ponerse? ¿No ir a clase de aerobic?

La que se llevaba la peor parte de toda esta situación era ella, al fin y al cabo Lali tiene a Candela y Rocío... y a Peter... ¿Y ella? A su hermano y a Bianca (que apenas conversaba de temas interesantes, ¡¡era solo una niña!!)

Tras muchísimas vueltas en la cama, decidió que ya era hora de arreglar todo de una vez por todas, ella la cago, ella tenia que arreglarlo...

Lali nunca supo la suerte que tenia al estar sola en su casa el ochenta por ciento del tiempo, hasta que conoció a Peter. Sus padres y su hermano estaban en el trabajo y no volverían hasta tarde... y allí estaban los dos con una casa vacía y sacándole partido al sofá...

Peter recostó a Lali sobre el sofá para poder acomodarse sobre ella, la beso durante un largo rato, inspeccionando una boca que cada vez que la besaba le parecía totalmente nueva... pero tras unos largos minutos su boca decidió buscar el cuello de ella, recorrer cada centímetro, desde la oreja hasta la clavícula, la respiración acelerada de Mariana le indicaba que iba por buen camino.

Pero todas esas sensaciones, todo ese calor en su cuerpo, los escalofríos... y el deseo, eran algo totalmente nuevo para Lali. Todo era tan lento y delicado que parecía que el mundo se había parado para ellos. Y aunque era increíblemente placentero y excitante, a la vez le parecía aterrador... ¿Como podría parar? ¿Querría parar? ¿Estaba preparada? ¿Peter esperaría?

Tantas preguntas le recorrían la mente inundándola en dudas que ni cuenta se había dado de que las manos suaves de Peter recorrían su cintura bajo la camiseta, le gustaba el tacto de su piel pero le hacia cosquillas...

Y a eso se refría... cada instante en que se decidía a parar a Peter, él hacia algo que la apartaba de sus pensamientos y la hacia perderse en todas las sensaciones que le provocaba... Lali se removió bajo el cuerpo de Pedro, tratando de incorporarlo...

Peter tenia la boca aun sobre el cuello de ella-¿Chiquita estás bien? ¿Ocurre algo?

-No... Es que...-estaba visiblemente nerviosa-Yo... Puede que venga alguien y...

Peter se aparto de su cuello para poder mirarla a sus ojos, la conversación había llegado-Lali... no vamos a hacer nada que tú no quieras... si quieres paramos ya... no hay problema...

Lali inspeccionaba sus ojos, cada vez que lo miraba así le infundía una total tranquilidad y confianza, pero...

Pedro sonrío al intuir sus dudas-¿No sabes si estas preparada verdad?-Lali asintió-Pero no tenemos porque hacerlo. Pararemos en cuanto tú digas...

Peter beso suavemente su cuello, recorriendo con su lengua el camino que separaba su hombro de la oreja, paro y la volvió a mirar

-¿Te gusta esto?-Lali asintió y Peter comenzó a besarle el lóbulo de la oreja-¿Y esto?

Lali sonrío y apenas pudo susurrar-Si

Peter comenzó a acariciar el costado de Lali bajo la ropa, ella sonría...

-¿Y esto?

-Me encanta pero me haces cosquillas...

-Lali... no soy de fuego...-en el rostro de Mariana todavía quedaban rastros de miedo-Puedes tocarme... pruébalo, inspecciona mi cuerpo, prueba a ver lo que me gusta que me hagas...

Lali empezaba a olvidar los nervios, y lo que era mucho más importante, la vergüenza. Peter se quito la camiseta, dejando su perfecto torso desnudo. Lali recorrió con sus manos los marcados músculos de su pecho y abdomen. Dejo a su boca guiarla y la llevo hasta el cuello de Peter, haciéndole exactamente lo mismo que él le había hecho momentos antes, un suspiro de Peter le indico que le provocaba lo mismo que él a ella.

Pedro la abrazo de la cintura y se dio la vuelta dejando a Lali encima de él-Cambio...

Lali acabo quitándose la camiseta después de unas cuantas caricias de Peter, él la observo de arriba a abajo un buen rato. Era increíble tenerla así, medio desnuda sobre el... sonrío e instintivamente movió las caderas. Lali noto el roce de algo duro debajo de ella, miro a Peter, sabía exactamente lo que era...

-Peter... yo no estoy preparada...-Mariana de a poco se separaba de su chico-No se si debemos seguir y luego dejarte así...

-Sh…-Pedro le puso un dedo en los labios para impedir que siguiera hablando-Mira, muévete un poco, mueve tus caderas solo un poco...

Lali le hizo caso, lentamente se movió un poco sobre el y Dios... lo que comenzó a notar le encanto... era algo indescriptible...

-Te prometo que no me voy a quitar los pantalones ni te los voy a quitar a ti...es más, ahora mismo me muero por quitarse el sujetador... pero no lo are...

Lali no le dio tiempo a decir nada más, cuando fue ella misma la que se quito el sujetado dejando a Peter pretrificado.

-Ahora estamos en igualdad de condiciones...-sonrío y tiro el sujetador un poquito lejos-No seria justo… Tu sin camiseta y yo medio vestida... ¿no?

Mientras se besaban devorándose, Peter guiaba las caderas de Lali sobre él, cierto que estaban vestidos de cintura para abajo... pero aun así el placer era enorme. Peter pensó por un momento como seria la primera vez con ella pero prefería estar así por el momento, le daba pavor hacerle daño... y los suspiros y gemidos de Mariana le indicaban que en esos momentos ella no sentía nada de dolor.

Tras un largo rato de disminuir y aumentar la velocidad, Lali comenzó a respirar mucho más rápido y sus gemidos eran más frecuentes, se removió entre sus brazos de Pedro y finalmente se dejo caer sobre su pecho agotada. Peter sonrío... no lo habían hecho pero habían conseguido el mismo resultado...

Cuando Lali se repuso un poco, levanto avergonzada la mirada y ahí estaba Peter sonriéndole, acariciando su espalda, y aun moviendo lentamente sus caderas...

Peter le hablaba en susurros-¿Como te sientes?

Lali tenia aun la respiración medio entre cortada-En el cielo... ¿pero tú?

Pedro al escucharla sonrío-Pues yo... estoy contigo en el cielo también... pero deja de moverte así o me tendré que ir a mi casa sin pantalones...

-Pero no…-Lali se separo de golpe-No puedo dejarte así...-torció sus labios en forma de puchero-No es justo...

-Lali... Ya dijimos que no lo haríamos y créeme que estoy mucho más que satisfecho....

-Espérame...No te muevas-se levanto salio del salón y volvió con un buen trozo de papel higiénico-¿Esto servirá para que no te manches?

Verla semi desnuda, con su carita de ángel frente a él le causo mucha ternura-Si... claro que si...-tomo el papel y lo coloco dentro de sus pantalones, una vez hecho esto Lali volvió a la posición en la que estaba.

Mariana le dejo el mando a Pedro, que con las manos en sus caderas aumentaba por momentos la velocidad hasta que no pudo aguantar más.

Ambos se quedaron largo rato abrazados, Lali no podía creerlo, no lo habían hecho, ¿o si? Pero ella seguía siendo virgen... aunque conocía el placer del sexo... le parecía todo tan nuevo...

Algo tenía que interrumpir ese precioso momento, el culpable era el móvil de Mariana indicándole que le había llegado un mensaje...

-Lali... chiquita... tú celular...

Lali con la cabeza aun hundida en el cuello de su chico-No importa... Que suene...

Pedro no podía dejar de sonreír-Anda fíjate... además yo tengo que ir al baño... -Lali se levanto y Peter también pero antes le robo un beso-En seguida vuelvo...

Peter desapareció por el pasillo, cuando volvió Lali estaba recostada en el sofá.

-¿Quién era?

-No te lo vas a creer-Peter la miro curioso-Camila.... quiere quedar para hablar...

Peter se tumbo con la cabeza en las piernas de Lali-Pues no va a ser hoy...

Mariana sonrío mientras le acariciaba el cabello-Pues eso digo yo... no va a ser hoy...

Peter se moría por decirle te quiero... te amo... pero no sabia porque esas palabras no salían de su boca. Era incapaz de decirlo... pero la quería.... de eso estaba seguro...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:06 pm

Capitulo 34


Después de la maravillosa tarde con Peter lo que menos le apetecía a Lali era una conversación con el enemigo... Y es que después de pasar la noche pensando en su chico y enviándose mensajes hasta quedarse dormidos de agotamiento, la mañana había empezado con la idea de esa conversación pendiente con Camila.

Durante las clases se habían evitado mutuamente, ¿para que empezar algo que no podrían terminar? Además... ¿de que quería hablar Camila? ¿Acaso estaba funcionando el escarmiento? Si era así, sintiéndolo mucho la segunda fase de la venganza ya estaba en marcha...

Pero antes de hablar con Camila, a Lali le apetecía muchísimo contarle a Candela lo que había ocurrido... Al fin y al cabo, ¿a quien se lo iba a contar si no era a su hermana? Después de las clases ambas se despidieron del resto con la excusa de que se iban a comer fuera y así hablar por el camino.

-¡¡Oye Lala me tienes intrigada!!-Mariana reía por lo impaciente que es su amiga-Dime ¿que paso ayer?

-¿Ayer? Hay Can... ¡¡ayer fue increíble!!-y el suspiro que Lali largo exaspero mas a Candela

-OK... Algo más... ¿especifico?-la castaña le indicaba con las manos que profundizara con el tema

-A ver… ¿tú y Agustín ya han...?-Candela la miro sin entender-¡¡Hay Candela!! Ya sabes... que si lo han hecho...

-¡¡No!! Digo… no…-ese tema a Candela la pone nerviosa-Bueno es algo pronto aun ¿¿no?? ¿¿Tú crees que el este pensando en eso?? Igual él quiere pero no se atreve a decírmelo...

Lali la interrumpe-¡Ey! ¡Ey! Cande...Estábamos hablando de mi ¿recuerdas?-y los deditos de Mariana se señalaban a ella misma

-Hay si perdón… Pues no, ¡¿pero tú y Peter si?!

-No…Bueno no se…-y se mordió el labio inferior indecisa

-¿Como que no sabes? A ver La dudo mucho que si pudieran hacer algo sin darse cuenta...

-Es que…Es algo complicado de explicar...-Candela la escuchaba atentamente-Yo no me quite la ropa, así que hacerlo no lo hicimos...
bueno o si... digamos que si pero con la ropa puesta…

-Mm. ¿Me lo explicas mejor? Porque tiene que ser algo complicado... creo que la gracia del tema está en estar los dos desnudos y todo eso...
¿vestidos como se hace?

-Evítame tener que darte detalles ¿si? Pero se puede...-se sentaron en la mesa de un bar-A ver el resultado fue el mismo...

Candela luego de dar su pedido espero que el mozo se retirara-¿Qué es…?

Como si se tratara del tema mas confidencial del planeta, Mariana bajo el tono de voz-¡¡Pues un orgasmo que va a ser tontita!!

-Ah… ¡Ah!-el grito que dio Candela provoco la curiosidad de los demás comensales y la vergüenza de Lali-¿En serio has tenido un...?

-Publícalo en el periódico que todavía no se entero el presidente ¿Quieres?-Lali la interrumpió antes de que siguiera hablando, suspiro luego de calmarse-Si, si he tenido eso…

Cande al ver a su amiga tan avergonzada largo una carcajada-OK… ¡Perdón! ¡Perdón!-estiro sus manos sobre la mesa hasta llegar a tocar a la petiza-Pero Peter te lo pidió... ¿o surgió?

-Surgió… No se estábamos los dos solos en mi casa y bueno supongo que pasarnos tres horas dándonos besitos igual resultaba aburrido...-ambas se rieron porque Mariana había sonado muy inocentona-Y pues al final una cosa te lleva a la otra

-Pues a mi una cosa no me ha llevado a nada...

-¿Acaso lo has hablado con Agustín?-Esposito era capas de gritarle por no haberle comentado nada

-Me da pena…-ahora la que se avergonzaba era Candela

-¿Y quieres saber a donde lleva la pena?-Mariana trago un poco de su comida- Directo a la biblioteca o a vestir santos, lo que más te guste...

Cande dejo su gaseosa en el mismo lugar del que la tomo-Creo que Agus es incluso más tímido con eso que yo...

-¿Sabes algo?-Candela la miro con atención-A veces no es necesario ni hablar...

-Bueno, bueno nos desviamos del tema ¿eh?... Estábamos hablando de ti

-¡Ah claro! ¡Ahora si quieres hablar de mi!-Lali le tiro con una miga de pan-Mira Cande en serio, es una sensación increíble... además Peter es tan lindo... no te estoy diciendo que lo hagas si no te apetece, pero no se...-la morocha volvió a suspirar al recordar el momento-Supongo que en eso consiste la intimidad de una pareja... en hablar este tipo de cosas...

Mientras como si de dos marujas más se trataran, Agustín y Peter estaban en el local pasando el rato y hablando el mismo tema que sus novias.

-¿En serio bro?-Agus estaba recostado en el sofá jugando con la guitarra acústica

-Como lo oyes…-Peter estaba detrás de la bata-Con la ropa puesta...
bueno solo con los pantalones...

El rubio miro a su amigo-¿Y eso no es quitarle la gracia?

-Puede parecer… pero no... Pibe te digo que es increíble...-la sonrisa a Pedro no se lo borraba nadie-Bueno no se es Lali... es increíble en todo lo que hace… hasta cuando es mala esta linda-Agustín negó con la cabeza porque había sonado muy cursi-Lo único malo de todo eso es que acabe algo sucio-y ahora ambos rieron-Pero por el resto ninguna queja...

-Pues al menos me estés dando una idea de por donde ir con Candela...-Agus dejo la guitarra a un costado para poder incorporarse

-¿Es que no ha habido avances?-Pedro salio detrás de la batería para sentarse en la pequeña mesa que las propias niñas se habían encargado de traer al local.

-No se... es que no se como decirle que me apetece estar con ella-se rascaba la nuca por los nervios que le daba ese tema-¿Y si se lo toma a mal?

-Desde mi modesta opinión, creo que eres el mejor tío que Cande ha conocido...-Agus sonrío de lado y Pedro le dio una palmada en la rodilla-Es más creo que incluso ella quiera lo mismo y no se atreve a decírtelo...

-Ya bueno... Pero no es tan fácil decirle algo así a una chica sin parecer un caradura o sin hacer el ridículo...

-¿Y quien te ha dicho que tienes que hablar?-Pedro le pico el ojo generándole la duda a su amigo-

-¿Me lo explicas?

-¡¿Si con manzanitas o dibujitos?!-Agus lo fulmino con la mirada-¡¡Burro es tú novia tienes que saber como hacerlo!!... Yo ya tengo bastante con una como para llevar además tú relación con la flaquita...-Pedro se levanto de donde estaba- Eso es cosa tuya y de tú imaginación

Idénticas conversaciones desde diferentes puntos de vista y es que aunque lo nieguen, los hombres son iguales de cotillas que las mujeres pero menos sutiles...

Al menos esa charla había conseguido que Lali dejara de pensar en lo de Camila, al menos en la charla porque en la venganza....

-¿Bueno?

-¡Ey! ¿Qué onda Rory?-Lali la saludo luego de escuchar su voz desde el otro lado.

-Pues aquí ando…ya esta todo listo

-¿Todo…todo?-escucho la risa de su amiga

-Absolutamente todo... mañana veremos su carita al llegar a clase... Oye ¿no te había dicho de quedar hoy para hablar?

-Si, pero bueno no ha vuelto a decir nada, aunque me da que querrá quedar antes de ir al gym...-y eso a Mariana le daba fatiga

-Está vez llévate dos modelitos por si acaso...

-Ja, ja que chistosa...-Mariana río irónicamente y Rocío a pata suelta-¿Has desayunado payaso?

-Bueno nena te dejo que mi padre necesita el teléfono... nos vemos mañana

-OK... ¡¡No llegue tarde al bar!! Nos vemos ciao

Al poco rato de colgar, cuando Lali casi se estaba quedando dormida en el sofá junto a Ska, su celular sonó, un mensaje nuevo...

"¿Quedamos a las cinco en la cafetería del gym? Cami"

Lali le acariciaba las orejas a Ska- ¿Tú que dices?-Ska se revolvió un poco y volvió a adoptar la postura más cómoda para dormir-Tienes razón... Mejor a las cinco y medía... una hora y medía de charla es demasiado
Contesto al mensaje quedando con Camila en la cafetería, y volvió a acomodarse junto a Ska.

Lali cruzo la última calle y entro en el jardín del holl center, esperaba que Camila se hubiera aburrido y se hubiera ido pero parece que llegar unos minutos tarde no es suficiente. Se sentó en la silla que quedaba frente a Camila.

-Bien…Aquí estoy…-le dijo colocando su bolso a su lado

Camila la miraba con sus brazos cruzados sobre su pecho-Finalmente la puntualidad no es tu fuerte

-No es ninguna no verdad ¿no?-le contesto mientras le hacia seña al camarero para que se acercara-Un te con hielo por favor-el camarero tomo nota y desapareció-OK, pues aquí estoy... ¿de que quieres que hablamos?

-De varias cosas…-la pelirroja se acomodo mejor-Primero lo de la bromita....

-¿Qué bromita?

-Hay no te hagas…-Camila no iba a permitir que se le haga la yo no fui-Se que fueron ustedes...

Mariana se aparto para que el camarero dejara el vaso en la mesa-Gracias-el camarero volvió a retirarse-No se de que bromita me hablas, ya te bautizamos, esa es la única broma en la que participamos...

Camila dejo su vaso de jugo en el mismo lugar del que lo tomo-Claro, ¿en lo de los ejercicios de mates no tuviste nada que ver no?

-Se a lo que te refieres y…Y no, no tuve absolutamente nada que ver...-tomo su te entre sus manos-Ni yo... Y dudo mucho que Rochi o Cande hayan participado...

A Camila se le hizo difícil distinguir si Mariana decía la verdad, estaba tan seria y tan tranquila que le hacia pensar que no tuvo nada que ver pero todo era demasiado casual... que Candela le dijera de ir al baño justo en ese momento y que luego aparecieran esos ejercicios, sin mencionar la fama de bromista que tenían esas tres. Pero si ellas no tenían nada que ver... la vida en el colegio se le iba a complicar y mucho...

-OK... si insistes en que no tienes nada que ver...

-Insisto...-Lali se acomodo el pelo-¿Que más querías comentarme?

La pelirroja clavo su mirada en su vaso-De Peter…

Lali casi se atraganta con el te-OK... dispara...

-He de admitir que el hecho que Peter me dejara las cosas tan claras, me sorprendió... pero para aquel entonces yo ya había decidido apartarme.... Por Peter... no por ti...-tenía que aclarárselo- La manera en que me miro el día que nos quedamos en su casa hasta la mañana... no se... nunca me había mirado así... A otras chicas puede, pero a mi no. Con desprecio, como si no me conociera de nada...

-¿Y no crees que igual te lo merecías? Digo... allá donde miráramos, estabas tú... todas tus tretas para no dejarnos en paz...

-Mira Lali no espero que alguien como tú entienda como se siente alguien como yo...

-¿Alguien como yo? Especifica-ya que Mariana no había entendido que habría querido decir

-¿Cuantas veces te ha dicho que no un chico? ¿Cuantos fines de semana te has quedado en tú casa porque no tenias con quien salir?-Camila iba enumerándolo con sus dedos-¿Sigo?

-¿Eso tiene que ser una justificación?-porque ella lo sentía de esa manera-¿Eso te da derecho a hacer lo quieras?

-No me estoy justificando, solo quiero que me entiendas... Y bueno cuando hable con Peter todo quedo claro. El te quiere... o al menos quiere estar contigo... lo entiendo y lo respeto, yo me aparto... seguiremos siendo los grandes amigos de siempre....

-Ya... una gran amiga que no traga a la novia igual es algo raro... tenso diría yo...-los dedos de Lali golpeaban el borde de su vaso-Mira Camila... tú quieres que te entendamos... OK. ¿Pero quien me entiende a mí? ¿A nosotras?-se corrigió para agregar a sus dos mejores amigas-Vale que nosotras ya nos conocíamos y somos grandes amigas, pero en ningún momento te excluimos del grupo... Eras como una más...-Camila la miro para que se retractara-Vale igual con el tiempo hubieras sido como una más. Incluso después de todo lo que paso, Cande sigue tal cual contigo... sin broncas… Y de repente, sin querer me gusta el chico que te gusta a ti... incluso hablo contigo y tú... simplemente pasas del tema... Pues lo siento pero no me das pena...

Camila se quito un mechón que le tapaba la vista-No pretendo darte pena... digo las cosas tal cual...

-OK… cada verdad tiene varias visiones y la tuya y la mía no coinciden... fin de la historia...

-Solo quería aclarar todo…

-Pues ya esta todo claro ¿no?

-Quiero que Peter sea feliz...

-Al menos en eso estamos de acuerdo...

Mariana se levanto y entro en al gimnasio directo al vestuario, tenia más de media hora para cambiarse pero mejor que estar afuera con Camila.

Nadie le pregunto nada sobre la conversación con Camila, ni durante el gym ni en el camino a casa, ni siquiera por el Messenger. Pero la sensación que le quedo a Lali era que nada había cambiado... Cami ya se había posicionado y era demasiado tarde para volver al comienzo, al menos con Mariana...

Lali no es que durmiera muy bien pero cuando sonó el despertador se levanto de un brinco. Y es que se moría por ir al bar y desayunar con Rochi y Cande. Mientras se duchaba escuchaba la vocecilla de Candela diciendo que se habían vuelto a pasar. Ja... Siempre hacia lo mismo pero en realidad se le ocurrían grandes bromas pero alguien tenia que ponerle sentido común al resto, que obviamente carecían de él.

Cuando llego al bar, allí ya estaban Candela y Rochi, fue directo a sentarse junto a ellas.

Jordi le grito desde la barra-¡Petiza! ¡¿Un café con leche y un croissant?!

-¡¡Exacto!-le grito ella mientras se sentaba en la silla que quedaba libre-A ver Rochi explícamelo todo… Rapidito…

-¡Ansiosa!-tanto la rubia como la castaña se reían al ver como Mariana se frotaba las manos ansiosa- He de deducir que la charla no fue ninguna tregua, ¿me equivoco?

-Pues no pero eso tampoco hubiera cambiado nada... ya habías hecho todo-y le saco la lengua

-Tons, mira descubrir su contraseña fue muy sencillo... es que tiene como pregunta secreta "como se llama mi hermano"-las tres amigas largaron una risilla-Bueno cuando entre en su Messenger solo tuve que copiar la foto… luego entre en la Web y colgué la foto, luego le envíe un email a todos sus contactos y al resto de la clase el link para la pagina...

-Dime como van las votaciones...-Cande luego de terminar de tomarse su café, dio bocadillo por primera vez

-La última vez que lo mire tenia un cinco o algo así...-Rocío estaba a punto de tomar su desayuno

-¿Enserio que la colgaste en la pagina de sexsi-sexno?-Lali tuvo que taparse la boca porque casi se le escapa el café debido a la risa-¡¡¡Eres una i-d-o-l-a!!!-y choco los cinco con su amiga

-Hay Dios me haces a mi eso y no aparezco por el colegio en una semana...-los labios de Cande sufrían mordeduras…

-Aparecerías si no lo supieras-y Ro le saco la lengua divertida

-¡UH que concentradas que están!-las tres voltearon a ver a Jordi-¿están tramando algo?

-¿Nosotras?-tanto Lali como Rocío y Candela pusieron carita de angelitos-¡Que va!

Las tres terminaron de desayunar rápido y se fueron directo a clase, querían estar allí cuando Camila entrara y no se hizo esperar damasiado, las tres vieron como la pelirroja ingreso a la clase y se dirigió a su asiento

-Ey Cami que conste que yo te puse un seis para subir la medía...-le contaba Lucia, una de las tantas chicas.

Pablo se puso al lado de Lucia-Pues yo un cinco y medio...

Camila solo miraba a sus compañeros sin entender nada, ¿de que iba todo aquello?

Mariana se acerco a Rocío para hablarle al oído-¿Nos mandaste el email a nosotras también no?

-Obvio…-la rubia también susurraba-Yo nunca dejo rastros
Camila paso toda la mañana escuchando comentarios que le parecían absurdos y raros. ¿Yo vote y te puse un seis? ¿De que hablaba todo el mundo? No tenía ni idea y decidió ignorarlos, hasta que en la última clase, cuando regreso a su mesa encontró una hoja, estaba imprimida desde una página Web, su foto estaba en el medio y abajo una puntuación. Se dejo caer sobre la silla y levanto levemente la mirada... muchos de los alumnos la miraban y cuchichiaban.

Hacia mucho que no se sentía así, desde sus Primeros días en el antiguo colegio… Sin amigas y encima su hermano en la clase de al lado, su único pasaje hacia una vida escolar algo más tranquila y estaba al otro lado de la pared. Cierto que sus diferencias con Lali había tenido algo que ver con todo eso pero era una sensación horrible. Estar sola... absolutamente sola... y ahí en clase cuando en lo único que pensaba era en ir al local, ensayar y cantar...

Lali comenzó a sentirse culpable, ella sabia perfectamente por lo que estaba pasando Camila, al fin y al cabo ella había pasado por lo mismo.

Aunque a los que estaban a su alrededor les pareciera imposible, Mariana de pequeña había pasado por toda la crueldad infantil. Y no le gustaba en absoluto ayudar a que Camila se sintiera así... Una cosa era una bromita y otra diferente humillarla.

-Ey Lali…-Rocío revoloteaba su mano frente a los ojos de su amiga-¡¡¡Tierra llamando a Lali!!!

-¡¿Eh?! Si...Dime…-había sacudido su cabeza para volver de sus pensamientos

-¿Qué te pasa?-la rubia la miraba confusa-Estas como en las nubes…

Lali miro a Candela y Rochi-Que está vez nos hemos pasado...

Rocío largo una carcajada enorme y Mariana la miro seria- Ah… ¿que lo dices en serio?

-A ver chicas…Mírenla…-y disimuladamente la señalo-Nos hemos pasado... y mucho...

-Exageras…-la rubia le quito peso a la situación

-¿Enserio que la colgaste en la pagina de sexsi-sexno?-Lali tuvo que taparse la boca porque casi se le escapa el café debido a la risa-¡¡¡Eres una i-d-o-l-a!!!-y choco los cinco con su amiga

-Hay Dios me haces a mi eso y no aparezco por el colegio en una semana...-los labios de Cande sufrían mordeduras…

-Aparecerías si no lo supieras-y Ro le saco la lengua divertida

-¡UH que concentradas que están!-las tres voltearon a ver a Jordi-¿están tramando algo?

-¿Nosotras?-tanto Lali como Rocío y Candela pusieron carita de angelitos-¡Que va!

Las tres terminaron de desayunar rápido y se fueron directo a clase, querían estar allí cuando Camila entrara y no se hizo esperar damasiado, las tres vieron como la pelirroja ingreso a la clase y se dirigió a su asiento

-Ey Cami que conste que yo te puse un seis para subir la medía...-le contaba Lucia, una de las tantas chicas.

Pablo se puso al lado de Lucia-Pues yo un cinco y medio...

Camila solo miraba a sus compañeros sin entender nada, ¿de que iba todo aquello?

Mariana se acerco a Rocío para hablarle al oído-¿Nos mandaste el email a nosotras también no?

-Obvio…-la rubia también susurraba-Yo nunca dejo rastros

Camila paso toda la mañana escuchando comentarios que le parecían absurdos y raros. ¿Yo vote y te puse un seis? ¿De que hablaba todo el mundo? No tenía ni idea y decidió ignorarlos, hasta que en la última clase, cuando regreso a su mesa encontró una hoja, estaba imprimida desde una página Web, su foto estaba en el medio y abajo una puntuación.

Se dejo caer sobre la silla y levanto levemente la mirada... muchos de los alumnos la miraban y cuchichiaban.

Hacia mucho que no se sentía así, desde sus Primeros días en el antiguo
colegio… Sin amigas y encima su hermano en la clase de al lado, su único pasaje hacia una vida escolar algo más tranquila y estaba al otro lado de la pared. Cierto que sus diferencias con Lali había tenido algo que ver con todo eso pero era una sensación horrible. Estar sola... absolutamente sola... y ahí en clase cuando en lo único que pensaba era en ir al local, ensayar y cantar...

Lali comenzó a sentirse culpable, ella sabia perfectamente por lo que estaba pasando Camila, al fin y al cabo ella había pasado por lo mismo.

Aunque a los que estaban a su alrededor les pareciera imposible, Mariana de pequeña había pasado por toda la crueldad infantil. Y no le gustaba en absoluto ayudar a que Camila se sintiera así... Una cosa era una bromita y otra diferente humillarla.

-Ey Lali…-Rocío revoloteaba su mano frente a los ojos de su amiga-¡¡¡Tierra llamando a Lali!!!

-¡¿Eh?! Si...Dime…-había sacudido su cabeza para volver de sus pensamientos

-¿Qué te pasa?-la rubia la miraba confusa-Estas como en las nubes…

Lali miro a Candela y Rochi-Que está vez nos hemos pasado...

Rocío largo una carcajada enorme y Mariana la miro seria- Ah… ¿que lo dices en serio?

-A ver chicas…Mírenla…-y disimuladamente la señalo-Nos hemos pasado... y mucho...

-Exageras…-la rubia le quito peso a la situación

Cande se acomodo en el lugar donde estaba sentada-OK Ro imagínate que hubiera sido Camila la que nos hubiera hecho a una de nosotras todas esas bromitas...

-Hay no se la acaba conmigo…-a la rubia le salía lo guarra de adentro

-Pues a eso me refiero...-le respondió Mariana mientras se acomodaba el cabello detrás de la oreja-Si alguien me hace algo tengo la certeza de que ustedes dos me ayudaran... pero ella no tiene a nadie...

Las tres se miraron unos instantes, de acuerdo se habían pasado… ¿y ahora que?

Cuando acabaron las clases, volvieron como de costumbre en grupo pero Camila iba detrás escuchando música en su ipode, Lali la miraba de vez en cuando de reojo, hasta que se decidió a hablar con ella, se puso a su altura y le quito un auricular de la oreja.

Camila levanto la mirada-¿Que quieres? ¿Reírte un rato tú también?

-Todo lo contrario…-dejo caer el auricular-Se como te sientes…

-¿Tu?-Cami la señalo-¡Ja!...No me hagas reír…

-Lo digo en serio... no siempre he sido tan popular como ahora... bueno si lo era pero como blanco de bromas y burlas...

-¿Tu? ¿Y por que?-Camila todavía no le creía-¿Que defecto tienes tú para que se rieran de ti...?

-No era el peor de todos…-agacho la mirada-Algo físico que una niña no tiene responsabilidad ni culpa sobre eso... estaba gorda...

-¿En serio? ¿Tu?

Lali sonrío y largo unas risillas-¡Si yo! ¿Tan difícil es de creer? ¿Y sabes una cosa? Es increíble como cambia el cuerpo según te haces mayor, a los trece o catorce años empecé a adelgazar como por arte de magia, incluso demasiado... y todos tuvieron que tragarse sus bromitas... Pero tú tienes una ventaja Cami... no se trata de tú físico... sino de tú actitud... eso si es algo que puedes cambiar...

-Que sepa tampoco es que le haya hecho nada a nadie para que me hagan esto... excepto a ti...

-Ah no... No vuelvas a intentar culparme de todo esto...-Lali tenia que cubrirse las espalda- A veces a algunos no les hace falta ningún motivo ¿sabes? Se creen superiores, o mejores... pero nadie es mejor que nadie.

Camila dudo unos instantes-Gracias Lali...

-No me las des... No hay de que...

Mariana se sintió algo mejor al llegar a su casa y le envío un mensaje a Rochi para que retirara la foto de inmediato. Puede que Camila no haya sido la mejor amiga del mundo, pero no se merecía algo así, le había resultado difícil recordar todo lo que paso cuando era más pequeña y sobre todo como cambio todo, no solo a cuando su metabolismo cambio sino, y sobre todo, a la ayuda de sus dos mejores amigas... Y eso era algo de lo que Camila carecía, ese gran apoyo incondicional de dos personas que no son de tú familia pero que te conocen como nadie y son capaces de hacerte sonreír cuando no ves una salida, no es que su conciencia la empujara a hacerse la mejor amiga de Camila pero al menos podía conseguir que no se sintiera tan sola en clase. Había alguien que si podría ayudarla... pero ya llegaría el momento de hablar con esa persona.

Ska se paseaba entre las piernas de Lali, que lo observaba sabiendo exactamente lo que quería su pequeña pantera.

-¿Quieres mimos eh? Ven aquí pequeño-lo tomo entre sus brazos y se sentó en el sofá con el en brazos-Mi pobre panterita te he tenido
abandonado ¿no?-Ska le lamió la cara provocando la risa de Mariana-Veo que no me guardas rencor... ¿Te gusta Peter?-Ska se movía y jugueteaba sobre el regazo de Lali, la cual no paraba de reírse-Me lo tomare como un si, aunque no te veo convencida ¿eh? No me seas celosito....

Sonó el timbre del portero automático interrumpiendo su conversación con Ska, Mariana dejo al gato sobre el sofá y fue a contestar.

-¿Si?

-La…Soy Peter

-¡¡Bebe!! Sube… -presiono el botón que abriera la berja exterior.

Cuando Peter llego al sexto piso y salio del ascensor, Lali lo estaba esperando en la puerta, en cuanto llego a la puerta del piso se lanzo sobre el.

-¡¡Bebe!!-sus brazos rodearon el cuello del morocho-No te esperaba…

-¡Sorpresa!-Peter rodeo la cintura de ella mientras reía-Es que estaba aburrido en casa y me dije "¿porque no hacerte una visita?”

-Me encantan estas sorpresas…-y luego lo beso dulcemente…

-Mejor entramos ¿no? Puede que tengas vecinas cotillas...-a Mariana le causo gracia como Peter miraba a cada costado en busca de alguna vecina.

Lali sonrío y lo dejo entrar, en cuanto llegaron al salón Ska volvió a pasearse entre las piernas de la morocha

-Vaya tenemos visita…-Peter miraba al gato con una sonrisa

-Jaja si, está muy meloso hoy-lo volvió a tomar en brazos-Bueno una presentación formal Ska el es Peter, bebe este es Ska...

Peter miro a Lali-¿Debo decirle encantado o algo así?

Mariana largo una carcajada-¡Bebe obvio!...O se sentirá ofendido y no te conviene…-le mostró las patitas del gato-Tiene unas uñas muy largas...

-En ese caso…-Peter tomo la patita que sostenía Lali-Encantado.

-¿Sabes? Me viene muy bien que estés aquí... Es que quería hablarte de algo...

-¿Por qué tengo miedo?-Peter puso sus manos en su cintura-¿Qué has hecho?

-Mm… ¿Siéntate si?-le indico el sofá-Yo te cuento pero si me prometes que no te enojas conmigo...

-Eso es lo que le decía yo a mi madre cuando había hecho algo que sabia que la enojaría mucho...

Ambos se sentaron en el sofá y Ska volvió a reclamar su sitio sobre el regazo de Lali, ella no lo aparto, acariciarle el lomo le ayudaría a tranquilizarse.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:07 pm

Capitulo 35


Lali no sabia muy bien como enfocar el tema... al fin y al cabo Camila era su amiga desde hacia años, como hermanos vaya... y ella haciendo bromitas "inocentes", y de seguro que Camila se lo debía haber contado a Benjamin y de ahí a que se enterara Peter iba nada y menos... así que a respirar hondo y que al menos se entere por ella...

-Bueno antes que nada quiero que sepas que a Ska no le gusta que se enojen conmigo y... y... esta entrenado para atacar ¡¿Eh?!

Peter largo una carcajada-OK, OK… Capto la idea... ¿Pero tan malo es lo que me vas a contar? No se... Tú, Cande y Rochi no serán los Ángeles de Charlie o algo así ¿no?-volvió a reír-Venga va dispara...

-OK... bueno pues resulta que no se si sabrás que Camila ha sufrido un par de bromitas en clase estos últimos días....

-Pues no, no sabia pero me imagino que si me lo cuentas es que tú has tenido algo que ver...

Lali cerro los ojos-Mm… ¿En temas legales quien tiene menos condena el autor material o intelectual?

-Pues igual supongo…-Pedro se encogió de hombros al no saberlo-¿Pero tan grave han sido?-la señalo con un dedo-Y me da que tú has sido la intelectual... A ver cuéntame...

A Lali le animo a seguir el hecho de que Peter no pareciera enojado en absoluto, más bien parecía que todo el tema le divertía...

-Pues veras, resulta que fueron dos bromitas para que escarmentara y me dejara en paz....-Peter le hizo un gesto para que siguiera-OK veras le cambiamos los ejercicios de mates por unos más... graciosos, ingeniosos por así decirlo...

-¿Pero la profesora esa tan dura que tienen no era la de matemáticas?-Peter poco a poco iba atando cabos.

-Pues si...-la respuesta le salio en un susurro-Pero no la castigaron ni nada, es más devolvimos los ejercicios... y...

-¿Hay más?-le interrumpió su chico entre risas

-Si... es que bueno colgamos su foto en la página de sexy o no y le mandamos el link por email a toda la clase.... bueno a casi todo el colegio....

Peter no aguanto más y empezó a reírse a carcajadas, tanto que llego un momento en que le costo hasta respirar y le caían lagrimas por las mejillas.

-Entonces…-Lali trago saliva antes de hablar-¿No te enojas?

Peter volvió a reírse a carcajadas-Pero como me voy a enfadar chiquita...Bueno…-poniéndose serio-La verdad es que Camila es muy sensible Lali...Yo creo que igual se pasaron...

-Espera, espera...-lo interrumpió acompañándolo con un gesto de manos-Que no he acabado... Bueno yo se que nos hemos pasado y hable con ella este mediodía... de veras que yo lo arreglo.... Pero entiéndeme es que pues ya estaba harta de que siempre estuviera en medio, de que le dijera a Candela que si tenía la minima oportunidad contigo la aprovecharía, y que bueno da igual...-sacudió su cabeza para evitar no ponerse de mal humor al recordar todo-Me tenía harta y quería darle un escarmiento...

-Vale, vale… Me parece perfecto que hayas hablado con ella y que quieras arreglarlo, pero Lali...-el morocho la tomo de las manos-Es que ustedes tres son más peligro que Alfano al dar una devolución en Bailando...-esa comparación causo las carcajadas en Mariana-Hay... no me imagino la venganza que puedo recibir si algún día te enojas conmigo por algo....

Mariana le sonrío, dejo a Ska sobre el sofá y se sentó sobre las piernas de Peter, era mejor que el sofá

-El día que me enoje contigo... mejor desaparece unos días....

-Lo tendré en cuenta...-le contesto señalándola con un dedo

-¡Ja! Ni se te ocurra desaparecer ¡¿eh?! Si me enfado contigo será porque abra alguna razón... y como buen hombre tienes que dar la cara y pues con lo que venga...

-¿Podemos dejar de hablar de enojos y peleas?

Lali se acerco lentamente a la boca de Pedro-¿Y de que quiere hablar el bebe?

La voz de Peter le salio en susurro-Precisamente estaba pensando en usar la boca, pero no para hablar…

Ese beso le dejo claro a Lali que Peter lo había entendido todo como lo que era, una bromita inocente. Aunque una cosa tenía clara, si Peter le hubiera hecho a Rochi o a Candela lo que ellas le habían hecho a Camila, seguro que no era tan flexible... quizá los hombres ciertamente son diferentes...

La situación en el local era totalmente diferente y es que ahí estaban Candela y Agustín, jugando a la play como si de dos colegas se tratara, Cande no había ganado ni una sola partida y es que en vez de centrarse en el juego, no hacia más que mirar a Agus de reojo y darle vueltas a la cabeza. Agustín no parecía darse cuenta de nada, o al menos eso creía ella...

Agustín dejo el juego en pause y el mando en el suelo-¿¿Cande estás bien??

-¿Eh?-la castaña sacudió la cabeza volviendo de sus pensamientos-Si bueno yo es que nunca he sido muy buena jugando a esto...

-Cande no es que seas mala, es que creo que no sabes ni de que va el juego....

Cande miro la pantalla que estaba en pause-De futbol

-¿Y el futbol se trata de?-Agus incentivaba para que respondiera

-Meter goles…

-¿Y con que se meten goles?-Agus le hablaba como si se tratara de una nena pequeña

-¡¡Agustín!! ¡¡Pues a patadas!! ¡¿Como va a ser?!-Candela perdió la paciencia

-¿Y a que se le tiene que dar patadas?-por dentro el rubio gozaba volverla histérica

-¿Te has creído que tengo dos años?-ella lo fulminaba con la mirada-¡A un balón!

-¡¡E-x-a-c-t-o!!-elevo las manos al cielo-Un balón que no has tocado ni una vez en todo el partido...

-¡¡Es que tu no me dejas!!

-Venga va... si he dejado el balón en el centro del campo sin tocarlo a ver si lo tomas y nada...-Candela bajo la mirada-¿Ahora me vas a decir que te pasa?

-Nada…-Cande hacia garabatos sobre el control.

Agus le tomo delicadamente la mano-Si no me quieres contar lo que te pasa, OK… pero no me digas que no tienes nada...

-Es que…-el silencio que hizo puso nervioso al rubio-No se como decirte...

-Cande me puedes hablar de lo que sea...Entiendo que no sepas como…Pero dime algo…

Candela respiro hondo y se acordó de lo que le dijo Lali "intimidad de pareja" y ellos eran pareja, así que...-OK... Mira Agus, estuve hablando con Lali de bueno…-hablaba acompañada con sus manos haciendo gestos-De como va avanzando su relación con Peter... Y pues la nuestra...

-¡Ah! Creo que se a que te refieres…-finalmente Agustín pudo respirar mas tranquilo

-¿Si?-los ojos cafés de Candela lo miraban abiertamente

-Si porque Peter y yo tuvimos la misma conversación...-Cande asintió-Mira Cande tenía ganas de hablar de esto contigo pero me daba miedo de que creyeras que soy un caradura o algo así...

-Yo nunca pen…

Agustín la interrumpió-Espera déjame acabar ¿OK? Veras yo me siento súper bien a tú lado, eres simpática, inteligente, divertida y sobra decir que eres hermosa, lo tienes todo y me encanta tenerte a mi lado.-aquellas palabras a Candela la emocionaban y mucho-Obviamente me muero por hacer el amor contigo, pero no tengo prisa, esperare lo que haya que esperar hasta que tú estés lista y lo desees tanto como yo... Y no quiero que entre nosotros haya temas tabú… Quiero que podamos hablar de todo...-tras un largo silencio-Ya he acabado....

Candela no dijo nada, lo miro y sonrío, dejo el mando en el suelo y se abalanzo sobre el haciéndolo caer en el suelo, llenándolo de besos.

-Te voy a decir algo que nunca he dicho pero siento que si no lo digo reviento...

-¿Qué cosa?-Agus todavía la tenía encima de él

Cande dejo ver su dentadura perfecta en una enorme sonrisa-Que te quiero…

Agustín sonrío ampliamente-¡¡¡Yo también te quiero princesa!!!

Siguieron besándose, felices de haber aclarado la situación, no era que Agustín no la deseara, sino que le daba miedo parecer un caradura, y bueno ella no estaba preparada aun... ¿o si?

Benjamin estaba intranquilo, después de lo mal que lo paso su hermana en el anterior colegio, esperaba que el cambio le asentara bien y lejos de conseguirlo, Camila se sentía tan mal como al principio...

-¿Y no sabes quien pudo haber sido?

Camila se dejo caer sobre la cama-Pues sospechaba de Lali y compañía, pero ella me ha dicho que no ha tenido nada que ver...Y bueno ya hemos hablado este mediodía...

Benja la miraba desde la otra punta de la cama-¿Y de que?...Si es que se puede saber…

-Pues no, no se puede metiche...-y le saco la lengua a su hermano-Pero digamos que estoy más animada...

-Bueno mañana hay ensayo, eso seguro que te sube el animo...

Camila se limito a sonreír, sabia que su hermano la conocía bien, lo único que le podía subir el ánimo era la música.

Mientras en una cafetería del barrio, el resto del grupo se habían reunido, y es que Nico y Rochi se habían puesto pesados con que se aburrían en casa, así que las dos parejitas decidieron dejar los apapachos para otro momento.

-¡Son unos empalagosos!-Nicolás se quejaba ya que sus amigos seguían dándose besos.

Rocío miraba a las parejas con una sonrisa-¡Déjalos!...-y le pego en el hombro al rubio-El amor es hermoso…-y termino con un suspiro

Nico la miro como si estuviera loca-Cursi…

-Insensible…-y la sonrisa de la rubia se borraba para darle pelea a su compañero

-¿Nos han llamado para que seamos testigos de sus peleitas?-Lali estaba cómoda sobre el regazo de Peter

-¡¡No estamos peleando!!-gritaron la pareja de rubios al mismo tiempo

Rocío miro a Nicolás para sacarle la lengua, obviamente el rubio le devolvió el gesto. Ambos parecieran dos pequeños peleándose por cualquier cosa que hiciera el otro lo que causaba la risa en sus demás amigos.

-OK…-Agustín le hizo el gesto de todo bien con el dedo pulgar-Nos ha quedado claro

-Yo no es por ser entrometido ni nada pero...-Rochi y Nico miraron a Peter-Los amores más reñidos son los más queridos ¿eh?

-¡Ja!.... ¿Tú y Lali cuantas veces han peleado?-Peter y Lali se miraron-¡Aja! Si tú regla es cierta, cosa que yo no creo, ¡ustedes están condenados al fracaso!

-Es un viejo dicho que no es fiable al cien por ciento, y nosotros somos la excepción que confirma la regla...-Mariana pego su frente a la de Peter quien le sonreía embobado.

-Además los primeros meses todo es de color rosa...-Lali asintió ante lo que Candela había dicho-Pero luego siempre llega alguna riña....

-Pues agarrensen chicos, porque estás dos son muy guerreras....-Peter y Agustín se miraron…

-Eh… ¿Podríamos cambiar de tema?-Agustín se había puesto incomodo.

Nicolás largo una carcajada-¡Te entro el miedo! ¡¿Eh?! Bueno oigan, ¿este fin de semana como se planta?-ahora los que reían a carcajadas eran el resto, ya que Nico cambiaba de tema como si nada

Peter jugaba con el pelo de su chica-Pues yo la verdad no había pensado en nada....

-Ni yo…-Agustín estaba intentando chismosear el celular de su novia, ya que acababa de sonar.

-Hem, yo tengo una idea...-todos miraron a Lali-Pues no se... Pensé en hacer una fiesta con los del colegio... Es decir, nuestras dos clases...-señalando a Nicolás y a sus dos amigas-Y tenia otra idea…-ahora miro a su novio-Que su grupo toque en la fiesta... ¿Que les parece?

-¡Hay me encanta la idea!-Candela aplaudía emocionada-Pero hay muchas cosas que preparar en una fiesta…-ya estaba pensando en todo (música, lugar, decoración, etc.)-No tenemos casi tiempo... y las invitaciones y...

Nicolás la interrumpió-Cande no es tú fiesta de quince…Es una fiesta con cerveza, un grupo de música y luego un DJ...No creo que sea tan complicado...-la castaña le saco la lengua por pincharle el globo.

-Cande, Nico tiene razón-Peter salio a favor de su amigo- Además me da que con los contactos que tenemos pues podríamos hacer la fiesta en un boliche del centro... Hablamos con el dueño que es amigo nuestro y pues hacemos un concierto y luego pues a seguir bailando...

-A mi me parece bien, pero habría que hablar con Benjamin y Camila ¿no?-Agustín miro directamente a Mariana.

-De eso me encargo yo…-le respondió ella con una sonrisa.

-Pues yo le envío el email a todos para que estén allí, me dan la dirección del boliche, la hora y ya...-Rocío se ofrecía, ya que era la que mas tiempo pasaba frente a una computadora.

-OK…Pues yo en cuanto lo sepa seguro te envío un mensaje y ya tú mandas los email...-Nicolás le pasaba el oquey con un guiño a su eterna peleadora.

Cande que amaba organizar fiestas, estaba un poquito nerviosa-Hay con tan poco tiempo no se como vaya a salir esto...

-Tranquila ya sabes que ir a un boliche es éxito seguro...-Mariana sabía como tranquilizar a su mejor amiga

La tarde se les paso volando, hablando de la fiesta, de los amores y como no con las bromas de Nicolás y sus peleas con Rochi. Tan bien se lo pasaban que decidieron pasar del gimnasio, previo aviso a Camila, nada más les faltaba no avisarle y que se viera sola en el gym...

Los chicos se despidieron y se fueron a sus casas, dejando que Candela y Lali se fueran solas, cabe aclarar que a Agustín y Peter no les gusto mucho pero se empeñaron en que tenían cosas que hablar.

-Lali…He hablado con Agus.

-¡¿En serio?! ¡¿Y que paso?!

-Genial...-la sonrisa imborrable volvía al rostro de Candela-Es un cielo....-y esa sonrisa se contagiaba a Mariana-Dice que me esperara el tiempo que haga falta... ¿Pero sabes que?

-¿Qué?

-No creo que tenga que esperar mucho…-y ambas amigas pegaron un pequeño grito agudo

-¿Te digo algo yo también?...-Cande asintió-Creo que Peter tampoco tendrá que esperar mucho....-la sonrisa de Mariana se agrando mas-Y aun te digo más....La noche de la fiesta tiene muy buena pinta-le guiño el ojo a su amiga

-Estaba pensando en lo mismo…-y Candela en cambio choco su cadera con la de Mariana provocando las risas

-Y hablando de la fiesta... Tengo que hablar con Benjamin...-dijo Mariana borrando la sonrisa

Dicho y hecho, en cuanto llego a su casa llamo por teléfono a Benjamin.

-¿Bueno?

-¿Benjamin? Soy yo Lali...

-Ey, ¿Qué onda?

-Pues tengo algo que proponerte…-Lali estaba sentada frente a su computadora inspeccionando la lista de música.

-Espero que sea algo decente.... Peter es como mi hermano Lali....

-Ja….Ja… ¡Brincos dieras!-escucho la risa de Benjamin-Me refiero a algo sobre tú hermana....

-Te escucho

-Bueno veras... se que no lo está pasando muy bien y que además no conoce a casi nadie en clase... entonces se me ocurrió hacer una fiesta en un boliche este fin de semana.... el sábado...-se tomo la molestia de especificar-Y que estuvieran invitados los del colegio... A los de la clase la verán en su salsa, cantando... sin timidez... y luego pues cuando acabe el concierto un DJ... ¿que te parece?

-¿Eso se te ha ocurrido a ti solita?

Mariana giro sobre su silla y fijo la vista sobre su cama-¿Me estas llamando inútil?

-¿Siempre contestas una pregunta con otra pregunta?

-¿Me respondes o te cuelgo?-la petiza se estaba empezando a impacientar, lo que causo risa en el rubio

-OK, OK…La verdad es que es una idea genial

Lali sonrío ante el alagado-Perfecto, pues voy a llamar a Nico para avisarle que estás de acuerdo... Ah otra cosa... no le digas a Camila que tocaran frente a los chicos del cole ¿OK? Que sea un concierto más...

-Eso esta hecho…

-OK…Nos vemos mañana, adiós…

-adiós…

Lali se dejo caer en la cama con una creciente sensación de alivio, de estar haciendo algo bueno... solo esperaba que Camila pensara lo mismo cuando se enterara de quien era el publico....
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:07 pm

Capitulo 36


Los dos siguientes días, fueron de preparativos, llamadas, email, etc. Entre todos la fiesta estaba ya casi lista, se reunirían todos a las dos en el boliche… el concierto comenzaría a las dos y media y acabaría sobre las tres, a partir de ahí comenzaría el DJ. Si su plan salía bien, la opinión del resto de los compañeros del colegio sobre Camila cambiaria. No es que Lali pretendiera convertirla en miss popularidad, más bien se trataba de igualdad de condiciones.

Por su parte Peter planeaba algo para la misma noche...

-A ver pendejo… ¿De que me querías hablar?-Agustín se dejo caer sobre la cama de su amigo.

Peter estaba frente a la computadora-De Lali…

Agus tomo el control del televisor para buscar algo interesante para ver…-¿Paso algo con ella?-y clavo su mirada en su amigo

-No, no me mires así…-ya que Agustín esperaba que le dijera “me canse” o algo por el estilo típico en Pedro-No ocurre nada malo...-su amigo asintió dándole pie a que siguiera hablando- Más bien necesito tú ayuda porque quiero prepararle una sorpresa para el sábado por la noche....

-¿Te refieres a lo que me imagino?-ahora Agustín apagaba el televisor y se sentaba en la punta de la cama para estar mas cerca de Peter

-¿Qué te imaginas?-Peter acercaba la silla hasta su amigo

-Pues, ¿que le quieres preparar algún sitio especial para estar "a solas" con ella?

-¡Bingo!-e hizo un gesto como de “pistolas” con sus manos-Y precisamente ese sitio especial va a ser el local…

-¿El local?-pregunto incrédulo el rubio-¡¡¡Ese no es un sitio especial!!!

Peter se sentó al lado de Agustín y rodeo sus hombros-Pero con tu ayuda…Querido amigo será especial…

-¿Y en que soy útil?-ya Agus dejaba ver una pequeña sonrisa

-Necesitamos un sitio donde llevar los instrumentos después del concierto.... Bueno más bien necesito tú coche para ser yo el encargado de traer los instrumentos hasta el local...

-Benja y Nico no querrán…-le dijo su amigo luego entre risas-¡¡Tú solo no puedes con todo!!

-¿Tan débil me crees?-Peter se hizo el ofendido-No tenemos que llevarnos los amplificadores, en el boliche tienen... solo seria un par de guitarras, el bajo, el teclado y lo peor... la batería....

-Mira si quieres hacemos esto…-Peter miro atento a Agustín-Tú y yo vamos en mi coche a dejar los instrumentos al local... Dejamos todo listo y cuando volvemos al boliche buscas a Lali y la llevas al local....

-¡Ey!-Agus lo miro asustado por el grito-¡Esa idea es mucho mejor!-ambos rieron

-Es que soy un genio papá…-Agustín mismo se pegaba palmadas en el pecho y Pedro le hacia el gesto de “que hambre” -Además yo también tendré que volver por Candela…-y el guiño de ojo causo una gran carcajada en Peter

-¡¡No manches!! ¡¿En serio?!-la risa en los dos amigos aumentaron-¡¡Genial!!-y se abrazaron como hermanos del alma que son-Pero tienes que saber que después de esa noche no las volveremos a ver en dos días....

-¿Y eso por que?-Agustín lo miraba confuso

-Porque se la pasaran contándose los detallitos... ya sabes como son....

Mientras Rochi, Candela y Lali estaban en casa de esta ultima, postradas en los sofás viendo una película

-Pues ya casi contestaron casi todos los chicos…Seremos como sesenta…-comentaba Rocío

-¡Sh!-Cande le tiro con un almohadón-¡La peli!

-Hay ya Candela, la has visto mil veces te sabes todos los diálogos-Mariana le tiraba otro almohadón- Si quieres te presto el DVD y lo ves en tú casa, es que posta ya me está aburriendo la película....

Candela bufando apago la TV-OK, OK... ¡Pero me la prestas!-y miro amenazante a las mas petiza de las tres, quien le asentía para que dejara de molestar

-Además, les quería platicar de una cosa...-se sentó en canasta para estar mas cómoda-Es que no se como decirle a Peter que el sábado por la noche... ya saben... Eso...

-¿Tú crees que sea necesario decirle algo?-Rocío se cambio de sofá para sentarse al lado de su amiga-Yo creo que con unos cuantos besos bien apasionados ya se dará por enterado-y río cuando Cande volvió a tirarle con un almohadón y Mariana le pego en la pierna, Rocío era la mas avanzada de las tres en esos temas

-¿Y por que no le dices lo mismo que le voy a decir yo a Agus?-Cande se sentó sobre la mesita ratona quedando enfrentada a ellas

-¡¿Qué?! ¡¿Tu y el rubio también?!-esa noticia tomo por sorpresa a la rubia que casi se cae del sillón

-Pues si...-las mejillas de la castaña se habían puesto coloradas-¿Que pensabas que me iba a quedar ultima aquí esperando mientras ustedes se cuentas sus cosas?-la exageración de Candela provoco la risa en las tres

-¡¡Bueno ya!!-a Mariana no le gustaba se desviaran del tema…-Dime que le vas a decir…

-Pues nada le diré "vamos a un sitio donde podemos estar solos" yo creo que con eso ya entenderá...-y torció la boca esperando que así sea

-Hay por fin me van a entender cuando les decía que es algo increíble…-Rocío se apretaba las mejillas emocionada por sus dos amigas

-Ro tu siempre dices que te arrepientes…-Cande la miro de reojo…

-N, no me arrepiento...-negaba con su dedo rápidamente-Me da rabia que un momento tan bonito pues fuera con un imbecil como aquel...-recordando al ex con quien tuvo a su primera vez-Pero el momento en si fue precioso....

-¿Te dolió?-Lali tenía miedo por ese motivo, Rocío como siempre largo una risilla

-Lali… ¡te lo he contado un millón de veces ya!

-Ya se…Pero tengo miedo…-y agacho la cabeza por los nervios

Rochi les contó a ambas por enésima vez, como fue si primera vez. Aunque la primera vez que les confeso a sus amigas que ya no era virgen, ambas se habían enojado y le habían dicho que era demasiado joven pero al final ambas habían entendido que no tiene nada que ver con la edad, y es que el amor no entiende de edades...

Camila estaba algo inquieta ante el próximo concierto. Le pasaba siempre... Solo conseguía calmarse en el momento de subir al escenario, ya una vez con el micrófono en la mano.

Benjamin por el contrario estaba por demás de tranquilo, era algo que venia en su personalidad, no se inmutaba ante nada, aunque por dentro los nervios le carcomieran, a siempre vista nadie vería nada anormal.

-¡¡Camila deja de caminar por el salón!!-Benja estaba sentado en el sofá-Me pones nervioso y me tapas la pantalla...-ya que estaba viendo un partido de futbol

-¿Qué acaso tu no estas nervioso?-y se detuvo justo enfrente de la pantalla

-¿Me ves nervioso?-ella negó-Me pongo nervioso por tus paseos sin sentido en frente de la TV, si te sientas estaré completamente tranquilo...-y le palmeo el lado vacío que quedaba en el sofá

Bianca apareció en el salón-Cami… ¿me ayudas con las tareas?

-Gracias por darme algo en que pensar tomo a Bianca de la mano-Vamos que tú hermanito no está de buen humor....

Y por fin llego la ansiada noche, con sentimientos y sensaciones muy diferentes para cada uno de ellos, pero una cosa era común en todos... los nervios.

Como era de esperar los del grupo tenían que estar antes en el boliche para preparar los instrumentos y probar sonido.

Camila había aprovechado para estrenar nuevo look, con la ayuda de Candela en el centro comercial había comprado algo de ropa, que sinceramente dudaba que usara alguna vez, ¿pero que mejor momento que el concierto? Tampoco es que se hubiera esmerado excesivamente...
El modelito era exactamente el que había combinado Candela, una minifalda tejana, una camiseta escotada y unas botas estilo cowboy, pero su pelo era el de siempre: pelirrojo, largo y liso... sin más arreglo, y el maquillaje era simplemente inexistente. Nunca se le había dado bien y se sentía rara cuando iba maquillada. Su madre paso por enfrente de su cuarto y se quedo asombrada cuando la vio...

-Cariño estás guapísima... ¡¡Me encanta esa ropa!!-Camila volteo a mirarla-¿Pero no piensas maquillarte un poquito?

-No ma, ya sabes que nunca me maquillo, además encima del escenario con los focos y todo se me quitara el maquillaje con el sudor.

-No te estoy diciendo que te pongas una máscara de maquillaje pero un toque de sombra de ojos, rimel y brillo de labios...-Lucía, su madre, entro a la habitación-Déjame a mí...

La madre de Camila era una mujer que solía ir siempre muy arreglada, se cambiaba muy a menudo el color del pelo, el corte y le encantaba maquillarse. Para el momento que termino con Camila, parecía otra... con unos leves toques había conseguido que se viera completamente diferente: la sombra de ojos rojo pastel combinaba perfectamente con el fucsia de su camiseta y con el rimel sus ojos parecían más grandes, y por último brillo rojo en los labios. Bianca entro en el cuarto que compartía con Camila y sonrío al ver a su hermana…

-¡¡Cami estas guapísima!!

-¿En serio? Gracias...-Cami se miro una vez mas al espejo- Gracias Ma, me encanta como ha quedado...

Héctor, el padre de Camila, llego a la casa justo cuando ella acababa de preparar su bolso y estaba lista para salir. La miro de arriba abajo y luego miro a su mujer...

-¿A dónde se supone que vas así?

-Tenemos concierto está noche... ya te lo había dicho...-la presencia de su padre siempre la ponía nerviosa

-Si, ¿pero desde cuando vas medio desnuda a un concierto?-Héctor era muy celoso

-Papá no voy medio desnuda...-le contesto molesta

-Cariño no seas así, está guapísima...-Lucía abrazo por los hombros a su hija-Además, cuando éramos novios yo también llevaba minifaldas ¿recuerdas?

-Si, recuerdo... Perfectamente... y también recuerdo lo que pensaba cuando te vía con esas minifaldas y encima en nuestra época éramos más decentes que ahora...-Héctor era por demás de celoso con sus mujeres- Ve a cambiarte y ponte unos jeans...

-¿Esta de broma verdad?-su padre no contesto pero con la mirada le dejo claro que hablaba en serio-No pienso cambiarme...

-Pues no vas al concierto...

-Ya basta… Camila tú hermano te está esperando abajo desde hace un buen rato, ve bajando...-el padre de Camila iba a hablar-Y tú y yo cariño tenemos cosas que hablar ¿OK?

Camila observo temerosa la escena, desafiar a su padre no le traería ningún beneficio, pero al fin y al cabo su madre le acababa de dar permiso para irse... Así que tomo su bolso y salio de casa, bajo las escaleras como un rayo, como si su padre pudiera seguirla y obligarla a volver a casa.

En la puerta ya la esperaban todos con los instrumentos en los coches. Cuando Camila abrió la puerta ni le prestaron atención, creyeron que seria una vecina pero cuando la chica que había abierto la puerta se les acerco capto su atención.

-Camila…estas… ¡Wo!-Benjamin no podía creer que su hermana estuviera vestida de ese modo

-Si…Estas increíble…Vaya cambio…-Agus le sonrío sinceramente

Camila sonrío levemente ante tanto cumplido, eran solos palabras, pero cumplidos al fin y al cabo-Gracias... ¿nos podemos ir ya?

-¿Y esa prisa?... ¿Pasa algo?-Benja la miro extrañado

-No…Nada pero vamos algo justos de tiempo....

-Cierto, además tenemos que ir a buscar a Lali, Cande y Rochi dentro de hora y medía...-acoto Agustín

Benjamin no quedo muy convencido por la respuesta, pero no pregunto más, se repartieron en los dos coches y se dirigieron al boliche.

Lali se había pasado el día como en una nube y dedicada por entero a su cuerpo, el hecho de tener la casa para ella sola le facilitaba enormemente la tarea. El único incordio era su hermano, pero consiguió echarlo después de comer. Una vez sola, se había depilado con cera escrupulosamente, y luego con las pinzas repaso sus piernas hasta que estuvieran completamente suaves al tacto. Ni la mejor estética habría hecho una depilación más perfecta que aquella. Preparo un baño relajante, con espuma y antes de meterse en la bañera puso música.

Era la gloria pasar un buen rato dentro de la bañera, escuchando música, cantando, relajándose... Después de pasar casi veinte minutos dentro del agua comenzó a lavarse el pelo y el cuerpo, cuando sus dedos estaban arrugados como pasas y el CD había terminado decidió que era hora de salir. Antes de envolverse con la toalla, se aplico aceite hidratante, se seco y se volvió a poner los pantalones cortos y la camiseta que usaba para andar por casa. Fase dos completada y aun le quedaban casi tres horas.

Con tiempo de sobra, decidió descansar un rato en el sofá con una buena taza de café en las manos. En ese momento le empezaron a asaltar los nervios. Iba a dejar de ser virgen en unas horas, con un chico con el que llevaba apenas un mes saliendo... ¿Era una locura? Pero quería, lo deseaba, quería con todas sus fuerzas que ocurriera, y que ocurriera con el. Todo tenia que ser perfecto... ¿pero y Peter? ¿Estaría igual de nervioso?

Mientras en la casa de Candela el ambiente era prácticamente el mismo. El único problema es que a ella le quedaban apenas tres horas y no había comenzado. Se había pasado el rato deambulando por la casa, eligiendo ropa, complementos etc. Aunque sabia perfectamente que el modelito que estaba sobre su cama finalmente no seria el elegido, sino que se probaría mínimo dos más antes de encontrar el adecuado. ¿Pero que modelito es el adecuado para dejar de ser virgen? Miro el reloj y las prisas la asaltaron, ya no había lugar para pensar en el motivo de tantos preparativos, solo podía pensar en conseguir un buen rato el baño para ella sola. Y en una casa con un hermano, padre y madre y solo un baño eso era mínimo misión imposible. Candela fue directa al salón donde su familia al completo miraba la TV, se planto frente a la pantalla para asegurarse la plena atención de todos.

-Necesito el baño y un buen rato, así que si alguien quiere ir al baño o cree que querrá en un periodo de una hora que vaya ya...

-¿Y eso por que?-le pregunto su hermano…

-Porque me tengo que depilar, ducharme, peinarme y maquillarme-enumero todo con sus flaquitos dedos

-¿A que viene tantos preparativos? ¿A donde vas hoy?-Leo, su hermano, era un tanto chismoso y celoso.

-A un concierto y son los mismo preparativos de siempre...-Candela respondía impaciente- Bueno... ¿Alguien quiere ir o no?

Ninguno contesto ni se movió de su sitio, así que Candela interpreto que nadie la molestaría y se dirigió al baño con una gran bolsa de aseo en la mano.

Las pruebas de sonidos iban rápido. Ya habían tocado antes en ese boliche y el dueño y el técnico de sonido los conocían bien. Era el turno de Benjamin, Camila y Nicolás, mientras Agustín y Peter bebían tranquilamente una cerveza en una mesa.

-¿Qué hora es?

-Las nueve pasadita…-Agus le respondió después de ver la pantalla de su celular

Peter jugaba con su cerveza-¿Estas nervioso?

-Si…-el rubio tomo un trago-¿Y tu?

-Un poco... ¿Está todo en el maletero de tú coche no?

-Si, todo... bueno todo lo que tú trajiste...

-OK… ¿Qué hora es?

-La misma que hace unos segundos Peter...-Agus lo miro divertido a su amigo-Pibe relájate ¡¿quieres?!

-Si, estoy relajado…-Pedro se tomo un largo trago de cerveza

No lo estaba... obviamente ninguno de los dos lo estaban, y lo que menos les interesaba en ese instante eran las pruebas de sonido, ni el concierto en si... Raro para un músico pensar en algo más que en instrumentos antes de un concierto... Pero apenas faltaba media hora para ir por las chicas y los nervios aumentaban con cada minuto que pasaba.

Lali acabo de retocarse el maquillaje, miro el reloj y dio un salto "¡A la pirola, solo quedan cinco minutos!", salio corriendo del baño y se encerró en su cuarto, abrió el armario y saco el modelito de la noche, era perfecto, sexy muy sexy... abrió un cajón y saco una caja, la abrió y miro el conjunto de lencería. Era precioso, rojo y negro, coulotte y sujetador.
Comenzó a vestirse, unos minutos más tarde ya se estaba colocando los pendientes, el colgante y eligiendo el perfume. Aun le quedaba tiempo para mirarse mil veces más al espejo.

Candela se miro al espejo satisfecha, un resultado inmejorable en un tiempo record. En cinco minutos los chicos estarían en la puerta esperándolas y el pánico se apodero de ella.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:08 pm

Capitulo 37


Tanto Agustín como Peter, recorrieron la escasa distancia que separa el boliche de la casa de Lali en tiempo record (apenas siete minutos cuando lo habitual eran quince) y en completo silencio. ¿Para que hablar? Si en lo único que pensaban ambos era en sus respectivas novias y en porque narices estaban tan nerviosos…. Ninguno de los dos era virgen, habían tenido más de una y más de dos experiencias sexuales (en el caso de Peter muchas más de dos), pero en esa ocasión era algo más que sexo y además estaba el punto añadido de que para las chicas seria su primera vez.

Era algo increíble como el hecho de que hubiera amor de por medio cambiara completamente la percepción de la situación.

Agustín estaciono el coche en doble fila, justo frente a la puerta del edificio de Mariana, miro a Peter que ya tenia su celular en la mano y le hacia una llamada perdida a Lali para que bajara. Agustín se dio cuenta de que Peter no apartaba la mirada de la puerta, apenas si pestañaba.

-¡Ey bro!...-Peter volteo a verlo-Calma si, Lala ya baja…

-No es por eso por lo que estoy nervioso, bueno si... Tengo muchas ganas de verla ya, pero…-se despeino un poco por los nervios-He preparado todo para una noche especial, pero… ¿y si ella no quiere? Puede que se sienta ofendida o forzada…

-Peter tú has preparado algo especial para ambos, no es para forzarla, es más si no ocurre nada pues bueno ya ocurriera… siempre pueden jugar a la play…

Peter sonrío agradeciendo la broma-¿Eso es a lo que te dedicas cuando vas al local con Candela?

-Sinceramente…Si…-amos estallaron en carcajadas…

El sonido metálico de la puerta rompió el momento de distensión e hizo que Peter se girara al instante, por unos segundos quedo paralizado, seguidamente sonrío. Y no era para menos, Lali estaba guapísima siempre, pero había algo en ella aquella noche increíblemente sexy.

Repaso de arriba abajo su vestuario, la cortísima falda de cuadros escoceses, la camiseta negra ajustada y con un escote de vértigo y por ultimo unas sandalias estilo romanas altísimas.

Mariana sacudió el cabello mientras se acercaba al coche y Peter comenzó a verlo todo a cámara lenta: el cabello negro con sus puntas rojas como el fuego flotando suavemente por el aire y luego esos ojos… esa mirada profunda. Su corazón dio un brinco como queriendo salirse de su pecho, y en ese momento lo supo: era ella o ninguna. Se bajo del coche sonriente, rodeo a Lali por la cintura y la beso suavemente en los labios.

-Hola chiquita… estás increíble…-le susurro al oído…

Lali sonrío-Gracias bebe… ¿Vamos a buscar a Cande?

Peter asintió, le abrió la puerta del coche como buen caballero que era o esperaba ser y volvió a subirse en su asiento junto a Agustín. Tan pronto todas la puertas estuvieron cerradas, Agus arranco a toda velocidad hacia la casa de Candela, la ansiedad lo delataba.

Lali aprovecho el breve trayecto para enviarle un mensaje a su amiga para que bajara, y justo cuando Agustín estaba estacionando el coche, la puerta del edificio de Candela se abrió y apareció ella, sin apenas darse cuenta de lo que hacia Agustín soltó el embrague y el coche dio un tiron y se calo.

Lali y Peter sonrieron, pero decidieron no hacer mofa. Agustín se bajo, beso en los labios a Cande, la tomo de la mano y la obligo a dar una vuelta para verla mejor. El mini vestido rojo que se elevo levemente dejando entrever incluso un poco más de sus esbeltas piernas, logro que creciera el deseo que él sentía hacia ella, si eso podía suceder. Agus le abrió la puerta y se dirigieron rápidamente a la última parada, y es que el tiempo apremiaba. Rochi no se hizo esperar, puntual los esperaba ya en la calle, con el coche al completo tenían apenas cinco minutos para estar ya en el escenario.

Las chicas experimentaron por primera vez esa trillada frase de “vamos con el grupo”, nada más llegar al boliche, uno de los porteros abrió la puerta del garaje privado.

Candela tomo la mano de Agus-Ey como las estrellas-todos rieron por ese comentario…

-Pero ellos cobran…-y también rieron al escuchar a Agustín

-Ey Rochi, pobre pollito que no ha podido venir a buscarte porque no cabíamos en el coche…-Pete r le guiño el ojo

Rocío puso los ojos en blanco-Ja…Ja…-y termino sacándole la lengua

Lali tomo a Peter de la mano-Va Rory admite que te gusta aunque sea un poquito…

Agustín no dejo que Rochi contestara-Déjenla en paz chismosos…

Entraron en el boliche, donde ya el ambiente era de fiesta, por una puerta lateral. Atravesaron la pista, intentando alcanzar la mesa donde los esperaban el resto, pero Cande, Lali y Rochi eran retenidas constantemente por muchos compañeros que las saludaban. A ninguna de ellas les paso desapercibidas las miradas de algunas chicas hacia Agustín y Peter, pero en vez de enojarlas o incomodarlas, les inflo el ego y resonaba en sus cabezas “es mío”.

Cuando por fin consiguieron alcanzar la mesa…

-¡¡Hasta que llegan!!-exclamo Nicolás elevando los brazos

-¡¡Estamos con el tiempo justo!!-le respondió Agustín mirando su
reloj-Nos quedan cinco minutos…

Mientras Lali se había acercado disimuladamente a Benjamin...

-¿Camila se ha dado cuenta?

-¡¡Que va!! La han saludado un par de compañeros y ha pensado que era casualidad...-el rubio miro a la petiza de arriba hacia abajo-¡Wo! Estás guapísima, si cambias esa camiseta por una camisa blanca con una corbata roja…-Mariana escuchaba divertida…-Estarías echa una colegia… ¡Que morbo!-y finalmente ella largo una carcajada…

-Tu juega a ver que le parece a Peter… -Benjamin hizo un gesto de dolor.

Camila se acerco al resto para avisar que debían subir ya al escenario, Lali estaba hablando con una compañera cuando Peter la tomo de la cintura, tomándola por sorpresa.

-Lali, cariño ya tengo que subir-le dio un fugaz beso y desapareció.

-¿Es tu novio?-Soledad, su compañera apuntaba hacia Pedro con la boca abierta-¡Es muy guapo!

Mariana sonrío orgullosa-Si es guapísimo…

Cuando las luces de la sala se apagaron las chicas ya ocupaban su sitio en la mesa más cercana al escenario. El público comenzó a aplaudir en cuanto un foco ilumino a Agustín en la batería que comenzaba a marcar un ritmo, y así hasta que el escenario entero se ilumino y la canción comenzó.

Camila estaba más cómoda que nunca sobre el escenario, una seguridad que no sabia muy bien de donde le venia, ¿quizá de su nuevo look? Siguieron el repertorio habitual sin demasiadas variaciones. Llevaban más de medía hora de concierto, debían de faltar apenas un par de canciones para acabar, cuando las luces se apagaron y un foco ilumino solo a Peter que sostenía una guitarra acústica en sus manos. Se acerco a un taburete al frente del escenario, se acomodo.

-Bueno… Esto no está preparado pero me ha dado el impulso de tocar una canción nueva y estrenarla aquí…. Bueno está canción la escribí no hace mucho y tiene destinataria… como no podría ser de otra manera-la mirada de Peter se poso en Lali que agradeció la penumbra que ocultaba el rubor de sus mejillas y como se iban aguando sus ojos-Lali, chiquita nació de ti está canción, así que tuya es…

Mariana no lo podía creer, si en algún momento de esa noche había una ínfima duda en su corazón acababa de desaparecer. Rochi noto como su amiga se emocionaba y la abrazo, cuando comenzaron las primeras notas de “Será”. Lali sabía que muchas miradas estaban posadas en ella en ese mismo instante pero ella solo podía mirar a Pedro como si estuviera hipnotizada.

Cuando la canción acabo, apenas sin dejar tiempo a los aplausos Agustín marco un ritmo totalmente diferente, mucho más rápido y frenético, un solo de guitarra y cada uno volvió a sus lugares para el fin. La ultima nota acabo, las luces se apagaron y el público comenzó a aplaudir y pedir un bis. Cuando los focos volvieron a encenderse Benjamin estaba frente al micrófono.

-Bueno, ¡¡esto ha sido todo por está noche, gracias por venir y por esos
aplausos!! Pero el bis abra que dejarlo para otro día porque ya nos pasamos de hora y tenemos al DJ esperando para comenzar, ¡¡¡así que no decaiga la fiesta y nos vemos en el próximo concierto!!!

Dicho esto la luz del escenario se atenúo y el DJ tomo posesión de la mesa de mezclas, mientras los chicos se apresuraban a recoger los instrumentos.

-¿Por qué tanta prisa?-pregunto Benjamin al verlos tan desesperados.

-Nada pibe pero quiero disfrutar un poco de la noche y no pasarme dos horas recogiendo…-le respondió Agus mientras guardaba unos cables

-¡¡Anda ya!!-Benjamin le quito los cables de la mano-¡¡Vamos a echar unas cervezas!!

-Ve tu, no te preocupes ya Agustín y yo nos encargamos de recoger y llevar todo al loca y volvemos en tiempo record…-Peter estaba guardando una de las guitarras en su funda.

-No pueden con todo esto ustedes solos…-dijo el rubio señalando los instrumentos.

Agustín se paro a un lado de su amigo-¿Qué te apuestas?

Benjamin sonrío viendo una apuesta fácil-Las cervezas de toda la noche si recogen, van al local, descargan y vuelven en menos de hora y medía…

Peter largo una carcajada-¡Hecho, ya perdiste la apuesta pibe!

Benjamin bajaba las escaleras del escenario-Ya veremos… el tiempo va corriendo ¿eh?

Lali no pudo reprimir el impulso y subió al escenario disimuladamente, se acerco a Peter, lo tomo de la mano y lo llevo tras unas cortinas…
Mariana enredo sus brazos en el cuello de él-Eres increíble, ¿lo sabes verdad?

Peter sonrío seductoramente-Tienes suerte de tenerme chiquita-Lali le pego mientras ambos reían-¿Te gusto la canción?

-Me encanto en privado y me encanto ahora….

Peter la observo unos segundos y comenzó a besarla apasionadamente, debían llevar un minuto o más pensó “bájale con las ansias papá ya llegara el momento”, aflojo la intensidad del beso hasta convertirse en un leve roce de labios.

-Recoge tranquilo…Te espero en la pista de baile ¿si?-Lali le robo un pequeño beso.

-Mm. Tengo que llevar todo esto al local y volver… te prometo que no tardo…-ahora Peter le robo un beso-Luego te tengo una sorpresa…

-¡¿Si?! ¡¿Qué?! ¡¿Qué es?!-Mariana comenzó a dar saltitos como nena pequeña

-Es s-o-r-p-r-e-s-a…. cuando vuelva lo veras...-Peter disfrutaba verla así

-Hay me tocara esperar…-Peter le robo otro beso al verla hacer puchero-Bueno recoge, nos vemos luego-y se fue guiñándole el ojo.

Peter se quedo unos segundos solo tras las cortinas, esa chica lo enloquecía, a duras penas razonaba cuando la tocaba o la besaba… pero le encantaba esa sensación.

Camila había bajado del escenario y en cuando se acerco a la barra la asaltaron un montón de compañeros felicitándola por el concierto, por su voz, por el nuevo look, etc.… Sin comerlo ni beberlo se había convertido en el centro de atención. Lali paso a su lado y le guiño un ojo “gracias Lali” pensó Camila, pero ya se lo agradecería más adelante con calma.

Mariana se reunió con el resto en la pista de baile, donde Candela y Rocio ya se habían hecho las dueñas y donde Benjamin intentaba ligarse a una rubia que bailaba cerca de el, mientras Nicolás disimuladamente miraba a Rochi.

Si querían ganar la apuesta iban por buen camino, pues en un tiempo record los instrumentos estaban guardados y cargados en el coche de Agustín, su incentivo no era precisamente la apuesta, pero como excusa había salido genial y aunque no seria esa noche a Benjamin le tocaría pagar las cervezas de una noche entera.

Antes de irse Agustín y Peter se despidieron de Candela y Lali respectivamente, cuando salieron a la carretera agradecieron que a esas horas de la noche no hubiera apenas tráfico, pero maldecían mentalmente cada semáforo en rojo que se encontraban. El coche dio de si todo lo que pudo, la policía podría haber hecho cualquier cosa con ellos si los hubiera pillado pero esa noche la suerte estaba de su parte…

Agustín y Peter miraron el local complacidos. Habían hecho un trabajo excelente. Solo faltaba el ultimo detalle, Peter se acerco al equipo de música, puso un CD que había grabado esa misma mañana y dejo el control remoto detrás de un extintor en el pasillo.

-Amigo esto ha quedado perfecto…-Agustín miraba complacido el loca.

-Si ¿verdad?-Peter estaba a su lado y de pronto le dio un golpe en el
hombro-Oye por cierto ¿tú donde vas a llevar a Candela?

-Es una sorpresa…Espero que le gusta a ella…

-Te conozco…Le gustara…-Peter abrazo a su amigo por los hombros- Gracias por ayudarme con todo esto….

Agustín también lo abrazo por los hombros-¿Para que están los amigos si no?

Los dos echaron un último vistazo al local-Bueno vámonos volando que quiero secuestrar a mi chiquita ya….

El camino de vuelta fue igual que al de ida, solo que por una ruta alternativa sin semáforos, cosa que Peter agradeció enormemente.

Volvieron a aparcar en el garaje privado del boliche y en cuanto entraron se plantaron junto a Benjamin sonrientes.

-Una hora y cuarto…-Peter le mostró la hora que aparecía en la pantalla de su móvil-¡Perdiste!

Benjamin le echo una mirada de reojo a la rubia-OK, pero otra noche ¿si?...

-Como guste…-Benja palmeo los brazos de sus amigos y se perdió en busca de la chica-¡Pero no se nos olvida!-le grito Agustín mientras el rubio se alejaba

Lali había visto a Peter entrar, se acerco sigilosamente por detrás, lo abrazo provocando que se sobresaltara…

Peter se giro para abrazarla también-Mm. Menos mal que eres tú, ya pensé que me acosaba alguna fan

-Pobre de ella…-el semblante de la petiza se puso seria pero la sonrisa de Peter la hablando-Oye bebe…

-Dime…-Pedro estaba entretenido con el cabello

Mariana se acerco al oído de Peter-vámonos a un sitio donde estemos solos…

Peter sonrío, Lali no necesitaba más respuesta que esa…

-Le aviso a Agus y Cande que me parece que también se iran y que nos dejen en el sitio donde está tú sorpresa…

Mariana sonrío ampliamente-¡Hay si mi sorpresa!... ¡Casi, casi se me olvidaba!

Peter hablo con Benjamin, Nicolás y finalmente con Agustín, que le dijo que lo esperaran en el coche.

-Princesa…-el rubio se acerco a su chica que bailaba entretenida con un grupo de compañeras

-Dime…

-¿Te apetece que nos vallamos…a un sitio mas…intimo?-estaba nervioso no había dudas

Candela sonrío-Lo estoy deseando...-unió su mano con la de Agustín-Vámonos…

Los cuatro se subieron al coche, Lali miraba atentamente por la ventanilla del coche intentando averiguar el destino pero el camino era el mismo que para volver a casa. Finalmente Agustín detuvo el coche frente al local, Lali miro a Peter sin entender nada….

Peter bajo y le abrió la puerta a Lali-Vamos chiquita, nosotros nos quedamos aquí…

Mariana no pregunto nada, confiaba en el y se moría por ver su sorpresa, se bajo del coche se despidió de Candela y Agustín y desaparecían por la puerta del edificio.

Candela miro extrañada a Agustín-¿Al local?

Agustín dejo escapar una risilla-Si... Pero yo se que a Lali le encantara lo que ha preparado Peter…

-OK… ¿Y nosotros a donde vamos?-Candela le regalo su mejor sonrisa

-Es una sorpresa…

Candela sonrío, por mucho que preguntara no le diría nada, Agustín arranco y salieron a la autopista de la costa.

Mientras en el boliche Camila charlaba con una multitud de compañeros de la clase, Benjamin seguía perdido por la pista de baile y la pareja de rubios que quedaba, Nicolás y Rocío se encontraron en la barra… ambos se apoyaron con sus bebidas en la mano.

-Bueno, pues aquí estamos…-Nico miraba a todos como se divertían…

-Si…-Rochi hizo lo mismo

-¿Bailamos?-se preguntaron a la misma vez y dejaron liberar una carcajada.

Nicolás le tendió la mano y Rocío acepto dejando la bebida en la barra.
Que rápido había cambiado la situación global. Quien iba a decir que Camila se convertiría en el centro de atención y que Nicolás y Rocío dejarían de pelear, para cambiar los pleitos por la pista de baile. Quizá fuera la Luna que casi siempre tiene algo que ver en estás cosas….

Peter iba caminando detrás de Lali pero pegado a ella, Mariana recorría el pasillo, se sabia el camino de memoria pero ni cuenta se dio cuando Pedro tomo el control del equipo de música detrás del extintor, Lali se paro frente a la puerta para que su chico abriera con la llave.

Pedro abrió la puerta lentamente, todo estaba a oscuras, acciono el control remoto, puso play y encendió un interruptor. Se encendieron varios farolitos de colores que dejaban el local en una tenue penumbra y las primeras notas de Bendita la luz comenzaron a sonar. Tomo a Lali de la mano y le cedió el paso delante de el, cerro la puerta con llave y espero la reacción de ella.

No se lo podía creer, el local estaba completamente distinto, los instrumentos estaban tapados con telas transparentes de colores en un rincón, dejando un amplio espacio delante de todo, en el suelo había un montón de cojines y un par de mantas. Peter no había retirado ni la TV ni la play por si acaso. Pero había preparado una pequeña mesa con champagne y fresas. Lali se giro para mirarlo sonriendo.

-Esto… Esto es increíble… Es precioso….-sin saber que más decir se lanzo sobre los brazos de su chico.

-Lali, esto no significa que tengamos que hacerlo, de veras que no, pero quería prepararte algo especial…-las manos de Peter se aferraban a la cintura de ella

Mariana alejo su rostro para regalarle la mirada mas profunda y la sonrisa mas sincera-Pero es que yo si quiero…

Peter se quedo paralizado unos segundos, tras los cuales la alzo en brazos y la recostó suavemente sobre los cojines, lleno dos copas de champagne y tomo el plato de fresas, le entrego una copa a Lali y dejo las fresas haciendo equilibrio sobre un cojín.

Pedro se sentó frente a Mariana y alzo su copa-Por nosotros…. Por una noche mágica

Ella alzo la suya…-¡Salud!

Chocaron sus copas y entre dulces palabras fueron comiéndose las fresas, jugueteando con ellas, dándose de comer uno al otro… Peter recogió las copas y el resto de las fresas, se sentó en los cojines recostándose junto a Mariana que comenzó a acariciarle el pelo…

-Todo es tan perfecto…

Pedro la miraba como si fuera la primera vez que la veía…-Era lo que pretendía…Que fuera perfecto…

Lali se quito las sandalias, moverse entre cojines con semejantes tacones era complicado, cuando termino se recostó junto a Peter, que tiernamente la tomo de la cintura y la acerco a el. En ese mismo instante comenzó a sonar “Somewhre only we know”, Peter miro a Lali…

-Nunca mejor dicho, somewhre only we know… pase lo que pase está noche creo que jamás volveré a ver este local igual…

-Ni yo…-Mariana le acaricio el rostro-Me encanta está canción…

Peter acaricio el oscuro cabello de Lali, siguiendo por sus mejillas y llenando de besos el camino que sus manos dejaban libre, primero sus mejillas, luego su boca, su cuello, su clavícula, su hombro... Lali se sorprendió de no sentir miedo en absoluto ni siquiera al dolor, lo único que sentía era un deseo que la quemaba por dentro, deseo de ser suya por primera vez y para siempre. Pero las caricias de Peter no le dejaban tiempo a pensar, solo a sentir, como aquella vez en el sofá de su casa un leve calor recorría su cuerpo allá por donde las manos de Pedro pasaban, cada centímetro de piel respondía mágicamente al contacto.

Lejos de quedarse quieta, las manos de Mariana recorrían la fuerte espalda de Peter, recorriendo, apenas rozando cada músculo, cada vértebra, causando un escalofrío generalizado en el cuerpo de Peter que en esos momentos asaltaba ansioso la boca de ella, aun con los labios sobre los de ella…

-Lali podemos parar cuando quieras, no hay drama OK…-lo primordial para Peter era que estuviera cómoda y segura.

Lali apenas podía articular palabra y en un leve suspiro-Quiero que me hagas tuya aquí y ahora

A Peter esas palabras le encendieron, como si un fuego se hubiera avivado dentro de él. Se separo ligeramente de Mariana para poder deshacerse de su camiseta, dejándole el camino libre a las manos de Lali, que se apresuraron a apoderarse de su espalda nuevamente. La boca de Peter recorría centímetros a centímetros el cuello de Lali, bajando por su hombro, rodando la camiseta yendo a parar al filo del escote.

Pedro comenzó a subir una de sus manos que reposaba en la cintura de Mariana hasta sus pechos dejando un camino de caricias por el costado de su cuerpo, rozo levemente un pecho y Lali sintió un escalofrío extremadamente agradable. Peter se incorporo, miro con ternura a Mariana de arriba abajo, puso sus manos en el extremo de la camiseta de ella y comenzó a quitársela dejando al descubierto la piel dorada de su cuerpo, sus pupilas se dilataron, ¿como podía ser tan endemoniadamente perfecta?

Recorrió su vientre plano, suave como la seda, con caricias y besos, hasta llegar de nuevo a su pecho, lo beso por encima de la lencería provocando pequeños gemidos en Mariana, él paso sus manos por detrás de la espalda de ella y con un hábil movimiento desabrocho su sujetador, la miro a los ojos buscando alguna señal de duda o temor, pero solo encontró amor y deseo en esos preciosos ojos castaños, así que suavemente retiro los tirantes de los hombros de Lali y luego dejo caer el sujetador al suelo.

La observo un instante... alargando el momento, volvió a besar suavemente los labios de ella, mientras una de sus manos buscaba ansiosa el contacto con uno de sus pechos. Le acaricio, apenas rozando el pecho y al instante los pezones de Lali se endurecieron…

La voz de Peter salía en un susurro-Dios…Me muero por tenerte…

Volvió a recorrer el mismo camino desde la boca de Lali hasta sus pechos, llenándola de besos y caricias, hasta que finalmente no pudo contenerse más y rozo con la lengua un pezón, Lali le revolvía el pelo, disfrutando de cada sensación con los ojos cerrados, dejándose llevar…

Peter paso un largo rato perdido en los pechos de su chiquita, era tan suave que tocarla ya era todo un placer…. Pero el cuerpo de ambos pedía gritos mucho más...

Así que mientras Peter volvía a besar los labios de Mariana, exigente y apasionado, sus manos ya recorrían los firmes muslos de ella, Pedro dudaba si subir más o esperar, pero la boca de ella le dio la respuesta, el beso se tornaba más exigente cada vez que Peter subía la mano. Sin dejar de besarse en ningún momento, Pedro metió su mano bajo la falda de Lali, noto como la respiración de ella variaba según se acercaba más a su sexo, hasta que finalmente lo rozo sobre su ropa interior…

Mariana arqueo su cuerpo y Pedro entendió la señal, necesitaba que se sintiera cómoda, que lo disfrutara tanto como lo estaba disfrutando él, sin prisas… tenían toda la noche por delante…

Lali se aferraba fuertemente a los hombros de Peter que ya notaba como sus pantalones comenzaban a estorbarle, se retiro delicadamente de ella, se puso de pie ante la mirada desconcertada de Lali, Pedro sonrío y comenzó a desabrocharse el pantalón, lo dejo caer al suelo y de reojo vio como Mariana abría los ojos al observar lo excitado que estaba ya, él aprovecho el momento de estar de pie para tomar un preservativo de su mochila y colocarlo junto a los cojines, le dedico una tierna sonrisa a Lali y se arrodillo frente a ella para quitarle la minifalda, pero por más que rebuscaba no había manera, no encontraba el cierre… Lali soltó una carcajada

-¿Te ayudo?

Peter entre los nervios también reía…-Por favor…

Mariana desabrocho el cierre interior de la falda, luego el exterior y la tiro al suelo lejos de donde estaban ellos, Peter la miro embobado….

-Eres maravillosa…

Y volvió a su posición, esta vez se acomodo sobre ella, rozando sexo con sexo, como en su casa, con ropa de por medio, pero si esa sensación ya era maravillosa, ¿como seria una vez desnudos?

Entre besos y caricias, sus manos automáticamente volvieron a buscar el sexo de Lali, pero está vez la ropa interior le sobraba, aparto suavemente la ropa interior de ella y rozo su sexo, Lali gimió y Peter supo que iba por buen camino, ya estaba húmeda, no lo suficiente pero de eso se encargaba el.

Siguió acariciándola un buen rato, pero las ansias le podían y despojo a Mariana de su última prenda, dejándola completamente desnuda. Lali no sintió pudor ni vergüenza, más bien quería más…

-Esto es un poco injusto bebe…-Peter la miro sin entender…-Tu aun llevas ropa…

-Pues quítamela…-y le guiño el ojo para que sintiera confianza

Para su asombro Lali no dudo, se arrodillo frente a el y comenzó a bajarle el boxer, acariciando su cola al bajarlo, Peter se puso de pie y acabo la faena. Mariana no pudo evitar mirarlo fijamente, era la primera vez que lo veía desnudo y eso que decían las mujeres de que el hombre desnudo no es bonito, le pareció una completa estupidez, era perfecto…

Pedro volvió a recostar a Lali besándole el cuello, acariciando todo su cuerpo. Una vez que ella estuvo completamente estirada, Peter trazo un camino de besos por su cuello, pechos, ombligo, hasta que llego a su sexo y abrió lentamente las piernas de Mariana con sus manos…. A Lali eso le pillo por sorpresa pero no quería privarse de nada, quería sentirlo todo…

Peter observo a Lali abierta para el, deleitándose con la maravillosa vista, antes de comenzar a besar sus muslos suaves y firmes, siguiendo el camino hasta llegar al sexo de ella, lo rozo con la lengua y Lali se estremeció…

-Relájate cariño…Te va a gustar…

-Peter necesito sentirte dentro mío ya…-sus palabras sonaron a suplica.

-Aun no puedo chiquita, te haría daño... aun no estas lista… relájate

A Mariana no le dio tiempo a replica, pues cuando intento hablar sintió la lengua de Peter abriéndose paso dentro de ella. Miles de sensaciones indescriptibles se abalanzaban sobre ella, con cada roce de la lengua de su chico se sentía como cayendo al vacío… estaba en el paraíso

Peter se cercioro de que Lali estuviera lo máximo lubricada posible, aun le daba terror hacerle daño, pero el estaba tan excitado que si no lo hacia ya, no aguantaría. Cuando se incorporo busco ansioso la boca de
Mariana, mientras ella le acariciaba la espalda, Pedro tomo el preservativo, lo abrió y se lo puso, bajo la atenta mirada de Lali. Se coloco entre las piernas de ella y rozo su sexo con el de ella

-Lali… esto va a dolerte un poco, voy a ir despacio ¿OK? Si en algún momento te hago daño dímelo…

Lali asintió y Peter, comenzó a besarla intentando distraer su atención del dolor que estaba por llegar. Introdujo su pene suavemente, poco a poco, acariciando tiernamente el costado de Mariana, relajándola…. Poco a poco fue entrando en ella hasta que noto resistencia, el beso se torno más violento, más apasionado, Peter empujo, la resistencia ceso y un gemido de dolor se perdió en el beso.

Así quieto, dentro de ella, besándola acariciándola, pasaron unos segundos hasta que Peter se atrevió a moverse dentro de Lali, la respiración de ella aumentaba el ritmo, así como sus gemidos y Peter supo que ya no le dolía, el dolor dejo paso al placer, y se sintió libre de poder entrar y salir poco a poco de ella. A ritmo lento, llenándose de caricias, de cariño, de besos, de miradas largas, suspiros….

No podrían decir exactamente cuanto tiempo pasaron perdidos uno en el cuerpo del otro, pero es que el tiempo era algo que a ninguno de los dos les importaba. Bien podría haberse caído el mundo entero, que en ese pequeño local, el espacio-tiempo se había tomado un descanso para ellos.

El cuerpo de Mariana comenzaba a tensionarse bajo el de Pedro, su respiración se entrecortaba y Peter noto las contracciones en su sexo, era el momento de acelerar el ritmo, dio gracias a Dios pues no aguantaría mucho más…. Las embestidas comenzaron a ser mucho más profundas, más fuertes y el beso que los unía más salvaje. Lali sentía como su cuerpo dejaba de responderle, solo sentía placer, un placer intenso que la hacia perder la noción de tiempo y espacio, su cuerpo ya no le respondía, Pedro a su vez embistió por ultima vez, soltó un largo y ronco gemido seguido de un susurro “te quiero” y se dejo caer sobre el pecho de Lali exhausto y completamente satisfecho, aun dentro de ella.

Lali noto como todo volvía a su lugar, el mundo volvía a estar donde estaba antes, y sonrío al ver a Peter sobre ella respirando pesadamente, le acaricio la espalda feliz, inmensamente feliz. Pedro se incorporo para salir de Lali, pero ella lo paro

-No…No salgas aun…

-Chiquita tengo que salir o puede haber problemas con el preservativo….

-Te quiero…-le confeso…

Peter sonrío-Yo también… Gracias…ha sido el mejor momento de mi vida…

Lali solo consiguió sonreír, Peter comenzó a salir de ella poco a poco y el placer volvió a asaltar sus cuerpos pero la cara de Pedro se ensombreció de repente.

-¿Ocurre algo bebe?-Mariana lo miraba confuso

Los ojos de Pedro estaban abiertos de par en par…-No puede ser…

Lali comenzó a asustarse, ¿que podía estropear ese momento?

Peter vio la preocupación en la cara de ella-Tranquila mi vida todo tiene solución OK... pero el condón se ha roto….

-¡¿Qué?!-grito asustada ella.

Pedro se apresuro a abrazarla-No te preocupes de verdad, tiene solución, siento que haya pasado esto justo ahora pero vamos al centro de planificación familiar, yo te acompaño no te preocupes ¿OK?-le acaricio la cara y la beso dulcemente-Siento que esto estropee está noche….

Mariana sonrío-Ha sido perfecta, maravillosa, tienes razón todo tiene solución…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:09 pm

Capitulo 38


Por la autopista de la costa, dejando atrás la gran ciudad y ajena a los acontecimientos en las vidas de sus amigos, Candela observaba por la ventanilla del coche, como las luces pasaban a gran velocidad. No intuía el destino de su “viaje”, por esa autopista podrían llegar casi a cualquier lugar.

Tras apenas cinco minutos más, Agustín paro el motor del coche, Candela no se lo podía creer, miro a Agus fugazmente y volvió a mirar por la ventanilla al imponente edificio de cristal que se alzaba frente a ella.

Agustín bajo del coche, le entrego las llaves al aparcacoches, dio la vuelta y abrió la puerta del acompañante, extendiendo su mano para ayudar a Candela a bajar.

-No puede ser…Est…Estamos en...

Agustín-Princesa... Lo mejor está dentro

Candela sonrió emocionada y con el brazo de Agustín rodeando su cintura, se adentraron en el lujoso lobby del hotel. Agustín se acerco al mostrador para hacer el check in, dejando a Candela en medio de la espaciosa estancia.

Lo observaba todo, era fascinante, miles de veces había visto esa recepción, cada vez que alguna gran actriz, cantante, modelo o personalidad llegaba a la ciudad, se alojaban allí. Pero verlo ella misma, estar allí, era algo increíble.

Con la llave electrónica en la mano, Agus observo unos segundos a su princesa, parecía que le había gustado la sorpresa pero eso era solo el principio. Se acercó a ella, volvió a rodearle la cintura con el brazo y en absoluto silencio la acompaño al ascensor. Cuando las puertas se abrieron, Cande se dio cuenta que en aquel sitio el lujo y el diseño eran una constante y los rodeaba por todos los sitios, el botones les pregunto el piso.

-Piso veintitrés-le respondió el rubio

Candela abrió los ojos como platos, ¿planta veintitrés? Desde esa altura las vistas serian…. Sin apenas tiempo para imaginar nada más, las puertas del ascensor se abrieron, salieron a un pasillo desierto, Agustín la tomó de la mano, recorrieron unos metros y se pararon frente a la puerta 2139

-Cande… solo quiero pasar la noche contigo… toda la noche… no me importa si es durmiendo, jugando a la play o viendo la TV…. No quiero incomodarte…

-No lo haces…-la castaña le acaricio tiernamente la mejilla-Y seria una pena desaprovechar este lugar viendo la TV ¿no?-ambos rieron-¿Entramos?

Agustín no alcanzo a decir nada, tan solo se limito a abrir la puerta, prendió la luz y dejo paso a Candela, que boquiabierta se dirigió directamente a los grandes ventanales al final de la estancia principal, desde esas alturas se divisaba todo el puerto deportivo de la ciudad, así como el paso marítimo, con su ya habitual ajetreo, y el mar… algunos barcos ocultos por la oscuridad, era una vista maravillosa.

Pero las vistas no le quitaban protagonismo a la habitación. La enorme cama presidía la amplia estancia decorada con el mobiliario de diseño en colores tierra. En un rincón dos sillones y una mesa coronada por un ramo de rosas blancas y orquídeas. En el lateral de la habitación había una puerta corrediza entreabierta, Candela la abrió completamente y entro al baño. ¡Dios ese baño era tan grande como su cuarto y el de su hermano juntos!, todo en mármol de diferentes tonos, dos lavamanos bajo un inmenso espejo perfectamente iluminado, a la derecha una bañera redonda enorme, a su izquierda el jacuzzi y una ducha de hidromasaje...

Candela salio emocionada del baño y encontró a Agustín esperándola junto a los sillones.

-¡¡Agus esto es… increíble!!-la mirada de Candela estaba iluminada-¡¡¡Es perfecto!!!...Yo me quedo a vivir aquí-y largo una carcajada

A la carrera se lanzo a los brazos de Agustín que la levanto del suelo entre risas…

-Y también debe ser extremadamente caro…-y de pronto la castaña cayo en la realidad-No debiste…

-Sh…Es perfecto ¿no?-la sonrisa de Agus hablando a Candela-Tanto da cuanto haya costado, disfrútalo… ¿OK?

¿Que más podía decir Candela? Se acerco a la boca de Agustín seductoramente, pero quedando a unos milímetros, esperando su reacción, la cual no se hizo esperar y Agus la beso suavemente durante unos segundos tras los que la intensidad y necesidad aumento considerablemente.

Aun con Candela entre sus brazos, Agustín se dirigió a la cama y se dejo caer sobre ella, entre risas rebotaron varias veces sobre el colchón hasta quedar por fin estables en la misma posición. El rubio la miro de arriba a abajo, desde sus ojos, sus labios, los rizos que le caían sobre los hombros, todo en ella era tan sexy que mirarla no era suficiente, sus manos por cuenta propia comenzaron a acariciarla, desde su mejilla, rozándole el cuello, sus hombros, el lateral de sus pechos, su cintura… hasta posarse en sus caderas.

Candela sonreia divertida, había contenido la risa cuando Agustín le acaricio la cintura, seguramente el no supiera que tenia cosquillas, pero después de esa noche, conocería cada rincón de su cuerpo. Pasaron largo rato besándose, acariciándose, entregando y recibiendo tranquilidad y seguridad. Tras unos segundos de duda, Cande comenzó a desabrocharle la camisa a Agustín, sin prisas, dejando al descubierto su pecho, definido, musculoso, suave y bronceado. Agus por su parte acabo el trabajo, deshaciéndose de su camisa, tirandola al suelo.

Pero Candela necesitaba más, ya lo había visto sin camisa otras veces, quería ver todo su cuerpo, desabrocho el cinturón, para el asombro de Agustín, después los botones del jeans y le dirigió una mirada seductora a su chico, que comprendió el mensaje al instante, se incorporo y se quito los pantalones dejándoselo en el suelo…

-Esto es algo injusto Candela…-ella aguantaba la risa-Tú llevas mucha ropa….

-Yo te quite tú ropa…-la voz le salio demasiado ronca por la excitación del momento-Quizá debas hacer lo mismo con la mía….

Agustín entendió la invitación, examino el mini vestido pero no encontró el cierre por ningún sitio. Candela lo observaba, estaba totalmente perdido…

-Frío… frío…-la mano de Agustín dejo la espalda de ella para posarse en su cintura-Caliente…-subió un poco más la mano por el costado-Ardiendo…

Y finalmente encontró la cremallera y la bajo delicadamente. ¿Y ahora? OK la cremallera abierta, pero ¿por donde se sacaba ese vestido? ¿Por la cabeza o por todo pies? Candela se reía bajito ante las dudas y como si le leyera el pensamiento...

-Puedes sacarlo por arriba o por abajo, pero es más cómodo por arriba….

-Debes dejar de leerme el pensamiento pequeña-Agus le guiño el ojo provocando mas la risa en su chica.

Agustín poso sus manos en los suaves muslos de Candela subiendo lentamente el vestido, dejando a la vista la pequeñísima tanga, continuo subiendo el vestido por su vientre, su cintura, sus cestillas hasta llegar a sus pechos donde le fue algo más complicado, pero una vez superados, quedo asombrado al ver los pechos de Candela, perfectos, redondos, suaves… ni cuenta se había dado de que no llevaba brasier, pero por otra parte, era normal con semejante escote tanto por delante como por la espalda. Candela levanto los brazos y arqueo la espalda para facilitarle a Agustín la tarea, la tela roja salio volando por los aires y las manos de Agus se apresuraron a volver a la cintura de Candela.

-Eres hermosa…-le susurro al oído

Candela ni se ruborizo, se limito a sonreírle dulcemente, Agustín interpreto esa sonrisa como el permiso para comenzar a explorar su cuerpo. Volvió a acomodarse sobre ella, y comenzó un frenético baile de caricias, besos y suspiros por parte de ambos. Pasaron largo rato así, sin necesitar más que besar sus pieles, tocarse, pero la ansiedad de Agustín ya era evidente…

Durante los siguientes minutos fue Agustín el que tomo la iniciativa, las caricias cada vez más intimas, más placenteras, más rápidas… todo lo necesario para preparar el cuerpo de Candela. La escasa ropa que los cubría desapareció en algún momento, no sabían muy bien cuando y por fin Agus podía tocarla directamente, comprobar como su cuerpo respondía a sus caricias, a su roce. El ruido de las respiraciones y suspiros calentaba aun más el ambiente, aun más si se podía.

El placer inundaba el cuerpo de Candela de tal manera que pensar en cualquier cosa que no fuera Agustín y esa habitación, se le hacia completamente imposible, igual que contener los impulsos de tocar su piel, sus músculos, en ningún momento contuvo sus ganas, descubrió el cuerpo de Agus igual que el hacia con el suyo. La humedad en la mano de Agustín indicaba que el momento había llegado…

Se levanto dejando a Candela desnuda sin la presión de él sobre su piel, mientras el rebuscaba en sus jeans, hasta que encontró el preservativo, se acerco a la cama, se lo puso y volvió a colocarse sobre ella… Miro sus ojos mientras aun acariciaba su cuerpo, no vio rastro de miedo en ella, coloco su sexo justo en la entrada de ella y empujo suavemente… mientras devoraba su boca con ansias…

Poco a poco Agustín fue entrando, cuando encontró resistencia, decidió no darle tiempo a Candela a asustarse, y empujo más fuerte, hasta que en un segundo la resistencia había cedido y estaba completamente dentro de ella, se quedo quieto, besándola, tranquilizándola, disfrutando de su calor…

Al cabo de un minuto comenzó a moverse dentro de ella, Cande movía sus caderas para animarlo a moverse más rápido, más fuerte, ya no había dolor, ni molestia, solo calor, placer…. Agustín intensificaba el ritmo bajo las exigencias de su chica.

Tras un baile de entradas y salidas, Candela comenzó a notar su vista nublada, la sangre corría energéticamente por sus venas y el placer inundaba cada célula de su cuerpo. Su espalda comenzó a arquearse involuntariamente. Agustín lo sentía, el también estaba sintiendo lo mismo…

Tras una ultima embestida, ambos gimieron a la vez… después de todas esas sensaciones tan intensas, sus cuerpos cayeron inertes… cansados y complacidos… Suspiraron varias veces, calmando sus respiraciones, Candela apenas escucho dos palabras pero dos palabras que la devolvieron al cielo “te amo”.

En el boliche la fiesta estaba siendo todo un éxito, Camila se lo estaba pasando genial, hablaba con todos sus compañeros, incluso algún que otro chico la había sacado a bailar. Era extraño, pero no había pensado en Peter ni un segundo. Era como si en su soledad se hubiera aferrado a lo único que conocía… a la única persona que la había tratado como a un igual, cierto que también era el más guapo… Pero ahora, bailaba con otros chicos y disfrutaba, se reía y hablaba sin reparo, incluso hizo un comentario irónico para rechazar a un chico que intento besarla, dejando claro que no era un bicho raro, pero tampoco una chica fácil…

Mientras Benjamin había conseguido captar la atención de la güera que bailaba junto a él, debía ser una chica que entro en el boliche por casualidad, porque una cara como aquella era difícil de olvidar, si fuera compañera de clase lo sabría. Por el momento el único avance que había conseguido era que la chica en vez de bailar dándole la espalda, bailara de cara a el... eso y alguna que otra sonrisa… ¿Siguiente paso? Un nombre y un beso….

Pero los que realmente estaban entretenidos eran Nicolás y Rochi… en vez de las esperadas peleas, piques y apuestas, se lo estaban pasando genial bromeando y bailando, pero después de horas de baile los pies de Rocío se resentían…

-Hay Nico me matan los pies, vamos a tomar algo, ¿va?

Nico largo una risilla-Débil…

-Tú no durarías ni cinco minutos con estos tacones…-parecía que las paleas iban a volver

-OK, OK vamos a tomar algo…Nada de peleas que íbamos muy bien…-Nico le sonrío para que ella cediera

Ambos se dirigieron a una mesa vacía en un rincon poco transitado del boliche, ordenaron unas cervezas y disfrutaron de la comodidad de los pequeños sillones.

-Esta es la ultima cerveza, ¿entendido Ro?-el rubio la miraba con advertencia-No quiero tener que arrastrarte a casa como en aquel chiringuito de la playa…

-Hay ni me lo recuerdes, al día siguiente me mataba el dolor de cabeza…-Rocío se cubrió el rostro con sus manos al recordarlo y Nicolás reía

-Si, pero estabas realmente chistosa…

-¿Hice mucho el papelón no?-el rostro de la rubia estaba compungido al no poder recordar

-No mas de lo habitual…-Nico se llevo su cerveza a la boca…

Rochi golpeaba su cerveza…-Nunca me has contado los detalles de esa noche

-¿Que detalles?-el rubio por dentro se moría por decirle lo que había pasado, pero no-Te la pasaste bailando y bebiendo en la pista de baile…

Dejaron el tema de aquella noche aparte, para adentrarse en conversaciones menos trascendentales como la música, cotilleos de los compañeros de clase, etc. Hubo un extraño silencio, como si los temas se hubieran acabado.

-¿Sabes? Aun no te he dicho lo guapa que estás está noche…-Rocío sonrío-Otro estilo a tú ropa habitual pero te sienta muy bien...

-¿Ah si? Gracias…-la rubia le echo un vistazo a su compañía-Tú también te ves muy bien…

De nuevo el silencio... entonces comenzó a sonar Canción de adiós de Coti, una lenta después de tantos ritmos frenéticos.

-¿Bailamos?-Nico le ofreció la mano-¿O te siguen doliendo los pies?

Rocío se lo pensó un momento-No ya casi no me duelen… vamos…

Se plantaron en el centro de la pista, junto el resto de las parejas, bastante cerca de donde Benjamin ya bailaba con la rubia. Nicolás poso sus manos cuidadosamente en la cintura de Rocío y ella paso sus brazos alrededor del cuello de el… Hacia la mitad de la canción, el recelo inicial había desaparecido y la distancia se iba acortando, casi al final de la canción se apagaron las luces, y Nico sintió el aliento de Rochi acariciándole los labios, apretó más las manos sobre su cintura y por fin Rocío se decidió… poso sus labios suavemente sobre los de Nicolás, en un beso fugaz… Justo al separarse volvieron a encenderse las luces y ambos miraron en otra dirección avergonzados…

-Yo…Es que…

-¿Querías saber que había pasado la noche en la playa?-Rocío lo miro atenta-Pues exactamente esto… Pero tú no lo recordabas al día siguiente…

-¡¡Porque no me lo contaste!!-le grito ella

-Quería que si alguna vez volviera a suceder, tú estuvieras en plenas facultades, no borracha para al día siguiente volverlo a olvidar…

Rocío se quedo petrificada… era la segunda vez que lo besaba, aunque solo recordara una… aunque sabia que algo raro había pasado en la playa…

En el local, algunos faroles se habían apagado, Lali y Peter ya estaban completamente vestidos de nuevo, y es que después de lo que había ocurrido repetir era algo impensable… Lali había intentado disimular su miedo y nerviosismo pero Peter lo notaba, la abrazaba fuertemente, pero le parecía percibir un cierto temblor en ella…

-Lo siento Lali… de veras que lo siento… ha sido mi culpa…

-No Peter… estás cosas pasan. Es un accidente… es una lastima que justo hoy pero no es tú culpa…

-Si lo es…-Lali lo miro asustada-Me apretaba el preservativo, debería haberme dado cuenta que era demasiado pequeño pero me pudieron las ganas de tenerte… no debí arriesgarnos…

-Bueno ya no te lamentes ¿OK? Porque yo no lo hago…. Todo lo contrario me alegro tanto…-esas palabras tranquilizaron enormemente a Peter.

-OK…mira ahora mismo el centro está cerrado pero mañana por la mañana en cuanto nos levantemos iremos y lo solucionaremos ¿OK?

-¿Cuándo nos despertemos?-algo Mariana no entendía.

-Claro…Dormiremos aquí… ¿Es cómodo no?

Lali sonrío- Si pero ¿y las mantas? ¿La ropa para mañana? No podemos ir al centro así…

-Hay que poca confianza-Peter dejo escapar una risilla-Mira allí están las mantas y mañana iremos un momento a tú casa, te cambias y listo ¿si?

-OK…

-Bueno chiquita ahora a dormir ¿si? Ya es bien tarde….

Lali lo beso a modo de respuesta. Prepararon juntos la improvisada cama, que resulto mucho más cómoda de lo que aparentaba, volvieron a desprenderse parte de sus ropas (Lali la falda y Peter los pantalones) y se metieron entre las mantas, abrazándose intentando ofrecerse tranquilidad mutuamente. Pero Lali no paraba de darle vueltas a la idea de un posible embarazo… solo tenia diecisiete años… pero había sido todo tan lindo, tan mágico…, decidió no pensar, refugiarse en los brazos del hombre que la había hecho mujer y descansar, por primera vez, toda la noche a su lado.

Al cabo de una hora, supo que esa noche seria muy larga y que ella seria la primera en despertar. Por más que lo intentara no conseguía dormir, sentía la respiración rítmica y tranquila de Peter junto a su cara... o estaba muy cansado, o es que era capaz de dormir en los peores momentos. No podía culparlo, al fin y al cabo para que preocuparse por algo que no puedes solucionar en ese mismo instante.

Pero claro, la que podía estar embarazada era ella, a la que le saldría panza seria a ella, un pinchazo de temor la asalto "¿y si no puedo hacer nada y Peter me abandona?" no, esa idea fue borrada inmediatamente de su cabeza... Pero lo siguiente que le vino a la mente fue igualmente inquietante, ¿que diría al llegar al centro? Allí veían casos como el suyo a diario, pero a Lali era la primera vez que le pasaba y en su primera vez...
Se moría de vergüenza simplemente con imaginarse contándole lo ocurrido....

Peter despertó y vio los ojos abiertos de Mariana...

Peter la atrajo más hacia el-Chiquita intenta dormir... debes dormir un poco...

Mariana se sobresalto al escucharlo-Pensé que dormías...

-Eso hacia... ven aquí-Lali se cómodo entre los brazos de Peter-Tengo una idea... cierra los ojos...

Mariana le hizo caso y Peter comenzó a cantar entre susurros la que ya era la canción de ella ("Será"). Repitió la canción dos veces hasta que se cercioro de que Lali dormía, la beso en la frente y cerro los ojos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:09 pm

Capitulo 39


A la mañana siguiente todos descansaban tranquilamente en sus respectivas camas. Todos menos Lali y Peter, y obviamente Agustín y Candela (una habitación como aquella no podía ser desaprovechada).

Mariana despertó primera, como ya intuyó cuando se acostó, Pedro aun dormía. Se levanto y acabo de vestirse, miro el reloj, apenas eran las ocho de la mañana, decidió dejar descansar un poco más a Peter mientras ella recogía el local pero el ruido logro que Peter se despertara, comenzó a desperezarse bajo las mantas, abrió los ojos con facilidad, ya que apenas había luz que molestara.

-Mm. Lali... madrugaste mucho…-Lali se giro y asintió-Bueno pero deberías haberme despertado… ¿¿que hora es??

-Las ocho y medía

Peter se levanto, se acerco a ella y la abrazo-Tranquila chiquita… relájate todo va a salir bien ¿Si?-pego su frente con la de ella-Yo estoy contigo…

-Lo se pero estoy nerviosa…-Pedro solamente la abrazo dándole un beso en su cabello.

Juntos acabaron de acomodar el local, lo dejaron exactamente igual que siempre y guardaron las cosas que Peter había traído en una mochila.

Eran casi las nueve cuando llegaron en moto a la casa de Mariana, Pedro aprovecho mientras ella subía a cambiarse para ir a la panadería y comprar unos bizcochos para desayunar. Lali no tardo en bajar, vestida con unos jeans y una camiseta y dos zumos en la mano. Peter sonrío y le enseño la bolsa de bizcochos.

-Así me gusta que me cuides…-dijo la petiza guiñándole el ojo

Pedro tomo un zumo-Lo mismo digo-la beso en los labios-¿Que prefieres desayunar en el parque o mientras esperamos en el centro?

-La verdad prefiero desayunar allí, cuanto antes acabemos con todo esto mejor, ya no soporto tantos nervios….

Tardaron unos minutos en llegar al centro, y cual fue su sorpresa al ver que estaba cerrado….

Mariana se bajo histérica de la moto-¡¡¡No puede ser!!! Peter ¿y ahora que?

-La, tenemos setenta y dos horas para que puedas tomarte la píldora del día después ¿OK?-Pedro intentaba tranquilizarla-Buscaremos otro lugar… quizá si vamos a urgencias de ginecología no se…

-Donde sea…-Mariana se agarraba del cabello desesperada-Estoy desesperada…

-Chiquita, en serio iremos a donde sea, si hay que ir al hospital pues al hospital, si hay que ir a un hospital privado pues también pero por favor cálmate…-ya que los nervios de ella se traspasaban a él-Pero iremos a donde sea…

Lali respiro hondo y volvió a la moto, la siguiente parada fue un centro de atención pública cercano, donde se encontraba el servicio de urgencias. Aparcaron la moto y entraron en la recepción.

Juan Pedro le apretaba la mano intentando tranquilizarla. En el mostrador de recepción, una enfermera los miraba atentamente, era pronto y el centro estaba casi vacío.

-¿Qué desean?

-Vera quería que me atendiera un ginecólogo de urgencias…-la voz de Lali salía lo mas normal que podía

-Aquí no hay ginecólogo de urgencias…-les informo la enfermera

Peter noto la desesperación de su chica-Vera tenemos un problema ¿OK? Se nos rompió un preservativo anoche…

-Bueno… aquí poco podemos hacer pero hay un centro de atención para jóvenes no muy lejos de aquí… está abierto hasta las dos del mediodía…

-Perfecto, ¿me puede dar la dirección?-como le había prometido a Mariana, irían al lugar que sea

La enfermera le entrego una tarjeta-Aquí está…. Allí seguro que les ayudan…

Pedro miro de un vistazo la tarjeta-Mil gracias…

Sin soltar la mano de Lali salieron del centro sanitario. Peter se subió a la moto y espero a Mariana, a la que aun le temblaban las piernas.

Finalmente consiguieron llegar al centro, que como la enfermera había dicho, no estaba muy lejos.

En la recepción les indicaron la sala donde debían esperar, ninguno de los dos hablo en la corta pero larga espera. Y es que aunque Peter intentara disimular para darle animo a Lali, el estaba igualmente nervioso y aterrado.

Al cabo de unos minutos la puerta se abrió y una mujer joven salio a recibirlos, los hizo pasar a una consulta y se sentó tras la mesa…

-Cuéntenme… ¿Qué ha pasado?

Peter miro a Lali que se debatía entre hablar o no-Pues ayer se nos rompió un preservativo…

-Bueno, al menos usaron protección, que es mucho más de lo que hace la mayoría de las personas que pasan por aquí…-les comentaba la doctora-Hay varios motivos por los que un preservativo se puede romper… Una es la mala utilización o una mala elección… ¿cual es el caso?

-Una mala elección supongo… me apretaba un poco…-a Pedro interiormente le daba un poco de pena comentarlo

-OK... Pues a partir de hoy ya sabes que lo primero que tienes que hacer es elegir bien el preservativo, porque si no de nada sirve y pasa exactamente lo que les ocurrió anoche…-miro a Mariana-¿Cuantos años tienes?

Lali miro a Peter y se puso nerviosa-Yo…. Tengo…

-Tranquila, la información que me des es totalmente confidencial, soy medico y es parte de mi trabajo guardar el secreto profesional. Y por tus nervios supongo que eres menor de edad…-Lali asintió-OK… Bueno dime cuando comenzó tú ultimo periodo…

-Hace….-Lali comenzó a contar mentalmente-Unos seis días…

-OK… la solución que les puedo plantear ahora es la píldora del día después… no es un anticonceptivio, eso ante todo…-le explicaba la doctora mientras buscaba la píldora-Para que se hagan una idea es una subida de hormonas…-ambos asintieron-Bien, en la caja vienen dos píldoras, una te la tomaras nada más salir de aquí y la siguiente pasadas exactamente doce horas…. Dentro de aproximadamente una semana te volverá a bajar el periodo…

Lali y Peter escucharon atentamente todas las explicaciones, Mariana tuvo que dar algunos datos personales, algo más tranquila sabiendo que era confidencial. La doctora se despidió de ellos diciéndole a Lali que estuviera tranquila y que la llamaría en una semana para saber su evolución.

Mariana sonrío por primera vez al tomarse la primera píldora con el zumo. Y es que, aunque la situación era incomoda, el hecho de que los doctores y enfermeras de ese centro fueran tan comprensivos y amables era algo que tranquilizaría a cualquiera. Lo que ella se había esperado y había imaginado durante la noche, había sido a un doctor malhumorado echándoles una charla y sermones. Pero no fue así… y todo estaba bien, en una semana el periodo le bajaría y ese día si podría respirar tranquila…

-Sabía que se iba a solucionar, y solo espero que no te quedes con el recuerdo de todo esto…

Lali sonrío, mordiendo un bizcocho-¿Bromeas? En cuanto me baje el periodo, esto pasara al más absoluto de los olvidos… ¿Y te digo algo más?-Peter la miro curioso-Estoy deseando que se repita….

Peter le quito el bizcocho de la mano y la beso-Pues ni te imaginas cuanto lo deseo yo... pero por el momento chiquita, tendremos que esperar…

-OK…Que me remedio…-dijo Lali sacando apenitas la lengua

-Me encanta volver a verte así de sonriente….feliz…-Pedro le acariciaba la rodilla

-¿Como no voy a ser feliz si te tengo a ti?-Lali unió su mano con la él

El sonido del celular de Lali interrumpió el momento…

Peter hablo sobre los labios de ella-No estamos…No contestes….

Mariana reía ya que los besos que le daba le impedían contestar-Puede ser mi papa…-contesto al celular-¿Bueno?

-Yo no se para que tiene pantalla tú celular…

-¡Tero!-exclamo Lali riendo al igual que lo hacia su amiga

-¡Si! ¡¡Buenos días!! ¿Se puede saber donde estás? He llamado a tú casa y tú hermano me ha dicho que solo apareciste para cambiarte de ropa…

-Si bueno…-la sonrisa a la morocha se le borro al recordar el mar trago que pasaron-Ya te contare…

-Eso espero, porque voy a ir a comer a tú casa, yo llevo las pizzas... y más te vale que estés allí porque yo también tengo mucho que contarte…

Pero la sonrisa volvió al rostro de la petiza de inmediato-¡¡A sus ordenes!! Estaré en casa sobre las dos ¿OK? Un beso-y colgó la llamada

-Mm…-Peter por fin pudo volver a besarla-¿Qué quería Cande?

-Quedar para comer…-Mariana estaba perdida en los labios de Pedro

-Dios nos pille… Pobre de mi y de Agus, seguro que nos despellejaran chismosas…-Lali largo una carcajada

-No exageres… seguro que tú y Agus harán lo mismo con unas cervezas ¿no?-y ahora Peter largaba una risilla

-Posiblemente-abrazo a Lali-Pero déjame en buen lugar ¿eh?

Lali había conseguido a duras penas que Peter la dejara ir a su casa pero Candela era inflexible cuando a cotilleos y nuevas noticias, y en algo tan importante como lo que había sucedido la noche anterior. El hermano de Mariana había salido a comer con sus amigos y luego tenia que trabajar, así que nadie las molestaría…

Exactamente a las dos del mediodía sonó el timbre del portero automático, Lali corrió a abrir y espero en la puerta del piso a Candela que no tardo en aparecer con una pizza en sus manos.

-¡Lali! ¡Lali! ¡Lali! ¡¡Ya no somos vírgenes!!

Mariana soltó una carcajada-Pero sh Cande, ¿pretendes que todos los vecinos se enteren?-Candela bajo la cabeza-¡Anda! Entra loquita…

En cuanto Candela dejo la pizza sobre la mesa del salón se lanzo a los brazos de Lali y ambas comenzaron a reír, una risa casi histérica. Ska las observaba desde un sillón, temeroso de acercarse. Se soltaron y se miraron, inspeccionándose por si se veían diferentes… Si había algo físico (externo) que delatara su condición de mujer pero no había nada nuevo... a excepción de un brillo diferente en sus ojos.

-¡Hay bueno ya!-Lali se separo de su amiga-Vamos por unos platos y unas bebidas para charlar más tranquilas ¿si?

Durante la comida hubo pocos detalles, más bien cada una le explico a la otra las sorpresas que sus novios les habían preparado... y como se sentían en ese momento. La más habladora era Candela, Lali se reservaba sus andanzas para el café…

-Hay Lali fue todo tan perfecto…. Tan…. No tengo palabras… No se… ¿y sabes lo mejor?-Lali con una sonrisa en el rostro esperaba que le contara-¡¡Creo que estoy enamorada!! Bueno no... No lo creo… lo se…. ¡¡Agustín es increíble!! Es un amor…. Pero… ¡¡cuéntame ya!!-y le pego en el brazo causando la risa de Mariana-Me tienes en ascuas… ¿que es eso tan importante que paso anoche? ¿Donde te metiste toda la mañana?

Lali dejo el café sobre la pequeña mesa y comenzó a acariciar a Ska-Pues veras, cierto que todo o casi todo fue maravilloso, Cande no te imaginas como fue, tan… no se como explicarlo…-Candela la miraba con la misma sonrisa-Pero cuando todo acabo Peter se dio cuenta que el preservativo se había roto…

Candela casi escupe el café-¡¿Qué?! ¿Pero Lali que hiciste? Digo habrás puesto remedio o algo… Eres muy joven para destrozarte la vida y pues quien sabe, Peter es un cielo pero también es muy joven…-Cande para exagerar es mandada a hacer…

Mariana la interrumpió-Candela pusimos remedio…-la flaquita suspiro tranquilizándose-Precisamente por eso desaparecí está mañana. La verdad no he pasado tantos nervios ni tanto miedo en toda mi vida… Pero bueno ya está todo arreglado, me tome una pastilla está mañana y pues está noche la otra y todo arreglado…

Cande hizo como si se secara la frente del alivio-Yo no se que hubiera hecho si me hubiera pasado a mi, seguro me la habría pasado llorando…

-Créeme que no fue por falta de ganas pero Peter ya se sentía bastante culpable por como había acabado la noche como para que yo le hiciera sentir peor llorando…

-Bueno por suerte es en esos momentos donde se ve como es un hombre en realidad, y Peter ha demostrado saber estar en su lugar…

Lali sonrío-Si...

-¿Pero como se rompe un preservativo?? No se… a nosotros no nos ha pasado, es más son muy resistentes…-a Cande le pico la curiosidad

Lali sonrío picadamente-Bueno… le apretaba… era demasiado pequeño….

-¡Hay mírala!-ambas largaron una carcajada-Así que Pedrito esta bien dotado ¡¿Eh?!

Mariana se sonrojo ligeramente-Bueno ya dejemos el tema…Oye ¿que abra pasado con Rochi? De camino para aquí la llame pero no me contesto al celular…

-Bueno no se, la verdad no he tenido noticias de ella…

-¿No tienes curiosidad por saber como acabo la fiesta?-Lali si se moría de ganas de saber todos los chismes

-Tranquila que de averiguar todo eso me encargo yo-ambas rieron-Luego llamare a Camila a ver que me cuenta

Mientras en una terraza de un bar, cerca de la casa de Lali, estaban Peter y Agustín teniendo la misma charla que sus novias.

-¡¡No jodas pendejo!! ¿Cómo que en su primera vez se le rompió el condón?-Agus lo miraba con sus ojos abiertos de par en par

-Hay ya ni me lo recuerdes…-cada vez que lo hacia, Peter sentía un sentimiento amargo por dentro.

Agus tomo un poco de su bebida-Supongo que Lali se la paso mal el resto de la noche…

-¿Mal? Estaba histérica de nervios, y no la culpo...Tenia motivos…-Pedro se despeino un poco-Yo mismo estaba aterrado…. Pero por suerte todo está solucionado y para la próxima pues abra que tener más cuidado….

-Si… pero bueno si te digo la verdad… de tan tranquila que parece Candela… ¡Wo hermano!-Peter se tento de la risa-Es increíble en la cama…

-Si… Estás dos son muy dulces pero muy guerreras ¡¿eh?!

Ambos sonreían-Ya pibe… unos caballeros no hablan de estás cosas… no con detalles, parecemos dos chicas…

-Si tienes razón….-ambos volvieron a ponerse serios unos instantes-Pero vaya cuerpo…. Es ardiente, todo fuego como las puntas de su cabello…-acoto de repente Peter…

Agustín volvió a reír al escuchar la risa de su amigo-¿Y Candela? Una niña muy traviesa…

Peter intento recomponerse de la risa-Oye… ¿Y el pollito?-pregunto al acordarse de Nicolás

-Pues no se nada de el desde que nos fuimos del boliche…

-¿Tú crees que se haya ligado a una pollita y este aun con ella?

-Pues no se… llamalo al celular y molestemolo un rato…-sugerio Agustín.

Pedro largo una risilla al gustarle la idea-Si…-saco su celular y marco, espero unos cuantos tonos hasta que una voz ronca y adormilada le contesto-¿Bueno? ¡¡Pollito despierta!!

-¡¡Hay ya, ya no me grites!!! ¡¿Que quieres pibe!?

-¿Cómo que quiero? ¡¡¡Son casi las cuatro de la tarde!!!
¡¡¡Despiertate!!!-Peter largaba carcajadas al escuchar los insultos de su amigo-¡¿Donde te metiste anoche bribon!? Muy buena tuvo que estár la fiesta para que acabaras así de mal ¿no?

Nicolás le contesto sin mucho animo-Si… si… muy buena pero ya te contare….

-¡Hay no! Vente para la terraza del bar de detrás de la casa de Lali… Estoy con el cache…

-Si claro… Para verlos derramar miel ¿no?

-Estamos solo nosotros…Las chicas están en casa de Lali

-¿Todas?-y la curiosidad pudo más en el rubio con rulos.

-Pues que yo sepa solo Candela y Lali pero supongo que llamarian a Rochi…

-Ah si…-y la desepcion cubrio toda ilución en él

-Oye porque no llamás a Benjamin y se vienen los dos ¿eh?-como no recibio respuesta, Peter volvio a gritarle-¡¡Despierta ya!!

-Hay OK… me visto y voy a buscar a Benjamin… nos vemos en medía hora… -colgaron el telefono.

-¿Qué dijo?-Agus dejo sobre su platito el tostado que se había encargado.

-Viene para aca en medía hora con Benjamin… está muerto, parece que la fiesta estuvo muy pero muy buena…..

Agus volvio a reirse fuerte-¡¡Ya sabia yo!! ¡¡¡Hay nueva pollita!!!

Peter también largo una de sus risas fuertes-¡¡¡Creo que si!!!

Agustín coloco sus pies sobre otra silla estirandose un poco-Pues nada, esperemos a estos dos galanes a que nos cuenten que tal les fue…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:10 pm

Capitulo 40


Había pasado poco más de medía hora cuando Benjamin y Nicolás aparecieron por la terraza de la cafetería, ambos se dejaron caer algo abatidos sobre dos sillas, mientras Peter y Agustín los miraban divertidos…

-La juventud ya no aguanta nada…-Agustín le pegaba en la pierna a Benjamin

-¡Míralos no mas!-Peter señalaba a Nico-¡¡Una fiestita y ya no pueden ni con su alma!!

-Pues viéndolos están muy frescos…. No me digan… Las chicas se fueron a casa dejándolos con las ganas…-Benja sonrío perverso.

Peter sonrío abiertamente-Nada que ver…. Es más ¿tú nunca te has sentido con mucha más fuerza después de una noche de pasión?

-Vaya, vaya…-Benjamin se acomodo en su lugar-Ya no son dos niñas ¿no?

-No... Pero eso si... ni se te ocurra mirarlas pirata…-Agustín lo amenazo con la mirada

-¡Jo!-Benja intento hacer una broma-Seria perfecto, ustedes le quitan lo virgen, las entrenan bien y luego yo las disfruto…

El rostro de Agustín se endureció pero mucho más el de Peter, a pesar de que no era la primera vez que Benjamin bromeaba así.

-Benjamin… íbamos muy bien, no vuelvas a hablar así de ellas nunca ¿OK?-Peter contenía las ganas de matarlo-Sigamos por el buen camino…

Benjamin se dio cuenta del enojo de Peter y Agustín-OK... Lo siento era solo una broma…

-Aclarado el punto-Agus le lanzo una ultima mirada de ira a Benjamin y suavizo su expresión justo después-Mejor cuenten ¿que tal acabo la noche?

Benja miro a Nicolás-Pues yo no se de él pero la mía estuvo bien chida…
Esa rubia que conocí-sus amigos rieron por lo baboso que era-¡WO!

-¡¡Amonos!! Va a resultar que no fuimos los únicos afortunados…-Peter se llevo un poco de gaseosa a su garganta.

-Me temo que si… era increíblemente guapa, sexy pero no quiso pasar de los besos y caricias…-Benja puso cara de sufrido-Hay ¿porque siempre me toca a mi conocer a las decentes….?

Nicolás bajo la mirada-Na… tranquilo que no fuiste el único….

Pedro miro a su amigo interesado-¿Tu también conociste a alguien?

-Eh…Yo bueno…-Nico se rasco la nuca nervioso…-Este…

-¡¿Si o no?!-lo interrumpió Agustín

-No, no conocí a nadie… a eso me refiero-le costaba explicarse de tan nervioso que se puso

-Venga va…-Benja le dio una palmada en el hombro-Ahora inténtalo decírnoslos bien de nuevo a ver si ahora nos los creemos…

-Ya les dije…No conocí a nadie nuevo…-Nico se estaba poniendo molesto.

-Pero estas nervioso pibe…Hay algo que no nos quieres decir…-Nicolás se olvidaba que sus amigos lo conocía bien.

-OK… no conocí a nadie, es más pase la mayor parte de la noche con alguien conocido…

-¿Con quien?-Nicolás guardo silencio

-OK… veamos…. Lali y Candela estaban con nosotros…-Agustín se señalo a él y a Peter-Camila no creo ¿o si?….-Benjamin le dirigió una mirada fulminante a Nicolás

-No, no…-el rubio movía sus manos en son negativa-No fue Camila…

-Pues nos queda Rochi o alguna de las chicas de clase… -Nicolás volvió a guardar silencio.

-¡¡Lo sabia!!-Nicolás se sobresalto y el resto miraron a Peter-¡¡Es Rochi!!

-¡¡Que campeón!! Tú si eres valiente...-Benjamin lo felicitaba mientras se llevaba unos maní salado a su boca-Esa es una fiera y de las que arañan…

Por dentro a Nicolás le molestaba y mucho que se refiera a la rubia de esa manera…-Ya, ya…No paso nada….

-Pero a ver, ¿no dijiste que pasaste parte de la noche con ella….?-Agustín siempre tendría que terminar el juego completo

Estaban todos atentos a lo que Nicolás iba a responder cuando el celular de Peter comenzó a sonar.

-Como no…Estropeando el momento… ¡Anda contesta! Y tú...-Benjamin señalo a Nicolás-No pierdas repentinamente la memoria que no hemos acabado contigo…

-¿Bueno?-Peter intento contener una risilla al ver a sus amigos molestos por haber interrumpido el momento

-¡¡Hola bebe!! ¿Dónde estas?

-En la terraza de la cafetería que esta detrás de tu casa… ¿Ustedes siguen en tú casa?

-Si... Acabamos de llamar a Rochi, está muy rara… pero bueno debe estar por llegar, ¿molestamos si vamos nosotras también?

Pedro le dirigió una mirada cómplice al resto de los chicos mientras dejaba escapar la risa que estaba conteniendo-Como dices eso, claro que no molestan, nosotros no cotilleamos…

-Claro, claro... Lo que tú digas… bueno vamos para allá en cuanto llegue Rochi, creo que Candela está hablando con Camila así que intuyo que ella también vendrá…

-OK aquí las esperamos… un beso-todos comenzaron a hacerle burla mientras Peter terminaba la llamada-¡¡Son envidiosos!! ¿En que estábamos? ¡Ah si! Nicolás y Rochi…. Pues pibe apúrale a contarnos porque las chicas vienen para acá y cuando digo las chicas son todas…

Nicolás palideció ante la perspectiva de volver a ver a Rochi-Vale… así resumido... cuando estuvimos en el camping y ella se emborracho me beso pero no se lo conté porque esperaba que si volvía a ocurrir fuera porque ella quisiera, no por tener el juicio adormilado…

-Así que si tienes un lado romántico…-Benjamin siempre tendría que tirar algún chiste…

-¡¡No lo molestes pendejo!!-Agus siempre se pondría serio cuando la situación lo amerita-¿Y que paso anoche?

-Pues la pasamos muy bien, hablando y bailando, no peleamos ni una sola vez, entonces bailando me beso… le conté lo de la playa cuando ella estaba borracha y desde ese momento no se… Se comporto rara, distante… La lleve a la casa y apenas hablo…

Peter se estiro en su silla y tomo su vaso-Que raro…

Benja estaba entretenido con los maní-¿No será que besas muy mal?

Agustín le tiro un sobre de azúcar a la cabeza a Benjamin-¡¡Ya pendejo!! Déjate de bromas…

-Mira Nico no se las chicas son muy raras… quien sabe… pero puedo intentar sonsacarle algo a Lali… aunque creo que aun no han hablado...-Pedro volvió a dejar su vaso en la mesa y le saco unos maní al rubio-Si te sirve de consuelo Lali me ha dicho que Rochi estaba muy rara…

-¿Debería consolarme?-Nico no entendía nada de la situación y no le gustaba el no saber que hacer

-¿Entonces si te gusta?-a Agus le encantaba secretamente ser el psicólogo del grupo

-Pues va a ser que si…-confeso el de rulos agachando la mirada…

Lali y Candela esperaban a Rocío en la calle, cuando llego la vieron cansada...

-Vaya, vaya gatita…-Lali le dio un beso en la mejilla-¿Estuvo buena la fiesta anoche?

-Ni me lo menciones…-Rocío se apoyo contra la pared luego de saludar a Candela

-Hay no… ¡¡no me digas que volviste a emborracharte!!-ya saben que a la flaca le gusta exagerar las cosas antes de enterarse como fueron.

Rochi negó con la cabeza-Pues no… Ojala así a lo mejor hoy no me acordaría de nada…

-¿Paso algo?-Mariana ya estaba comenzando a preocuparse

-Vamos yendo al bar ¿OK?

-OK, pero dinos que paso…-porque Candela también ya estaba preocupada al verla tan apagada

Rocío se paro en seco las miro dispuesta a acabar con esa conversación cuanto antes-OK... pues ayer después de una noche maravillosa en la que me divertí mucho bailando una lenta con Nicolás lo bese…-vio la sorpresa en el rostro de Lali y Candela y prefirió seguir hablando antes que ellas la interrumpieran-Y luego me contó que ya lo había besado antes... en la playa cuando estaba borracha… y pues ahí acabo la noche…

Candela siguiendo a Rochi que ya comenzaba a caminar-¿Y que tiene de malo? ¡¡¡Lo besaste!!! ¡¡¡Te gusta!!!

-No se…Me dio miedo…-confeso la rubia con vergüenza

Mariana enredo su brazo con el de ella-¿Miedo de que?

Pero demasiado tarde para seguir hablando de algo así, desde donde estaban ya veían a los chicos en la terraza, y si seguían con el mismo tema se darían cuenta que algo ocurría, Lali y Candela sonrieron y Rochi hizo el intento pero se quedo paralizada al llegar a la altura de los chicos y ver a Nicolás que, a su vez, la miraba embobado…

Los chicos eran perfectamente conscientes de la reacción de su amiga, si como Lali y Candela veían como Rocío no reaccionaba. En ese mismo instante apareció Camila, sorprendentemente, rompiendo con la tensión.

-¡¡Buenos días!! Ey... ¿ocurre algo? ¿Ha pasado un ángel?-pregunto al verlos a todos callados

-Hem no, no… venga sientensen y pedimos algo ¿no?-sugerio Benjamin

Lejos de lo que habría cabido esperar, el rato que pasaron en el bar estuvo bastante entretenido, hubo más bromas que silencios. Lali sabia que Rochi aguantaría la compostura, lo que no sabia que era que a Nico más que aguantar la compostura lo que le pareció era que Rochi no le había dado mayor importancia al beso… a él era precisamente al que más le costaba aparentar normalidad… a él que se la pasaba haciendo bromas todo el rato o peleando con la rubia.

Ya estaba comenzando a atardecer, cuando a Lali se le ocurrió un plan para aquella noche, así al menos habría más oportunidad de una charla entre Nicolás y Rocío

-¡Ey!-todos miraron a la petiza-¿Por que no vamos a mi casa a ver el partido?

-¿Y tu hermano?-consulto Pedro

-¿Le tienes miedo a tu cuñado o que?-Benjamin siempre tendría que picarlos

-No digas pavadas…-y le tiro con un sobrecito de azúcar…

-¡Ya! Bueno mi hermano se ira a verlo a algún bar con sus amigos… podríamos pedir unas pizzas…. Bueno no que ya comí pizza hoy ¿Que tal comida china?

Peter apoyo su mentón en el hombro de Lali-A mi me copa la idea…

-¿Futbol?-pregunto aburrida Candela, no era fanática de ese deporte

-¡Vamos será divertido!-la animo su novio apretándole los cachetes-Además todos somos del mismo equipo creo…

Rocío jugaba con el pelo de Camila-Solo si no se comportan como unos animales…

Benjamin la miro intrigante-Se mas especifica…

-Bueno que por mucho que griten los jugadores no los oyen a través de la pantalla…-ahora los chicos asentían-¿Está claro ahora?

-¡¿Y que gracia tiene si no podemos gritar!?-Amadeo mayor se quejo y Rocío se cruzo de brazos-OK, OK… nos contendremos

Candela suspiro al ver que la mayoría se prendía-OK, pues vamos ¿no?

Como cabía esperar los que tenían coche (Nicolás o Agustín), eran los elegidos para ir por la comida al restaurante (mucho más rápido que encargar que la trajeran)

Camila se sentía un poco extraña en casa de Mariana, como si estuviera fuera de lugar y en cierto modo así era… Todos se llevaban a las mil maravillas entre ellos, ella era la única que aun parecía tener algo de recelo hacia las chicas…. Incluso Benjamin se movía como si estuviera en su propia casa, ya había decidido incluso cual seria su asiento.

Lali caminaba de un lado a otro, moviendo cosas de sitio para hacer más hueco, cuando hubo acabado, la mesa de café del salón estaba cubierta por un mantel y había vasos para beber. Peter hacia zapping con el mando de la TV buscando el canal donde emitían el partido, la morocha se paro frente a Benjamin con los brazos en jarras…

-A ver Benjamin te me mueves de ahí que ese es mi sitio y el de Peter….

Benjamin miro a Peter-Que suerte bro. Hasta te reservan sitio….

Pedro largo una carcajada- Ya vez… me cuidan…-y saco la lengua cuando Mariana le dio un tochi en la cabeza cuando pasó a su lado…

Nicolás y Agustín regresaban del restaurante con comida para un regimiento.

-Rulos ¿Qué onda con la rubia entonces?-Agus se moría por saber el culebron por completo

-Pues no se… ya viste como se comporto, yo creo que ni importancia le dio al beso…-le respondió decepcionado

-No digas eso… yo creo que más bien intentaba aparentar normalidad delante nuestro, supongo que ya algo le habrá contado a Candela y Lali…

-Si bueno… no se-Nico se encogió de hombros-No me queda otra que esperar…

-O hablar con ella…-le dio otra opción el cacheton

-Estas loco…

-No, el que está loco eres tú si piensas que las cosas vienen así de fáciles bro…-Agustín también los cagaba a pedo-Vas a tener que hablar con ella y aclararlo todo y vas a tener que hacerlo tú mismo... nada de terceras personas…

-OK… depende con que animo acabe el partido…

-Ja… aunque perdamos, la llevaras a casa en coche….-lo reto el rubio

-Agustín no hace falta…

-Mira quieras o no quieras cuando nos vayamos yo mismo lo dejare caer, Camila y Benjamin viven dos edificios detrás de Lali y se irán andando, yo llevare a Candela y tú llevaras a Rochi y no se hable más…

Nicolás rodó los ojos cansado-Si te pones así…No queda otra…

Pocos minutos más tarde, ya todos estaban reunidos en el salón de la casa de Mariana cenando mientras en la TV emitían la previa del partido. La comida estaba deliciosa, aunque a alguno se le resistía eso de comer con palillos. Por ejemplo a Benjamin

-Oye Lali en serio… ¿no podría comer con un tenedor? ¡¡¡Es que pues así no hay manera!!!-Benja tiro los palillos resignado-Los veo a todos comiendo tan ligero y yo muriéndome de hambre con los pedacitos que consigo tomar…

-Y lo divertido que es verte esforzarte-Benjamin la miro enfadado-OK en ese cajón hay tenedores…-Mariana le señalo el cajón

-A ver Agustín súbele ahí el volumen que ya está por empezar-Peter le señalo el control para que lo hiciera

-¿Alguien quiere algo mas de beber?

-Hay si chiquita, quiero otro refresco

-Yo otro…-Agus levanto la mano sin quitar la vista de la comida

Benjamin apareció con los tenedores-Yo también quiero otro

-Y yo…-Nico tenía la vista en la tele

-Bueno, bueno solo tengo dos manos ¡¿Eh?!-se quejo la petiza-¿Camila me ayudas a recoger y traer los refrescos?

Camila dudo unos segundos pero se levanto y la ayudo a recoger la mesa y llevarlo todo a la cocina.

-¿Lo pasaste bien anoche?-le pregunto Lali mientras dejaba los platos en el fregadero

-Si gracias…-Camila le sonrío amablemente-Se que fue idea tuya…

-No hay de que…-Mariana le devolvió la sonrisa-Quizá te lo debía por lo del bautizo y todo eso… no hizo que comenzaras con buen pie el curso…

-Esto… Lali… ¿te parecería que firmáramos una tregua indefinida?-le pregunto nerviosa la pelirroja

Mariana abrió la nevera para tomar los refrescos-Yo creo que ya la firmamos anoche ¿no? Bueno ten ayúdame con esto…

El partido estaba ya apunto de empezar. En el salón había dos sillones reclinables, y un sofá de tres plazas. Peter y Lali cabían perfectamente en uno de los sillones reclinables, en el sofá central estaban Rochi y Camila bien anchas, en el otro sillón Agustín y Candela y por ultimo sobre unos cojines en el suelo Benjamin y Nicolás….

El comienzo del encuentro dio una idea aproximada a Candela de lo que seria el salón durante los siguientes noventa minutos…. Un zoológico lleno de orangutanes chillando… Para su sorpresa tanto Lali como Rochi eran dos apasionadas del futbol, y protestaban junto a los chicos las jugadas y decisiones arbitrales, aunque ya sabia de su afición al deporte rey, nunca había visto un partido con ellas… En realidad nunca había visto un partido de futbol entero en su vida….

Agustín le acariciaba el pelo mientras el partido estaba tranquilo pero al igual que el resto gritaba cuando no estaba de acuerdo con el árbitro, aunque se le notaba que intentaba disimular. Camila parecía que se iba a quedar dormida de un momento a otro, con el gran sofá para ellas dos solas, se quito las sandalias y estiro las piernas, apoyando la cabeza sobre un cojín, en la misma posición que Rochi…

En realidad todos se habían puesto cómodos, a Camila se le hizo raro sentirse tan cómoda en otra casa que no fuera la suya, nunca se le hubiera ocurrido tomarse tantas confianza, si no hubiera sido porque el resto también lo hacia.

Peter tenía a Lali abrazada por la cintura, de vez en cuando le daba algún que otro beso en la cabeza, consiguiendo que ella sonriera por muy grande que fuera la metedura de pata del árbitro…

Peter le susurro al oído-¿Cuando vuelven tus padres?

-Mañana por la mañana…-le respondió en el mismo tono

-¿Tu hermano viene a dormir?

-Ni idea…-Lali lo miro intrigada-¿Que te pasa por la cabeza bebe?

-Nada, nada…-le guiño el ojo dejándole con la intriga

El partido finalmente acabo con victoria local para alivio de Candela, si hubieran perdido los chicos se hubieran vuelto locos… Agradeció que Agustín dijera de irse ya, porque se estaba comenzando a quedar dormida.

-Bueno gente… yo me retiro que mañana hay clases…-miro a su chica-¿Cande vamos?

-Si vamos…-la flaquita se levanto-Bueno nos vemos mañana…

-Esperen que Camila y yo también nos vamos…-Camila se estaba ya colocando las sandalias.

-Si creo que yo también…-Rocío miro la hora en su reloj…-Creo que ya es muy tarde…

-¿Te vas a ir sola?-le pregunto Lali

-Si… ¿Por?

-Porque es muy tarde y vives más bien lejos de aquí…-le explico Peter-Que te lleve Nicolás, ha venido con el coche y vive cerca de tu casa….

Rochi miro fugazmente a Nicolás-No es necesario posta…

-Ningún no…Nico te lleva y fin de la discusión-sentencio Agustín

Nicolás por fin reacciono-Claro Rochi no me cuesta nada llevarte y todos se quedaran más tranquilos…-a Rocío no le quedo más remedio que aceptar…

Lali los acompaño a la puerta-¡Pórtense bien niños!

-Lo mismo te digo…-le respondió el novio de su mejor amiga guiñándole el ojo

Peter abrazo a Mariana por la cintura y le susurro al oído-Chiquita acaban de cumplirse las doce horas te toca la pastilla….

Mariana cerró la puerta sobresaltada-¡A la pirolita! ¡¡Cierto ya ni me acordaba! Dios si no llegas a estar aquí se me hubiera olvidado seguro….

-Para eso estoy-la beso en los labios-Bueno nos va a tocar recoger todo esto….-dijo Peter bufando al ver la sala…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:11 pm

Capitulo 41


Lali respiro tranquila una vez que noto como la pequeña pastilla atravesaba su garganta, desde ese momento sabia que la posibilidad de un embarazo era nula. En unos días le bajaría el periodo y todo solucionado. En ese mismo instante borro de su mente los recuerdos, el miedo, los nervios, solo le quedo lo bueno, lo tierno y aquel maravilloso momento…

Peter la ayudaba a recoger los restos de la cena, por suerte para ellos no había mucho que limpiar, más bien una bolsa de basura y listo.
Recogieron el mantel, metieron los vasos en el lavavajillas, recolocaron los sofás y cayeron rendidos en uno de ellos.

Pedro le acariciaba el pelo-Ha estado bien la tarde ¿verdad?

-Si, muy bien, a ver ahora le toca mover ficha a Nicolás…-Lali se dejaba mimar…

-O a la rubia…-acoto Peter

-¡¡Fue ella quien lo beso!!-exclamo Mariana como si hablaran de la novela de la tarde-Le toca mover ficha al rulos

- Si ella lo beso pero luego lo ignoro…-tiraba una piedra a favor de su amigo-No se…

Mariana torció un poco su cuerpo para verlo a los ojos-Mejor no pensemos en ellos… ¿si?

Peter sonrío pícaramente-¿Entonces en que?-comenzó a besarle el cuello

-Bebe…-Mariana hablaba entre risas por las cosquillas…-No…

-¿Por que?...-con voz de niño que quiere un helado

-No te enojes pero… es que no quiero que lo volvamos a hacer hasta que ya me haya pasado el periodo, no se...-Lali agacho la mirada-Es que me encuentro rara… prefiero estar segura de que todo está en orden antes…

Pedro suspiro y alejo su boca del cuello de ella-Tienes toda la razón… Pero besarte si que me dejas ¿no?

-Prueba que pasa…-lo animo la morocha

Peter comenzó a besarla sin impedimento ninguno de Lali, tan solo el sonido del teléfono fijo de casa los interrumpió.

-Bebe déjame mover… Tengo que contestar….-Peter la aprisionaba entre sus brazos-Bebe….-el teléfono dejo de sonar-¿Ves? ¡Han colgado!

Entre besos el le dijo-Mejor ¿no?

Entonces comenzó a sonar el celular de Lali.

-Ahora si lo tengo que tomar…-alargo la mano y contesto-¿Bueno?

-¿Cariño estas en casa?-era Majo, la madre de Lali

-Si… ¿Por?-Mariana intentaba alejar a Peter de ella

-Te llame al fijo y no contestaste

-Ah si, lo escuche pero estaba saliendo de la ducha y no me dio tiempo… ¿Que querías?

-Nada más avisarte que vamos para casa ¿OK? Es que tú padre está cansado y no quiere madrugar tanto mañana para volver a la ciudad….

-Ah OK… pues nada nos vemos aquí…

-OK hasta ahora hija, un beso

-Un beso mami…-Lali colgó el móvil-Bebe…. Me da que te tienes que ir….

-¿Y eso?-pregunto con el entrecejo fruncido

-Vienen mis padres para aquí…. No se donde estarán pero sonaba como si ya estuvieran en el coche….

-OK… entonces será mejor que me vaya…-Pedro se levanta del sofá-¿Me acompañas a la puerta?

-Claro, vamos…

Se despidieron en la puerta y Lali decidió relajarse un rato en el sofá viendo la TV. Cuando Peter salía del ascensor en la planta baja, un chico esperaba en la puerta, era muy alto y le recordó inmediatamente a Mariana, los mismos ojos, la misma nariz... el chico se lo quedo mirando y es que mientras estaba esperando vio que en el indicador de piso ponía sexto y le extraño que bajara de su planta y que no le sonara de nada.
Justo cuando Peter salía un matrimonio abría la puerta y la mujer grito algo...

-¡Pato espera!-el chico se paro con el ascensor abierto

Pedro les cedió el paso al matrimonio y se quedo paralizado un momento, los ojos de ese hombre eran los de Lali, igualitos pero el resto del físico era como el de la mujer. Definitivamente Lali no podía decir que no era hija de ellos, acababa de conocer a sus suegros sin que ellos se percataran y respiro aliviado al pensar que dos minutos más y los habrían pillado.

Nicolás había detenido el coche en un semáforo en rojo, por primera vez agradecía que el camino hasta su casa estuviera plagado de semáforos. Rochi no había abierto la boca en todo el trayecto, y no parecía que tuviera intenciones.

Aun así Rocío miraba de reojo de vez en cuando, debatiéndose entre si hablar o mejor callar y dejar las cosas tal y como estaban.

-Esto Nico…-dijo en un susurro

Nicolás la miro unos instante desviando su atención del semáforo-Dime…

-Siento haber estado tan fría contigo ayer… no era mi intención…

-Pues para no ser tú intención te salio muy bien…-le respondió poniendo en marcha otra vez el auto

Rocío se acomodo para verlo mejor-Hay porfa entiéndeme…

Nicolás dio un volantazo y paro el coche en un lateral-No puedo entenderte si no me explicas nada….

-Es que estoy confundida…-le confeso la rubia agachando la cabeza avergonzada-No se lo que siento y no quiero darte alas y luego cortártelas de golpe… ¿me entiendes?

-No se…-Nico se rasco la frente…-¿Te gusto el beso?

A Rocío esa pregunta la tomo por sorpresa-Si… y bueno supongo que el hecho de que si es la segunda vez que te beso debe significar algo… pero quiero descubrir que es…

-OK… no voy a presionarte-puso de nuevo el coche en marcha

-Gracias…-le dijo en un susurro

-Pero tampoco quiero que estés rara o distante conmigo…-le dijo una vez que pudo mirarla unos segundos

Rocío volvió a acomodarse en su asiento-Tranquilo, me siento mucho mejor ahora que he hablado contigo… todo será como siempre…

-¿Peleas incluidas?-sin darse cuenta la sonrisa de Nicolás a la rubia la lleno por completo

Rocío por fin podía sonreír-Peleas incluidas por supuesto….

Nico le regalo otra sonrísa-Así me gusta…

En ese ambiente de total tranquilidad llegaron a la casa de ella.

-Gracias por traerme…

-Que menos…No hay de que…

-Bueno... nos vemos -beso a Nicolás en la mejilla

Rochi salio del coche y desapareció en la oscuridad de la calle, dejando a Nicolás tocándose la mejilla recostado en el asiento. La charla con ella no solo lo había tranquilizado, si no que además le había dado fuerzas. Puede que su relación en ese momento estuviera en punto muerto pero ya se encargaría el de avivarla.

La pregunta de Patricio a la mañana siguiente le molestó enormemente a Lali, ¿la estaría vigilando o se le notaba más de lo que ella pensaba?

-¡Hay ya Pato pásame el azúcar y déjate de tonterías!

Patricio le paso el azúcar y sonrío maliciosamente-A ver hermanita… un chico así joven, bajando del sexto piso… ¡por favor nuestros vecinos son mayores! Y por supuesto no era ninguno de sus hijos…. Así que solo podía venir de aquí….

Lali dejo el café sobre la encimera-A ver Patito, ¡¡eres un paranoico!! ¿Te has parado a pensar que podría ser un repartidor? ¿O que bajara andando de otro piso y se encontrara el ascensor en el sexto? O cientos de opciones más….

-Puede pero el hecho de que te afanes tanto en negarlo ya me lo dice todo…

-¿Y si viniera de aquí que?-le pregunto finalmente

-A mi no me mires, a mi me da igual pero a papá seguramente no….

-Pero tú no le vas a decir nada…-volvió a beber café y le sonrío maliciosamente

-Por un precio…-y su hermano le sonrío de la misma manera

-¡Ja! Te tengo más que pillado hermanito…-Patricio no entendía lo que decía-Tengo miles de secretos tuyos que no querrías que nuestros padres supieran… por ejemplo que en una caja de relojes en tú cuarto, más específicamente en el estante superior de tú closet, hay una pequeña bolsita con una hierba muy conocida...-Pato se puso serio de golpe-¡Ja! ¿Ahora que? Así que mantente calladito….

-OK... Tú ganas... ¿Pero por lo menos podrías decirme quien es? ¿Si son novios o que?

-Todo eso... A ti no te interesa ¿OK? No trates de controlarme...

-OK... OK... no te pongas así... si te das prisa te llevo a clase…-le dijo saliendo de la cocina…

Lali dejo apresuradamente el café y corrió hacia su cuarto por su bolso-¡Espérame!

Volver a las clases un lunes siempre era duro, pero después de aquel fin de semana todo parecía muchísimo más llevadero. Tendría miles de cosas que recordar mientras alguno de sus profesores ponía lo mejor de él para que aprendieran algo totalmente inútil. Además la relación con Camila había mejorado sustancialmente, no es que fueran las mejores amigas pero al menos hablaban de manera civilizada, por lo que nadie se sentía excluido de ninguna conversación.

Pero Rochi seguía en su mundo, intentaba aparentar normalidad pero para una persona como ella, tan alegre, tan vital, tal habladora… era difícil disimular que algo la preocupaba.

Nicolás, en cambio, estaba tan feliz… ¿Pues no que Rochi lo había rechazado? La verdad que si se lo iba a tomar así de bien, es que poco lo que le importaba ella… O más bien que tenia algo en mente… Cotilleaba con Benjamin más de lo habitual, parecían un par de marujas todo el tiempo con chismes…

¡¡¡Y por fin el ansiado descanso!!! La profesora seguía hablando aun cuando el timbre ya había sonado, eso era algo que molestaba muchísimo a Lali “¡¡¡Las clases duran una hora, no una hora y unos minutos bruja!!!” pensó. Finalmente la profesora los dejo ir, guardo sus cosas, tomo el bolso y cuando ya estaba por salir con Candela, Camila y Rochi, le sonó el móvil…

“Menos mal que no me sonó en clase… ¡¡¡nunca me acuerdo de ponerlo en silencio!!!” se dijo Mariana interiormente mientras sacaba el celular y leía el mensaje

-Mm. Luego nos vemos en el bar ¿OK? Tengo una cosa que hacer….

-¿Pero a donde vas?-le pregunto Candela

Demasiado tarde, Lali ya había desaparecido por las escaleras a la velocidad de un rayo. Al llegar a la calle, reconoció inmediatamente a Peter entre la multitud y se tiro a sus brazos, pillándolo totalmente desprevenido, tanto que casi caen ambos al suelo.

-¡Chiquita!-exclamo entre risas…-Me extrañaste por lo visto…

Lali lo besaba constantemente en la mejilla-Hay si… pero es que me dejaste con la intriga…¡¡¡quiero mi sorpresa!!!

-¿Ah si?-se alejo de Mariana para mirarla con los brazos cruzados-No se por lo menos un beso antes ¿no?

Lali sonrío y lo beso-Ahora si… ¡¡quiero mi sorpresa!!

-OK…-Peter enredo su mano con la de ella-Vamos al parque…

Rocío les había dicho al resto que se adelantaran que tenia que tomar un libro de su taquilla, recorrió el desierto pasillo hasta la línea de taquillas y abrió la suya. Sin esperarlo, se encontró con una rosa roja y un paquete pequeño. Automáticamente miro la cerradura, estaba perfecta, no parecía haber sido forzada. La rosa era fresca, de ese mismo día… La tomo, la olio y sin pensarlo sonrío, tomo el pequeño paquete, lo abrió y abrió la cajita, dentro había unos pendientes tallados en hueso, ¡justo lo que ella quería! ¿Pero quien podría ser? No había ninguna nota…

Era todo muy extraño, ¿quien podría abrir una taquilla sin dejar ni rastro en la cerradura? Es más... ¿quien querría dejarle esas cosas en la taquilla? Al instante se dio cuenta… “Nicolás” pensó…. Ese chico se había propuesto conquistarla y no iba nada mal encaminado pero un par de regalos no solucionaban nada, se sentía halagada, pero si la quería tendría que esforzarse aun más… Volvió a dejar las cosas en la taquilla y bajo a encontrarse con el resto.

Cuando Rochi entro en el bar se sentó junto a Candela y se incorporo a la conversación como si nada. Benjamin y Nicolás se miraron…

-Pendejo no ha ido a su taquilla...-le susurro el de rulos- Aun no ha visto los regalos…

Benjamin miraba de reojo atentamente cada movimiento de la rubia-O los ha visto y no le han gustado….

-Gracias bro…-Nico le pego en la cabeza- Tú animando como siempre….

-A ver Nicolás, es obvio que si los ha visto se hace la dura….

-¿Y ahora?...-pregunto suspirando el rubio…

-Pregúntale a Agustín, él es el cursi…-Benja se recostó en su silla

Rocío notaba la mirada de Nicolás permanentemente sobre ella, sonrío, “pobrecito… pero vas por buen camino mi rey” pensó…

Lali estaba desesperada por la curiosidad, Peter se había limitado a besarla cada vez que ella le preguntaba por la sorpresa. Si, sus besos le encantaban pero no eran una sorpresa, ella ya los conocía bien…

-Hay ya Pitt dime que es…-le dijo luego de que terminara con un beso

Peter suspiro porque esta chica no se cansaba nunca-Hay OK…Como descubrí este fin de semana que te encanta el futbol…. Tengo entradas para el partido de este fin de semana…no son nada del otro mundo, platea alta pero bueno…

-¡¿En serio?! ¡¡¡Woo genial!!!-lo abrazo tan fuerte que casi lo ahoga y comenzó a besarlo

-Si se que te hace tanta ilusión te regalo el abono para la temporada completa-largo una risilla-Pero hay otra cosita… -se puso más serio

Mariana se separo de él-¿Qué?

-Pues que no vamos solos… bueno si porque el resto se sentaran en la tribuna, justo al otro extremo del campo, pero bueno…

-¡¡Hay menso me habías asustado!! Entonces no importa…-Lali le regalo una sonrisa- Me encanta en serio… Pues yo también tengo algo que contarte…

-¿Qué cosa?-Pedro cruzo una de sus piernas sobre las de Lali

Ella se la acariciaba tiernamente-Mi hermano ya sabe lo nuestro…

Peter sonrío-Me lo imagine…

-¿Y eso?-le pregunto abriendo los ojos

-Cuando salía de tú casa me encontré con un chico con tus mismos ojos y tú nariz, se parecen mucho no pueden negar que son hermanos…-le acaricio tiernamente la nariz provocando que ella la frunciera con una sonrisa-Y justo después entraron tus padres…

-Pues mis padres ni cuenta se dieron de nada… pero mi hermano que es muy cotilla se fijo de que piso bajabas…-bufo molesta- Pero bueno… estará calladito…

Pedro se puso un poquito serio-¿No quieres que tus padres se enteren?

-Es que no me gusta que me anden controlando y si se lo cuento pues van a querer conocerte y todo eso… intento evitarnos una situación incomoda…

-OK pero bueno tampoco seria tan malo conocer a tus padres-Lali lo miro asombrada por el comentario, Peter miro el reloj-Bueno chiquita me tengo que ir ya o no llegare a la siguiente clase…. Te llamo más tarde ¿si?

-Bueno-Peter la beso-Hasta luego…

Lali también miro su reloj, perfecto le quedaban exactamente dos minutos de descanso, lo justo para ir al baño y volver a las aburridas clases pero con un incentivo más… el fin de semana por fin iría a ver un partido a la cancha…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:11 pm

Capitulo 42


Los días que quedaron hasta el sábado pasaron volando. Entre las clases, los ensayos y algunos exámenes, Lali y Peter se habían visto más bien poco, quizá por eso las ganas de ir al partido eran aun mayores.

Desde las tres de la tarde Lali se dedico a rebuscar en su armario algo que combinara con la camiseta de su equipo pero que a la vez le quedara perfecto. Por mucho que busco siempre llegaba a la misma conclusión: unos jeans ajustados y unas zapatillas de deporte, aunque eso significara que junto a Peter parecería más bajita de lo que era.

Dejo la ropa sobre su cama y se acomodo en el sofá de la sala dispuesta a pegarse una gran siesta pero Ska tenia otros planes, le apetecía jugar y no paraba de saltar sobre Lali...

-¡Hay ya Ska por amor de Dios!-grito frustrada-Ven aquí y duerme ¿quieres?

El gato ignoro completamente lo que ella le decía y salio del salón buscando algún que otro entretenimiento.

-¡¡Lali!!-Patricio le gritaba desde su habitación-¡¡Llévate a Ska de aquí, no para de molestar y tengo que estudiar!!

Mariana lanzo un insulto al aire-¡¡Pues sácalo al pasillo y cierra tú puerta boludo!!

Al cabo de cinco minutos Ska se acomodo junto a Lali en el sofá dispuesto a dormir la siesta ya que nadie quería jugar con el...

Lali le acariciaba la cabeza-Hay pequeño… es que estamos cansados y queremos dormir un ratito… pobre te hemos echado de todos los sitios ¿eh?

Lali estaba comenzando a quedarse dormida cuando su celular comenzó a sonar.

-¡¡Por Dios no puedo tener ni una hora de calma!!-contesto al celular-¡¿Bueno?!

-¡Huy!-la voz de Peter alargo lo mas que pudo la palabra-¿Te llamo en mal momento?

Mariana suspiro-No…Perdona… ¿Que tal?

-Pues aquí a punto de dormir un rato, oye te llamaba para avisarte que te pasare a buscar a las seis OK?

-¿Tan pronto? ¿El partido no es a las ocho?

-¿Acaso no quieres estar conmigo o que?-Peter se hacia el ofendido

-Si, claro que si… A las seis esta perfecto….

-¿Te ocurre algo?

-No de veras que no… pero yo también estaba casi dormida…

-OK pues no te entretengo más… un beso

-Un beso, hasta luego…-colgó y volvió a acostarse-Ahora si… a dormir…

Después de dormir placidamente durante más de dos horas, Lali noto como una lengua áspera le rozaba la mejilla, abrió perezosa los ojos y vio a Ska.

-Mm… ¿ya se acabo la siesta?-tomo el celular y al mirar la hora se levanto sobresaltada-¡¿Qué?! ¡¡Son las cinco!! ¡¿He dormido dos horas?!!-Mariana miro a su mascota y le sonrío-Gracias pequeño, si no me despiertas tú no se que hubiera hecho….

Se levanto y fue directamente al baño, una buena ducha, lo más rápido posible y a arreglarse para el partido. ¿Arreglarse para el partido? Le hizo gracia que quisiera verse guapa incluso para ir a un partido de futbol pero bueno, así somos las mujeres.

Eran las seis menos cinco cuando su celular comenzó a sonar y ceso al instante. Era la señal de que Peter ya la esperaba abajo, una última ojeada al espejo y satisfecha del resultado, tomo las llaves, una pequeña mochila y salio de casa.

Al llegar a la calle no vio la moto de Pedro por ningún lado, rebusco en la mochila el celular para comprobar que la llamada efectivamente había sido de el, y así era… ¿pero donde estaba?

-¡Lali!

Lali comenzó a mirar alrededor y por fin lo vio. Estaba de pie junto a un coche que no le era familiar. Se acerco y vio que en el asiento del conductor había un hombre de mediana edad.

Peter la beso en la mejilla-Estás preciosa…-y le abrió la puerta trasera del coche

Marina no sabia si se había vuelto loca, pero todo aquello no le parecía para nada normal. ¿Un beso en la mejilla? ¿Eso era todo el saludo? Peter se sentó en el asiento del acompañante.

-Lali este es mi padre, papa está es Lali...

-Encantado…-el hombre le regalo una calida sonrisa

-En…encantada…

¡¿Que?! Sabía que no iban solos al partido, ¿pero con su padre? Pedro observaba a Lali durante el recorrido, estaba seria y algo desubicada pero si le hubiera dicho que irían con el no creía que hubiera aceptado…

Lali miraba por la ventanilla más extrañada aun si cabía… ¿A donde iban? Ese no era el camino… es más el estadio estaba en dirección contraria… Decidió que era mejor no preguntar…

Al cabo de unos minutos, el coche se desvío hacia la playa y se paro a la entrada de un camping a la espera de que el guardia les abriera la puerta. Mariana cada vez estaba más confundida… Entraron al recinto, y muy lentamente se aproximaron a las casitas de madera más cercanas a la playa. Por fin el coche estaciono en una parcela junto a una casita preciosa.

Una mujer rubia vestida casual pero con un porte muy elegante salio a recibirlos. Peter bajo del coche, le abrió la puerta a Lali y la ayudo a bajar.

-¿Qué es todo esto Pedro?-le pregunto Mariana en susurros

-Lo siento pero si te decía quien más venia no hubieras querido venir…-le
respondió él antes de voltear.

La mujer se acerco a ellos después de saludar a su marido.

-Hijo preséntame a esta muchacha tan linda…

-Mama ella es Lali…-Peter miro a su chica-Lali ella es mi madre

-Encantada…-Mariana intento dar su mejor sonrisa

-Igualmente cariño…Pero ven-la tomo del brazo-Entra y tomate algo fresquito que hoy hace mucho calor…

Lali le lanzo una mirada matadora a Peter que se limito a sonreír, después de haber tomado un te helado, Ricardo, el padre de Pedro, comenzó a impacientarse.

-Cariño llegaremos tarde…Date prisa por favor…

-Solo unos minutos más en serio…. Ya casi estoy… Peter enséñale el camping, no te quedes ahí parado…-le regaño Claudia, su madre.

Pedro se levanto del sofá y seguido de Lali caminaron hasta la playa.

-Vaya jugarreta…-ella estaba con la vista fija en el mar…

-Lo siento en serio…-él estaba alejado-No tendríamos que haberlos visto siquiera pero mi madre se empeño en que fuéramos todos juntos…

Mariana volteo para verlo-Me lo tendrías que haber dicho

-¿Hubieras aceptado a venir?-la increpo Peter con sus miedos.

-Si, y seguramente hubiera estado más cómoda…

Esa respuesta al chico de ojos verdes lo tomo por sorpresa-¿En serio hubieras aceptado?

Mariana no aguanto más y corrió a abrazarlo-Claro bebe…-Peter rodeo fuertemente su cintura y la beso

-Pues espero que sigas pensando lo mismo con lo que te voy a decir….-Lali frunció el ceño-Es que… pues en realidad vamos nosotros, mis padres, mi hermano, un matrimonio que alquilan la casa de al lado y sus dos hijos….-Lali se quedo con la boca abierta-Es que le regalaron las entradas a mi padre….

Mariana respiro hondo-OK… a ver pero dijiste que nosotros nos sentamos a parte…

-Y así es… en el otro extremo del campo….

-Pues ya ni modo ¿no?-Peter sonrío y volvió a besarla.

De camino al estadio, Mariana iba sentada en la parte de atrás del coche familiar, a la derecha tenia a Peter y a la izquierda a su hermano. Dios todo era tan surrealista....

Pero no podía quejarse, todos la estaban tratando muy bien, eran muy amables y cuando llegaron al estadio se separarían y ya no los tendría que ver hasta que acabara el partido.

Para su desgracia aparcaron algo alejado del estadio, Ricardo iba recriminándole a su mujer que si no hubieran salido tan tarde hubieran aparcado más cerca, mientras que Claudia se entretenía con su amiga ignorando a su marido. Lali no pudo por menos que sonreír, iba cambiando junto a Peter detrás de todo.

-¿Te hace gracia?-esa pregunta tubo la atención de la petiza- Pues que sepas que es hereditario... Yo de mayor seré igual de gruñón...

-Y yo te ignorare cuando te pongas pesado igual que hace tú madre con tú padre...

-Me alegro de que estés aquí...-Pedro sonrío dulcemente-Siento haberte engañado para que vinieras...

-Bueno la verdad que superada la sorpresa inicial... me lo estoy pasando bien...

Peter le susurro al oído-Pues veras cuando estemos solos...

Por fin tras quince minutos caminando llegaron a la entrada principal del recinto. Ricardo decidió darle una entrada a cada uno por si se perdían al menos encontrarse todos en las localidades correspondientes.

-¿Pedro tienes la tuya y la de Mariana, no?

-Si…-Peter se las mostró-Las nuestras son por allá, estaremos justo al lado contrario...

-Que casualidad mas conveniente ¿eh Peter?-le comento Gabriel, uno de sus amigos

Pedro ignoro el comentario-Nos vemos aquí cuando acabe el partido ¿OK?

-Si pero espera...Ten-Claudia le entrego varias bolsas de pipas-Por si les entra hambre...

Lali sonrío y siguió a Peter que ya tenía prisas por dejar a su familia.
Mientras buscaban la puerta correspondiente-Tú madre es un cielo...

Peter sonrío abiertamente-Si la verdad es que si, un poco pesada a veces pero bueno...

Mariana se paro de repente-Peter esta es la puerta…

-No…Es aquella…-la contradijo él…

-Bebe mira bien las entradas…-Lali se cruzo de brazos

Peter resoplo y miro las entradas- OK tienes razón es esa...

-Creo que ya te empiezas a parecer a tú padre...

Peter sonrío y la tomo de la mano para pasar el control de seguridad, subieron unas cuantas escaleras hasta llegar a la segunda platea, ahora faltaba encontrar el acceso, habían entrado por el doscientos noventa y tenían que ir hasta el trecientos veinticuatro. El paseo fue largo pero Lali estaba encantada, era la primera vez que iba al campo, como su padre es de otro equipo nunca había querido llevarla y lo estaba disfrutando todo.

Cuando por fin salieron de los pasillos se quedo alucinada al ver el estadio, era enorme y aunque estaban en platea alta tenían una vista espectacular del terreno de juego.

Peter siguió guiándola hasta que por fin encontraron sus asientos, le cedió el paso y luego se sentó el.

-¡Wo Pitt esto es increíble!-Mariana miraba todo asombrada-¡Es
maravilloso!

-La verdad es que este campo es una maravilla.... y ahora señorita, creo que le debo algo...

-¿A mi?-Lali se señalo a ella misma-¿Qué cosa?

Peter se acerco a su boca-Esto…-comenzó a besarla-Un beso en la mejilla no es un saludo digno...

-Me pareció muy extraño...-Lali sonrío-¿Que acaso no le has dicho a tus padres que estamos saliendo?

-Pues no...Pero creo que no hace falta, nunca les he presentado a ninguna chica...

-¿A ninguna?-esa confesión para Mariana fue muy fuerte

-A ninguna... he de decir que a mi madre le has encantado...-y Peter amaba que eso sucediera

Mariana unió su mano con la de él-Ella también a mi…

-Pues mejor así porque se que te va a invitar a cenar algún día a casa...

-¡Hay no! Una cosa es esto y otra ir a cenar ya formalmente a tú casa...

Peter volvió a besarla-Ya... No discutamos si...-la beso-Tenemos-otro beso-catorce minutos-otro beso-Hasta que empiece el partido...

Mariana se separo ligeramente-¿Ah si?-Peter comenzó a besarle el cuello-Habrá que aprovecharlo ¿no?

-En eso estoy…-ambos rieron…

Estaban a punto de volver a besar cuando comenzó a sonar el celular de Pedro, que a regañadientes se separo lo justo de Lali como para poder contestar.

-¿Bueno?

-¡Ey bro!-era Juan Martín, su hermano-¿Nos ves?

-No Tato…-ese era su apodo-Y ahora no me voy a poner a buscarlos por todo el campo, yo no llevo prismáticos... y estoy ocupado...

-Si ya lo se.... digo yo si llevo prismáticos... por lo que veo te lo estás pasando bien... si sigues así me da que te perderás el partido hermanito...

-¡¡¡Ya deja de espiar!!! ¡¿Que no tienes nada mejor que hacer?!-Mariana aguantaba la risa

-Pues la verdad no... Pero está bien ya paro, total ya he confirmado lo que quería saber...

Peter colgó-Mi hermano, ha traído unos prismáticos y nos ha visto... en fin... ¿En que estábamos?-Lali sonrío y se acerco a besarlo

Faltaban solo cinco minutos para el comienzo y Lali necesitaba urgentemente ir al baño, se despidió de Peter y se llevo una de las entradas (por si se perdía) camino bastante hasta que por fin encontró un lavabo de señoras "¡¡¡que machistas por Dios he pasado frente a dos baños de hombres!!!" pensó. Agradeció que no hubiera cola, pues el partido estaba por comenzar. Entro al baño y dio gracias a su vejiga por haberla obligado a ir al baño, y a su manía de llevar siempre el bolso con ella.

Cuando salio del baño corrió en dirección contraria hasta que encontró el acceso, justo estaba bajando las escaleras de las gradas cuando comenzó a sonar el himno. Se sentó sobre las piernas de Peter sonriéndole.

-Justo a tiempo…

-Si y tengo algo que decirte...-Peter la miro curioso y Lali le dijo al
oído-Me acaba de bajar el periodo

-¡¿En serio?!-la beso apasionadamente durante todo el rato que sonó el himno-¿Sabes que dentro de cuatro días no te me escapas verdad?

-Créeme que yo lo estoy deseando más que tú…-dijo guiñándole el ojo

Y así paso el partido, entre arrumacos, besos, caricias... en realidad el partido era lo de menos. Le prestaban atención de vez en cuando....

Cuando salieron del estadio Lali y Peter iban abrazados sin esperar encontrarse con nadie, hasta que escucharon a sus espaldas.

-¡¡Mira!! ¡Yo te lo dije cariño!-escucharon que Ricardo exclamaba

-¡No yo te lo dije a ti!-y Claudia se lo retrucaba

Lali y Peter se giraron y se soltaron inmediatamente.

-Ho…Hola…-tartamudeo Peter

-No hijo, no se separen si ya sabemos que son novios desde que la vimos...-Claudia los miraba con ternura-No hace falta que disimulen con nosotros...

Peter volvió a abrazar por la cintura a Lali-OK pero nada de comentarios graciosos.... lo digo por ustedes dos-señalando a su hermano y al amigo de su padre
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:12 pm

Capitulo 43


Los días fueron pasando para alivio de Mariana, esa semana habían tenido varios exámenes parciales y habían estado muy atareados, tanto que apenas había visto a Peter y mucho menos había ido al gimnasio. Más bien su vida había sido: de casa al colegio, del colegio a casa y a estudiar hasta la hora de la cena. Aunque sabia que todo aquel esfuerzo tendría su recompensa al ver las notas, le costaba enormemente desaprovechar los pocos días de sol y calor que quedaban encerrada en su casa.

Acababa de terminar el ultimo examen ya estaba tirada en el sofá de su casa, disfrutando del silencio y de esa sensación tan agradable de saber que el deber estaba hecho y de que te podías dedicar a disfrutar. Llevaba unos minutos allí cuando sonó su celular, se abalanzo sobre el a contestar... ya sabia quien era...

-¡¿Bueno?!

-¡¡Hola preciosa!!-Lali sonrío al escuchar su voz-¿Cómo te fue?

-¡¡Increíble!!-separo cada silaba-Me fue muy bien y ahora… se acabaron los exámenes hasta dentro de un par de semanas.

-Pues entonces perfecto... porque así podrás pasar la tarde conmigo…

-La tarde, la noche y todo lo que tú quieras….

-No me digas eso, soy capaz de secuestrarte todo el fin de semana…

Mariana se mordió el labio inferior-¿Si me dejo seguiría siendo un secuestro?

-Teniendo en cuenta que eres menor… creo que si... Pero eso le da un morbo especial-ambos largaron una risilla

-Bueno, dime a que hora me vienes a buscar…

-En cuento estés lista…

-Si es así, lista ya estoy…

-Perfecto ¿pero lista para pasar el fin de semana fuera?-Peter sabía que no lo estaba

-¿El fin de semana?-le pregunto Mariana incorporándose mejor en su lugar sin entender

-Eso me dijiste…-le respondió él en el tono mas inocente que le salio

-OK… dame medía hora y estoy lista… pero dime una pista para elegir ropa…

-Si por mi fuera no la necesitarías-Peter largo una carcajada al escuchar el grito de su novia-Pero bueno más bien ropa de playa…

-¡¡Perfecto!! Pues en medía hora pásame a buscar…

Cuando corto con Peter, marco rápido otro numero que se sabia de memoria, mientras esperaba que la atendieran sus dedos repiqueteaban sobre la mesita de madera debido a la ansiedad.

-¿Bueno?

-¡Rory!-exclamo ella aliviada al escuchar la voz de su amiga

-¡Lalu!-Rocío río mientra la imitaba-¿Que te pasa loca?… ¿Tanto me hechas de menos? Hace menos de veinte minutos que hemos hablado…

-No es eso…-le respondió Lali también riendo-Es que… necesito un súper favor….

-Mm…OK… ¿Pone en riesgo mi vida?

-Mm…Nop…

-OK… ¿La tuya?

-Definitivamente no…-una sonrisa picara se formo en el rostro de la petiza

-¿Alguien puede morir?-Rocío le estaba tomando el pelo, estaba claro.

-¡Rocío claro que no!-grito Lali alarmada ante la perversa mente de su amiga.

-OK, confirmado eso… Pues cuéntame que tiene pinta de ser fácil...

-Veras Peter me ha invitado a un fin de semana fuera… necesito que me cubras….

-OK... ¿Que le digo a tú madre? ¿Que nos vamos a la casa de mi padre?

-¡Exacto!-Mariana daba brincos en el sofá-No creo que te llame pero por si acaso… yo te llamare y la iré llamando a ella para que no se preocupe…

-Entendido capitana… Oye este súper favor es mucho más sencillo de lo
que me esperaba

Lali río porque su amiga estaba loca-Bueno te dejo que tengo que preparar la bolsa... ¡¡¡un beso y mil gracias!!!

-De nada… ¡Pásenlo bien! Un beso

Lali colgó el teléfono, lo dejo sobre la mesa y se fue volando hacia su cuarto a preparar la bolsa, un par de bikinis, un par de faldas, unos pantalones, unas cuantas camisetas, ropa interior y todo listo. Aun tenía cinco minutos para retocarse un poco el maquillaje… ¿maquillaje? ¡¡Aun faltaba el neceser!! Por suerte entre su madre, su hermano y su padre nunca le habían dejado mucho sitio en el armario del baño, así que su neceser estaba siempre preparado…

Cuando acabo, sonó el celular de nuevo, esperaba que fuera Peter, así que no le hizo caso pero sonó y sonó, a Lali le pareció raro y fue a contestar...

-¿Bueno?

-Ya desisto de que mires la pantalla antes de contestar…

-¡Terito hermoso! ¿Qué haces?

-Pues nada… Quería pedirte un favor….

-Huy, hoy es el día de los favores, a ver dime…

-Mira resulta que los padres de Agustín tienen una casa en la montaña y este fin de se van al sur a ver a sus padres, así que nos iremos para allí pero necesito que me cubras…

-Hay Cande no le habrás dicho ya a tus padres que te quedas conmigo ¿no?

-No, aun no… ¿Por?-le pregunto la castaña sin entender

-Es que yo me voy el finde con Peter y llame a Rochi para que me cubriera, le diré a mi madre que me voy a la casa de su padre, llámala y dile que te cubra también a ti

-Pobre Rochi, nosotras de “escapadita” y ella cubriéndonos… algún día tendremos que hacer finde solo de chicas para compensarla…

-No creo que sea tan malo... así se quedara con Nicolás-ambas sonrieron porque sabían que había fuego en esa pareja-Digo yo que después de tantos detallitos, lo llamara este fin de semana que nosotras nos vamos... puede ser productivo…

-Si quizá tengas razón, al final Nico nos tendrá que agradecer y todo… bueno pues le digo eso a mi madre y llamo a Rochi…

-Vale…Oye Cande te dejo que tengo otra llamada.

-Dale… Bye amiga y pasenlo bien…-Lali estaba a punto de colgar-¡Ah y por favor cuídate!

-Ni falta que hace que me lo digas, no quiero más sustos, un beso.

Cuando Lali colgó vio una llamada perdida de Juan Pedro y bajo inmediatamente con una gran mochila y su bolso. Peter se quedo impactado…

-¡Wo! Lali yo no tengo coche, vamos en moto… donde metemos todo ¿eso?

Lali se acerco y lo beso tiernamente en los labios-Seguro que se te ocurre algo… ¿¿verdad??

-A ver, a ver... vuelve a hacer eso que ya casi se me ocurre algo…-Lali sonrío y lo volvió a besar-Ah... si ahora ya se que podemos hacer…

Peter puso la mochila de Lali entre sus piernas.

-¿Y tu mochila?-le pregunto al no verla

Pedro se estaba por colocar el casco-A donde vamos no necesito ropa…

-¿Y a donde vamos?

-Sorpresa…-Pedro le mostró la blancura de sus dientes en una sonrisa

-Siempre sorpresa…-se quejo ella ya que se ponía impaciento-¡¡Pero espera!! Tengo que llamar a mi madre…-saco el celular y marco-¿Mamá?

-Hola cariño…Dime

-Oye ma que como hemos acabado está horrible semana de exámenes
Candela y yo nos vamos a la casa del padre de Rochi ¿Si?

-Mm… no se si a tú padre le guste la idea….

-¿Mami que mas da? Si total ustedes se van al campo está noche… Di que si porfa….

-Hay OK, OK yo hablo con tú padre, pásenlo lindo. Pórtense bien y llámame ¡¿Escuchaste?!

-Si, si y si…-respondiendo a todos los pedidos de María José-¡Te quiero mami! Chau.

-Yo también. Un beso….

-Ha sido fácil…-comento Mariana al colgar la llamada y mostrar su
enorme sonrisa

Peter se apoyo sobre las manijas de la moto-Me da miedo que mientas tan bien

-Tranquilo que a ti no pienso mentirte…-le acaricio la mejilla para que se quede tranquilo-¿Sabias que Cande y Agus también se van de “escapada”?

Peter río al ver el cambio de tema-Si Agus ya me lo contó

-¡¡Como no sin son un par de marujas!!-Lali le saco la lengua-Pues esto le vendrá muy bien a Nicolás y Rochi, van a estar solos todo el finde…-ella siempre pensando en sus amigos

-¡Anda sube!-Peter se había cansado de hablar sobre otros-Tengo ganas de llegar ya…

Lali no se hizo la remolona y subió a la moto, dispuesta a pasar un rato disfrutando de la velocidad a la que ya se había acostumbrado y de la cercanía de Peter claro, aunque ese fin de semana podrían recuperar todo el tiempo perdido…

Ella sonrío sentada en la moto, el camino le era muy familiar y al instante sabia donde se dirigían. Atravesaron la barrera y la moto poco a poco se adentro en los pequeños caminos acercándose a las casitas más próximas a la playa. Peter entro en una parcela, paro la moto, dejo la mochila de Lali en el suelo y bajo.

-Así que al camping…-canturreo Lali mirando a los alrededores

-Aprovechemos un fin de semana que mis padres no están ¿no?-Peter le guiño el ojo provocando la risa en Mariana

-Muy buena idea…-le estiro la mano a su chico para que la ayudara a bajarse de la moto-La primera vez que estuve aquí no pudo ver apenas nada pero digo yo que en dos días nos dará tiempo…

Peter la abrazo-Muy segura estás tú de que vamos a salir de la casa…

-¿Ah no?-Lali rodeo sus brazos en el cuello de Pedro

-Mm…Llevo dos semanas esperando este momento… no creas que te voy a dejar escapar…

Mariana se limito a sonreír, ¿que más podía decir? Entraron en la pequeña casita de madera y el escenario no le pudo parecer más perfecto a ella, la verdad es que era un sitio muy acogedor. Un salón con cocina americana, una habitación de matrimonio, otra con dos camas y un baño. Eso era todo, y más que suficiente pero la decoración era exquisita, todo funcional y alternando lo moderno y lo clásico. Lali intuyo que la madre de Peter se lo habría pasado en grande decorando ese pequeño espacio. Peter volvió al salón y se quedo mirando a su chica.

-¿Te gusta?

Mariana volteo con una enorme sonrisa-¿Bromeas? Me encanta… es muy linda la casa….

Peter se acerco, aprisiono a Lali contra su cuerpo-Tú si eres hermosa… Dios como echaba de menos tenerte tan cerca…

Lali paso sus manos por el cuello de el-Si la verdad está semana con los exámenes apenas nos hemos visto y mucho menos a solas….

-Y aquí estamos…

Lali sonrío y Peter ya no aguanto más la compostura, ya no podía ni quería esperar, la había tenido lejos unos días y necesitaba sentirla cerca, tan cerca que se fundara con su cuerpo. Sus manos resbalaron por la espalda de Lali, mientras inclinaba la cabeza para besarla, lento suave… delineando sus labios, mordiéndoselos, haciéndole desear más y más.

Mariana abrió la boca, dando paso a una lengua que no parecía llegar…. Ansiosa decidió quitarle el control a Pedro, pasó una mano por la nuca de él y lo atrajo más y más, noto sobre sus labios la sonrisa de Peter...
Pedro susurraba sobre los labios de ella-Lali si subo la intensidad del beso no podré parar…

-Es que no quiero que pares…

No podía haber mejor invitación que aquella, una declaración sencilla y sincera de la pasión que embriagaba la estancia. Sus bocas se unieron por completo, abiertas, dejando paso a sus lenguas, dejando que jugaran a su antojo, durante varios interminables minutos, ambos con los ojos cerrados, dejando que sus manos explorasen el cuerpo del otro, tanto daba si estaban en un salón solos o en medio de la calle más transitada de la ciudad… todo eso daba igual….

Pedro bajo sus manos por la espalda de Lali hasta sus nalgas, la apretó contra él, alzándola hasta que ella rodeo las caderas de Peter con sus piernas. Él la llevo hasta el sofá, suavemente la dejo caer sobre los cojines, quedando sobre ella.

Peter no quería apresurar nada, aunque las ganas le apremiaban, algo que ya era bastante evidente en su cuerpo. Bajo el ritmo del beso, volviéndolo suave e íntimo, mientras acariciaba el costado de Lali subiéndole la camiseta, deteniéndose en su vientre, suave y terso, para ir subiendo poco a poco, cuando llego a sus pechos abrió los ojos y la vio sonriendo. Esperaba encontrar la textura de su sujetador, encaje o algún tipo de algodón, pero no… solo encontró la piel aterciopelada de sus pechos al descubierto...

Mariana aprovecho su asombro para desviar su boca hacia el cuello de Peter, no sin antes susurrarle al oído “no quería perder tiempo”, para continuar dejando un reguero de besos por su cuello, estremeciéndolo…
Peter no se quedo atrás, mientras le acariciaba los pechos, le devoraba ansioso el cuello hasta llegar al mentón, y luego al lóbulo de su oreja. Lo mordió suavemente, lo lamió, lo beso y entre suspiros “eso quiere decir que si te quito los jeans….”

Lali comenzó a quitarle la camiseta, obligándolo a separarse un poco, fue subiendo la tela por su cuerpo acariciándoles la barriga, el pecho… le sonrío y le dijo “averígualo”. Peter acabo la faena tirando su camiseta al suelo y ayudándole a ella a deshacerse por fin de la suya.

Y ahí la tenia, desnuda de cintura para arriba, respirando acelerada, muerta de deseo por el, y tuvo que repetirse varias veces que no debía apresurarse, para tranquilizarse un poco. Después de acariciarle los pechos suavemente, apenas rozándolos bajo la atenta mirada de Lali, le entraron unas ganas locas de saborearlos y ese capricho si se lo iba a dar. Mariana le acariciaba el pelo, los hombros, la espalda, allá donde sus manos lograban llegar.

Ella intento hablar entre gemidos y suspiros…-Peter… desnúdame…

Pedro no contesto, pero su boca abandono sus pechos para bajar por su vientre hasta la cremallera de sus jeans, desabrocho el botón y bajo lentamente la cremallera, sonrío al ver que si llevaba ropa interior, se incorporo y poco a poco le fue bajando los pantalones aprovechando para acariciarle las piernas, desde los muslos a los tobillos.

Lali no quiso desaprovechar la ocasión para cambiar posiciones con Peter, se sentó sobre el y comenzó a besarlo apasionadamente. Primero la boca, el cuello, el pecho, el vientre,… repitiendo exactamente lo que el había hecho instantes antes… desabrocho los botones de sus jeans y con ayuda de él se lo quito. Sonrío al ver la evidente erección. Volvió a su posición, sentada sobre el, besándose, rozándose, excitándose mutuamente más y más…

-Mm…Lali… chiquita si sigues así no aguantare nada…

-Tenemos dos días…

Peter estaba de acuerdo, tenían dos días para amarse mil veces al día si querían, mientras seguían devorándose la abrazo por la cintura y la apretó contra él, sintiendo una punzada de placer enorme... pero seguía habiendo algo que le molestaba… agarro el borde del culotte de Mariana y lo bajo todo lo que pudo (que no fue mucho) pero lo suficiente para que Lali entendiera que quería que se lo quitara.

Se levanto del sofá y frente a el de una manera muy sexy se fue deshaciendo de su ropa interior. Peter alargo la mano lo suficiente como para poder rozar sus nalgas, ella se aproximo un poco más a el para darle total acceso a su cuerpo, Pedro aun tumbado en el sofá abrió ligeramente la piernas de Lali y comprobó que no era el único que estaba completamente excitado. Tras varios minutos de caricias intimas,
Mariana empezaba a notar como le temblaban las piernas, Peter también lo noto, se levanto del sofá, la abrazo, la tomo en brazos y la llevo a la habitación principal.

La primera vez ya había sido entre cojines, ahora se merecía una amplia y cómoda cama. La dejo suavemente sobre la cama.

-Espérame un segundo…

Antes de que Lali pudiera peguntar nada Peter desapareció y como ya dijo en unos segundos volvió con una caja de preservativos en la mano, Mariana sonrío…Pedro iba a quitarse el boxer pero Lali lo detuvo, se levanto de la cama y ella misma se lo quito, haciendo que Peter se estremeciera al rozar su miembro.

Una vez ambos estaban desnudos, cayeron juntos abrazados sobre la cama, acariciándose y besándose…

-Tócame Lali, sin miedo…

A Lali le pillo por sorpresa pero Peter le tomo la mano y la coloco sobre su miembro completamente recto.

-Sin miedo… me encanta…

-Pero yo no se…-le dijo ella en susurros llena de miedo

-Haz lo que sientas…

Lali se abandono a su deseo, a lo que sentía cuando veía la cara de satisfacción de su chico, le acaricio sin saber si lo hacia bien o no… la intuición mandaba y para su sorpresa no se sentía incomoda. Peter la tumbo sobre la cama, la acaricio delicadamente y se deleito esos momentos admirándola. Abrió la caja y se puso el preservativito, luego se acomodo sobre ella.

-Estos me van perfectos…-Lali sonrío nerviosa…-En serio…

-OK…Peter…Vamos-ella no estaba para ponerse a decir bromas o algo por el estilo

Peter sonrío, el también estaba ansioso, lo había alargado todo lo posible pero si no entraba en ella se volvería loco. Coloco su miembro en la entrada de su sexo, retiro la mano y empujando poco a poco con sus caderas fue entrando en ella completamente. Quedándose inmóvil unos segundos, no por miedo a lastimarla, sino por el simple placer de sentir el calor de su cuerpo, la presión sobre su miembro…

Poco a poco Lali comenzó a mover sus caderas, animando a Peter a comenzar a moverse. Pretendía comenzar con movimientazo lentos, deleitándose mutuamente pero ninguno de los dos estaba dispuesto a esperar tanto, además tenían toda la noche para amarse con calma con dedicación y delicadaza…

Pedro comenzó a moverse bastante rápido, profundizando cada vez más, y cada vez más excitado por los gemidos de Lali, muy cerca de su oreja, casi notaba su aliento rozarle.

El calor iba subiendo, al ritmo que subía la intensidad de los movimientazo entre ambos, las ganas de complacerse mutuamente alargaba y alargaba el momento más y más… Aumentando y disminuyendo el ritmo cíclicamente.

Hasta que sus respiraciones estaban muy alteradas, solo se escuchaban gemidos, suspiros…

-Chiquita no aguanto mas…-logro decir entre gemidos…

-Yo tampoco bebe…-dijo ella en palabra distorsionadas

-Mírame…-susurro Peter-Mírame Lali…

Peter aumento el ritmo, que era ya casi frenético, comenzó a notar las contracciones en del sexo de Lali, el fin estaba próximo, ya casi tocaban el cielo con las manos…

Finalmente Peter arremetió por última vez fuerte, profundo, mirando a los ojos de Mariana que a su vez lo miraba llena de placer, y por fin una gran oleada de placer los inundó, recorriendo sus cuerpos durante unos segundos, que parecieron horas.

Tras uno de los orgasmos más increíbles que Peter recordaba, se dejo caer sobre el pecho de Lali, abrazándola.

-Bebe…-la respiración de Mariana todavía seguía alterada…-Estuvo…

-Lo se…-Peter sonreía abiertamente…-Increíble…

-No salgas…-rodeo la cintura de él impidiéndolo-Quiero quedarme así

-Me encantaría pero no puedo… tengo que quitarme el preservativo o tendremos problemas…

Peter se incorporo, beso a Lali en los labios mientras salía poco a poco de ella, se quito el preservativo, lo ato y salio de la habitación para tirarlo.

Cuando volvió vio que Mariana seguía desnuda tumbada en la cama, tranquila, totalmente satisfecha al igual que el. Le sonrío, se acerco, la tomo en sus brazos y la saco del cuarto para dejarla en el sofá.

-¿Qué haces?-le pregunto-Déjame vestirme la menos…

-No, no-cerro las cortinas de todas las ventanas, encendió la TV y se sentó junto a ella en el sofá, abrazándola-me encanta verte desnuda…

-¿Nos vamos a que así viendo la TV…?-Lali estaba totalmente desenfocada.

-Hacemos lo que tú quieras… pero así desnudos, me gusta la intimad, me gusta que no te incomode verme desnudo, ni estar incomoda frente a mi… esto es perfecto…

Lali sonrío, la verdad que no le incomodaba para nada la situación, se recostó sobre el pecho de él y le quito el mando de la TV…

-OK... ¡pero el mando es mío! Yo decidido que vemos…

Peter le robo un beso entre risas…-Vale…Todo tuyo…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:13 pm

Capitulo 44


Tras casi una hora Lali se quedo dormida en el sofá, con la cabeza apoyada en un cojín y las piernas sobre las de Peter que estaba sentado cambiando de canal. Finalmente apago la TV y la miro, allí dormida, completamente desnuda, con el pelo esparcido por encima del cojín y expresión de felicidad y tranquilidad en la cara.

A Peter se le encogió el corazón, como cuando te das cuenta de que algo es mucho más importante de lo que creías y es entonces cuando aparece el miedo... Si algo no te importa demasiado, tampoco te importa demasiado perderlo pero cuando algo es realmente importante... el miedo a perderlo es directamente proporcional.

Y es que en apenas dos meses esa chica se había convertido en alguien indispensable en su vida. Sin saber como se había metido en su corazón, en su alma y en su cabeza... igual que una dosis de veneno inyectada con ternura, que va haciendo efecto poco a poco, disimuladamente, casi imperceptiblemente hasta que contamina todo y entonces... estás perdido, completamente a su merced.

Era preocupante, Peter nunca había tenido una relación como aquella, bueno ni como la que tenia con Lali ni como ninguna otra... Se había acostumbrado atenerla cerca, a saber que estaba allí aunque no pudiera verla, a las llamadas telefónicas cuando necesitaban escuchar sus voces...

Y por un momento se imagino sin ella. ¿Como seria si nunca más volviera a verla? Si aunque se escapara de sus clases para ir al bar donde se reunían, ella no estaba, si no volvía a verla en su clase de aerobic o si aunque esperara un día entero en su puerta ella nunca apareciera... Una punzada de dolor le atravesó el pecho... Ahí estaba la respuesta... No podía estar sin ella. La miro otra vez y suspiro aliviado al ver que seguía ahí, desnuda a su lado.

No pudo por menos que tocarla para ver si era real. Una tontería pues el peso de sus piernas sobre su regazo ya se lo había confirmado. Y era real.... Sonrío satisfecho, aquella intimidad, aquella confianza, era absolutamente sublime... Se sorprendió a él mismo soñando con tenerla así todos los días, en el sofá, en la cama, preparando la comida....

Alargo la mano, alcanzo otro mando de la pequeña mesa de café y encendió la radio, volvió a dejar el mando en su lugar y comenzó a acariciar las piernas de Lali, tan suaves que parecían terciopelo, apenas la rozaba, no quería despertarla, tan solo quería observarla durante minutos, horas, tanto daba.....

Repaso su perfecto cuerpo, sus muslos torneados, firmes, sus nalgas... Dios le encantaban sus nalgas, redondas, perfectas, su cintura estrecha, su vientre plano y firme, sus pechos,.. Sus pezones rojos, su cuello... (Recordó el perfume característico de Lali), y finalmente su precioso rostro, se quedo estancado en sus labios, semi abiertos, como invitándole a despertarla con un beso... y aun con los parpados cerrados recordaba perfectamente el color de sus ojos, ese extraño color que le embriago desde el primer momento en que se miraron a los ojos.

Pasaron pocos minutos, cuando Lali comenzó a moverse ligeramente, esos momentos en los que aun no eres consciente de nada pero que tampoco estás profundamente dormido, los segundos previos a que tú mente envíe las señales para abrir todo ojos....

Peter pensó en que seria lo primero que le gustaría ver al despertarse, y no tuvo dudas... le gustaría verla a ella dándole pequeños besos en la cara. Y eso hizo, se recostó sobre ella y comenzó a besar suavemente sus mejillas, su cuello...

Lali soltó un pequeño gemido, noto el calor de otra piel sobre su piel, sonrío y comenzó a abrir lentamente los ojos, deslumbrada por el brillo del sol que entraba a trabes de las cortinas, alargo la mano y le acaricio la cara a Peter...

-Buenos días chiquita…-beso tiernamente su cuello

-Mm… Muy buenos...

Mariana comenzó a estirarse, sentía los músculos algo agarrotados de pasar tanto tiempo en la misma posición, Peter se incorporo dejándole espacio, la miraba embobado, incluso cuando se desperezaba sus movimientos eran exquisitos. Cuando Lali dejo de estirarse, Peter la atrajo hacia el, sentándola en su regazo abrazándola...

Acerco su boca al oído de ella-Te ves tremendamente sexy durmiendo-beso su mejilla

Entonces Lali fue consciente de que seguían desnudos, y de que en la posición en la que estaban, ella se encontraba sobre el miembro de el. Le sorprendió que no le avergonzara en absoluto estar así con el, todo lo contrario, era extremadamente reconfortante sentir la calida piel de Peter contra la suya.

-¿Qué has estado haciendo mientras dormía?-Mariana escondió su rostro en el hueco libre que quedaba en el cuello de Peter y su cabeza.

-Mirarte…

Ella levanto su rostro para verlo-¿En serio? Que aburrido ¿no?

-¿Aburrido?-Peter le acariciaba las piernas-En absoluto, yo lo encuentro fascinante...

Lali sonrío apoyada en el hombro de Peter, se mordió el labio coqueta, aunque sabia que el no podía verle la cara pero se le había ocurrido algo, más bien era algo que su cuerpo le pedía a gritos... Con un ligero movimiento de caderas, hizo más presión sobre el miembro de Peter, apenas perceptible, pero el suspiro de Pedro le dejo claro que si lo había notado... Volvió a moverse igual, sin dejar de abrazarlo y la reacción fue la misma, un ronco suspiro de Peter..

-Mm… ¿Chiquita me estas provocando?

-¿Lo estoy consiguiendo?-su voz le salio en un fino susurro

Peter la apretó más fuerte contra el-¿Tú que crees?

Lali sonrío, se aparto un poco y lo miro-Hay algo que quiero probar contigo, algo que me contaron era sublime... Pero ahora no se puede...

Peter movía las caderas contra el cuerpo de Mariana cuando ella cesaba-¿Si? ¿Qué es?

-Me han dicho que hacer el amor medio dormido es algo increíble, que todo se confunde entre sueño y realidad...

-¿Si? pues no te extrañe que está noche te despierte de madrugada a base d besos y caricias...

Mariana tomo el rostro de Peter entre sus manos-Pobre de ti que no lo hagas

-¿Tienes hambre?-le pregunto él luego de besarla largamente

-Ahora que lo dices si...-notaba como el sexo de Peter se iba
endureciendo

-¿Sabes? Yo también quiero probar algo contigo... en realidad quiero probar muchas cosas, pero en este momento hay una en especial...

Mariana se mordió el labio inferior-¿Y que es?

-Ahora lo veras…

La cargo en sus brazos hasta la cocina, sentándola en la barra americana, fue hasta el frigorífico, lo abrió y comenzó a sacar varias cosas: un bote de nata, unas fresas, unas cerezas, uvas... Lali lo miraba sabiendo exactamente que es lo que quería hacer... Peter dejo todo lo que había sacado junto a ella y comenzó a besarla en la boca... lento sin prisas, sin necesidad de devorarla, su urgencia sexual había sido saciada, ahora solo se tendría que preocupar por amarla, lenta y placenteramente....
Sus manos comenzaron a vagar por el cuerpo de Lali, rozando su piel, el beso comenzó a hacerse más exigente... Peter se separo un momento para destapar el bote de nata..

-Yo también tengo hambre... pero quiero comer d ti...

Cubrió los pezones de Mariana con dos bolitas de nata, seguidamente comenzó a lamerlos saboreando tanto la nata, como el sabor de su piel... Lali arqueo la espalda y echo hacia atrás la cabeza. Todo con el era tan excitante, que su cuerpo reaccionaba al mínimo roce...

Después de limpiar completamente sus pechos, volvió a cubrir los pezones con nata, está vez paso una fresa por ellos y le dio a Lali a probar, ella la mordió y la saboreo, el resto de la fresa se la comió el, y comenzó a limpiarle los pechos hasta dejárselos húmedos y calientes. Mientras la respiración de Mariana estaba aumentando considerablemente de frecuencia e intensidad... Peter masajeo suavemente sus pechos antes de volver a esparcir nata por su cuerpo, está vez por su vientre, recorriendo el camino blanco hasta no dejar rastro de nata...

-Mm… Bebe la que tenia hambre era yo y tú eres el único que está
comiendo...

Peter sonrío-Mm… y está bien rico deja que te lo diga... Ahora cuando acabe, comes tú ¿OK?...

Pedro dibujo unos caminos blancos por los muslos de Lali, ella se estremecía más y más según Peter iba limpiando la nata, saboreando a la vez su piel... pero está vez no volvió a por más nata, rozo el sexo de ella con sus dedos, algo que provoco en ella un inesperado gemido... la miro a los ojos, estaba extasiada de placer... Y el se encargaría de que lo estuviera más y más... Sin apenas tregua, hundió su cabeza entre los muslos de ella, repaso su sexo con la lengua una y otra vez, suavemente, humedeciéndola más y más, hasta que decidió que era el momento de hacer dueño de su clítoris. Lo apretó con sus labios y Lali simio sonoramente, apoyando las manos en el pelo de Peter.

Era increíble como su lengua podía provocarle tanto placer, la devoro completamente, la humedeció más que suficiente y se recreo en ello... Lali entre suspiros le suplicaba que no se atuviera y así lo hizo, introdujo su lengua en el sexo de Mariana, como reacción inmediata Lali removió el pelo de Pedro entre sus manos... Peter aumento el ritmo, ayudándose de sus dedos que entraban y salían del sexo de Lali con una facilidad increíble. Mariana comenzó a estremecerse, él noto los espasmos y absorbió entre sus labios el clítoris de Lali, que finalmente se abandono al placer más absoluto, cayendo sin remedio al abismo, sin que Pedro parara de acariciarla, se aferraba a sus hombros y el la sostenía. Poco a su cuerpo fue volviendo a estar bajo control, aunque seguía
estremeciéndose de placer.

Mariana respiraba aceleradamente-Peter... Dios...

-Delicioso…-dijo feliz Pedro

Lali consiguió recuperar el habla y la coherencia en su mente-¿Sabes que? Yo también tengo hambre... Y ahora aun más...

Peter sonrío-Ahí tienes fruta...

-Ah no...-ella lo amenazo con un dedo-Tú te has alimentado de mi y yo pienso comer de ti...

De un salto Lali se bajo de la barra, tomo el bote de nata y fue arrinconando a Peter hasta que cayó en el sofá... Le hubiera gustado hacerle sufrir y desearla como el había hecho con ella pero el deseo era demasiado, se limito a besarlo, torturarlo con sus labios, sus orejas, su cuello su pecho, su ombligo... Lali dudo un momento, miro la enorme erección de su novio, sonrío y los últimos rastros de vergüenza o pudor desaparecieron. Tomo el bote de nata, lo destapo y rocío el miembro de Peter, que la miraba sorprendido...

Lali dejo el bote de nata en el suelo, se arrodillo entre las piernas de él y comenzó a limpiar lentamente su miembro, con pequeños lametones al principio, que se fueron haciendo más y más largos. Peter gemía, estaba que explotaba pero tenia que aguantar, quería poseerla aunque le costara toda su fuerza de voluntad aguantar. Más aun cuando Lali comenzó a meterse el pene de Peter en la boca, poco a poco fue introduciéndoselo en la boca, Peter la freno un poco...

Él apenas podía hablar-Chiquita, poco a poco, es la primera vez que lo haces...

Lali siguió su consejo, se limito a enloquecerlo, tanto que Peter tuvo que pararla, corrió a la habitación por un preservativo, se lo puso y la tumbo en el sofá...

-Necesito terminar dentro de ti...

Mariana sonrío y abrió sus piernas invitándolo a entrar. Sabia que no duraría mucho así que en cuanto entro en ella se quedo quieto unos instantes, con su mano acariciaba el sexo de Lali. Cuando había recuperado mínimamente el control, comenzó a moverse dentro de ella, sin dejar de acariciarla, pasaron varios minutos en lo que ambos creyeron haber llegado al limite, pero siguieron más lentamente...

-Bebe...Mm... Bebe no aguanto más...

-Yo tampoco… ¡OH Dios!

Las ultimas arremetidas de Peter hicieron a Lali gritar y segundos más tarde también a Peter, uniéndose juntos en una abismo de placer enorme, cayendo rendidos en el sofá, abandonándose a la sensaciones.

Poco a poco fueron recobrando las fuerzas, Peter salio de Lali pero no se levanto, seguía tumbado sobre su pecho y Lali le acariciaba el pelo...

-Eres increíble.... este fin de semana ya es memorable... no me imagino como va a acabar...

Mariana solamente podía susurrar-No pienses que se va a acabar... aun nos queda mucho tiempo...

Peter como pudo se quito el preservativo, lo ato y lo dejo caer al suelo, para posteriormente acomodarse sobre Lali y quedarse dormidos uno en el brazos del otro, completamente satisfechos.

Rocío estaba sentada tranquilamente en su sofá, que aburrido podía llegar a ser un viernes por la tarde... al instante pensó en alguien...
Nicolás... pero no, no iba a llamarlo... ¿o si? Se había esforzado muchísimo durante la última semana para sorprenderla y ganársela, la rosa, notas, canciones, bombones etc. etc. etc. Pero todo eso era tan... ¡¡obvio!! ¡Tan habitual! ¡¡Todos los chicos les regalaban flores y bombones a sus novias!! Ella quería algo... diferente... original, loco... cualquier cosa menos algo habitual...

El sonido de su celular le saco de sus pensamientos, "por fin algo que me obligue a levantarme de aquí" apago la TV y fue a su cuarto por su celular, miro la pantalla... hay un mensaje nuevo... "Ey, prepárate, está noche salimos, volveremos a nuestros principios, un beso Nicolás"
¿Volveremos a nuestros principios? ¡¿Que diablos quería decir eso?! ¿Pero no era eso lo que ella esperaba? Precisamente eso... algo
inesperado, especial... ¡¡¡algo loco!!! Y contesto al mensaje "hora y lugar". La respuesta no se hizo esperar "en hora y medía espérame en tú puerta".

¿Hora y medía? Eso debía d eser más que suficiente para prepararse, al fin y al cabo ella no era como Lali o Candela ella se arreglaba rápido... ¿pero que ponerse? Comenzó a revolver en su armario... y al cabo de quince minutos de rebuscar se paro en seco "¡¡Dios mío!! ¡¡Soy como Cande y Lali!!"

Ya eran las ocho de la noche cuando Mariana comenzó a despertar, antes de abrir los ojos ya noto el calor de la piel de Peter contra su cuerpo, pero... ¿seria un sueño? Entre abrió sus ojos y lo vio junto a ella, abrazándola, dormido profundamente, con la expresión más tranquila en su cara, como si nada pudiera alterarlo y estuviera soñando con algo increíble.

¿Seria amor? ¿Seria amor, todo eso que sentía cuando lo tenia cerca o pensaba en el? Algo mágico pasaba entonces: su pulso se aceleraba, la sangre corría con más fuerza por sus venas, su piel se híper sensibilizaba, miles de mariposas revoloteaban en su estomago y un mínimo gesto la podía llevar al cielo o hundirla en la más horrible de las tristezas... Definitivamente era amor... ¿que otra cosa podía ser? "Enamorada.... me tienes loca y perdidamente enamorada bebe" se repetía una y otra vez.

Y se dio cuenta que en ningún momento pensó nunca en la posibilidad de tener algo con Benjamin, nunca lo vio como posible novio pero en cambio cuando vio a Peter... todos sus sentidos se pusieron en alerta como queriéndole gritar "¡¡¡Lali es el!!! ¡¡¡Solo puede ser el!!!".

Lo volvió a mirar, seguían desnudos. Era increíble tener ese tipo de intimidad con alguien, solos un fin de semana en una casita sin otra necesidad que sus cuerpos, ¿para que poner barreras como por ejemplo ropa? Se habían alimentado el uno del otro... era como si al entrar en esa casa hubieran liberado sus instinto más salvajes y primitivo. ¡¡¡Por Dios!!! ¡¡¡Incluso habían hablado de fantasías sexuales!!! Noto como sus mejillas se enrojecían y dio gracias de que Peter siguiera apaciblemente dormido.

Entonces le asalto el miedo.... ese terrible sentimiento... ¿Que pasaría si todo esto acababa? ¿Como podría recuperarse al perderlo? Pero por suerte su mente estuvo rápida... no hacia falta pensar en eso ni alterarse, porque nunca pasaría... No pensaba perderlo... El había luchado y la había ganado y así ella tuviera que luchar con uñas y dientes por el, lo haría... Cualquier cosa por no perder todo lo que estaban teniendo... Y lo que les quedaba por tener.

Peter movió ligeramente su mano y Lali noto un roce en su cintura, lo beso tiernamente en la frente y acaricio su pelo. Peter movió su cabeza sobre el pecho de Lali, y como si supiera que es lo que acababa de hacer, sonrío aun con los ojos cerrados.

-Se que ya estas despierto…-le susurro ella al oído-Así que no te hagas…

Pedro volvió a sonreír y está vez abrió poco a poco los ojos, levanto la cabeza y beso levemente los labios de su novia.

-Sabes la primera vez que estuvimos juntos pensé que no podría haber nada más maravilloso que despertarme a tú lado.... y me equivoque…-Lali frunció el ceño-Despertarme junto a ti completamente desnudos es aun mejor...-Lali sonrío y lo beso.

-Pues bebe creo que deberíamos vestirnos y salir...

Peter la aprisiono más fuerte contra el-No...

Mariana largo una risa tras otra-¿No vamos a salir a cenar y a bailar?

-Podemos cenar y bailar aquí-Peter se aferraba más y más a ella.

-¡¡Bebe!!-exclamo Lali pegándole en la espalda-Yo quiero cenar fuera y bailar en un chiringuito en la playa, seguro que hay algún sitio bonito por aquí...

-Tienes razón, tenemos aun sábado y domingo...

-Vaya por fin entras en razón...

-Pero antes...-Pedro se levanto del sofá y tomo a Lali en brazos-¡A la ducha!

Mariana reía con muchas ganas-¡Vaya si que te despiertas con fuerzas!-Peter miro hacia abajo y sonrío, ella volvió a reír con muchas ganas-¡¡No me refería a eso!!

Peter la volvió a dejar en el suelo cuando entraron al pequeño baño, abrió la puerta de cristal y dejo correr un poco el agua hasta que se calentara. Cuando comprobó que la temperatura estaba bien se aparto y le cedió el paso a Lali...

-¿Crees que cabremos los dos ahí?-Mariana miraba un poco dudosa hacia la ducha, Peter largo una risilla

-Cuanto mas apretaditos mejor…-le dijo cuando se abrazo a su cintura y acerco su boca al oído de ella

Mariana le pego en sus brazos-¡Eres un calenturiento!

-No lo puedo evitar, te veo y…-la tomo de la mano e hizo que diera una vuelta-Me enciendo...

Cuando ambos estuvieron dentro, Peter cerro la puerta, cabían, apretaditos pero se podían mover. Lali se coloco bajo el chorro de agua que caía por su espalda, Peter sin previo aviso tomo la esponja y comenzó a enjabonarla, Mariana se sobresalto al sentirlo, aun le asombraba la confianza que se tenían pero en seguida se giro y dejo que Peter la enjabonara, mientras ella se lavaba el pelo. Cuando Lali había acabado, cambiaron posiciones y repitieron el proceso.

Pedro fue el primero en salir de la ducha, rebusco en el armario del baño y saco una toalla para envolver a Lali y otra para el. Se secaron mutuamente, entre juegos y risas, y fueron al cuarto a alistarse.

Obviamente Lali tardaba más de lo habitual, pero cuando salio dejo a Peter con la boca abierta... llevaba un vestido blanco de algodón que resaltaba su piel morena, el pelo suelto, ligeramente maquillada y unas sandalias blancas.

-¿Qué puedo decir?-Mariana daba vueltitas luciendo su look-¡Wo!

Lali sonrío-Espero que me lleves a un sitio bonito ¿eh?

-Que menos…Y que atestado de gente para poder presumir de ti…-Mariana largo su característica carcajada y Peter unió su mano con la de ella.

Ya solo le quedaban cinco minutos y Rocío volvió a mirarse al espejo "¡¡ya está Rochi!! ¡¡Para, olvídate de que existen los espejos!!" se dijo. ¿Por que estaba tan nerviosa? Ni tiempo tuvo de perderse en sus pensamientos cuando su celular comenzó a sonar y al instante paro, Nicolás ya debía estar abajo, que puntual. Rochi se miro en todos los espejos que había entre su cuarto y la puerta de salida.

Como suponía, Nicolás estaba apoyado en su coche esperándola, lo rodeo y le abrió la puerta.

-Estas muy linda…-ella sonrío ante el halago-¿Preparada?

Rocío tomo un poco de aire para calmar los nervios-Supongo… ¿Pero a donde vamos?

El rubio sonrío-Ya lo veras…-y cerró la puerta luego de Rocío subiera, corrió rodeando el auto hasta subirse en el lado del conductor y ponerlo en marcha, la noche estaba por empezar.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:14 pm

Capitulo 45


Rocío miraba y miraba por la ventanilla del coche pero, ¡¿por que demonios estaba todo tan escuro?! Llevaban casi medía hora en el coche y los nervios la carcomían, más que una cita parecía un secuestro…

-Vas por carretera secundarias adrede…-Rocío miro a Nico que estaba concentrado en la ruta-Para que no sepa a donde vamos…

Nicolás sonrío-Ah, te has dado cuenta….

-Nicolás por favor dime donde vamos…-ella odia los misterios-Todo está tarde ha sido demasiado misterio… solo dime el lugar, eso no estropeara la sorpresa….

-Claro que la estropeara…-el rubio logro mirarla unos segundos-Mira no te voy a decir donde vamos pero te doy permiso para tocar el equipo de música…

-¡OH gracias!-le dijo irónicamente Rocío-Eres muy considerado

-Rochi estamos en medio de la nada, estás en mi coche y vamos a casi 100 kilómetros/h, por lo que espero que ya hayas descartado la posibilidad d tirarte en marcha, así como la de matarme porque nos estrellaríamos…. vamos a estar aquí dentro por unos quince minutos más… así que al menos pon la música que te gusta, que ya es una concesión que hago... y relájate….

Rocío bufo cruzándose de brazos-Te sientes muy bien al tener la situación en tus manos ¿verdad? Que sepas que me las pagaras…-lo miro amenazante-La venganza es un plato que se sirve frío…

-Si después de está noche te quieres vengar de mi… adelante…-la sonrisa volvió al rostro de Nicolás

Rocío no contesto, saco el porta CD y eligió el que más se ajustaba a sus gustos, total ¿que más podía hacer? Vio el último CD de Red Hot Chilli Peppers, saco el que Nicolás había puesto y puso el suyo, subió el volumen, se giro hacia la ventanilla indignada, pero a los cinco minutos ya estaba tarareando una canción, Nicolás sonrío al escucharla, lo que había que hacer por una mujer….

Peter caminaba por la playa de la mano de Lali, que llevaba sus sandalias en la mano.

-¿A dónde vamos?

-¿Eres vegetariana?-le pregunto de golpe Pedro

-No…-Mariana frunció su seño-¿A que viene esa pregunta?

-Pues si no eres vegetariana te gustara el lugar…

-¿Esta lejos?-y en su voz se noto el cansancio

Peter sonrío y la tomo en brazos-Así note cansas pero no, no está lejos…

-¡¡Bájame loco!!-Peter reía al ver como Lali revoloteaba sus pies

Finalmente la volvió a dejar sobre la arena-OK… es allí-señalando un
pequeño restaurante con una terraza sobre la playa-¿Te gusta?

-Tiene muy buena pinta.

Caminaron el poco recorrido que les quedaba, subieron unas pequeñas escaleras y un camarero se acerco a el.

-¡Eh Peter que sorpresa! ¡¿Tú un fin de semana por aquí?!-el joven volteo y vio a Lali-Ah, ya veo… Andas acompañado….-le guiño el ojo-¿Has reservado?

-Pues no la verdad, no he tenido tiempo…

El camarero largo una risilla entendiendo-Bueno tienes suerte, hoy no hay mucha gente y tengo una mesa perfecta para ustedes

El camarero los acompaño hasta la mesa en la terraza y le retiro la silla a Lali antes de desaparecer.

-¿Traías a todas aquí?-una punzada de celos sucumbió en Mariana

Peter abrió los ojos de par en par ante esa pregunta-¿Qué?

-No se pregunto, el camarero parece conocerte bien…-y de reojo miraba al camarero que los había atendido

-Ah si, es amigo de mi hermano y como aquí con mis padres todos los domingos…

-OK ignorare la miradita que me ha echado el camarero como si yo fuera una de tus amiguitas…-repito, los celos sucumbieron en Mariana

-Lali...-y Peter no iba a dejar que se piense cualquiera-No te ha mirado así… y nunca he traído a ninguna amiguita aquí…

Mariana acepto la explicación no muy convencida, conocía perfectamente las miradas entre amigos y esa mirada no le había gustado en absoluto, un “bueno ella es Lali mi novia” hubiera estado muy bien, hasta sus padres lo sabían… pero no quería discutir, no ese fin de semana…. Miro el menú, lo mejor seria algo ligero, no fuera que con el coraje tuviera encima mala digestión…

El camarero regreso para tomarles nota y volvió a retirarse no si antes traerles una botella de vino tinto “cortesía de la casa”. Peter sirvió vino en las dos copas y cuando estaba a punto de hacer un brindis, una chica se acerco a la mesa al grito de “¡¡¡Peter!!!” y automáticamente se abalanzo a besarle en la mejilla. Lali se quedo helada, ¡¿quien narices era esa chica?!

Era lo que ella llamaba una “Barbie de mercadillo” o una “quiero aparentar lo que no soy”. Pero para su desgracia la chica era guapa…. Rubia con el pelo lacio, ojos verdes y carita angelical, aunque su voz era como un pitido muy intenso… y lo que más le molestaba de esa chica era que estaba abrazada a SU novio… Peter reacciono rápido, muy gentilmente se la quito de encima y se levanto para saludarla.

-Vico… ¿Cuanto tiempo? ¿Como te va?

-Muy bien… a ti también te va muy bien por lo que me cuentan tus padres….

Ahí a Mariana ya le hervía la sangre, bebió un trago de vino “tus padres...” ¿había escuchado bien? ¡¿Pues no que no le había presentado ninguna chica a sus padres?!!!

-Exageran, ya los conoces…-Peter miro a Lali que seguía sentada con la copa de vino en sus manos-Ella es Lali… mi novia…

Victoria volteo a verla y Lali se levanto-Ah… Hola… Soy Vico-antes de que Lali pudiera hablar se volvió hacia Peter-Ya escuche rumores de que tenias novia... si no lo veo no lo creo… Mi madre dijo que la tuya le había contado que salías con una chica muy guapa…-volvió a mirar a Lali y lo más irónicamente…-Y por lo visto no mentía…

-Pues no, no mentía… -por lo menos algo bien había dicho-¿Y tú? ¿Con quien has venido?

-¡¡Con los de siempre!! Están todos adentro, ¡¡¡se van a morir cuando les diga que estás aquí!!!

-No, veras Vico, es que queremos pasar una cena tranquila, así los dos solos, ya sabes…-Peter esperaba que le entendiera-Mejor luego entro a saludar y les doy la sorpresa ¿¿OK??

-Como quieras...-Victoria se encogió de hombros-Pero te quedaras a tomar una copa mínimo ¡¿No?! ¡¡Hace siglos que no te vemos!!

-Mm… claro…-Pedro sonrío y miro a Lali resignado

-OK nos vemos al rato…-Vico se fue hacia el interior del restaurante

Peter y Lali tomaron asiento, justo cuado llegaba el primer plato: la ensalada de Mariana y la lasaña de Peter.

-Lali no le hagas caso, ella es así… es…

Mariana se apresuro a interrumpirlo-Espérate cinco minutos para intentar arreglarlo, ¿OK? Ahora mismo no estoy muy receptiva…

-Pero La…-intento habla…

Peter se callo al instante cuando Lali le dirigió una mirada matadora de las suyas, miro el reloj y comenzó a comer, sin dejar de mirarla. Justo pasaron cinco minutos de reloj

-OK, han pasado cinco minutos…-Lali dejo los cubiertos en el plato y apoyo su cara sobre sus manos-OK… ¿Que te ha puesto mal de Vico? Se que no es el tipo de persona que te suele caer bien pero…

-OK sin preámbulos, punto numero uno: se te tiro al cuello nada más verte, espero que si tenga derecho a molestarme por eso, dos: conoce a tus padres, pensé que no le habías presentado a ninguna chica, tres: me miro mal y fue sarcástica…

Peter sonrío-¿Estas celosa?

-¿A caso no es obvio?-le pregunto irónicamente ella…

-OK… mira Lali… no debes estar celosa de veras, no te mentí cuando dije que no le había presentado a ninguna chica a mis padres… Precisamente a Vico la conocí por mis padres, nos conocemos desde hace años, desde que éramos niños y pasábamos los veranos aquí, mis padres y los suyos son amigos…

-¿Tuviste algo que ver con ella?-le pregunto cortante.

Pedro suspiro, tenía que dejar todo aclarado-Si… estuve un par de veces con ella, hace unos años... nada serio y no se ha vuelto a repetir ni se remetiera jamás…-se apresuro a decir cuando vio el rostro serio de
Mariana-¡Solo me importas tú!

Lali soltó un largo suspiro-Siento haberme puesto así... Pero me ignoraba como si la estorbara y se nota que le gustas…

-Como si se muere por mi… me da igual… de veras...-tomo la mano de ella-Disfrutemos de está cena juntos ¿si? Es un lugar precioso, la compañía es inmejorable…

Mariana sonrío-Tienes razona, lo siento…

-Quedas perdonada…-le respondió con una tierna sonrisa

Por fin el coche se detuvo, Nicolás apago el motor, salio de él, rodeo el coche y ayudo a salir a Rocío, el lugar le resultaba extrañamente familiar pero con tan poca luz no sabia reconocerlo. Nicolás le puso la mano en la espalda como queriendo guiarla y Rochi lo siguió.

Llegaron a un paseo marítimo, Rochi creyó reconocerlo al toque, pero sus recuerdos eran borrosos. Bajaron a la playa por unas escaleras de piedra y siguieron el camino por la arena, algo lejos comenzaban a intuirse unas luces y resonaba en el aire música. ¿Música? ¿Playa? ¿Luces? ¿El paseo marítimo? A Rocío pareció iluminársele la cara.
Sabía donde estaba y por fin sabía el significado de “nuestro principio”. Cuando llegaron a una corta distancia del chiringuito, Nicolás paro en seco, se giro y la miro fijamente.

-OK... aquí estamos en nuestro inicio… aquí fue el primer beso. Si quieres se puede repetir pero sin alcohol, que sea porque lo quieres. Yo está semana he intentado ganarte poco a poco, pero yo ya no se que más hacer, no se me dan bien estás cosas… Pero si tiene que volver a pasar algo, que mejor lugar que este….

El resto de la cena fue todo lo tranquila que cabria esperar, Peter había quitado hierro al asunto y Lali había dejado estar el tema pero seguía sin estar plenamente tranquila. Cierto que el lugar era perfecto: una terraza encima de la arena de playa, bañada por la luz d la luna y escuchando el rumor de las olas. “Si estuviéramos solos seria perfecto” pensó Lali, justo cuando su celular comenzó a sonar “me muero por contarle a Candela pero con Peter delante….” Pensaba mientras rebuscaba en su bolso, por fin lo encontró y por primera vez miro la pantalla “mamá”. ¡¡¡OH Dios!!!

-¿Bueno?

-¡¡Cariño! ¿Que haces? Pensé que me llamarías…

-Si… ma…-Mariana se rascaba la frente nerviosa-Es que se me olvido, lo estábamos pasando tan bien… -palazo directo para Peter que casi se atraganta con su comida.

-Se oye ruido… ¿Dónde están?

-Pues, en la terraza en la playa… ya sabes donde solemos ir cenar cuando estamos en casa del padre de Rochi….

-Ah si cierto, oye pásame al papá de Rochi….

-No se puede poner, está…-la petiza cerró los ojos pensando en algo-Hablando con unos amigos suyos…

-OK ¿y Rochi y Candela? Hace mucho que no hablo con ellas….

-Mamá esto suena como si quisieras comprobar que realmente estoy con
ellos…

-No, pero me gustaría hablar con ellas…

-Mamá…-Lali estaba perdiendo la paciencia-En serio parece como si quisieras controlarme o no me creyeras, Rochi está saludando a los amigos de su papá y Candela está en el baño, sale dentro de cinco minutos, ¿Quieres que te llame entonces o mejor seguimos hablando de pavadas hasta que salga y te la paso?-estaba a punto de explotar-¡OH no! ¡No! ¡¡¡Mejor aun!!! Le llevo el celular al baño… así ganamos tiempo…

-¡¡Ya vale Lali!! No hace falta que te pongas así ¡¿OK?! No quería controlarte solo hablar con ellas, si están ocupados OK, no hay drama pero no me hables así o niña te vuelves para casa ¿entendiste?

-Entendí-rodó los ojos cansada-¿Algo más?

-Nada más, llámame mañana un beso y saludos de tú papá

-OK…Chau-colgó y dejo el teléfono sobre la mesa tan fuerte que Peter la miro preocupado

-¿Quien era?-cuando Lali iba a abrir la boca-Y conste que no te estoy controlando ¿OK? Es que veo que te has puesto mal…

-Era mi mamá, quería hablar con el papá de Rochi, o con Rochi o con Candela y como ves ninguna de esas personas están aquí….

-Conmigo no uses esas ironías quieres…-Peter tenía sus límites-Entonces tú táctica ha sido hacerte la ofendida para cortar pronto la conversación ¿no?

-Exacto

Peter luego de tanto tiempo pudo reírse-Me das miedo…. Bueno acabemos el postre, tenemos que entrar a saludar…-Lali no contesto pero se moría por soltar un acido comentario lo más irónico posible.

Rocío se había quedado paralizada... No podía creer lo que Nicolás acababa de hacer, había conducido durante cuarenta y cinco minutos para llevarla al sitio donde lo había besado. La imagen de un beso torpe y atropellado en ese mismo lugar se le vino a la cabeza, ¿seria su imaginación o en realidad lo recordaba?

Y ahí estaba Nicolás, muerto d miedo. Había sido muy valiente llevándola allí, confiaba en si mismo, confiaba en que finalmente se la ganaría, que Rochi le aceptaría, a pesar de sus peleas o quizá gracias a ellas. Pero en ese momento le temblaban las piernas, su seguridad se había esfumado… ¿Y si no lo besaba? ¿Y si se enfadaba? O por aun, y si actuaba con total normalidad ¿como amigos…? Como lo que el no quería ser… un simple amigo…

Ambos se miraban, sin saber como reaccionar pero una imagen cruzo la mente de Rocío… vio a Nicolás paralizado después de un beso en esa misma playa y después se vio a ella misma en sus brazos completamente ebria… y a partir de ahí la oscuridad. ¿Su imaginación le estaba jugando malas pasadas o es que su memoria por fin le estaba echando una mano? ¡¿Qué más daba?!

Rocío dio un par de pasos, hasta casi rozar el cuerpo de Nicolás, se miraron a sus ojos por una milésima de segundo y Rochi se abalanzo finalmente sobre los labios d él. No fue un beso como los anteriores. No fue rápido, ni apresurado, ni vergonzoso… todo lo contrario, fue pausado, relajado, disfrutado y lleno de entrega. Nicolás no lo podía creer, sus piernas le temblaban aun más con ese beso y le costo mucho mover sus brazos para posarlos sobre la cintura de ella. Estaba en el paraíso pero le aterrorizaba la conversación que debía seguir a ese beso.

Peter le retiro la silla a Lali y la guío hacia el interior del restaurante. Miro a su alrededor y se dirigió hacia una mesa alargada donde unos seis o siete jóvenes armaban escándalo entre copa y copa de vino. Se paro junto a la mesa y dio la gran sorpresa ya que nadie había advertido su presencia.

-¡¡Ey chicos ya dejen de tomar y llévense a las chicas a bailar las están aburriendo!!

Todos se giraron y se levantaron abalanzándose sobre, casi empujando a Lali de la emoción.

-¡¡Peter!!-ese era Tomás-¡¿Donde te has metido todo este tiempo?!

-He estado algo ocupado…-le respondió luego de saludarlos

-Ya me imagino…Demasiadas gatitas ¡¿No?!-ese era Marcos quien lo saludaba

Peter largo una carcajada ante el comentario-Nada que ver…

-No nos mientas…-Tomás lo abrazo por los hombros-Si sabemos que no te dejan respirar… yo me conformo con tus migajas que es más de lo que cualquiera podría tener…

Vico se levanto y se colgó del brazo de Peter-Nada que ver muchachos… aquí a nuestro tigre nos lo quieren domar…

Todos largaron una carcajada…-Nadie puede domarlo…-fue el comentario de Tomás que sobresalió

-No me están domando Vico…-Peter se defendió molesto

A Mariana le corrían los celos y la rabia, desde que habían entrado Peter ni la había mirado… Y ahí estaba ella, aguantando digna que todos la ignoraran y que Vico, la única que había percibido su presencia, le golpee donde más le dolía… Lali tosió fingidamente, haciéndose notar.,…

-¡Wo!...-el primero en voltear fue Tomás-Perdona encanto ¿no te dejamos pasar?

-Viene conmigo, ella es Lali… mi… novia….-dijo finalmente Peter…

Lali hizo acopio de fuerzas y decidió exhibir todo su encanto-Me llamo Mariana, un placer…

-El placer es nuestro…-dijeron a la vez Tomás y Marcos luego de saludarla

-Ella es Vico…-Tomás le presento a la rubia…

Vico no soltó a Peter-Ya nos hemos conocido…

Marcos no le dio importancia al comentario de Victoria-En fin, ellos son Ezequiel, Carolina, Anahí y Miguel…

Lali saludo a todos, uno por uno, con dos besos en las mejillas.

-Bueno tomen asiento, pediremos algo para tomar y así platicamos un rato ¿no?-Tommy, como lo llamaban los amigos, fue el que los incentivo para que se quedaran.

Pedro que ya había visto las atenciones de los chicos con Lali-Chicos no, verán es que…

-¿No? A mi me parece perfecto…-eso tomo por sorpresa al morocho

-¿Ves Peter? Lali está encantada…-Vico sonreía-Ven hay un sitio libre junto al mío…

Marco se sentó en su lugar…-Y aquí hay uno para ti Lali…

Lali se sentó entre Tomás y Marcos, mientras observaba de reojo a Peter que se sentó entre Vico y Carolina, ambas muy atentas con él, y él como no dejándose querer…

Ya había pasado una hora desde que habían llegado y Lali parecía haber desaparecido para Peter que comentaba encantado todas sus andanzas sentimentales con sus amigos, ayudado por Vico que no hacia más que tirarle de la lengua y llenarle la copa de vino….

Mariana había tratado de captar su atención mostrándose extremadamente encantadora con los chicos y aguantando estoicamente las pullas que Vico le iba lanzando, Peter se moría de celos durante los primeros quince minutos pero enseguida entero al juego de las chicas…

Ya era casi la una de la mañana y la perfecta noche de cuento de hadas se había quedado en el libro, Lali ya no aguantaba más... Se levanto

-Bueno chicos, discúlpenme pero estoy cansada y me duele bastante la cabeza, prefiero irme a dormir ya….

Pedro se levanto-¿Te encuentras mal? Te acompaño

Mariana sonrío lo mejor que pudo-No hace falta en serio, se llegar sola, y hace mucho que no estás con tus amigos, tienen mucho de que hablar, quédate y pásalo bien ¿OK?

Peter se acerco a ella-Yo me voy contigo, otro día quedamos y seguimos con la platica chicos…

-Peter ya te ha dicho que te quedes…-Vico se había acercado a ellos también…

-Peter… Vico tiene razón… quédate de veras…-Lali intento darle la mirada mas tranquila-Nos vemos más tarde ¿OK?

Lali salio del restaurante hacia la terraza, bajo a la arena, se quito las sandalias y comenzó a caminar en dirección a la casita. A medio camino ya no aguanto más y un par de lagrimas comenzaron a caerle por las mejillas, eran lagrimas de rabia y porque no admitirlo, de celos y dolor.

Peter la había ignorado desde que se había reunido con sus amigos, era capaz de comprender que llevaban tiempo sin verse y tenían mucho de lo que hablar pero que hubiera entrado en el juego de Vico ya era demasiado para ella.

Llego bastante rápido a la casita, quizá la rabia le haba hecho acelerar el paso, entro y dejo en el suelo las sandalias, se fue al baño y se lavo la cara. Fue hasta la habitación, se quito el vestido, se puso una camiseta de tirantes y se metió en la cama. Por más que pudo contener las lágrimas le fue totalmente imposible, se sentía vulnerable, débil… lo que nunca había sido.

Lali se sobresalto cuando quince minutos más tarde de haberse metido en la cama se oyó como la puerta se abría y se cerraba. Automáticamente se seco las lágrimas y contuvo los sollozos. Al instante noto como el colchón se hundía bajo la presión de otro cuerpo, no le hizo falta mirar quien era, reconocería su olor en cualquier sitio. Peter le acaeció el pelo, sabia que había estado llorando, escucho sus sollozos nada más entrar.

-Chiquita… yo…. Lo siento….-a Lali se le escapo otro sollozo-Lali por favor… no soporto verte llorar… lo siento yo… no me he comportado como debiera pero dime alguna concesión, nunca he estado así con alguien y me voy acostumbrando poco a poco. Te estoy conociendo día a día, y se que yo soy más opaco contigo pero prometo que eso va a cambiar….-solamente hubo silencio-Por favor Lali, dime algo, grítame, pégame, pero no te quedes callada…

Lali tenía la voz aun entrecortada por el llanto-Yo…me has hecho sentir muy poca cosa está noche…

Peter se tumbo en la cama y la abrazo, pegando su pecho a la espalda de ella-En ningún momento fue mi intención ni me di cuenta de ello, por supuesto jamás lo hubiera permitido... tengo mucha suerte de estar con una mujer como tú… soy increíblemente afortunado… y debí haberlo gritado a los cuatro vientos… Perdóname por favor…

-He estado muy digna, todo lo que he aguantado pero ya… Peter ni siquiera me seguiste cuando me fui…

-No quise hacer una escena y se como te pones cuando estás dolida… pero en cuanto te fuiste les platique de nosotros, les conté lo feliz que era, me despedí de todos y vine a buscarte… es más vine corriendo por si te dormías o por si estabas mal, quería estar contigo… Perdóname…

-Ya, dejemos el tema por favor… estoy algo sensible lo admito…

-No, no es culpa tuya…

-Abrázame fuerte y no me sueltes por favor…-le pidió Lali en un susurro

Peter se levanto, se quito la camisa y los jeans, se metió en la cama y ocupo la misma posición que instantes antes, rodeo el cuerpo de Lali con sus brazos y la beso en el cuello… Al cabo de unos minutos Peter comprobó que ella se había dormido.

-Te quiero…-le susurro al oído

Peter se durmió poco después pero se deserto de madrugada, miro entre sus brazos y Lali seguía en la misma postura. Se acordó de algo “hacer el amor medio dormidos es algo sublime”. Sonrío y con cuidado la volteo sobre ella misma para quedar frente a frente.

La observo por unos segundos, tan perfecta, tan fuerte y tan vulnerable a la vez, tan…. Tan mujer… “algo bueno he tenido que hacer en mi vida para que me mandaran un regalo como tú” le susurro. Comenzó a acariciar su pelo negro, suave… delineo con sus dedos la nariz y luego su boca, beso sus labios con, luego comenzó a besarle el cuello subiendo hasta la oreja y volviendo a bajar hasta la clavícula. Lali se removió entre sus besos pero seguía dormida. Con sus manos iba acariciando la barriga de Mariana sobre la camiseta luego bajo ella, rozando su piel aterciopelada.

Dio gracias a Dios de que a Lali le gustaran las camisetas escotas, así le seria mucho más fácil acceder hasta donde quería… Bajo uno de los tirantes, desplazo la camiseta dejando libre uno de sus pechos para poder acariciarlo y posteriormente besarlo para después repetir la operación con su otro pecho.

Lali no sabia si esas sensaciones venían de sus sueños o eran reales, había entre abierto los ojos porque habría jurado sentir el contacto piel con piel sobre sus pechos, entre la oscuridad le pareció ver a Peter sobre ella…. Era un maravilloso sueño… se revolvió sobre la cama y noto la mano de Pedro bajando por su vientre hasta rozar su sexo por encima de la ropa interior, se sentía húmeda, pero húmeda de verdad, no en sueños…

Abrió como pudo los ojos y comprobó que todo era cierto… Peter la besaba y acariciaba y como le habían contado esa confusión entre sueño y realidad era totalmente sublime, Pedro aparto la braguita de Mariana y comenzó a acariciar directamente su sexo, provocando un suave gemido en Lali. Peter comprobó que comenzaba a despertar y que estaba ya húmeda.

Peter coloco dos dedos sobre los labios de ella y en susurros la callo-Vuelve a cerrar los hijos chiquita…

-Mm…No…-Mariana intentaba abrir los ojos una vez mas…-Esto es real…

-Muy real…

Lali quería participar, alargo la mano que le pesaba enormemente y la poso en la cintura de Peter, acariciando su vientre desnudo, bajando hasta su sexo, comprobó que no le hacían ya falta las caricias, estaba completamente excitado…

Él todavía tenía su boca pegada al pecho de Lali, por eso le hablaba en susurros- ¿Ves como me llevas?

Lali sonrío-Peter sin preámbulo… tómame…

A Peter no le hizo falta más invitación, se quito como pudo el boxer, ayudo a Lali a quitarse la camiseta, intentando moverla lo mínimo posible para no sacarla de ese estado de ensoñación. Luego le quito la braguita y acaricio todo su cuerpo, mientras se acomodaba sobre ella, rozando sexo con sexo... Lali suspiraba

-Tómame…

Pedro alargo la mano hacia la mesa y se coloco un preservativo-No... No solo te voy a tomar, sino que me voy a entregar como nunca…

Coloco su pene en la entrada del sexo de Lali y empujo suavemente, entrando muy lentamente en ella, como queriendo disfrutar cada centímetro que recorría… Cuando estuvo completamente dentro de ella, capturo su boca en un suave beso y comenzó a moverse lentamente, tanto que resultaba una agonía de placer…

Lali no supo a ciencia cierta cuanto tiempo pasaron amándose con lentitud, con calma, con ternura pero le pareció una eternidad o quizá había perdido la percepción del tiempo, pero estaba embelesada con tantas sensaciones.

Pedro se dio cuenta de que aguantaría poco-Lali no aguantare mucho más..

-Pues estamos igual…

Peter sonrío sobre su boca y empezó a arremeter más fuerte y más profundo, más rápido y más intensamente… pronto comenzaron las contracciones en el sexo de Lali, sus gemidos excitaron aun más a Peter que besaba apasionadamente su cuello, tras varias embestidas más y después de asegurarse de que Mariana estuviera al borde del orgasmo, arremetió lo más profundo que pudo un par de veces y ambos llegaron a un orgasmo indescriptible…

Como Lali había predicho era simplemente sublime, Peter estaba exhausto y sin poder articular apenas palabra pero aun le quedo un resquicio de sentido común para salir de ella antes de que tuvieran algún susto.

Retiro el preservativo, lo ato y lo dejo caer al suelo, ya se preocuparía de eso después. Volvió a abrazar a Lali, está vez cara a cara y la beso suavemente….

-Eres increíble... Perdona mi arrebato de celos…

-Sh. No tengo nada que perdonarte, eso lo hablamos mañana por la mañana si quieres, pero no ahora, no después de amarnos así… duerme princesa…

Dicho y hecho, en pocos minutos Lali se quedo dormida bajo la atenta mirada de Peter y sus reconfortantes caricias.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:14 pm

Capitulo 46


Rocío y Nicolás se abrazaron después de ese nuevo “primer beso”, el primero de muchos esperaba Nicolás. Pero la temida conversación debía llegar… entre ellos nada podía ser tan sencillo como un beso y otro... y otro... y finalmente sentir que están juntos que ya no son uno solo sin necesidad de palabras que lo confirmen.

Rochi se separo lentamente de Nico, lo tomo de la mano y lo guío hacia la orilla, donde ambos se sentaron…

-Eso quiere decir que…-inicio el rubio

-Me trajiste para que te besara como aquella primera vez…. Si eso era lo que querías, ya te he besado…

-Y eso quiere decir que…-Nico todavía no entendía lo que quería decir

La rubia se reía-¡Nico, en serio después de tantos detallitos y tantos esfuerzos no sabes reconocer un SI!

Nico lo miraba mas confundido-¿Pero un si a que?

Rocío bufo-¿Me quieres hacer enojar incluso en un momento como este?

-¡No!-se apresuro a responderle él-Solo quiero que me lo digas... Que me digas que aceptas ser mi novia….

-¡Ahí esta! Ahora puedo contestarte…-el rostro de Rocío se ilumino con una sonrisa-¡¿Como te iba a contestar si no me lo habías preguntado?!

-Me tienes al borde del infarto…-Nico se refregaba el rostro con sus manos-¿¿Entonces?? La respuesta…

Rochi sonrío-¡¡Claro que si!! No voy a encontrar jamás a un loco como tú… que me pelee, que me haga rabiar pero que me haga sentir cosas tan increíbles…

-Y tan guapo como yo…-se agrando chacarita

-Si…Y tan modesto…-concluyo la rubia mirándolo de reojo

Para entonces Nicolás ya había tomado la mano de Rochi posesivamente, pasaron varios minutos dedicándose “piropos” a su modo… dándose cuenta poco a poco que realmente eran tal para cual. No es que se llevaran mal, simplemente les gustaba pelear, se retaban, discutían pero en el fondo sabían que ganara quien ganara la reconciliación siempre era lo mejor…

-Bueno pollita… estamos aquí… y ahí hay una fiesta…-Nico le señalo el chiringuito-¿Te apetece ir a bailar un rato?

Rocío sonrío-¡Claro! ¡¡¡Vamos!!!

Antes de comenzar a caminar, Nico necesito darle una advertencia-¡Sin alcohol! ¿eh?

-¡Nico! Hay que ver por matar un perro ya te llaman mataperros…¡¡¡Fue una vez!!! ¡¡¡Una sola vez!!!

Nicolás se reía a pata suelta-Esta bien…Esta bien pero no te enojes…

En poco rato ambos se habían hecho los dueños y señores de la pista de baile, está vez completamente lucidos. Simplemente disfrutando de la cercanía de sus cuerpos, de besos eternos y cortos, profundos y ligeros, sin apenas palabras... ¿para que? La mitad de las veces eran las palabras lo que estropeaban todo…

Peter observo a Lali durante toda la noche… no cerro los ojos ni un segundo, olía su cabello, su piel que conservaba ese perfume tan característico del cual ella nunca quería revelar el nombre... “así cada vez que lo huelas pensaras en mi y no se te ocurra regalárselo a otra vieja” le decía ella siempre que le preguntaba por el nombre. Parecía tan tranquila, tan segura ente sus brazos y pensar que en tan poco tiempo ya había visto llorar a su novia.

Había sido realmente estúpido, se había centrado en sus amigos y había apartado a Lali, cuando ambas cosas eran perfectamente compatibles. Y encima ahí estaba Vico, Peter sabia perfectamente que Vico no era una compañera inocente, si podía se le tiraria a la yugular y a ser posible delante de Lali. Era por todos conocida su falta de escrúpulos y su atracción por los hombres ajenos, incluso Brad Pitt le pasaría desapercibido si estaba soltero y sin compromiso….

Por suerte para él, la conocía muy bien… y Lali no caería en su juego…Y bien sabia Peter que era toda carácter… Pero aguantaría lo que fuera, golpes, insultos, gritos… lo que sea con tal de que después todo volviera a la normalidad.

Ya eran casi las siete de la mañana cuando Mariana comenzó a retorcerse entre sus brazos, era hechizante, no se cansaba de adorarla, incluso así despeinada y con los ojos hinchados de haber llorado. Y esos suspiros… totalmente deliciosos…

A Lali le pareció como si hubiera dormido durante más de doce horas, cuando apenas habían pasado seis desde que se había dormido pero su cuerpo estaba completamente relajado. Unos segundos después fue consciente de los brazos fuertes que la sostenían, habían pasado tantas horas rodeándola que se había pasado por alto su presencia.

Dudo unos segundos si abrir los ojos o disfrutar un poco más de ese momento de paz. Una vez despertara no podría dejar las cosas como estaban pero deseaba tanto ver la cara de Peter que no pudo por menos que abrir los ojos… y allí estaba él, mirándola, tenia cara de estar cansado, seguramente no habría descansado en toda la noche.

Peter le acaricio la cara y le susurro al oído “buenos días chiquita”, y sonrío... Esa sonrisa era arrebatadora, y el condenado lo sabía…

Mariana se acurruco un poquito más…-Buenos días…-fue apenas un suspiro

Juan Pedro reunió el coraje suficiente para besarla tiernamente en los labios, ¿que era lo peor que podría pasar? ¿Que ella le diera una cachetada? Por suerte, Lali recién levantada no tendría mucha fuerza como para hacerle daño pero para su sorpresa, no lo hizo, se limito a responder al beso. Eso era buena señal, estaba enojada y dolía, pero lo seguía queriendo y seguía queriéndolo a su lado.

Peter le dio su espacio para desperezarse, se levanto de la cama, la tomo en brazos sin que ella opusiera la menor resistencia, la llevo hasta el cuarto de baño, la dejo en el suelo y abrió el agua caliente, la beso de nuevo.

-Voy a preparar el desayuno…-y desapareció por donde entro.

Lali se metió en la ducha cuando Peter ya estaba en la cocina, era tremendamente reconfortante notar el agua tibia cayendo por su cuerpo, regulo la temperatura del agua para que fuera algo más fría, necesitaba despertarse no adormilarse aun más. Acabo de enjabonarse, se aclaro y salio, se envolvió en una toalla y se lavo los dientes.

Cuando salio del baño fue hacia al salón, vio como Peter había preparado café y tostadas con mantequilla y mermelada, también había biscochos y fruta fresca… todo un festín. Y Peter seguía desnudo… en dos días solo se habían vestido para salir a cenar…

-Mm…No me gusta esa toalla…-le dijo al verla

Lali se sentó en la barra americana-Pues lo siento por ti….-y comenzó a tomarse el café con leche…

Peter se apoyo contra la encimera mirándola directamente-Tenemos que hablar Lali…

-Te escucho

-No, yo ya hable suficiente anoche... Quiero escuchar que es lo que tú opinas…

Lali volvió a beber un sorbo de café y pensó unos segundos-OK… lo que opino es que te olvidaste de pleno de mi…-Peter iba a hablar pero Lali continuo-Bueno no, mejor dicho fuiste tan tonto de entrar en el jueguito de Vico que quería centrar toda tú atención… y no precisamente para hablar de filosofía o política… Y ni siquiera el hecho de que Tomás y Marcos tontearan constantemente conmigo te saco del tema favorito de Vico “todas las viejas con las que te has acostado”, incluyéndola a ella… no te creas que no escuche esos detalles morbosos de ustedes en sus escasos encuentros…-Peter intento interrumpir otra vez sin éxito-¡Dios! ¿Como fuiste capaz alguna vez de acabar con alguien como ella?-la cara de Peter le indico que las había habido peores-OK… supongo que son las chicas más convenientes: poco inteligentes, guapas para poder exhibirlas y muy receptivas sexualmente hablando… Pero que te quede bien clarito que yo no soy como ellas… A mi no me puedes llevar a tú lado como si de un adorno se tratase….

Pedro por fin consiguió tomar la palabra-Yo nunca te he tratado así…

-Nunca hasta ayer… porque es así como me hiciste sentir, como una muñequita… Y Peter yo soy capaz de pararle los pies a cualquier tipo que se me acerque, incluso si algún ex mío apareciera te daría en todo momento tú lugar… Y entiendo... hacia mucho que no los veías, no se el motivo pero no los veías. Tenían mucho de que hablar, ¿y al final de que hablaron?, ¡de las mismas viejas de siempre! ¡¡¡Es que ni siquiera hablaron de futbol!!! Y está bien puede que estuviera algo sensible y que yo en mi cabecita me hubiera formado la idea del fin de semana de cuentos de hadas donde todo es absolutamente perfecto, pero es que lo estaba siendo… felicidades casi lo consigues… igual para la próxima ¿no?

Peter no sabia como comportarse, Lali parecía tan tranquila pero su voz era lo más irónica y sangrante posible.

-Lali… lo se… me deje llevar por los viejos tiempos… siempre que nos reuníamos hablamos de eso, de las viejas, de las fiestas… y las chicas por su parte pues hablaban de chicos y como no de vez en cuando se nos insinuaban… Y también de vez en cuando acababan consiguiendo lo que querían. Me preguntaste porque hacia tanto tiempo que no los veía… pues porque te conocí a ti… y no quería volver a los viejos tiempos, cuando estoy con ustedes no me siento un bicho raro ¿entiendes?-Mariana asintió-Agustín y Nicolás están enamorados, saben como me siento y saben lo que es tener una pareja estable y no necesitar nada ni a nadie más. Pero ellos…. Ellos aun no han encontrado nada parecido y me miran como si los hubiera decepcionado por haber madurado… ¡¡Me vale como me miren!! En serio, no me importa sentirme un bicho raro con ellos, si el motivo es porque estoy contigo… Y debí haberle parado los pies a todos, y haberles explicado antes de que te fueras, como te conocí… como me impactaste, esa chica de pelo negro con sus puntas de rojo fuego con una personalidad implacable, que me volvía loco cada vez que pasaba por delante, y como tuve que ganarte poco a poco, para que ni miraras a Benjamin y por fin me aceptaras. Y se los conté… tarde, ya te habías ido, habías aguantado muy dignamente todo, ¡¡pero se lo conté!! Me miraron como bicho raro, como si los hubiera decepcionado y ¡¡me dio igual!! Solo pensaba en salir corriendo a buscarte… pero me quede para contarles como había cambiado mi vida en apenas unos meses. Ni miraba a las chicas de la facultad, me escapaba entre horas para verte en el descanso, no me saltaba ni una clase en el gimnasio, pero no por ver a las chicas sino para verte bailar…y me da flojera salir de fiesta a un boliche si no vienes conmigo, incluso un concierto no es lo mismo si no estás tú… ¡¡Y soy feliz así!! Que me mire mal quien quiera… ¡¡Soy feliz!! Y no cambio esto ni por mil chicas…. Y lo que más miedo me da es cagarla contigo…. Porque a veces no se como comportarme… estoy aprendiendo día a día… Siento todo lo de ayer pero créeme que me he llevado una lección….

Lali se había quedado paralizada, según había ido avanzando el discursó, Peter había ido subiendo el tono, seguro que los había escuchado medio camping pero le daba igual. Estaba hablando desde el corazón y eso era lo importante, ella lo observo unos segundos sin moverse… segundos que a Peter se le hicieron eternos y no pudo por menos que suplicar…

-Perdóname…-le dijo casi en un susurro.

Lali se bajo de la barra y recorrió los escasos dos metros que la separaban de él, le acaricio la cara y lo miro a los ojos unos segundos, para después abalanzarse sobre sus labios. Peter la envolvió entre sus brazos, haciendo caer hábilmente la toalla a los pies de Lali. Se besaron lentamente,
disfrutándolo, ambos habían temido que no volviera a pasar pero ahí estaban, sellando su primera discusión con un beso. Cuando por fin se separaron sus labios, permanecieron abrazados.

-No vuelvas a cagarla…-lo amenazo ella

-Eso no puedo prometértelo pero puedo prometerte que voy a intentar con todas mis fuerzas que no vuelva a pasar…

-Y si pasa, oblígame a escucharte ¿OK?

-Aunque me gane unos cuantos morados, arañazos, y quien sabe incluso fracturas pero te obligare a escucharme…-ambos rieron por primera vez

Mariana de golpe noto que le faltaba algo-¿Cuando me has quitado la
toalla?

Pedro sonrío-Creo que se cayo solita…

A Lali la volvía loca esa cara de niño bueno, y aun le había gustado más el carácter que había demostrado, la pasión con la que hablaba de ella.

-Bueno nuestra primera pelea no ha estado mal…-Lali le acariciaba los brazos-Corta… verbal, pero ha estado bien…

-Aja…-él le retiro el pelo que estaba sobre su hombro-¿Y nuestra primera reconciliación?

Lali le acariciaba el pelo a Peter mientras veian la TV. La reconciliación había sido definitivamente lo mejor de la pelea pero no estaba todo solucionado, o eso le rondaba por la cabeza a Lali. ¿Que pasaba? ¿Cada vez que se fuera con sus antiguos amigos pasaría lo mismo? Ya estaba grandecito como para tener niñera y no era ella precisamente la que eligiera sus amistades, él tenia que saber lo que hacia…. Sólo un pensamiento aun más inquietante la sobresalto “¡mi mamá!” Peter noto el pequeño salto que dio Lali y se giro para mirarla.

-¿Qué ocurre?

-Mi madre…. Prometí llamarla y quería hablar con Rochi…. ¿Ahora que hago?-Peter comenzó a reírse a carcajadas-¡¿De que te ríes?! Esto es serio... no es por nada pero es tú carnet de padre el que peligra….

-OK… ¿sabes lo que es una llamada a tres?-Lali frunció el ceño-OK, pues algunas compañías permiten las llamadas a tres… es decir tres teléfonos conectados en una sola llamada… solo tienes que llamar a Rochi contarle el plan primero y luego hablar a la vez con ella y con tú mamá….

-¿Ves? Yo sabia que me había fijado en ti por algo-lo beso en los labios

-Y yo que pensaba que era guapo… y sexy…-Peter hizo puchero

Obviamente que Mariana largo una de sus carcajadas-Eso también pero chiquito tú cara bonita no te dará de comer a no ser que te hagas modelo… así que tú cerebro vale su peso en oro-termino guiñándole el ojo

-No si ahora me dirás que te ponen los intelectuales….

-No sabes cuanto…-la voz de Mariana salio despacio y muy seductora

-Pues sabes que últimamente he estado leyendo algunos libros muy interesantes sobre física quántica… si quieres te comento…-las caras que hacia Pedro al querer hacerse el intelectual, causaron que la petiza llorara de la risa

-Quizá más tarde…-intento recomponerse de la risa-Por el momento mejor ayúdame con la llamada….

-OK llama a Rochi y dile que la próxima vez que la llames estarás
hablando también con tú mamá…

Lali tomo su celular y marco el número de la rubia-¡Rory! ¡¿Como te va el finde?!

Rocío tenía su voz adormilada-Mm… ¿Lali?

-No…Papa Noel…-dijo sarcásticamente Mariana-¡¡’Claro que soy yo!!! ¿Que te pasa? ¿Estabas dormida?

-Mm…Tú lo has dicho… estaba…-de fondo se escucho a Nicolás
preguntando quien era

Los ojos de Mariana no se salieron de su lugar porque era imposible-¡Ah!-grito histéricamente asustando a Peter y recibiendo insultos internos de Rocío-¡¡No me lo puedo creer!! Ese era Nico ¿verdad?

-Lali, Lali…. Frena… si era el…. ¿Para que me llamabas?

-Eso puede esperar…-estaba claro que a Mariana le interesaba mas los chismes-¡¡Me puedes explicar que haces durmiendo con Nicolás!!-a Peter le nació el interés al escucharla-¡No, no me lo cuentes ya me lo imagino!-largo una carcajada-Así que por fin le diste chance al pobre…

-Lali en serio… ¿Para que me llamabas? Más que nada porque me encantaría seguir durmiendo…

-Si claro, dormir…. Ahora lo llaman así ¿no?

-Lali a la de tres voy a colgar… una…. dos…

-¡¡OK!! ¡¡OK!! ¡¡¡No cuelgues!!!-exclamo ella antes de que su amiga colgara-Veras mi madre me llamo anoche, casi nos pilla… se empeño con hablar contigo o con Cande… así que a Peter se le ha ocurrido la idea de una llamada de a tres… es decir la próxima vez que te llame estaremos hablando a la vez con mi madre así que sígueme el juego ¿OK? Y no es por ser agua fiestas pero o te despiertas un poquito o me tocara aparentar que estamos recién levantadas…

-Pues ya puedes ir ensayando… OK… cuando me llames hago lo que tú digas ¿OK? Hasta luego Lali…-la rubia corto la llamada

Peter miraba como Lali había estado dando brincos por la sala durante toda la llamada hasta acabar sentada en la barra de la cocina y en ese preciso momento lo miraba con una sonrisa encantadora…

-¿Y esa cara?

-¡No te lo vas a creer! Rochi estaba durmiendo cuando la llame… y se escucho de fondo la voz de… ¡¡¡Nicolás!!!-Mariana estallaba de felicidad-Mira que bien les fue que los dejáramos solitos un fin de semana….

Juan Pedro también se puso feliz por la noticia-Era cuestión de tiempo… pero menos mal que por fin Rochi le dio la oportunidad… bueno, ¿lista para la llamada??

-Lista... Pero no tengo ni idea de cómo se hace….

Peter tomo el celular de Mariana y empezó a toquetear varios botones… finalmente se lo volvió a entregar a ella…

-Ya está sonando…-le aviso el morocho

La primera en contestar fue Rochi-Hola pequeña…

-Me debes una Lali…-le dijo entre dientes Rocío

-¿Lali?-la voz de Majo obtuvo la atención de las dos chicas

-Hola mamá… te llamo para que veas que sigo viva…

-Ya me imagino que te lo estarás pasando muy bien…

-Pues la verdad si, y tengo el manos libres puesto para que puedas hablar también con Rochi aunque no le grites que se acaba de levantar…

-Hola Rory, linda...-Majo también usaba el mismo apodo que su hija-¿Como estás?

-Mm…Bien, bien ¿y usted?

-Muy bien pero no me llames de usted que ya nos conocemos demasiado… Parece que la fiesta de ayer estuvo muy buena por lo que veo…

-La verdad que si…-intervino Mariana en la conversación

-¿Y Cande?-pregunto Majo

-Aun está durmiendo…-fue Lali la que respondió

-OK... Bueno niñas las dejo porque tengo visita ¿OK? Denle un beso de mi parte a Candela…. ¡Cuídense! ¡¡¡Besos!!!

-¡¡Adiós mamá!!-colgaron las tres-Bien... misión cumplida… pero que raro que Candela no haya dado señales d vida…

-Estará pasándoselo en grande con Agustín-le respondió Peter guiñándole un ojo

-Supongo…Y espero…-puso énfasis en lo último

Pedro se acerco a Mariana-Bueno, ¿has pensando en lo que quieres hacer hoy?

-Si, la verdad que si…-Lali movía sus pies que quedaban sueltos en el aire-Quiero ir a la playa todo el día….

-¿Todo el día?-pregunto sin muchas ganas Peter

-Si… ¿No te apetece?

-Pues la verdad ver como todos los del camping babean por ti, no me apetece demasiado…-reconoció-

-Entonces llama a Vico y dile que se coloque a distancia prudencial de nosotros, así seguro que mantiene entretenidos a los babosos….

-Lali-Pedro quiso darle una mirada de advertencia pero la carita de ángel de ella lo pudo mas y dejo que su risa se escapara-OK, iremos a la playa todo el día…

-Y por la noche… -Mariana estiro sus manos para atraerlo hacia ella-Yo misma preparare la cena, cenaremos aquí tranquilamente en el jardín…

-Ves eso me empieza a agradar mucho más….

-Y aun tengo una idea más…-Pedro la miraba curioso-Mañana es domingo y ya tenemos que volver… ¿Por que no invitamos a Nico y Rochi a pasar la mañana en la playa con nosotros? Luego nos volvemos todo…

-Eso esta hecho…-Peter la abrazo…-Si ellos quieren…

-Van a querer…-Lali jugaba con el pelo de él-O mejor dicho, los obligare, me tiene que contar todo con detalle

-Chismosa…-le dijo Pedro antes de besarla

Y así pasaron el día entero en la playa, disfrutando del Sol, del mar. A ratos jugando en el agua como si fueran dos niños, echándose carreras a nado, durmiendo abrazados bajo una sobrilla o haciéndose cariños bajo el sol. Un día de playa absolutamente perfecto ni siquiera habían aparecido los amigos de Peter para fastidiarlo, nadie, absolutamente nadie podía estropearles el día…
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:15 pm

Capitulo 47


Y por fin llego la noche, Lali le había dado un descanso a Peter mientras iba al supermercado a por lo necesario para la cena, cuando llego al bungalow lo vio como todo un hombre: viendo el futbol y bebiendo una cerveza…. Menos mal que tenia en que entretenerse….

Empezó a sacar la compra de las bolsas y a rebuscar ollas y sartenes donde poder cocinar. Peter observaba de reojo todos los movimientos de Mariana... Se le vino a la cabeza esa misma imagen dentro de unos años. Lali cocinando la cena para ambos, y el…. ¿Él viendo el futbol? Dios ninguna mujer se casaría con alguien así y menos Lali, así que apago la TV, puso música y se acerco a ayudarla en la cocina…

-A ver mi chef…. Se presenta el ayudante de cocina Peter, para servirla…

Lali sonrío-Mm…Veamos… ¿A ti que te puedo encargar? Mira pela está cebolla y pícala…

-¿Puedo preguntar cual es el menú?-a la vez que preparaba su lugarcito para ayudarla

-Que yo sepa aquí la jefa soy yo…-Lali le saco la lengua.

Peter obvio preguntar nada más, hacia lo que ella le pedía y tras pelar y cortar varios ingredientes y mirar el resto, se hacia una idea del plato que preparaba. Entre lavar, pelar, trozar, etc.… no hacían más que jugar.

Lali acabo varias veces con la cara llena de nata liquida, Peter se encargaba de limpiársela y de paso probar la salsa. Viendo el panorama, fue un milagro que nada cayera en la ropa, aunque no hubieran encontrado mejor excusa para quitársela.

Mientras Rochi leía un mensaje que hacia horas le había llegado “Tú y Nicolás vengan mañana al camping de Peter, pasemos el día juntos si es que quieren salir de la cama”. Rochi se río con ganas… Lali la conocía perfectamente y muchas ganas de levantarse de la cama no tenía la verdad… Nicolás leyó el mensaje por encima de su hombro…

-Yo no quiero salir de la casa-Nico comenzó a morderle el hombro.

Rocío seguía riendo-Es mañana menso… no ahora…

-Ah bueno… pero es que nos van a interrogar…

-Si, pero eso lo aran mañana o el mes que viene…-Rochi volteo quedando cara a cara-¿Que pretendes escondernos y evitar a nuestro amigos?

-Si nos escondemos aquí…-Nico sonrío picaramente-Por mi no hay problema alguno

-Eres un calenturiento…-la rubia le pegaba en el brazo

-Y eso te encanta…

Rochi le pego con la almohadón sabiendo perfectamente lo que hacia: comenzar una guerra de almohadas que acabaría inevitablemente en besos y caricias.

-No juegues pollita porque saldrás perdiendo…

-¡Uh que miedo!-y ella movía sus manos como si les temblaran

Nicolás la tumbo en la cama y se coloco sobre ella-¿Ves?

-Te equivocas… -ella se encargo de unir sus manos con las de él-Esto es precisamente lo que quería…. Yo gano

-Si, ¿solo querías esto? Que desilusión….

Nicolás iba a separarse pero ella lo abrazo por el cuello-Eso era la primera cosa que quería….

-Ah ¿si?-el rubio hablaba a milésimas de la boca de su chica-¿Qué otra cosa querías?

-Esto…-y Rocío se encargo de unir sus bocas finalmente

Entre abrazos comenzaron a besarse con más pasión, las sabanas hacia horas que estaban en el suelo, solo una almohada se había liberado del mismo destino. Y es que se habían privado de eso tanto tiempo, que no podían evitar desearse a todas horas.

Mucha gente llamaría a Rocío facilita por acostarse con Nicolás, el primer día de ser novios pero a ella no le parecía en absoluto que hubiera hecho algo mal. Todo lo contrario, ambos lo deseaban, así que no podía estar mal… y algo tan placentero, tan divertido… algo así nunca podría estar mal.

Llevo un momento en que la compenetración era tal que no se podía ni adivinar que pierna era de quien. Realmente nada de eso importaba… Rochi daba gracias de no tener vecino en casa de su padre y mucho más de que su padre se hubiera ido todo el fin de semana de pesca… Los gritos y gemidos debían ser perfectamente oíbles desde fuera, ¡¡pero que más daba!! Hacia rato que se habían olvidado del exterior de esa habitación.

Lali se había ido a cambiar de ropa y había dejado, muy a su pesar a Peter al cuidado de la cocina. Cuando salio supo que los ojos de Peter la seguían a todas partes. Llevaba un vestido de algodón de color rojo palo, era un típico vestido de playa pero completamente adecuado para la situación...

Comenzó a rebuscar platos, copas y cubiertos para llevarlos al jardín, a propósito rozo con su cola a Peter cuando intentaba alcanzar las copas, Pedro la abrazo por la cintura, la volvió frente a el y la beso….

-Pídemelo y yo te alcanzo lo que sea…-volvió a besarla-Estás preciosa…

Mariana tomo de las manos de Peter las copas y besándolo en los labios-Gracias, por ambas cosas

Pedro lo tenía todo controlado en la cocina, apago el fuego, sirvió los spaghetti a la carbonera en los platos y los saco fuera cruzándose con Lali en la puerta que entraba por el vino. Cuando todo estaba sobre la mesa, la miraron satisfechos. Una mesa perfectamente preparada, la comida olía genial, la noche era perfecta, como buen caballero Pedro le retiro la silla a Lali y luego se sentó el.

-Huele que alimenta…-Lali sonrío-Pero creo que te estoy malcriando…

-¿Malcriando?-Mariana estaba a punto de probar la comida-Perdona pero quien cocino fui yo

-No lo digo por eso…-Pedro dejo la copa a un lado del plato-Bebemos vino todas las noches, te dejo tomar en las fiestas. Cierto que sabes beber y bebes poco, pero eres menor…

-Sabes que acostarte conmigo es un delito también y no le pones muchas pegas…-ella siempre tenía algo para retrucarle

Peter sonrío-¿Te lleno mas la copa?

-No, así esta bien…-le respondió ella riéndose

Pedro probó la comida-¿Te han contestado estos dos sobre mañana?

-No…-ella espero a terminar de tragar para seguir hablando-Creo que deben estar muy ocupados… pero la que me preocupa es Candela… vale que se lo este pasando muy bien, ¿pero ni siquiera un mensaje? ¿No que se supone que está en casa del papá de Rochi? Y ni siquiera a ella le ha dicho nada….

-Está con Agustín, estará bien… La verdad estoy alucinado con sus familias…-comento Peter mientras tomaba un trago de vino

Lali dejo a mitad de camino su tenedor lleno de espaguetis-¿Por qué?

-Por la libertad que les dan… no se mira a Camila… no la dejan pasar fines de semana fuera de casa, o si no están solas igualmente porque se van a las casas que tienen en el campo, las dejan salir hasta bien tarde los fines de semana….

-¿Y? Tampoco es que hayamos salido tan mal… nuestros padres llegaron un punto que comprendieron que no podían encarcelarnos, que era peor… la de veces que nos habremos escapado Candela y yo… Aprendieron que es mejor dejarnos nuestra libertad, dejarnos cometer errores pero también mostrarse inflexibles cuando hacemos algo mal… Y bueno mientras sigamos sacando buenas notas…

-Esa es otra cosa que me sorprende…-Peter esta vez tomo la copa para tomar un trago-¿Como sacan tan buenas notas siendo tan gamberras??

-¿Define gamberra?-Mariana por fin pudo comer un poco

-Las bromitas a Camila son un ejemplo….

-Bueno el tema está en que nadie sepa que has sido tú… si no hay pruebas no hay castigo-saco la lengua divertida-Seguro que tú eras igual cuando ibas al colegio

-Pues la verdad…-Peter se limpio las manchas de salsa-Algo así pero no llegaba a su nivel…

La cena paso tranquilamente, charlando de todo un poco. Precisamente lo que no habían hecho durante el fin de semana, habían hecho el amor varias veces, habían dormido abrazados, habían visto la TV pero habían hablado poco…

Peter se maravillo al ver que se lo pasaba genial simplemente disfrutando de su compañía. Ya solo les quedaba el vino, y Peter decidió que estar cada uno en una silla era estar demasiado separados, así que sentó a Lali en sus rodillas, abrazándola, compartiendo la copa.

-Me gustaría saber como sabe el vino en tus labios….

Mariana se mojo los labios con vino y Peter suavemente la fue besando, lamiendo hasta que no quedo rastro de vino en ellos.

-Delicioso…

-¿Puedo probar yo también?-Peter le dio de probar-Tienes razón, así sabe mucho mejor…

-Está empezando a hacer frío, recogemos ¿y entramos?

-OK…Vamos…

Recogieron y dejaron todo encima de la barra de la cocina, ya habría tiempo de limpiar. Ahora quería disfrutar del resto de la noche junto a su niña. Su principal fijación era quitarle ese precioso vestido, que le quedaba increíble pero le estorbaba.

Está vez se dedico a besar cada centímetro de su piel, empezando por su cuello llegando hasta sus tobillos, no hubo rincón del cuerpo de Mariana que quedara sin la marca invisible de los besos de Peter, esa noche ambos estaban muy despiertos y lucidos.

Hicieron el amor lentamente, sin prisas, disfrutándolo todo, riéndose a ratos, besándose salvajemente por momentos, en silencio absoluto solo quebrado por gemidos y respiraciones aceleradas. Era increíble al nivel de confianza al que habían llegado en poco tiempo, Lali se entregaba por completo siempre, al igual que Peter, que aunque intentaba mantener la integridad y el control, siempre acababa rindiéndose al placer como ella.

Cualquiera podría recriminarles que estaban basando su relación en el sexo pero no era sexo porque si, era una necesidad física de sentirse unidos, de ser uno. Era mucho más que pasión, ambos se sentían completos. Y el que no lo pudiera entender simplemente nunca había estado enamorado.

Era maravilloso sorprender las peticiones del cuerpo ajeno y convertirlo en propio. Y atender a cada reacción, como si algo en tú interior le gritara “¡¡hazlo!! ¡Bésame! ¡Muérdeme!” ¿Quien podría negarse? Cierto que en escasas horas se habían amado muchas veces pero algo muy fuerte los había unido.

No solo que Peter hubiera sido el elegido para llevarse la virginidad de Lali, además de eso, el susto posterior, el haber estado unidos, había creado un vinculo indestructible. Por muy lejos que alguna vez se encontraran, siempre existiría una unión especial que los uniría.

Los amigos de Pedro decían que lo habían “domado”, pues si que te domaran era algo tan maravilloso, deseaba que Lali lo domara una y otra vez. Y Lali ya había encontrado a el “hombre” ese al que había estado esperando. Por muchos chicos que hubiera conocido ninguno, nunca, le había tocado tan hondo como el. Y durante horas se lo demostraron, sin palabras, actuando, dejándose llevar.

Llego el momento en que ambos perdieron la noción del espacio-tiempo. Tanto daba el lugar, la hora, ellos estaban en un mundo paralelo. Finalmente un estallido de placer inigualable los catapulto al cielo, para, en caída libre, regresar a la cómoda cama ya cómplice de ellos.

-Eres lo más increíble que me ha podido pasar…-a Peter le costo horrores articular palabra.

Mariana le acariciaba la espalda-No… soy increíble cuando estoy contigo…

-Si la cama hablara…-dijo él entre risas a las cuales Mariana se le sumo

-O el sofá…O la barra americana…

-Bueno aun nos quedan muchos sitios… en el baño, en las dos camas gemelas, en el suelo…-Pedro seguía enumerando lugares.

-¡Uh! Me di cuenta que no nos queda mucho tiempo…-Lali le corto el chorro

-Chiquita, voy al baño ¿OK? No te muevas, en seguida vuelvo…

Mariana largo una carcajada-Como si pudiera moverme... Estoy agotada…

Peter salio y fue al baño a asearse y luego paso por la cocina a buscar algo de fruta fresca para reponer fuerzas. Cuando llego a la habitación Lali seguía tumbada, completamente desnuda, apenas tapada hasta la cintura por la sabana. Peter se sentó junto a ella y le ofreció parte de la rodaja de melón que estaba comiendo. Ella gustosa acepto, necesitaba recuperar fuerzas y algo fresco le bajaría un poco la temperatura corporal, si eso era posible estando junto a Peter. Se acabaron la fruta y Peter llevo todo a al cocina, de paso que volvía a la habitación tomo los celulares para dejarlos en la mesilla y se dio cuenta de que en el de Lali había un mensaje sin leer…

-Chiquita tienes un mensaje

Mariana ya estaba media adormilada-A ver…-abrió el mensaje- “Par de calenturientos llevamos llamando horas, mañana estamos allí a las nueve de la mañana así que acuéstense prontito y a ser posible en camas separadas para asegurar su descanso Nico & Rochi” –ambos largaron carcajadas de risas-Vaya dos…

-Bueno en realidad ya son más de las dos de la mañana, nos quedan siete horas para dormir…-le informo Peter…

Mariana se acomodo en la cama-Mm… si a mi me apetece mucho dormir, estoy cansada…

-No me extraña, eres un torbellino…

Peter se tumbo junto a Lali, ella apoyo la cabeza en su pecho, y en apenas unos minutos estaba completamente dormida, Pedro no tardo en seguirle. Llevaban mucho esfuerzo físico en apenas día y medio, habían sido unas horas bastante intensas. Y teniendo en cuenta que Lali hacia apenas unos días era virgen, no convenía forzar la maquina, aunque su cuerpo parecía haberse acostumbrado perfectamente a tenerlo dentro.

Cuando Mariana despertó Peter seguía placidamente dormido. Estaba guapísimo con el pelo alborotado y carita de niño inocente. Le dio un pequeño beso en los labios y con cuidado aparto el brazo de él que le impedía levantarse. Tuvo que hacer equilibrio para salir de la cama sin despertarlo, se puso una camiseta de Peter que estaba tirada por el suelo y fue directa a la cocina. Eran casi las ocho, los chicos llegarían en una hora pero dejaría dormir a Peter mientras preparaba el desayuno.

Peter movió su brazo y automáticamente echo en falta el calor del cuerpo de Lali, estiro un poco más el brazo pero seguía sin encontrarla. Abrió lentamente los ojos y vio la cama vacía, comenzó a escuchar ruidos en la cocina, armarios que se abrían y cerraban, vasos etc.…. Se desperezo un poco, salio de la cama y se asomo a la sala, se acerco sigilosamente a Lali.

-Si me dices lo que buscas podré ayudarte…

Mariana se giro del susto-¡¡¡Bebe!!! Yo… pretendía prepararte el desayuno mientras dormías…

Peter sonrío-¿Te ayudo?

-Mm… no… tú dime donde está lo que necesito y ve a ducharte…

-¿Huelo mal?-Peter se fijaba si de sus axilas salía feo olor

Lali se acerco a él y lo abrazo-Hueles estupendamente pero los chicos llegaran en una hora, y hueles a mi

-OK un beso y me voy a la ducha-Lali accedió gustosa-Perfecto... El café está en la estantería la leche en el frigorífico y los bizcochos en ese armario de ahí… y… si te apetece te espero en la ducha…

Mariana le dio una palmada en la cola-Me lo pensare.

En cuanto Peter desapareció por la puerta del baño, Lali se esmero en preparar lo antes posible el desayuno. Puso la cafetera, saco los bizcochos y los dejo en un plato, también fruta y dejo la leche y el azúcar preparado. Para cuando hubo terminado el agua de la ducha llevaba un rato corriendo, sonrío como una niña traviesa justo antes de una travesura.

Decidió averiguar si en el bungalow pasaba lo mismo que en su casa. Abrió el agua caliente del grifo de la cocina, a los dos segundos escucho un grito que venia desde la ducha. Se aguanto una carcajada, parecía ser que también funcionaba. Se quito la camiseta de Peter mientras caminaba hacia el baño, y como pudo se metió en el pequeño espacio de la ducha junto a el.

-Que graciosilla ¿eh?-Peter la miraba divertido mientra la abrazaba

-Solo quería comprobar si también ocurre aquí… es la manera que tengo de echar a mi hermano de la ducha-finalmente Lali largo la carcajada que se guardaba

Peter le enjabonaba la espalda-¿Querías echarme de la ducha…?-empezó a rozar su cuerpo con el de ella

-Peter…. Bebe... no podemos, no tenemos tiempo... He dejado la cafetera puesta y los chicos no tardan en llegar… tenemos que darnos prisa…

Peter la beso en el hombro y en el cuello-a sus ordenes mi capitán

Comenzó a enjabonar el cuerpo de Lali, mientras ella se lavaba el pelo, luego se aclararon juntos y salieron de la ducha. Tuvieron que compartir toalla pero tampoco es que les molestase, otra excusa para estar bien juntitos. Lali se fue al cuarto a vestirse, mientras Peter se hacia cargo del café.

Cuando Lali salio ya todo estaba servido, Peter estaba increíblemente sexy con esa toalla atada a la cintura. Lali se acerco y como quien no quiere la cosa, hizo que la toalla cayera al suelo.

Pedro largo una risilla-No tenemos tiempo chiquita, ¿sabes que?-Lali lo escuchaba mientras tomaba lugar en la mesa-Me voy a cambiar antes de que me violes…

Mariana estaba a punto de comerse una fruta…-Exagerado…-le dijo guiñándole el ojo y comiéndose la fruta

Dicho y hecho Peter regreso, vestido con un bañador y una camiseta. Desayunaron entre jueguitos. Pero sonó el teléfono de Peter y eso significaba que tenía que ir a buscar a los chicos a la entrada.

-Lali voy a buscar a estos ¿OK? Oye ¿me haces un favor?

-¿Uno solo?-Peter río ante la mirada picara de su chica

-De esos todos los que quieras… pero me refiero a la ropa…-Peter miro la camiseta tirada en el suelo-Mételo todo en una mochila, que no lleguen estos y empiecen a hacer chistes ¿¿OK??

Peter salio del bungalow dejando a Lali mirando el desastre a su alrededor, tan solo tenia unos minutos para dejar todo medianamente decente. Era cuestión de ser rápido y organizarse, el desayuno lo retomaría después, lo primero era la ropa tirada por el suelo y hacer la cama. En apenas unos minutos la pequeña casita estaba razonablemente ordenada, teniendo en cuenta el aprovechamiento que habían hecho de ella.

Las voces de Rocío y Nicolás comenzaron a hacerse más cercanas, Lali salio al pequeño jardín delantero y corrió a abrazar a Rochi entre gritos.

-Así que por fin le diste la oportunidad ¿eh?-Lali le susurraba al oído-Me alegro por ti, es un buen chico y se muere por ti…

-Pues lo necesito vivito…-le respondió la rubia entre risas…

-A veces tengo la sensación que se quieren más entre ustedes que a nosotros-acoto Nico llegando hasta las chicas

-Hay nos salio celosito, ¡¡cuidado eh Rochi!!-exclamo Lali mientras abrazaba al rubio-¡¡Son amores distintos burro!! Ella es mi hermana y tú te has convertido en mi cuñado y más vale que seas un buen cuñado o yo misma me encargare de ti….

-Lo dice en serio pendejo…Ten cuidado…-le advirtió divertido Pedro.

Rochi no quería que molestaran mas a su chico-Bueno, bueno, menos charla ¡¿eh?! ¿Vamos a la playa?

-Vaya que ansiosa… ¿que pasa? No has visto mucho el sol últimamente ¿eh?-Peter estaba con la necesidad de molestarlos

-Lali… ¿te importa si le corto la cabeza a tú novio?-Rocío no tenía la paciencia de soportarlos

-Ey… Que eso lo usa… mejor un pie…-los cuatros estallaron en risas

-Venga va, vamos a la playa antes de que ocurra una desgracia.

Los cuatro se fueron a la playa a pasar la mañana. Obviamente hubo interrogatorios separados (chicos por un lado y chicas por otro). ¿Quien les iba a decir a Peter y Nicolás apenas unos meses atras que estarían así? Disfrutando de un día de playa con sus novias, en total armonía. Y es que con las vidas que habían llevado, estar así era algo inimaginable.

Todos veían en Agustín al responsable, el hombre de una sola mujer… pero como dicen cuando las barbas de tú vecino se van a cortar pon las tuyas a remojar. Ya era casi la hora de comer cuando consiguieron convencer a las chicas para regresar al bungalow.

Nicolás había tenido el detalle de encargar unas pizzas a un restaurante cercano, por mucho que Peter le había asegurado que Lali cocinaba bien, no había conseguido convencerlo. Apenas unos quince minutos después de llegar al bungalow, llegaron las pizzas. Ya la mesa estaba puesta y todo en su sitio. En cuanto comenzaron a comer sonó el celular de Mariana

-Voy… al menos si es mi madre tengo a Rochi al lado-atendió la llamada-¿Bueno?

-¡¡Lali!! ¿Dónde estas?

-¡Cande! ¡¿Dónde te has metido?!

-Es una larga historia… ¿Dónde estas?

-En el camping con Peter, Nicolás y Rochi….

-Bien, pues vamos para allí

-¡¡¡Pero espera!!! ¡¡¡Candela!!!-Lali miro el celular para comprobar lo que ya sabia, Candela había colgado-Era Candela, está como loca, dice que viene para aquí…

-Querrás decir vienen…-le corrigió Peter-Ella y Agustín

-Pues supongo pero no me ha dado tiempo de preguntar

Comieron y charlaron despreocupadamente. La conversación con Candela quedo en una de sus nuevos ataques de histeria, ya lo contaría ella. Estaban con el café cuando sonó el teléfono de Peter.

-¿Bueno?

-Ey soy yo...-la voz de Agustín se escucho-Estoy en la puerta y el de seguridad no nos deja pasar…-con el de seguridad-¡¡¡Ya cállese!!! Estoy hablando con el ¡¿vale?! ¡¡¡Ahora viene!!!

Peter escucho al de seguridad diciéndole a Agustín que moviera el coche-OK voy para allá en un minuto estoy…-colgó-Vuelvo en seguida

El resto lo miraron sin saber de que iba todo. A los cinco minutos Peter regreso está vez con Candela y Agustín. Estaban raros, se sentaron juntos como si nada, pero Candela estaba seria, en cambio Agustín no hacia más que soltar pequeñas carcajadas que hacían que Candela se enojara aun más.

-Bueno ya… ¡¿A ustedes dos que les pasa?!-quiso saber Mariana-Candela has desaparecido todo el fin de semana, entiendo que quisieran intimidad pero podrías encender el móvil de vez en cuando ¡¿no?!

-Es que allí no hay cobertura Lali…-le explico Agus-Es una casa perdida en la montaña…

Peter sonrío-Eso si es un buen refugio... Muy intimo... no como este, ¡¡aquí todos molestan!!!

-Ey si lo dices por nosotros... tú nos invitaste…-se defendió Nico

-¡¡No lo digo por ti!!-le contesto Peter entre risas-Nos encontramos a la gente de aquí…

-¡Uy! Esa cara de Lali significa que ha conocido a Vico…-comento Agus al ver el rostro serio de la petiza

Mariana torció la boca-¡Ni me la nombres!

-¿Y esa quien es?-pregunto sin entender Rocío

-Pregúntale a los niños…-dijo irónicamente Mariana

Nico noto la mirada de Rochi-Al otro Peter mejor…

-Hem… ¿No hay otro para responder?-Peter se ponía nervioso-Pues es… es….

-Una Barbie de mercadillo que resulta que era una amiguita ocasional de Peter…-los celos a Lali le podían…

-Bueno de Peter y de muchos más…-murmuro Nicolás

-¿Tuya también?-pregunto la rubia al escucharlo…

-No… ¡No! ¡No!-Nico no deseaba tener su primera pelea-Te lo juro yo ni tocar tantito… ni el brazo…

Candela se levanto-¡Bueno! ¡¿No estábamos hablando de mí?! ¡¿No querían saber que es lo que me había pasado?!-todos se quedaron callados al instante y Candela volvió a sentarse-¿Se lo cuento yo o tú?-mirando a Agustín

-Tú… tú te expresaras mucho mejor... Seguro…

-OK pues resulta que mi perfecto fin de semana romántico en la montaña, no ha sido tan romántico… Cierto que no había cobertura y si hubiéramos estado solos pues me hubiera dado igual. Pero no llegamos allí después de más de una hora en el coche y resulta que nos encontramos a los papás de Agustín y a sus tíos…-todos abrieron los ojos como platos-Se ve que cancelaron el viaje…. Y claro la cara que se les quedo cuando nos vieron llegar… Eso todos encantadores, nos invitaron a quedarnos todo el fin de semana… Que bonito... ¡¡¡Eso si en habitaciones separadas!!! Y que conste que no es nada en contra de tú familia…-Cande miro rápidamente a su novio que contenía la risa-Son encantadores... Pero me da envidia que estos dos se han pasado el fin de semana en la cama y yo plantando flores con tú tía… -hizo puchero

Nada más terminar el monologo todos empezaron a reírse a carcajadas.

-Me alegro que al menos los haga reír…

Mariana la abrazo intentando contener la risa-Tranquila Cande, ya habrá un fin de semana perfecto para ti... pero te has equivocado en una cosa…los cuatro nos hemos pasado el fin de semana en la cama…

-¡¿Qué?!

-Gracias Lali fastídiame la sorpresa…

-¿Ustedes?-Cande señalo a la pareja de rubios y largo un gritito agudo-¡¡¡Me encantan!!! ¡¡¡Por fin!!!

-¿Ven? Al menos la han hecho feliz…-acoto su novio riendo.

Así pasaron la tarde contándose, su maravilloso o desastroso, según el caso, fin de semana. Disfrutando de las últimas horas del fin de semana, al volver a casa tendrían que pensar en las clases de nuevo. Y de nuevo la rutina, obligaciones y la monotonía.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:16 pm

Capitulo 48


Y así fueron pasando ya varios meses, ya casi estaban en navidades. En apenas una semana comenzarían los exámenes de final de trimestre. Eran días de estar enclaustrados en las bibliotecas, al menos los que aun estaban en el colegio, porque los universitarios (Agustín y Peter) no tenían exámenes hasta febrero.

En todo este tiempo la pareja más afianzada era Agustín y Candela. Eran la pareja perfecta, nunca discutían, o más bien casi nunca, y cuando lo hacían se reconciliaban a los cinco minutos. Pero sus “discusiones” solían ser tonterías como que Candela quería una película romántica y Agustín una de acción, al final uno de los dos cedía y terminaban contentos, además Cande había presentado a Agustín a sus padres, que lo aceptaron sin problemas. ¿Y es que quien no querría un yerno como el? Incluso el hermano de Candela estaba encantado… se llevaban genial, y era una ventaja tener a tú cuñado de tú parte.

Rochi y Nicolás eran tema a parte. Cierto que habían tenido alguna bronca grande, incluso lo dejaron una semana, pero se veía tan claro que volverían que nadie se sorprendió cuando anunciaron que volvían a estar juntos. Y es que entre tantos piques y bromas pesadas eran de esperar ciertos roces. Pero con el tiempo habían comenzado a entenderse y ciertas bromas ya se suponían tan solo bromas, ya no se veían como un reto o un ataque personal como al principio. Se podría decir que por fin habían encontrado el equilibrio.

Benjamin era el único que seguía soltero y sin compromiso visible… Se dedicaba a lo que mejor se le daba, salir e ir de flor en flor. Y eso lo tenía satisfecho, no buscaba ni necesitaba nada más, así que todos contentos. En ese tiempo se había unido mucho a Lali. Él era siempre quien le sacaba hierro a las rencillas con Peter. Para sorpresa de Lali, Benjamin siempre defendía a Peter, o al menos intentaba justificarlo. Se podría decir que se habían hecho amigos.

También había un acercamiento más que visible con Camila. Y no solo en lo que se refiere a Lali sino con todos los del grupo. Ya se sabe, es de sabios rectificar. Y a eso se dedico Camila todo ese tiempo. Algo tan aparentemente sencillo como aquella fiesta, había tenido un gran efecto sobre ella. No era miss popularidad en el colegio, pero si se mostraba mucho más abierta con todos. Asimilo la relación de Peter y Lali e incluso se preocupaba si ellos discutían, aunque nunca intercedía por ninguna de las partes.

En cambio la historia de Peter y Lali en estos meses había sido mucho más compleja. Habían pasado los mejores meses de su vida, se deseaban, se querían, se reían juntos… todo lo que se espera de una pareja perfecta. Pero desde hacia un par de semanas la cosa se complicaba. Peter parecía más distante de lo habitual, había fines de semana en los que salía con sus amigos de la universidad o con los del camping. Y eso era lo que más le carcomía a Lali, porque eso significaba estar cerca de Vico…

¿Pero que podía hacer? No podía prohibirle a su novio ver a sus amigos, ni tampoco obligarlo a que la llevase con el… Comenzaba a sentirse insegura… no era que Peter estuviera excesivamente distinto con ella… eran pequeños detalles… Pero no le había contado nada a nadie, pensando que seria algo pasajero… una fase o algo por el estilo… pero si la situación no cambiaba tendría que hablarlo con Peter. Esperaba que todo volviera al normalidad porque plantearle ese tema a Peter se le hacia muy difícil.

Era lunes, faltaba una semana para los exámenes y los chicos se pasaban las mañanas en clase, comían en algún bar cercano y luego se iban a la biblioteca. Pero justo ese día, Lali decidió estudiar en su casa, alegando que en la biblioteca había demasiada gente conocida y que hablaba más que estudiaba.

Candela obviamente no se creyó su excusa, pero decidió callar. Ya se encargaría de ella más tarde. Se quedo con el resto en la biblioteca durante más o menos una hora después de comer.

-Esto es desesperante…-le susurraba Cande a Camila-Me duele horrores la cabeza y soy incapaz de concentrarme… me voy a casa…

-Pues ve a casa ¿no?-Camila le hablaba en el mismo tono-Descansa ya seguirás mañana

Camila le guiñó el ojo a Candela, ¿seria que se había dado cuenta? Bueno la verdad era bastante evidente: su mejor amiga se iba después de comer y ella apenas una hora después decidía irse también… Eso sonaba a fuga con premeditación y alevosía…

Sin más se despidió del resto, tomo sus libros y se fue hacia casa de Lali. Tenia unos quince minutos de camino para pensar en como sonsacarle a su amiga lo que ocurría, aunque para Candela el problema tenia nombre y apellido…

Mariana llevaba más de una hora sentada frente a un libro de historia, miraba las frases, los párrafos e intentaba conectar ideas, pero no había manera... Ya no sabia si la guerra fría vino después de la segunda guerra mundial o fue causa de ella, pero si fuera la causa... ¡¿Que pintaban ahí los nazis?!!Estaba desesperada, no podía estudiar, pero si no “estudiaba” pensaba y eso era aun por… De repente sonó el timbre del portero automático, a Lali le dio un salto el corazón, se levanto volando hacia el interfono

-¿Si? ¿Quién?

-Lali soy yo…

-Ah…-intento disimular su decepción-¡¡Cande!! Sube…

Candela llego a la puerta donde ya la esperaba Lali-Vine a estudiar contigo... Yo tampoco me concentro en la biblioteca y en mi casa siempre hay mucho ruido…

Mariana se hizo al lado para dejarla pasar-Genial… pasa…-cerro la puerta tras ellas.

Cande se sentó en la mesa del salón-Ah historia... Yo también estaba con esa asignatura… ¿como lo llevas?

-Mm… ¿La guerra fría fue después de la segunda guerra mundial?

-Claro… Hay Lali me infravaloras, pregúntame algo más difícil…

Lali sonrío-Solo te probaba...

Candela esparció sus libros y apuntes por el escaso espacio libre que quedaba en la mesa. Vigilaba a Lali de reojo, pero la condenada disimulaba de maravilla, de maravilla para cualquiera que no la conociera tan bien. Pero Lali llevaba ya medía hora en la misma pagina y pondría la mano en el fuego a que si miraba la hoja que estaba escribiendo Lali, encontraría de todo menos fechas y datos históricos.

Decidió esperar un poco más, tal vez Lali se desquiciaría por completo y terminaría confesando, pero llevaban medía hora más y nada… Mariana comenzó a tamborear con su lápiz sobre su libro. Llevaba unos diez minutos así...

-¡¡Lali ya vale!!-exclamo fastidiada Candela-Me estás poniendo nerviosa con el dichoso lápiz…

Mariana la miraba sorprendida ante el grito-Ay perdona… me relaja…

-Tengo una idea… estoy harta de leer y leer información... ¿Que te parece si hacemos una ronda de preguntas?

Lali dudo-Es que realmente no he avanzado tanto en el temario como para eso…

-Bueno lo haremos de los primeros tres temas... Hasta la segunda Gurrea mundial que es por donde vas ¿no?

Mariana sonrío falsamente-Claro…

-OK… veamos… ¿Año de comienzo de la primera guerra mundial??

-Mm… Mil novecientos…… mil novecientos…-le respondió luego de dudar un poco

-OK tienes el siglo claro…

-Ay Cande no se me quedan las fechas…-se quejo fastidiada

-Vale… una sin fechas… ¿Por que España no participo en la segunda guerra mundial?

-Mm…. ¿Por que no estaban peleados con nadie?

-Lali…-la castaña se saco los libros de encima-¿Que has estado estudiando? Porque está claro que historia no….

-OK... puede que vaya algo atrasada pero me pondré al día…

-La… soy yo… no puedes mentirme…-Lali bajo la cabeza-Cuéntamelo… estás muy rara y creo saber porque... O al menos quien es el culpable… por Dios Lali… no haces más que mirar el celular a ver si te llama…

Mariana se levanto de la silla y se dejo caer en el sofá, abrazo un cojín esperando a que Candela se sentara frente a ella. Cuando finalmente estaban las dos acomodadas

-Está bien… no se que ocurre Cande… Peter está raro…

-¿Han peleado?

-No

-¿Está menos cariñoso?

-No exactamente….

-¿El problema es el sexo?

Lali abrió sus ojos como plato-¡¡¡Candela!!! No…

-Pues no entiendo…-Cande se acomodo mejor…-Explícate un poco mejor…

Mariana suspiro-Veras… últimamente sale mucho con sus amigos de la universidad y con los del camping…

-Es normal Lali estamos estudiando para los exámenes y apenas salimos, no puedes esperar que se quede en casa encerrado ¿no?

-No...No entiendes…-la petiza se paso las manos por el rostro desesperada-Salen todos los fines de semana… rollo “solo hombres”... o eso espero...

-¿Y tú no vas con el? ¿A caso no te invita?-de a poquito Cande tocaba el terreno correcto

-Pues ni el me invita, ni yo le pido que me lleve…

-Bueno Lali es normal, ha conocido a gente nueva en la universidad, y se ha reencontrado con sus antigüeos amigos del camping…-igual Cande intentaría dejarla tranquila

-Agustín también ha conocido gente en la universidad… ¿a que no hace lo mismo?

-Pues no, pero es que ya sabes que Agustín y Peter son muy diferentes… ¿Tienes miedo a que te este poniendo el cuerno?

-Sinceramente no se… aparentemente todo está igual... pero a la vez algo es diferente… no se como expresarlo… quizá sea algo que no va bien desde el principio pero no ha importado hasta ahora

-Lali me estoy perdiendo…-Candela se saco el pelo del rostro que le molestaba

-Ay… ¿Cande cuando te dijo Agus por primera vez que te amaba?-estaba a punto de largar lo que mas le dolía

-La primera vez que hicimos el amor... ¿Y a ti Peter…?

Mariana agacho la cabeza-Nunca…

-¡¿Cómo?!-Candela no se lo podía creer-¿Y tu a él?

-El me dice que me quiere... Pero no que me ama…-levanto su rostro lleno de tristeza-Y además que me quiere me lo habrá dicho en total cinco veces como mucho… Yo también le dije que lo quería…

-¿Quién lo dijo primero?

-Él…

-¿Y te preocupa que en realidad no te ame? ¿Que nunca te haya amado?-Mariana asintió-Lali… peleo por ti… puso en su lugar a sus “amiguitas”, te presento a sus padres… fue tú primer y único hombre… te ama eso seguro…

-¿Y por que no lo dice?-los ojos oscuros de Mariana estaban brillosos

-Quizá es de esas personas a las que les cuesta decir lo que sienten…
puede que debas decírselo tú antes…. ¿No?

-Pues espero que no sea de esas personas, porque Cande ¿y si se lo digo y se me queda mirando sin saber que decir?! Me moriría…

-¿Preferirías enterarte dentro de unos años cuando estén casados y con dos hijos? Me da que no hay mejor momento que el presente… si no te ama, cosa que dudo, es mejor que lo sepas ya…

-Hay algo más…

-Ay Dios… suéltalo…-Cande movía sus manos para que continuara hablando

-Mis padres me obligan a ir a casa de mis abuelos estás navidades… llevo dos años sin ir… y me voy en cuanto acaben los exámenes… espero irme con todo esto solucionado…

-Supongo que no hay manera de evitar el viaje ¿no?

-Que va...-Lali se encogió de hombros-Lo he intentado todo…

-Pues abra que solucionarlo antes de que te vayas… cuenta conmigo
¿OK?-Cande miro el reloj-¡¡¡Es tardísimo!!! Me tengo que ir… ¿Estarás bien?

-Claro… pero Candela… no le digas nada a nadie ¿OK? Ni a Agustín…

Cande le sonrío tiernamente-Soy una tumba

Ambas se abrazaron y Candela le pareció notar el temor de su amiga a trabes de su piel. Le dio un beso en la mejilla, se levanto, recogió sus cosas y se despidió de Lali.

En cuanto cerró la puerta Lali tomo su celular, puso música en su cuarto y se tumbo en la cama. Pensó que al contárselo a alguien se quitaría un peso de encima, pero no era así… los temores y preocupaciones seguían ahí, intactos, instalados en su mente y sin intención alguna de moverse.

Debía llevar una hora ahí tumbada cuando recibió un mensaje, se sobresalto y se apresuro a leerlo “hola chiquita... Solo te escribo para saber como estás. Un beso” ¿Ya está? ¿Ni un te echo de menos?
Decidió seguir el consejo de Candela y empezar ella misma a expresar sus sentimientos… “estoy bien aunque te echo de menos, me haces falta… un beso” Lo envío... Espero y espero… fueron apenas cinco minutos que le parecieron horas, y por fin llego la respuesta “yo también te echo de menos... Nos podríamos ver mañana si puedes… un beso”

Algo es algo… la echaba de menos, o eso decía… De repente se dio cuenta de que ya nunca sabia donde estaba Peter… antes siempre lo sabia, se aprendió sus horarios y rutinas, pero parecía haber cambiado de hábitos… Dejo el móvil a su lado y cerro los ojos. Intento dormir, o al menos descansar, pero tenía esa cara tatuada a fuego en su mente y no había manera de apartarla.

El día amaneció nublado, era uno de esos días en los que el mundo parece haberse solidarizado contigo. Lali pensaba en lo que le esperaba ese día, mientras sentía el reconfortante contacto del agua tibia sobre su piel: seis horas de clase, una hora y medía para comer algo poniendo buena cara frente a todos, y otras cuatro horas estudiando en la claustrofobia biblioteca del colegio. Definitivamente iba a ser un día "genial", y por si fuera poco tenía que sacar tiempo para ver a Peter, sin sentirse culpable por no estar las veinticuatro horas del día (o al menos doce de ellas) estudiando para sus exámenes finales, teniendo en cuenta que iba muy retrasada.

Aun así, en esos momentos era cuando Lali sacaba todo su carácter y su fuerza. No se había derrumbado en situaciones peores y por supuesto no lo iba a hacer ahora. Después de vestirse, tomar un café rápido y tomar sus libros, salio de casa como una flecha, tenia apenas unos minutos para llegar a clase.

Últimamente estaban todos tan cansados que ni siquiera iban a desayunar juntos. En realidad eran como autómatas, se sentaban en sus sitios, intentaban no ponerse aun más nerviosos con los repasos generales y leían y releían libros y apuntes

Lali estaba sentada escuchando como la profesora de biología les indicaba los puntos más importantes del temario, se desconecto de su monologo cuando se dio cuenta que los puntos más importantes eran TODOS (que gran ayuda... igualita que Teresa de Calcuta), sostuvo su teléfono en las manos durante un buen rato. Incluso escribió y borro varios mensaje, hasta finalmente conseguir el perfecto "si quieres puedo escaparme a la hora de la comida… un beso". Era perfecto, dejaba entrever cierto rencor, era claro, conciso, y directo (es bien sabido por todos que las indirectas no funcionaban con los hombres), pero lo del beso del final indicaba que todo se podía arreglar.

Paso el resto de la clase esperando una respuesta que se demoraba más de la cuenta en llegar. Pero finalmente llego "te paso a buscar y comemos juntos, un beso mi chiquita". Involuntariamente se le dibujo una sonrisa en los labios… mi chiquita… le encantaba que la llamase así. Todos pensaban que la estaba llamando bajita, y aunque la diferencia de altura entre ambos era notable, Lali sabia que el la consideraba su niña, y chiquita era un sustituto de cariño, mi amor... Y cosas similares. Esa frase la hizo ser más optimista…

Pero aun faltaban dos horas más de clase. Por suerte para ella, el despistado profesor de Filosofía solo había traído fotocopias para la mitad de la clase y les ordeno sentarse por parejas. Automáticamente unió su mesa a la de Candela. Disimularon durante los primeros diez minutos de clase.

-¿Han hablado algo?-le susurro Cande

Mariana susurraba y miraba las fotocopias-Pues no... Me envío dos mensajes ayer y hemos quedado para comer… se me están haciendo eternas las clases…

-¿Sabes ya que decirle?

-Bueno mi plan era… comportarme como siempre y dejar que el me cuente lo que quiera contar…

-Genial... es un plan genial… ¿por que no le animas a salir más a menudo con Vico?

-¿Qué quieres que haga?

-Lali déjale entrever lo que está pasando…los hombres son…-Cande se callo pensando en la palabra correcta- ¡Simples! No entienden las indirectas… por Dios a veces no entienden ni las directas…

-Claro… es mejor decirle "oye bebe estoy harta de que te vayas los fines de semana con tus amigotes y pases de mi, y luego actúes como si nada pasara y para colmo no me dices nunca que me amas y me haces sentirme muy insegura"-Cande asentía a todo lo que ella había dicho…-Por favor Candela…

-Pues a mi no me parece tan mal… igual demasiado directo pero no está mal… -Lali puso los ojos en blanco dándose por vencida-Además Rochi sospecha algo... También Camila y me da que Benjamin sabe algo…

-¿Y Agustín? Él siempre ha sido el confidente de Peter, puede que el sepa algo…

-¿Quieres que le pregunte?

-No... Quiero que le sonsaques delicadamente algo… mira, yo hoy me comportaré como si nada, como si todo estuviera genial… tú está noche hablas con Agustín y mañana ya veremos…

-Yo hago lo que quieras, pero no puedes estar así y menos ahora que estamos de exámenes… si suspendes alguna asignatura no te despegaras a tú padre del culo en lo que queda de año…

-No me lo recuerdes ¿OK? Ya estoy bastante estresada…

Por suerte para Lali la clase de matemáticas fue un sin parar de ejercicios, corregidos en la pizarra. Y la verdad que le estaba yendo muy bien ese repaso forzado, tenía la mente centrada por completo en las matemáticas y no pensó en absolutamente nada, hasta que sonó el timbre que indicaba el final de las clases. Ahí comenzaron a temblarle las piernas, Peter debía estar abajo esperándola. Llevaba dos días sin verlo (el sábado solo lo había visto un rato) y se moría por besarlo y abrazarlo. Parecía como si su inseguridad y su enojo solo se hiciera patente cuando sabia que no lo iba a ver, pero con la perspectiva de tenerlo frente a ella, todo eso se nublaba por todo lo que lo amaba.

Benjamin entro en la clase cuando la hueso se hubo ido-Ey Lali, Cami y el resto… ¿Están listas?

-Hem yo me voy a ir a comer con Peter…-le respondió la morocha acomodando sus cosas-Nos vemos luego en la biblioteca.

No espero a que nadie diera su opinión, o soltase comentarios como "si seguro que vienes a la biblioteca" o “¡no eso toquen durante la comida o acabaran en casa calenturientos!". Bajo las escaleras rápidamente, como si su corazón le hubieran dicho a sus piernas "¡¡¡vamos corran!!! ¡¡Peter está ahí abajo!!", aunque su cerebro gritase "¡¡¡Ey despacio!!! ¡¡Quiero pensar que le voy a decir!!". Tardo apenas un minuto en llegar abajo (ya saben quien gano).

Nada más salir por la puerta, vio a Peter apoyado en su moto... Dios estaba guapísimo. Era como un James Dan moderno, pero más guapo, atravesó el porche con su mejor sonrisa, aunque ya había captado la atención de Peter, que caminaba hacia ella.

En cuanto estuvieron uno frente a otro, Peter la rodeo con sus brazos y la apretó contra el.

-Te echaba de menos petiza… no sabes las ganas que tengo de que acabes los exámenes y ya no sea una distracción para ti…

Lali se aparto lo suficiente para darle un beso en los labios. Un beso largo, profundo, apasionado y muy necesitado.

-Yo también te he echado de menos... y créeme me va genial distraerme un poco cada día o me explotara la cabeza...-Peter volvió a besarla-No sabes la suerte que tienes de no tener exámenes ahora…

-Bueno... Yo los tengo en febrero… así que no es mucho mejor… ¿tienes hambre?

-Me muero de hambre…

Pedro la tomo de la mano-Perfecto porque me ha costado mucho cocinar…

-¿Cocinar?-le pregunto sorprendida

-Si... No hay nadie en mi casa y me apetecía cocinar para ti... Bueno para los dos… si no me ha salido bien siempre podemos encargar una pizza…

Lali estaba sumamente sorprendida… ¿Así que lo que estaba pasando era que Peter se alejaba voluntariamente para no distraerla en los estudios? ¿Era tan sencillo como eso? Bueno, pensaba disfrutar ese día como nunca y luego ya interrogarían a Agustín, si hacia falta lo torturaría… Se dejo guiar por Peter hasta la moto, ambos se montaron y partieron hacia casa de Peter.

La verdad era que nada más entrar por la puerta olía genial, la mesa del salón estaba preparada para dos... Peter encendió el equipo de música y el último CD de Bonn Jovi comenzó a sonar… la conocía muy bien.

La guío a la mesa, le separo la silla y desapareció por el pasillo para regresar dos minutos después con dos platos. Lenguado a la plancha y ensalada de guarnición.

-¿De que libro sacaste la receta?-le pregunto divertida

-De la tele en realidad…-confesó Peter riéndose…-Pruébalo…

Mariana tomo un trozo para probarlo-Mm... Está delicioso... Me parece que a partir de ahora cocinas tú ¿eh?

Pasaron la comida bromeando, haciéndose cariñitos… lo normal en una pareja. A Lali se le olvidaron todas sus dudas en el momento en que lo vio. Quizá fuera mejor así…

Después de comer Peter recogió la mesa, y se reunió con Mariana en el sofá, la abrazo y la atrajo hacia el, hasta conseguir sentarla en sus rodillas. Empezó a besarle el cuello.

-Mm… ¿Cuanto hacia que no estábamos así?

Lali recostó su cabeza sobre el hombro de Peter-Demasiado.

Peter largo una risilla-Mi cuerpo opina lo mismo…

Lali sonrío al entender a que se refería, se sentó a horcajadas sobre el, y constato nuevamente cuanto la echaba de menos el cuerpo de Peter.
Se fundieron en un beso apasionado, tanto que en apenas unos segundos necesitaron tomar aire… Peter acariciaba la espalda de ella sin rumbo fijo, como si estuviera indeciso sobre que parte del cuerpo de ella atender primero, le hubiera encantado tener cien brazos. Se decanto por intentar quitarle la camiseta, lo consiguió y la lanzo lejos.

Estaba apunto de hacer lo mismo con su sujetador cuando un ruido en la puerta lo distrajo. Lali se separo de él de inmediato...

-¿Qué ha sido eso?-le pregunto nerviosa.

El ruido volvió… era como si alguien intentara abrir la puerta… Peter quito a Lali de encima de él

-¡Mierda! Debe ser mi padre o mi hermano… vamos Lali tienes que ponerte la camiseta…

-¡¿Donde la has puesto?!-repaso el suelo y vio su camiseta debajo del mueble de la TV, la recogió-¡Menos mal que no estaba la ventana abierta genio!

Peter la miro-Voy a abrir… ¿lista?-Lali asintió y Peter abrió-¡¡Papá, hola!! Ni cuenta me di que deje la llave puesta…

Ricardo lo miro escéptico-Ya… claro…-se percato de la presencia de Lali y sonrío-Hola...

-Hola señor, ¿que tal está?-por dentro la vergüenza a Mariana la inundaba

-Déjate de tantas formalidades muchachita... Estoy bien... solo vine a
buscar unos papeles y aprovechar para comer algo…

Lali en un momento de lucidez-Bueno nosotros ya nos íbamos... Peter me iba a llevar a la biblioteca… ¿Verdad?

-Esto… si… claro…-visiblemente decepcionado-Además tengo ensayo en una hora…

Bajaron en el ascensor sin articular palabra, ya que si abrían la boca seria para soltar una carcajada que seria oída por todo el edificio y no les convenía… Se subieron en la moto y Pedro manejo hasta la puerta del colegio. Lali se bajo...

-Que desastre ¿no? Bueno... la comida estaba deliciosa, la compañía inmejorable…

-Lastima la interrupción... la próxima vez me asegurare de que no vaya nadie… ¿quieres que tomemos algo después del ensayo? Sino salgo muy tarde…

-Claro, así me despejo un poco y quien sabe… quizá podamos acabar lo que empezamos…-le dijo ella coqueta

-Ay morocha, eres una tentación ¡¿eh?!

Lali se acerco y lo beso, colocando su mano en la nuca de el atrayéndolo aun más-Nos vemos luego

Peter sonrío como un tonto viendo a Lali alejarse, arranco la moto y desapareció en la carretera. Lali salio de detrás de la columna donde se había escondido. No podía entrar en la biblioteca, era incapaz de concentrarse, seria mejor irse a casa.

En apenas unos minutos ya estaba tumbada en su cama. Era increíble como estar cerca de él le nublaba la mente. Quizá hubiera sido buena esa interrupción… si hubiera pasado algo se hubiera olvidado de todo lo que estaba ocurriendo y algo le decía que seguía existiendo motivo de preocupación… ¿Pero y si tanto tiempo sin sexo hacían que Peter lo buscase en otro sitio? ¿En Vico quizá?

Algo estaba claro, tenia que sonsacarle a Agustín todo lo que supiera y pronto, y no podía volver a fallar con Peter, esto tenía que estar solucionado antes de su viaje, para bien o para mal…

El sonido de su celular la sobresalto, se estaba acostumbrando a mirar la pantalla. Era un mensaje de Candela "He hablado con Agustín ¿a ti como te ha ido con Peter? Hablamos está noche un beso". A Lali se le acelero el pulso, podría haber dicho "he hablado con Agustín y puedes estar tranquila" o "he hablado con Agustín y todo son paranoias tuyas", pero como podía ponerle solo ¡¡¡"he hablado con Agustín"!!! ¡¿Es que nadie temía por su salud?! ¡¡Estaba al borde del infarto!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Carlita
Admin
avatar

Mensajes : 741
Fecha de inscripción : 18/08/2011
Edad : 26
Localización : Rosario, Argentina

MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   Sáb Ago 27, 2011 3:17 pm

Capitulo 49


Lali llevaba ya diez minutos en el parque de al lado de su casa esperando a que llegase Candela, había convencido a sus padres diciéndoles que Candela le traía unos apuntes muy importantes y unos ejercicios, y es que ya eran la una y medía de la madrugada de un lunes, estar a esas horas por la calle en épocas de exámenes era poco habitual.

Estaba de los nervios, ya apenas le quedaban uñas, y es que vaya situación le tocaba vivir justo en época de exámenes… Por fin la melena rubia de Candela (se la había aclarado hace poco) se dejo intuir entre los árboles que rodaban el pequeño parque.

Candela se sentó junto a Lali en el banco, primero le entrego unas hojas (buen simulacro de apuntes) y miro la cara de preocupación de su amiga...

-A ver Cande sin rodeos…. Dime lo que te ha contado Agustín…

-Pues me ha dicho que es cierto que sale con sus amigos de la universidad y con los del camping, pero que le consta que no hay nada de lo que preocuparse… que tú estás de exámenes y no quiere molestarte y nada más…

-¡¿Y eso es todo?!-le grito desesperada la morocha

-¿Que esperabas un informe del FBI?-le respondió con tranquilidad la otra

-Cande casi me provocas un infarto ¿y solo por eso?

-A ver Lali ten en cuenta que se lo he sonsacado disimuladamente y eso es todo lo que sabia Agustín… bueno me contó que el sábado por la noche salio con él y que lo normal… se fueron al bar de siempre, luego un rato a un Pub y volvieron a casa… parece ser que no hay nada de lo que preocuparse…

-OK entonces debo dejar mis paranoias que son totalmente infundidas y me pongo a estudiar que es lo que tengo que hacer ¿no?

Cande se restregó un poco las manos porque comenzaba a sentirse el frío-Pues si… yo creo que es lo mejor y la conversación con Agustín me ha dejado muy tranquila…

De repente sonó el celular de Mariana y recordó que Peter le había dicho de verse, leyó un mensaje "chiquita el ensayo va a acabar tarde, con eso de que Nicolás y Benjamin también están de exámenes solo ensayamos una día a la semana, mañana te llamo, un beso"

-Peter no puede quedar, está ensayando... En fin creo que debería subir a casa o mi padre bajara a buscarme

-Si mejor, porque a mis padres tampoco les ha entusiasmado que bajase a estás horas…

Ambas se despidieron. Lali subió a su casa convencida de que había sido una tonta por desconfiar de Peter, ya que Agustín corroboraba lo que Peter decía.

En cambio Candela sentía que o bien Agustín no sabia lo que pasaba, o bien su novio le había mentido encubriendo a su amigo… Esa fue la primera vez que pensó que no era tan buena idea que ella y su mejor amiga salieran con otros dos mejores amigos.

Agustín salio del local a la calle y encontró a Peter esperando.

-¿Ya le has dicho a Lala que no vas?

-Si…

-¿Eres consciente de que como Lali le pregunte mañana a Benjamin se enterara de que el ensayo no acabo tan tarde no?-Agustín ya estaba al lado de su amigo

-¿Y que le digo? "oye cariño que paso de ir a verte por quedarme a hablar con mi colega vale?" Es una mentira piadosa…

-Las mentiras piadosas no existen Peter, ¿cuando vas a aprender eso…?

Caminaron unos veinte metros hasta llegar a unos bancos en una zona ajardinada.

-Bueno aquí estamos…-Peter se sentó en el primer banco que vio- ¿De que querías hablarme? ¿Es algo serio o que? Porque traes una cara…

-Peter, Candela me ha estado preguntando por ti y por Lali... ¿Que estás haciendo?

-¿Qué estoy haciendo de que?-le pregunto sin entender Pedro

Agus suspiro porque no deseaba pelearse con su mejor amigo-Según Cande, tú y Lali se ven muy poco y te dedicas a salir con los de la universidad o los del camping…

Pedro enarco una ceja-¿Y eso es malo?

-Si no tuvieras novia no… pero teniendo novia… no se, quizá deberías estar un poco más por ella… si Candela me ha preguntado es porque Lali está preocupada por lo suyo…

Peter bajo la cabeza y jugueteo con el llavero-es cierto… no se Agustín… la quiero, de eso estoy seguro, me siento genial a su lado… pero cada vez que salgo con los del camping o con los de clase me hacen recordar como era todo antes… ¡¡¡tú también debes de echar de menos esas noches gloriosas pendejo!!!-le pego una palmada en el brazo…

-No Peter, no las hecho d menos…-el rostro de Agustín era serio por completo-Porque ahora paso noches gloriosas igual… con Candela y con el grupo…

-Lo se, yo también lo paso genial y de veras que Lali es alucinante, es maravillosa… ya llevamos casi cuatro meses y han sido los mejores de mi vida... Bueno ya sabes cuanto me duraban a mí las mujeres…-el rubio asintió-Pero entonces se acabo para siempre las salidas de hombres…

-No, no se acabaron…-lo corrigió Agustín-Puedes hacerlas igual pero guardándole fidelidad a tú novia y diciéndole con quien vas… Lali está preocupada de verdad… Es lo mejor que te ha pasado… piénsalo…

-Lo se… créeme que lo se, y cada vez que la veo se porque me enamore de ella…

-Mira pibe es tarde… yo solo quería advertirte como están las cosas…
solo espero que no estés haciendo nada de lo que te tengas que
arrepentir… Lali no es el tipo de chica que te perdonaría todo…y lo sabes…

-No se… creo que todo esto se me está yendo de las manos y debo colocar todo en su lugar ¿no?-Peter miro angustiado a su amigo

-Pues date prisa… solo te pido algo... no la cagues... no con ella..

Agustín se levanto y comenzó a caminar hacia su casa, dejando a Peter solo en el parque.

Hacia ya un buen rato que Agustín se había ido y ahí seguía Peter, con la cabeza entre las manos. Todo se había descontrolado. Cuando conoció a Lali sabía que esa chica tenía que ser suya, y lo consiguió. Había pasado los mejores meses junto a ella y lo estaba echando todo a perder. Lo sabia, pero eso no evitaba esa inseguridad, esas dudas que lo carcomían.

Él que siempre había sido el seguro, el que sabia lo que quería, el que lo conseguía. Esos últimos días apenas había visto a Lali en cambio había pasado mucho tiempo con los del camping, aparentando ser quien ya no era, en cambio con Mariana era él mismo, se dejaba llevar por la situación y estaba siempre relajado. ¿Entonces por que diablos hacia todo eso? ¿Por que? Los recuerdos le empezaron a venir a la cabeza.
Imágenes inconexas, hasta que unos minutos después todo cobro forma…

Flash back


La discoteca más cercana al camping estaba a rebosar, como siempre que estaba cercana la fecha del cierre hasta el verano siguiente. Aun así consiguieron una mesa algo más alejada de la pista de baile, más tranquila, al menos allí se podía hasta hablar…

-Bueno ahora que estamos todos… ¿Peter que narices te ha hecho esa niña para que hayas cambiado?-le cuestiono Marcos.

- Marcos no he cambiado, soy el mismo de siempre…-le respondió molesto el morocho de ojos verdes

-Ya… bueno nuestro Peter a estás horas habría agotado prácticamente las existencias de cerveza y estaría en la pista de baile haciendo babear a las chicas y comparando el ganado para a mediados de la noche elegir… así que no me digas que no has cambiado…

-Es que no necesito elegir una chica, ya tengo una… ¿y el alcohol?
Trasquilo mi rey la noche no más está empezando…

Marco tomo un trago de su cerveza-¿Que te da esa niña? ¿Que es? Si seguro que tiene que pedir permiso para salir… ¿es menor verdad?-Peter asintió-¿Cuantas veces me has dicho que no me meta con niñas?… ¿que busque a chicas de verdad?… experimentadas

-Retiro lo dicho pues… está sabe lo que se hace…-y luego Pedro tomo un trago largo de su bebida

-OK... ¿es buena en la cama verdad?-Peter lo miro y sonrío- OK eso es un si… pero eso no es suficiente para atarte a una sola… hay muchas que son muy buenas en la cama y que no dan problemas... no exigen… no piden nada a cambio…

Peter escucho cerveza tras cerveza, el extenso monologo de Marcos
sobre los beneficios de la soltería, y de cómo se le había caído un mito.

No sabría decir en que momento exacto su amor propio. Había dejado de ser el IDOLO…. Después de llegar a esa conclusión, la mesa se fue llenando de chicos (Las chicas seguían bailando en la pista de baile). Pasada medía hora el estado de embriaguez era bastante visible en todos ellos, era justo ese momento en que los sentidos de dignidad y culpabilidad desaparecían. El momento perfecto para que Vico hiciera aparición, ya lo había estado observando desde la pista durante largo rato.

-Peter… ven a bailar… deja a estos aburridos ahí…-le susurro Vico al oído…

Peter levanto la cabeza cuando Vico le beso el cuello-No estoy para bailes Vico, me da que las cervezas pesan…

Vico lo tomo de la mano-No digas tonterías, estás perfectamente….

Peter accedió y se adentro entre la multitud de la mano de Vico. La música no se le podía antojar más perfecta a ella, canciones con ritmos latinos perfectas para arrimarse sin poner excusas.

Juan Pedro se dejaba llevar por la música, Vico estaba piel con piel, de esa manera que las mujeres saben que pueden enloquecer a cualquier hombre. Peter apenas distinguía nada entre la oscuridad y las copas, pero si noto los labios de Vico posándose sobre los suyos, desviándose por su mejilla hasta su cuello…

-Por los viejos tiempos Peter…-le susurro ella-Disfrutemos la noche…

Peter deslizo sus manos por la espalda de Vico hasta posarse en su culo, mientras ella le seguía besando el cuello.

Fin Flash back


A partir de ahí solo había oscuridad, no recordaba nada… Se esforzaba pero no había manera. La siguiente imagen que se le venia al cabeza era la de la habitación del bungalow. ¡¡¡Ni siquiera sabia como había llegado allí!!! Todo eso era frustrante. ¿Como podía no recordar lo que había hecho? Esa sensación era la peor, la de no saber si había traicionado a Lali o por lo contrario, había puesto a Vico en su lugar. Aunque la traición ya existía por el simple hecho de haber dejado que la situación se descontrolara, había besado a otra y eso si lo recordaba.

Se levanto y fue hacia su moto, tenía ganas de meterse en la cama y dormir y olvidar todo.

En apenas quince minutos ya había llegado y estaba a punto de meterse en la cama y se le vino a la mente la imagen de Lali. Rebusco por sus pantalones el celular y le escribió un escueto mensaje "te quiero chiquita, te echo mucho de menos estos días… un beso"

En cuanto le dio a enviar pensó que si alguien más supiera todo pensaría que era un mensaje para limpiar su conciencia, otro modo eran flores sin motivo aparente o bombones. Pero no, era algo que le había nacido del corazón, le apetecía decirle que la quería….

Lali ya dormía cuando le despertó el sonido de su celular, rebusco entre las sabanas, alargo la mano para palpar sobre la mesilla. ¡¡¡Donde narices estaba!!! Un día que olvidaba ponerlo en silencio… Por fin al darse medía vuelta en la cama lo noto bajo su estomago. Tenía un mensaje nuevo. Al leerlo sonrío tanto que si hubiera habido luz y personas delante se hubiera sonrojado, y si no estuviera adormilada estaría dando brincos por su cuarto. Dudo si contestar o no, uno cortito y silenciaría el móvil que había que dormir. "yo también te quiero y te hecho de menos, me muero porque acaben los exámenes"

Los días iban pasando demasiado lentos para todos. Mariana nunca le pregunto a Benjamin sobre el ensayo, algunos dirían que ojos que no ven corazón que no siente. Pero algo no la dejaba descansar totalmente en paz, pero prefería permanecer en la ignorancia por el bien de su salud mental y por sus notas claro.

Por fin el primer día de exámenes había llegado, cuatro días más y serian libres. Y libres de verdad, una vez terminados los exámenes tenían una semana de vacaciones, luego la entrega de notas y comenzaban las vacaciones de navidad.

El ambiente en el colegio durante esos días cambiaba radicalmente, y es que los nervios estaban a flor de piel. La biblioteca estaba completamente vacía, los libros, apuntes etc... Se trasladaban a los pasillos, donde se discutían y solucionaban esos detalles de última hora (algo mayoritariamente poco productivo)

Acababan de terminar el examen de matemáticas, después de dos largas horas, se volvían a encontrar todos en los pasillos. El siguiente era el de filosofía.

-¿Lali como lo llevas?-le consulto la mas flaca del grupo

-Pues bien supongo… no se filosofía ya sabes… enróllate y escribe lo máximo que puedas, escribe un par de buenas reflexiones y te aprobaran…

-¿Y cuando me pregunten en que año nació Aristóteles? ¿Le reflexiono un rato sobre lo difícil que es calcular exactamente la fecha de su nacimiento o mejor pongo en entredicho los textos que hablan de su vida?-le comento Rocío riéndose de la técnica de su amiga

-Mi método no es infalible ¿de acuerdo?-Lali se encogió de hombros-Pero a mi me funciona…

-Pues yo las fechas las llevo escritas en la pierna…-Camila se les mostró de un vistazo

-A mí ya no me caben más cosas en las piernas, llevo casi toda la teoría de Física que es el siguiente…-Lali también les mostró su pierna

Deberían subir nota por la imaginación que tenían los alumnos ala hora de poder copiar, los machetes eran todo un arte… y como por arte de magia las faldas habían aumentado considerablemente entre el alumnado femenino. En eso las mujeres teníamos un punto a favor... Si el profesor era hombre nunca te podría pedir que te levantaras la falta para ver si tenias algo escrito en la pierna… por mucho que sospechase que si, tendría que aguantarse.

Pero había miles de opciones diferentes, se podían escribir en cualquier sitio y algunas era una verdaderas obras de arte…

Había sido un día duro… seis horas de exámenes: matemáticas, filosofía y física… Tres días más y todo habría acabado. Mariana y Candela decidieron no irse directamente a casa, preferían tomar un café y hablar de sus cosas…

-Oye, ¿Lali le has contado ya a Peter lo del viaje?

-Si…

Cande se sentó en la mesita de un bar-¿Cómo se lo ha tomado?

-No le ha gustado mucho al idea, pero no le queda de otra que aguantarse…-Lali se sentó frente a ella-Dentro de cuatro días me voy….

-¿Cuatro días? Los exámenes acaban dentro de tres…-dijo sin comprender Candela

-Convencí a mi madre de quedarme hasta el sábado… me iré el domingo por la mañana. Al final mi idea le ha salido bien, así me voy con mis primos en coche en vez de en avión

Cande largo una risilla-Dios te compadezco aun mas…en vez de una placida hora de vuelo te esperan casi nueve horas de coche con una niña de dos años…

Mariana se volvió a realizar la coleta que llevaba-No te creas, la peque es lo de menos, así el viaje Serra mas entretenido... pero ocho horas de coche es una paliza… cuando llegue allí no tendré ganas de nada…

-Pero las fiestas en tu pueblo son espectaculares… no te quejes…

-¡Jo Cande si vinieran todos será perfecto…!-exclamo Lali apoyando su cabeza en el hombro de su amiga

-Mas quisiera que huir de las cenas familiares nena, pero me da que no hay manera… ¿Y Pitt? ¿No puede ir contigo?

-Pues no creo… Cande sabes como es la gente en el pueblo... Tu viniste una vez y casi te someten al tercer grado… no me apetece presentarle a toda mi familia… si fuéramos todos seria diferente, pero no me queda otra que ir solita…

-Bueno, ahora no pienses en eso… mejor piensa en la fiesta que vamos amontar el sábado por la noche. Así al menos te vas con una buena despedida…

Mariana sonrío ante los esfuerzos de Cande de hacerla sentir bien… Tardaron poco en regresar al lugar donde se pasaban la mayoría de las horas: sus cuartos.

Agustín se reunió con Peter en el bar donde él le había indicado. Cuando Agustín llego Peter ya estaba sentado con un café.

Agustín se sentó frente a el-A ver… ¿de que querías hablar?

-Necesito tu ayuda para la fiesta de despedida de Lali…

-Aja… OK… ¿que quieres prepararle?-le pregunto el rubio mientras se pedía un café

-Había pensado en una fiesta en la playa, sabes que le encanta el mar…

-Si no fuera porque es diciembre y hace algo de frío seria perfecto…

-También pensé en eso… pero se me ocurrió que podríamos ir a una cala de esas pequeñas que suelen estar desiertas, hacer una hoguera, montar tiendas y acampar allí… Tu y yo podríamos prepararlo todo y que Nicolás trajera al resto en coche un poco mas tarde…

-Nuevo error amigo… Son seis y solo caben cinco en un coche…

-OK pues nos traemos a Cande... Que le ponga el toque femenino...-le sugirió Peter

-Pues cuenta conmigo para lo que sea…-Agus se hizo a un lado para que el camarero le dejara el café

Peter tomo lo que quedaba del café-OK... pues el viernes por la mañana lo compramos todo y nos vamos para Allah…

-Debo deducir que las cosas con Lali están mucho mejor…

-Se que es maravillosa y que la quiero conmigo, y así me tenga que arrastras voy a estar con ella…

-¿Incluso olvidarte de esa estupidez de noches de hombres?-Agus lo miro curioso y un poco dudoso

-Todo es todo…-y Peter lo acompaño con un gesto de manos-No voy a perder el contacto con mis amigos... me críe con ellos… pero no me pienso dejar manipular…

-Peter… ¿esa nueva actitud se debe a algún sentimiento de culpabilidad?

-¿Y si así fuera?-se atajo Pedro

Agustín se reclino en su silla-Espero que no sea así…

Peter prefirió no contestar a esa pregunta, aun no sabia lo que había ocurrido, pero eso no le quitaba la culpa que cargaba sobre los hombros. Pero nadie tenia por que saberlo, todo seguiría igual y el se encargaría de compensar a Mariana por todo.

Mariana llevaba mas de tres horas seguidas estudiando, una por cada examen que tenía al día siguiente. Cuando una musiquilla proveniente de su celular le devolvió la sonrisa. Se levanto de un salto de la cama y tomo su celular que estaba sobre la mesa...

-¡¡Bebe!!

Peter sonrío al instante al escuchar la voz de Lali-Hola preciosa… ¿que hacías?

Mariana suspiro dejándose caer en la cama-Lo mismo que llevo haciendo desde hace dos semanas…

-Bueno tranquila, solo quedan tres días….

-Si bueno, tres días para que acaben los exámenes luego podré disfrutar el sábado y mis queridos padres me enviaran cinco días a un pueblo perdido en medio de la nada…

-No sabia que eras una chica tan urbana pero bueno cuando vuelvas todo seguirá igual... Todo en su sitio... Y tú ya no tendrás exámenes…

-Bueno… ¿y tu que hacías?

-Estaba tomando un café con Agustín y ahora estoy en casa haciendo unas prácticas de la universidad…

-Bueno al menos no soy la única que come libros…-dijo Lali riéndole

-Aquí comemos libros todos cariño… oye... Te tengo que dejar pero tienes que convencer a tus padres para dormir fuera el viernes y que me reserves también el sábado ¿OK?

-Eso esta hecho y si me secuestras el domingo por mi todo bien eh?

-Yo encantado de secuestrarte, lo malo es que el lunes yo estaría en la cárcel y tu en un avión de camino al pueblo igualmente así que… a menos que quieras ir a visitarme ala cárcel… Seguiremos las leyes ¿OK?

Mariana bufo-OK… bueno voy a seguir estudiando….

-Dale yo también, un beso chiquita...

-Un beso... bye…

Peter corto la llamada y se dejo caer sobre su cama, aun le rondaba en la mente el mensaje que había recibido minutos antes "la otra noche fue memorable, lo repetimos cuando quieras, un beso Vico".
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://hojasenblanco.foroargentina.net
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: En la clase de al lado...   

Volver arriba Ir abajo
 
En la clase de al lado...
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 2 de 4.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente
 Temas similares
-
» Resultados y Replays Tn Clase 2 - 5º Fecha Mar Del Plata
» Turismo Nacional Clase 2
» server tn clase 2
» Mejor clase.
» black ops 2 : nueva clase "El campero pakete", valido para BF3.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Escribiendo Hojas En Un Libro :: Novelas :: Novelas :: Historias Finalizadas-
Cambiar a: